Enlaces de accesibilidad

Cuba

Un cadáver en el tanque de agua del hospital de San Antonio de los Baños

Hospital Iván Portuondo.

El hallazgo de un cadáver en el tanque que provee de agua corriente al hospital Iván Portuondo de San Antonio de los Baños, provincia de Artemisa, vino a dar otro puntillazo al ya desacreditado sistema de salud cubano.

“Yo sí sé que él a veces vendía zapatos en la puerta de su casa y que le decían Villo Mantilla y lo encontraron ahí y hacía 15 días que estaba ahí”, dijo Bárbara Fernandez, vecina del difunto.

Un cadáver en el tanque de agua del hospital de San Antonio de los Baños
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:41 0:00

“No sé de qué manera él cayó en el agua, que es el agua potable del consumo de los pacientes, de los enfermos, de los médicos”, narró Rolando Yuset Pérez Morera, también residente del lugar que está conmocionado por el macabro suceso.

“Dentro de la cisterna encontraron basura, una silla de rueda, una asquerosidad inmensa”, dijo Pérez Morera.

Aparentemente el cuerpo en descomposición de Vilo Mantilla, un exempleado y paciente del propio centro hospitalario fue descubierto el sábado (20 de abril) por trabajadores de la institución que decidieron revisar la cisterna, debido al mal olor que despedía el agua que consumían.

Hospital Iván Portuondo de San Antonio de los Baños.
Hospital Iván Portuondo de San Antonio de los Baños.

“Limpiaron con la Dirección de Salud Pública y mandaron a ponerle un candado permanente a la tapa de la cisterna. Él usaba sonda porque tenía problemas de cáncer de la próstata. Lo que no se sabe es si lo tiraron, si se tiró, si se cayó, supuestamente están investigando”, dijo Pérez Morera.

Una empleada de Medicina Legal del hospital se negó a confirmar a Radio Martí qué medidas se tomaron por parte de las autoridades y si la policía continúa con la investigación.

Hasta el momento la prensa oficial tampoco ha dado información sobre el hecho.

Vea todas las noticias de hoy

ICLEP denuncia que ETECSA vigila y corta la comunicación entre sus periodistas y directivos

ICLEP en Cuba. (Archivo)

Normando Hernández, director general del Instituto Cubano por la Libertad de Expresión y Prensa (ICLEP) hizo un llamado este viernes a todos los medios de comunicación para que se solidaricen con la difícil situación que atraviesan los periodistas y directivos de ese grupo independiente en la isla, por la represión que practica el régimen en su contra.

“Es muy desagradable todo lo que está pasando. El régimen está vigilando todos los medios de comunicación. Están tratando de interceptar nuestros medios de impresión, nuestras computadoras”, dijo.

Declaraciones de Normando Hernández, director del ICLEP, a Radio Martí
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:56 0:00

Según Hernández, las autoridades persiguen a las personas que distribuyen los tabloides del ICLEP a la comunidad, un servicio gratuito que lleva noticias de interés público a los cubanos “para crear ese estado de opinión y ayudar a las personas a que puedan empoderarse y decidir su propio destino allí dentro de Cuba”.

El directivo de la ICLEP señaló que la organización necesita mucho en este momento de “la solidaridad de ese pueblo cubano, la solidaridad de todos los colegas, y la solidaridad internacional para ver si algún momento le podemos poner fin a toda esta barbaridad que el régimen cubano”.

Desde hace cinco días, directivos, periodistas y colaboradores de la ICLEP han visto interrumpidos los servicios de comunicación con el exterior. “Tenemos 42 personas dentro de nuestra red de medios de comunicación comunitarios a las que le han estado cortando desde hace 5 días de forma permanente la comunicación”, aseguró Hernández.

“Tenemos una fuente en ETECSA que nos corroboró que la policía política ordenó a la compañía que activara un sistema de escucha para espiar e interceptar todas nuestras comunicaciones y que, si no podía escuchar, cortaran los servicios”, concluyó el periodista.

(Con reporte de Pedro Corzo para Radio Martí)

La escasez es peor para habaneros en cuarentena: "nos vamos a morir de hambre aquí adentro"

Hombres montan guardia en una reja que corta el acceso a su vecindario en cuarentena por coronavirus, en La Habana, para mantener alejados a los que no viven allí. (AP/Ramon Espinosa)

La capital cubana continúa siendo el epicentro del rebrote de COVID-19 en el país y hay importantes centros comerciales e instituciones estatales afectadas por la pandemia, mientras los centros de aislamiento no dan abasto para acoger a los contactos de casos confirmados.

Residentes en la urbe capitalina dijeron a Radio Televisión Martí que el gobierno no tiene recursos para garantizar la alimentación diaria de las personas que mantiene aisladas en sus casas.

En Arroyo Naranjo, el periodista independiente Vladimir Turró informa que la directora del policlínico de su zona dio positivo, y agrega que ha recibido varias denuncias de familias que han estado aisladas en Centro Habana y nadie se apareció con alimentos.

Habaneros temen que el aislamiento en las casas empeorará la crisis que viven
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:21 0:00

“Creo que es totalmente imposible mantener a una persona en su casa encerrada, sin poder adquirir alimentos. El estado no te va a traer la comida hasta tu casa, por tanto, la situación estará más crítica de lo que se encuentra en estos momentos”, aseguró.

El sociólogo Ángel Marcelo Rodríguez Pita comenta que es una situación límite lo que está enfrentando la sociedad cubana con la pandemia.

“El cierre de los centros comerciales limita aún más el acceso a los alimentos y otros productos necesarios, y a esto hay que sumarle el colapso de la infraestructura sanitaria. El gobierno cubano no tiene capacidad ahora mismo para poder hacer frente a la situación con el COVID-19”, dijo el sociólogo.

La Habana Vieja tiene varias barriadas que están aisladas y las diferentes instituciones no garantizan nada a la población.

“El gobierno no tiene como sostener esto que está pasando, nos vamos a morir de hambre aquí adentro. Hay una preocupación muy grande en la población porque nosotros sabemos que el estado no sustenta nada”, argumentó la activista.

Pedro Luis García reside en el municipio Plaza de la Revolución y reporta que allí el desabastecimiento es total.

“El pueblo no tiene alimentación, esto es una aldea taína. Aquí no hay comida, es una hambruna total, y las tiendas están completamente vacías. Quieren hidratar al pueblo solamente con agua”, señaló el cuentapropista.

Rebeca Monzó, también cuentapropista y bloguera, apunta que en Nuevo Vedado se forman colas de cientos de personas y la empresa de comunales no limpia ni desinfecta las calles, ni los establecimiento donde se aglomera el pueblo buscando comida.

“Aquí las personas, que la mayoría son viejos, tienen que salir y dispararse tremendas colas para comprar algo para comer. Muchas tiendas están cerradas, porque están vacías”, advirtió.

Y en Marianao, el también comunicador, Enrique Díaz, concluye que el gobierno no tiene capacidad para alimentar con regularidad en sus hogares a las personas aisladas.

“No hay comida en los establecimientos, y encima de eso el estado pretende que las personas aisladas en sus casas no salgan a buscar alimentos. Ni remotamente me puedo imaginar cómo el gobierno va a resolver esto de la alimentación en medio de la pandemia”, dijo.

Ante el agotamiento de la capacidad en los centros de aislamiento, en La Habana, el viceprimer ministro Roberto Morales Ojeda dijo que las autoridades de Salud Pública “revisan modos de hacer, en lo relacionado con el tratamiento que se debe dar en el territorio a los contactos que no vayan a centros de aislamiento”.

Cuba sobrepasa los 50 mil casos de COVID-19 en otra jornada con cientos de contagios

Un taxista en bicicleta espera clientes afuera de una vivienda, en La Habana, donde la policía controla el acceso a un vecindario. (AP/Ramon Espinosa)

Cuba sobrepasó este lunes los 50,000 casos de COVID-19, en otra jornada con cientos de contagios reportados y otros dos fallecidos a causa de la enfermedad.

Según cifras oficiales del Ministerio de Salud Pública, fueron diagnosticadas 811 personas positivas, la mayoría en la capital del país, con 377 de los contagios.

El total de casos alcanza ya la cifra de 50,590, y 324 muertes por coronavirus. En los últimos tres meses, la curva no ha parado de subir, como muestra este gráfico del proyecto independiente Inventario, que lleva una contabilización de las cifras de la pandemia en Cuba.

Los dos fallecimientos reportados en el día corresponden dos residentes en La Habana, un paciente de 79 años de edad, del municipio Boyeros, y otro de de 81 años del municipio Plaza.

El número de menores de 20 años contagiados sigue siendo alto, con 141 en el día. Las autoridades de salud han expresado preocupación por la incidencia del virus en pacientes en edades pediátricas.

Este lunes permanecían ingresados para vigilancia clínica epidemiológica 19,317 pacientes, de ellos, 3,481 sospechosos, 11,732 en vigilancia y 4,104 confirmados activos. En terapia intensiva, 62 pacientes confirmados: 23 en estado crítico y 39 reportados de gravedad.

La isla enfrenta un rebrote de la enfermedad que se aceleró a finales de noviembre, con la reapertura de las fronteras a los vuelos internacionales y el relajamiento de las medidas de control en el interior del país.

Ante el incremento de casos, el gobierno volvió a limitar las operaciones aéreas y retomó la cuarentena obligatoria para viajeros, pero los contagios continúan en aumento.

Multa a vendedor de dulces provoca fuerte protesta en Caibarién entre gritos de "Patria y Vida" y "abusadores" (VIDEO)

Los residentes de Caibarién protestan contra la multa a un cuentapropista, el 27 de febrero de 2021.

Una multa impuesta a un vendedor ambulante provocó el sábado una gran protesta en Caibarién, Villa Clara, entre gritos de Patria y Vida. Tanto apoyo generó el cuentapropista, que las autoridades tuvieron que declarar públicamente que la multa había sido retirada.

El hombre vendía dulces, y por eso la policía le impuso una multa de 2.000 CUP. La multitud y la protesta se ven claramente en un video de Yeko Gutiérrez, vecino del lugar que narra los acontecimientos. Otro video, de la activista Ruhama Fernández, muestra cómo concluye la protesta frente a una oficina del gobierno.

El video de Gutiérrez muestra cómo el cuentapropista defiende su derecho a trabajar. Se escucha a los vecinos aplaudir y gritar: "Quítenle la multa", "abusadores", "basta ya de abuso", "abuso de poder", "lo único que hace es trabajar y lo tienen como enemigo".

En medio de ese ambiente solidario, el trabajador por cuentapropia se negó a seguir las órdenes de la policía y rehusó bajarse de su vehículo. "No te bajes", gritaba la gente.

Yeko Gutiérrez tuvo que parar su video debido a la falta de carga. Pero el video de Ruhama Fernández refleja el desenlace.

Una funcionaria del Partido Comunista (Mariela Villarreal según informa el periodista Carlos Michael Morales) tuvo que declarar que el hombre, finalmente detenido, no tendrá que pagar dicha multa. En ese momento la multitud comenzó a tranquilizarse.

please wait

No media source currently available

0:00 0:01:01 0:00

Una fuente local confirmó a 14ymedio "que varios representantes del gobierno local salieron del edificio para informar a la multitud que el cuentapropista había sido liberado y se le había retirado la multa".

"Desde el 29 de enero, las autoridades establecieron multas de hasta 15.000 pesos y el decomiso de su mercancía como castigo a los que se exponen los comerciantes que contravengan las nuevas normas sobre precios y tarifas publicadas en la Gaceta Oficial Extraordinaria", precisó 14ymedio.

CiberCuba reporta que "las multas se han convertido en el método preferido de las autoridades para sofocar la iniciativa privada. Solo en menos de un mes, el gobierno ha impuesto una media de casi 3.000 multas por un valor cercano a los 300.000 pesos diarios".

Acciones represivas el 27 de febrero en varias provincias del país

Una patrulla policial en La Habana. (Archivo)

El científico cubano Oscar Casanella denunció que la Seguridad del Estado le impuso este sábado un arresto domiciliario ilegal en la vivienda de su madre, situada en el barrio habanero de Nuevo Vedado.

“Fui a salir con mi suegro y con mi niño de casa de mi madre donde estoy temporalmente viviendo. Se acercaron dos agentes de civil y uno de ellos, que se hace llamar Mayor Angelito, me dijo que tenía prohibida la salida. Así, sin darme ningún tipo de argumento. Tuve conocimiento de una situación similar en Ciego de Ávila, del activista Omar Torres y su esposa”.

La represión del 27 de febrero en Cuba
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:49 0:00

Omar Torres Sosa y su esposa, Litsay Rodríguez Ortega, fueron notificados este sábado, en el municipio avileño de Ciro Redondo, que estaban bajo confinamiento domiciliario.

“No sé si es que todos los días 27 de cada mes van a estar nerviosos con que salgamos a protestar debido a lo que ocurrió el 27 de noviembre y 27 de enero. Pero si decidimos protestar, pacíficamente, es nuestro derecho, sobre todo dada las condiciones en que estamos los cubanos, con las carencias, con la injusticia, con la represión política y, principalmente, porque esto no es un Estado de Derecho, es una dictadura”, dijo Casanella a Radio Televisión Martí.

Los días 27 de noviembre de 2020 y 27 de enero de 2021, activistas, intelectuales y artistas se congregaron frente al Ministerio de Cultura para exigir libertad de expresión y un diálogo entre los independientes y el oficialismo.

En la ciudad de Camagüey, cuatro activistas fueron apresados con violencia, también el sábado: Adrián Quesada, Yasmani Suárez, Lesyani Heredia y Marisol Peña Coba.

“Estábamos repartiendo unos impresos que hablan sobre la última cola, que es la cola de la libertad y al llegar a Plaza de Méndez, la policía política nos fue arriba con sus motos. Nosotros nos tiramos en el piso, fuimos golpeados y montados en carros de patrulla como si fuéramos sacos. Esto ocurrió sobre las 10 de la mañana. Nos soltaron en la tarde, con una medida cautelar de reclusión domiciliaria para cada uno y una multa de 2000 pesos por ‘propagación de epidemias’”, relató Peña Coba a nuestra redacción.

El director para las Américas de la organización Human Rights Watch, José Miguel Vivanco, se refirió al incidente en su cuenta de Twitter:

“..en Camagüey el régimen cubano detuvo violentamente a cuatro disidentes por repartir folletos. Quienes estaban cerca comenzaron a gritar Patria y vida. Los disidentes estuvieron presos por horas y fueron multados. Muchos cubanos están hartos de estas políticas represivas”, escribió.

El mismo día fue realizado un acto de repudio contra José Daniel Ferrer y luego los participantes lanzaron excrementos y asfalto contra la residencia del líder opositor y sede de la Unión Patriótica de Cuba en el reparto Altamira de Santiago de Cuba.

Cargar más

XS
SM
MD
LG