Enlaces de accesibilidad

Estados Unidos

Plan de Biden para admisión de refugiados aumentará reasentamientos en EE.UU.

Ciudadanos locales ayudan a evacuar a refugiados Rohinyás de un bote que llegó a las costad de Indonesia

El presidente Joe Biden ha aumentado el límite de refugiados a recibir por año a 125.000. Pero ahora falta reactivar toda la infraestructura para ayudarles a reasentarse en Estados Unidos.

El primer mes del presidente Joe Biden en el cargo ha sido testigo de una serie de órdenes ejecutivas que remodelan la política de inmigración de Estados Unidos, incluido un reinicio y expansión del programa de refugiados de Estados Unidos.

Pero los expertos y los grupos de reasentamiento le dicen a la Voz de América (VOA) que tomará tiempo y recursos revertir los recortes de la administración Trump en el reasentamiento de refugiados que redujeron las admisiones a sus niveles más bajos en décadas.

A partir de octubre, Estados Unidos está listo para recibir hasta 125.000 refugiados al año, frente al límite de 15.000 al final de la administración Trump. El anuncio podría cambiar la vida de personas como Abdirizak Noor Ibrahim.

Originario de Somalia, Ibrahim huyó de Mogadiscio en 2004 y se convirtió en un refugiado en Nairobi, Kenia. Él y su familia recibieron la aprobación para viajar a Estados Unidos para su reasentamiento a principios de 2017, justo cuando Donald Trump lanzó su presidencia y firmó proclamas que restringen los viajes desde varios países de mayoría musulmana, incluida Somalia.

“Cuando escuché que personas como yo y otros musulmanes tenían prohibido ingresar a los Estados Unidos, me sentí muy mal y me rompió el corazón. Pero no pude hacer nada al respecto ”, dijo Ibrahim a la VOA. “Fue una decisión que me superó. Entonces, desde entonces, me quedé aquí. Pero ahora, tengo tantas esperanzas, ya que hay un cambio de administraciones, que me aceptarán y me llevarán al país”.

Si bien algunos defensores de las políticas restrictivas de inmigración de Trump han expresado su desconfianza sobre el anuncio de Biden que amplía los reasentamientos de refugiados, los defensores de los refugiados dicen que sus objetivos no se pueden alcanzar simplemente aumentando el límite de admisiones.

Christopher Boian, funcionario de comunicaciones del Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados, dijo que otro obstáculo monumental para ayudar a los refugiados es el coronavirus.

“Habrá una serie de desafíos, incluso en el nivel de financiamiento, en el nivel de personal, en simplemente poner en marcha estos procesos y volver a empezar. Pero podría decirse que el mayor, o uno de los mayores desafíos en este momento para lograr que ese programa vuelva a los niveles sólidos que la administración estadounidense ha dicho que le gustaría ver, es la pandemia de COVID-19”, dijo.

Es hora de reconstruir

Los grupos religiosos que ayudan al gobierno de Estados Unidos en su programa de reasentamiento de refugiados dijeron que la reconstrucción del programa no sucederá de la noche a la mañana.

Krish O'Mara Vignarajah, directora ejecutiva del Servicio Luterano de Inmigración y Refugiados (LIRS), dijo que LIRS ha comenzado a reconstruir a nivel local.

“Entonces, eso es recontratar personal que se perdió durante los últimos cuatro años debido a despidos y licencias. Parte de esto es trabajar con los gobiernos locales, estatales y federales para renovar las certificaciones de las oficinas que habían cerrado para permitirles reiniciar”, dijo.

El límite de refugiados es el número máximo de refugiados que pueden ser reasentados en los Estados Unidos cada año.

Según Yael Schacher, defensora principal de Estados Unidos en Refugee International, más de 35.000 refugiados habían sido aprobados por el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS) hasta diciembre de 2020.

"Aunque un número mucho menor, más cercano a 1.000, estaba listo para partir", añadió.

El presidente establece el techo de refugiados antes del comienzo del año fiscal en octubre. Envía los planes para que los revise el Congreso. Según el Departamento de Estado de Estados Unidos, alrededor de 11,814 refugiados llegaron a Estados Unidos en el año fiscal 2020.

Schacher dijo que el reasentamiento no fue lo único que se desaceleró en los últimos cuatro años.

“Las personas que ya están reasentadas en Estados Unidos, que vinieron como refugiados, también tienen la posibilidad de solicitar que sus familiares se reasienten como refugiados. (Pero) el proceso de hacer eso se volvió extremadamente lento bajo la administración de Trump”, dijo.

Alicia Wrenn, directora senior de reasentamiento e integración en HIAS, una de las nueve organizaciones sin fines de lucro que ayudan a reasentar a los refugiados en Estados Unidos, dijo que HIAS está aumentando una vez más una red de socios para ayudar a los refugiados recién llegados. Ella señaló que es un trabajo altamente especializado.

“Tienen las habilidades lingüísticas para trabajar con clientes. Tienen la sensibilidad cultural, la conciencia del trauma que realmente se requiere en los servicios para refugiados”, dijo.

Los partidarios de la agenda de inmigración de Trump advierten contra la anulación de las políticas que ven como un paso más para garantizar la seguridad de Estados Unidos al acoger a menos refugiados y someter al resto a verificaciones de antecedentes más rigurosas y exámenes de seguridad.

Lora Ries, investigadora principal de la conservadora Heritage Foundation, con sede en Washington, dijo que hubo una revisión del programa de investigación al comienzo de la administración Trump que debería repetirse en las sucesivas administraciones, no descartarse.

“No debería ser descartado (por la nueva administración) solo porque el nombre de Trump estaba adjunto”, dijo a la VOA.

La orden ejecutiva de Biden incluye una solicitud para que el secretario del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) "considere" formas de "expandir la capacidad de investigación y adjudicación de refugiados", incluyendo "permitir el uso de teleconferencias de video y audio para realizar entrevistas de refugiados y establecer la infraestructura necesaria para hacerlo".

Vignarajah dijo que espera que la investigación de los refugiados sea exhaustiva, y agregó que los refugiados caen en una categoría de riesgo de baja seguridad.

“Existe esta afirmación, que en realidad no es cierta de que los refugiados sean potencialmente criminales o terroristas. La verdad es que es mucho menos probable que un refugiado cometa algún tipo de delito que un nativo estadounidense. Y, sin embargo, lo que vemos, o lo que vimos con la administración Trump, fue que se agregaron capas adicionales de investigación, algunas de las cuales no tenían credibilidad o razón fundamental detrás de ellas”, dijo.

Una encuesta de Morning Consult-Politico, realizada a principios de este mes entre 1.986 votantes registrados, muestra que tres de cada cinco republicanos "se oponen firmemente" a aumentar el límite de refugiados a 125.000, mientras que el 61% de los votantes demócratas apoya la expansión, incluido el 33% que lo "apoya firmemente".

Mientras que la administración Biden reinicia el programa de refugiados de Estados Unidos, Ibrahim espera que vivir en el limbo termine pronto.

“Me encantaría irme y asentarme en otro país para dejar la vida de incertidumbre con la que he vivido aquí (en Nairobi) durante tantos años y vivir una vida mejor”, dijo.

[Mohammed Yusuf contribuyó a este artículo desde Nairobi]

Vea todas las noticias de hoy

Senador Menéndez expresa descontento con alivio de sanciones contra regímenes de Cuba y Venezuela

El senador Bob Meéndez habla con periodistas en el Capitolio. (Foto: AP/Mariam Zuhaib)

El senador demócrata por Nueva Jersey, Bob Menéndez, que preside el Comité de Relaciones Exteriores en el Senado, dijo este martes que con el anuncio de los cambios en la política estadounidense hacia Cuba se corre el riesgo de enviar el mensaje equivocado a las personas equivocadas, y en el momento equivocado, cuando “el régimen de Díaz-Canel continúa su despiadada persecución de innumerables cubanos por participar en las manifestaciones pro-democracia del año pasado”.

En una conferencia de prensa virtual, el senador cubanoamericano expresó, además, que está perturbado con la decisión del gobierno del presidente Biden de autorizar viajes en grupo a Cuba a través de visitas que, según dijo, “siempre han sido equivalentes a turismo regular”.

“Vemos bien claro que, por décadas, millones de personas de todas partes del mundo han viajado a Cuba, han dejado su dinero ahí, pero ninguno de esos viajes ha creado un momento hacia la democracia o respecto a los derechos humanos”, dijo Menéndez.

El senador señaló que también le preocupa la forma en que el Departamento de Justicia ha presentado informes legales en el último mes que parecen estar intentando socavar la implementación de la Ley LIBERTAD.

“El régimen cubano ha tratado por décadas de sacarle provecho a las propiedades que le confiscó a miles de cubanos y cubanoamericanos. Al debilitar la responsabilidad legal de las empresas que hacen negocios con el régimen cubano para utilizar estas propiedades, es cada vez más probable que estas empresas extranjeras sigan traficando con propiedades robadas sin consecuencia alguna”, opinó.

Sin embargo, Menéndez declaró que le complace ver que la administración Biden mantendrá la Lista Restringida de Cuba del Departamento de Estado, y que también da la bienvenida a la decisión de reiniciar el Programa Cubano de Reunificación Familiar.

Sobre Venezuela y los informes de que EEUU aliviará algunas sanciones contra el régimen de Nicolás Maduro a cambio de un compromiso del gobierno para dialogar con la oposición, el senador dijo que hubiera preferido que exigieran al régimen de Maduro regresar a las negociaciones y tener garantías de avances antes de hacer concesiones a su régimen.

El senador Menéndez dijo, además, que espera que el presidente Biden mantenga su postura de no invitar a Cuba, Nicaragua y Venezuela a la Cumbre de las Américas, que se celebrará en junio en Los Ángeles.

EEUU aliviará algunas sanciones económicas a Venezuela

El logo de Chevron en la oficina de la empresa estadounidense en Caracas. (REUTERS/Carlos Garcia Rawlins/File)

CARACAS (AP) - Estados Unidos aliviará algunas sanciones económicas a Venezuela en un gesto destinado a alentar la reanudación de las negociaciones entre la oposición respaldada por Washington y el gobierno del presidente Nicolás Maduro.

Los cambios limitados permitirán a Chevron Corp. negociar su licencia con la petrolera estatal PDVSA, pero no perforar ni exportar petróleo de origen venezolano, dijeron el lunes a The Associated Press dos altos funcionarios del gobierno de Estados Unidos. Los funcionarios hablaron bajo condición de anonimato porque no se ha hecho el anuncio formal.

Además, Carlos Erik Malpica Flores -exalto funcionario de PDVSA y sobrino de la primera dama de Venezuela- será eliminado de una lista de personas sancionadas, dijeron los oficiales.

Las medidas siguen a los gestos de buena voluntad de Maduro después de reunirse en marzo con representantes de la administración del presidente Joe Biden y una reunión reciente en Centroamérica entre funcionarios estadounidenses y la destacada coalición opositora Plataforma Unitaria para discutir un camino a seguir.

“Son cosas que la Plataforma Unitaria negoció y nos vino a pedir que las hiciéramos para poder volver a la mesa de negociación”, dijo uno de los funcionarios.

Decenas de venezolanos, incluido el fiscal general del país y el jefe del sistema penitenciario, y más de 140 entidades, entre ellas el Banco Central de Venezuela, seguirán sancionadas. El Departamento del Tesoro de Estados Unidos continuará prohibiendo las transacciones con el gobierno venezolano y PDVSA dentro de los mercados financieros estadounidenses.

El propio Maduro está bajo acusación en Estados Unidos, acusado de conspirar para “inundar Estados Unidos con cocaína” y utilizar el narcotráfico como “arma contra Estados Unidos”.

El gobierno de Venezuela suspendió las conversaciones con la oposición en octubre luego de la extradición a Estados Unidos de un aliado clave de Maduro por cargos de lavado de dinero. Maduro en ese momento condicionó su regreso a la mesa de negociaciones a la liberación del empresario Alex Saab, quien fue extraditado desde la nación africana de Cabo Verde.

Las negociaciones se llevaron a cabo en Ciudad de México lideradas por diplomáticos noruegos. Se esperaba que el gobierno venezolano y la oposición anunciaran el martes la reanudación del diálogo.

Chevron, con sede en California, es la última gran compañía petrolera estadounidense en hacer negocios en Venezuela, donde invirtió por primera vez en la década de 1920. Sus cuatro filiales con PDVSA produjeron alrededor de 200.000 barriles por día en 2019, pero en 2020 el gobierno de Estados Unidos le ordenó reducir la producción y desde entonces solo se le ha permitido realizar trabajos esenciales en pozos petroleros para preservar sus activos y niveles de empleo en Venezuela.

El cambio permite a “Chevron negociar los rérminos de posibles actividades futuras en Venezuela”, dijo un alto funcionario estadounidense a la prensa el martes. “No le permite entrar en ningún acuerdo con PDVSA ni... el sector petrolero venezolano. Así que, en el fondo, solo se les permite hablar”.

Chevron no respondió a los pedidos de declaraciones el martes. Las inversiones de la empresa en los yacimientos petroleros de Venezuela y en maquinaria durante el siglo pasado tuvieron un valor estimado de 2.600 millones de dólares hasta 2020.

Venezuela cuenta con las reservas de petróleo más grandes del mundo, pero la agitación política y el declive económico han orillado a más de 6 millones de personas a emigrar en los últimos años. Unas tres cuartas partes de los que todavía radican aquí sobreviven con menos de 1,90 dólares al día -considerado el estándar internacional de pobreza extrema- y muchos carecen de acceso a agua potable y electricidad.

Estados Unidos y otros países dejaron de reconocer a Maduro después de acusarlo de manipular su reelección en 2018. En su lugar, reconocieron a Juan Guaidó, quien entonces encabezaba una Asamblea Nacional dominada por la oposición y ahora es líder de la Plataforma Unitaria.

Durante los últimos cinco años, Estados Unidos ha utilizado sanciones financieras y personales, acusaciones penales y apoyo a grupos clandestinos en una campaña fallida para derrocar a Maduro y restaurar lo que considera la democracia robada de Venezuela.

Pero en marzo, funcionarios estadounidenses viajaron a Caracas para reunirse con Maduro después de que la invasión rusa de Ucrania trastornó el orden mundial y obligó a Washington a repensar sus prioridades de seguridad nacional.

Tras la reunión en la capital venezolana, Maduro liberó a dos presos estadounidenses y prometió reanudar las negociaciones con sus opositores.

Los funcionarios estadounidenses dijeron que el gobierno calibrará las sanciones en función de los resultados concretos de las negociaciones y las volverá a imponer en caso de retroceso en el proceso de diálogo.

“Lo que ustedes ven aquí es un enfoque muy calibrado que busca una hoja de ruta clara en Venezuela, donde el único camino que tiene el régimen para el levantamiento de las sanciones de Estados Unidos es una negociación que conduzca a resultados concretos”, dijo uno de los funcionarios a la prensa.

Malpica Flores fue tesorero nacional y vicepresidente de finanzas de PDVSA. Fue sancionado en 2017, cuando Estados Unidos apuntó a personas asociadas con la rampante corrupción gubernamental venezolana.

Cilia Flores, tía de Malpica Flores, es uno de los miembros más influyentes del gobierno de Venezuela y una presencia constante junto a su esposo. Otros dos sobrinos de ella están encarcelados en Estados Unidos por condenas de drogas.

"¡No se ponga usted o su familia en peligro!", reitera EEUU a los cubanos ante aumento de emigración irregular

Cubanos llegan a suelo estadounidense después de vadear el río Grande desde México con cientos de otros migrantes, en Roma, Texas, el 9 de abril de 2022. (REUTERS/Adrees Latif)

La Embajada de Estados Unidos en Cuba reiteró este domingo su llamado a una emigración legal y segura, al tiempo que manifestó su apoyo al pueblo cubano en sus demandas de libertad y cambios en la isla que permitan a sus ciudadanos vivir con dignidad.

"La falta de esperanza fomenta la migración irregular en toda las Américas, incluida Cuba. Apoyamos las demandas de los cubanos a la libertad, al respeto de sus derechos humanos y a mayores oportunidades económicas para que puedan llevar una vida exitosa en su país", afirmó la sede diplomática en su cuenta de Twitter.


Estados Unidos enfrenta una crisis migratoria en su frontera Sur con México, con el arribo de miles de migrantes cada día, que en marzo pasado superaban los 221 mil. De ellos, 32.141 fueron cubanos, el segundo grupo más numeroso después de los mexicanos.

Ante esta sutuación, el Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos, (CBP) ha lanzado una iniciativa que busca instruir a los migrantes sobre los riesgos de caer en manos de quienes se dedican al tráfico de personas.

"¡No se ponga usted o su familia en peligro!", subraya el tuit de la Embajada estadounidense, en concordancia con esa campaña del CBP.

EEUU no invitará a Cumbre de las Américas a países que no respeten la democracia, reitera Nichols

El subsecretario de Estado de EEUU, Brian Nichols, en una imagen de archivo. (AP/Martin Mejia, File)

El subsecretario de Estado de Estados Unidos para el Hemisferio Occidental, Brian Nichols, dijo en entrevista con el diario español El País que hay poca probabilidad de que Washington invite a Cuba, Venezuela y Nicaragua a la Cumbre de las Américas.

A la pregunta de si no hay posibilidad de que inviten a La Habana, Caracas y Managua, Nichols respondió que en sus declaraciones públicas ya ha dado su opinión de la poca probabilidad de la presencia de esos países en la reunión a celebrarse en junio próximo en la ciudad de Los Ángeles.

"Las invitaciones son responsabilidad de la Casa Blanca y las invitaciones formales aún no han salido de la Casa Blanca", añadió el diplomático estadounidense.

El periodista Miguel Jiménez, que condujo la entrevista, señaló que el secretario de Estado, Antony Blinken, ha dicho que quiere que esta Cumbre sea la más inclusiva de la historia, y le preguntó a Nichols si puede ser inclusiva una reunión que excluye a tres países.

Nichols recordó que Blinken también ha dicho que la base de Estados Unidos en el hemisferio es la democracia, que hay una visión democrática en las Américas y, por lo tanto, a Washington no le parece conveniente incluir a países que no respetan la democracia.

La semana pasada, en un discurso en el almuerzo anual de la 52 Conferencia de las Américas, el Secretario de Estado también dijo que en Cuba, Venezuela, y Nicaragua, "los gobiernos represivos ofrecen una falsa elección entre respetar los derechos de las personas y mejorar su bienestar, pero las décadas transcurridas desde la primera Cumbre de las Américas han demostrado que los gobiernos no democráticos de las Américas no han logrado ninguna de las dos cosas y, en cambio, producen un aumento de la corrupción y una disminución del nivel de vida”.

Campaña de EEUU alerta sobre el peligro de caer en manos de los coyotes

Un miembro de la Guardia Nacional en Texas ilumina el camino mientras los migrantes ayudan a Alan, un niño cubano de nueve años, tras cruzar el río Bravo el 9 de abril , 2022.

La crisis migratoria que enfrentan los Estados Unidos de América, con sus consecuentes tragedias humanas, ha motivado la campaña “Dígale no al Coyote”, que recién lanzara el Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos, (CBP por sus siglas en inglés).

La iniciativa busca instruir a los migrantes que vienen de países pertenecientes al llamado Triángulo Norte, Honduras y Guatemala, sobre los riesgos de caer en manos de quienes se dedican al “tráfico ilegal de seres humanos”.


“Los contrabandistas usan mentiras para atraer a quienes son vulnerables a emprender un viaje peligroso que a menudo termina con su expulsión del país o desemboca en una muerte. Esta campaña publicitaria digital es un componente importante de los esfuerzos del gobierno de Estados Unidos para prevenir tragedias y reducir la migración irregular”, reveló Chris Magnus, comisionado de CBP.

La entidad hace énfasis en que entrar de manera ilegal a los Estados Unidos constituye un delito ya que las leyes al respecto permanecen vigentes y que quienes entren de esa manera “serán expulsados inmediatamente del país o sometidos a procedimientos de deportación migratoria”.

Durante el año fiscal 2021, “los países del norte de Centroamérica representaron el 44% de los encuentros de migrantes a lo largo de la frontera suroeste”.

Los anuncios de dichas campañas serán emitidos a través de redes sociales, telefonía móvil y otras plataformas digitales que “dirigirán a los migrantes a una página de destino que expone las duras realidades, incluido el hecho de que los contrabandistas son delincuentes y que las leyes de inmigración de Estados Unidos siguen vigentes”.

Cargar más

Relaciones EEUU-Cuba

Más noticias
XS
SM
MD
LG