Enlaces de accesibilidad

Arte y Cultura

Michael H. Miranda: "Hay que despojarse de ciertas pieles y no sentir remordimiento por ello"

Michael H. Miranda con libros y sombrero.

Este es Michael H. Miranda quien, entre libros y con sombrero, nos cuenta por qué tuvo que huir del "paraíso" cubano y abrirse paso, a fuerza de talento y perseverancia, para crearse un lugar en este "otro lado" del mundo. Poeta, escritor, profesor universitario, Michael es otro miembro de este numeroso ejército de cubanos transterrados que debimos reaprender y convertirnos, cada uno de nosotros, en la Patria.

¿Cuál fue el detonante que te impulsó a marcharte de Cuba?

Mi absoluta incompatibilidad con aquel régimen. No encontrar cabida en aquel status quo, que sigue vigente. No poder responder con libertad a los numerosos desafíos de la vida cotidiana. No poder elegir cómo alimentarme, no digo ya saludablemente. No poder leer lo que quería y como quería. Tampoco podía seguir ni un minuto más en contacto con gente carcomida por el miedo y la doble moral, gente que, además, tenía poder sobre la vida de uno.

No poder acceder a una mejor educación para mis hijos, y no me refiero sólo a la instrucción. La educación en libertad, esa que (si vamos a ser binarios, como hasta ahora) sólo la sociedad capitalista es capaz de proveer, te permite contrastar el conocimiento y esa es la garantía del crecimiento personal. Una característica que tiene el socialismo es que sus cimientos teóricos y su puesta en práctica no resisten el más mínimo análisis crítico: basta leer un sólo libro para decidirte a saltar el muro.

Ante una sociedad obsesionada con el compromiso, como fue y es la cubana, la mejor manera de comprometerse es darse a la fuga.

¿Qué esperabas encontrar del “otro lado”?

Ni más ni menos que lo que atesoro hoy en día: un espacio digno donde vivir, un trabajo decoroso con el que pago mis cuentas y hago mis compras, una familia que no tiene que separarse por motivos políticos ni temer por una detención o uno de esos secuestros exprés que aplican hoy en Cuba. No tengo que vivir con el sobresalto de que mi correspondencia sea requisada. No tengo que mirar a los lados para dar una opinión ni callarla. Hoy los desafíos para mí son otros y tienen que ver con mi visión del mundo, mis capacidades y las oportunidades que tengo para ponerlas en práctica.

Por supuesto que nada de esto es perfecto. Abandoné Cuba con 33 años y muchos libros en la maleta. Creía que dominaba el idioma inglés hasta que alguien me habló y no entendí nada. El aprendizaje siempre es arduo. La adaptación también. Sé cuál es mi lugar y cuáles son mis retos y limitaciones.

¿Qué encontraste?

Encontré todo lo que deseaba y quizá más. Me encontré a mí mismo. Me despojé de todas las prácticas habituales de cuando se vive en el totalitarismo: el Estado allí es el proveedor de los premios y los permisos, es el dueño de los elementos, marca hasta la respiración. En dos palabras: la vida.

Encontré la forma de adquirir ciertos modales tan incompatibles con la vulgaridad de la vida cubana, la privacidad, el respeto por el otro, una solidaridad real despojada de ideologías.

Encontré la Cuba que menos me agrede. Cuba es ruido y hoy necesito un silencio profundo, un silencio de Cuba, un silencio de campo, pero también un alboroto de Torre de Babel, uno que me reconcilie con cosas importantes para mí.

¿Qué has aprendido durante el proceso?

Aprendí a ser y a estar. Aprendí que hay que despojarse de ciertas pieles y no sentir remordimiento por ello. Que hay que ser pacientes, sobre todo cuando te sumerges en una sociedad desconocida en la que tienes que comenzar de cero. Las expectativas pueden ser muy altas, pero no hay que temer a ellas por no poder cumplirlas. Algo asimilarás en el camino.

Aprendí que una sociedad democrática y abierta puede ser también un campo de batalla con unos sectores muy dogmáticos y altamente ideologizados que pujan por alcanzar el control total del aparato del Estado y la imposición de una agenda muy parcializada y excluyente. Su verdadera apuesta es por la total homogeneización de la vida en sociedad y dotar a ésta de una uniformidad que ha sido una vieja aspiración de cierta concepción del mundo.

¿Qué es para ti La libertad?

Como concepto, incluso como abstracción, puede que sea la gran interrogante de una vida. Diría que es algo que uno debe ir descubriendo y sometiendo a crítica a diario. Pero para mí no es más que la libertad de leer y construir la biblioteca. Si leo es porque aspiro a ella.

Cuando miro atrás me veo leyendo por horas acostado en una cama, algo que ahora sólo hago de noche ya que hoy tengo un bernhardiano sillón mullido, aunque sin orejas. Escribo estas respuestas en el medio de mi biblioteca en calma donde “quiero seguir en círculos creciendo”, como escribió Lorenzo García Vega.

Es ese el momento en el que pienso y sé que el viaje ha servido para algo. De manera que para mí el acto de leer está ligado a un estado primario de libertad inocente, más que a una primera juventud desprovista de demasiadas preocupaciones. Y cuando leo vuelvo a ser de algún modo un lector que se desprende de todo atisbo de nostalgia en beneficio de la memoria, que inquiere porque no comprende y aspira a seguir y a comprender.

¿Las experiencias vividas han cambiado en ti el concepto Patria? ¿Piensas a menudo en “Ella”?

La palabra patria es de una gravedad insoportable. Y tan tramposa como cualquier mecanismo identitario que nos fuerza al gueto. No debe ser confundida con el lugar en el que por accidente vino uno al mundo. Pienso en Kafka, pienso en Canetti.

Yo nací en el Oriente de Cuba y allá descansan los restos de mi padre y mis abuelos. Algo quedará y repito con Thoreau: El monumento de la muerte perdurará más allá de la memoria de los muertos.

De modo que yo, pesimista con la razón, pero optimista con la voluntad (tampoco tanto), cual diría Magris, no sé si me volveré a encontrar con ella. Pero tampoco es algo que me quite el sueño, ninguna filopatría en ese sentido.

Patria es la biblioteca. Patria es mi memoria y sus escenas, una banda sonora, unos amigos. Todo eso de alguna manera viaja y vive conmigo por encima de todos los decretos y discursos de un gobierno espurio como el que rige allí.

Vea todas las noticias de hoy

Una canción del 11J que tiene vigencia en las protestas de hoy en día

Erycdanis Montero, músico cubano.

“Voz quebrantada” es el nombre que da título a la canción que compuso y canta el músico cubano Erycdanis Montero Cruz y donde denuncia al gobernante Miguel Díaz-Canel por la represión desatada durante las protestas del 11J en la Isla.

El tema fue publicado hace un tiempo en las redes sociales de Erycdanis pero ahora ha resurgido con las protestas del pueblo después del paso del huracán Ian.

Erycdanis se encuentra hace diez meses en Estados Unidos y contó a Radio Televisión Martí cómo surgió el tema, pues él mismo fue partícipe de las manifestaciones del 11J en Batabanó.

Esa canción nació ese día, cuando los cubanos aún con la voz quebrada seguían gritando, dice el músico cubano.

Luego de participar en las protestas fue amenazado junto a su esposa y querían incluso "que gritaran consignas a favor del régimen", algo a lo que nunca accedieron.

Agregó que tenía visa para México, pudo comprar los pasajes a escondidas y así pudo emigrar.

please wait

No media source currently available

0:00 0:05:38 0:00

Para Erycdanis el tema representa a los cubanos que no tienen voz pero la alzan sin miedo para pedir libertad.

El video tiene imágenes del gobernante Díaz-Canel dando la orden de combate y también imágenes de la represión desatada durante el 11J.

Pide a todos que hagan de “Voz quebrantada” un himno de batalla, que la escuchen todos los cubanos, "incluso los países latinoamericanos donde se quiere implantar el comunismo y que se sientan identificados con el mensaje de la canción".

A la pregunta de qué opina sobre el pueblo cubano que ha vuelto a tomar las calles protestando por mejoras de todo tipo, dice que le pide al mundo que miren lo que está pasando y ayuden al pueblo cubano en su lucha por la libertad.

“Voz quebrantada” puede escucharse en el canal de YouTube del músico cubano y en sus redes sociales.

Joven de Santa Clara se alza con el Loewe de Poesía con "un libro de amor carnal, casi obsesivo"

El poeta Reiniel Pérez Pérez.

El cubano Reiniel Pérez Pérez, de 23 años, ganó el XXXV Premio Internacional de Poesía de la FUNDACIÓN LOEWE, según anunció este martes la entidad.

El Jurado presidido por Víctor García de la Concha y compuesto por Gioconda Belli, Antonio Colinas, Aurora Egido, Margo Glantz, Juan Antonio González Iglesias, Carme Riera, Jaime Siles, Luis Antonio de Villena y Orlando Mondragón, acordó premiar el libro Las sílabas y el cuerpo, escrito por el joven nacido el 6 de abril de 1999 en Santa Clara.

Según el Jurado, Las sílabas y el cuerpo es "un libro unitario y rítmico, un poema en partes, con gran soltura expresiva y voluntad de innovación. Un libro de amor carnal, casi obsesivo, que ahonda en la vida sexual de las palabras y goza de la presencia de lo amoroso del cuerpo, como tema emotivo y eterno".

La entrega del Premio dotado de 25 mil euros y la presentación del libro, editado por la Colección Visor de Poesía, tendrá lugar en el mes de marzo de 2023.

El Premio Internacional de Poesía FUNDACIÓN LOEWE se entrega desde 1988 con el fin de impulsar la calidad en la creación poética en lengua castellana.


La obra de Pérez Pérez ha sido reconocida también en Cuba donde ganó el Premio Extraordinario de Poesía Centenario de Carilda Oliver Labra.

Amnistía Internacional promueve campaña de solidaridad con Otero Alcántara

Luis Manuel Otero Alcántara. (Foto: Facebook)

Amnistía Internacional condenó la situación del líder del Movimiento San Isidro, Luis Manuel Otero Alcántara, e instó al público en general a que pida la libertad del preso político encerrado en la prisión de máxima seguridad de Guanajay.

La organización por los derechos humanos aseguró que el opositor, condenado a 5 años de privación de libertad, ha sido detenido "únicamente por ejercer pacíficamente sus derechos a la libertad de expresión y reunión pacífica".

Otero Alcántara fue condenado, tras un juicio a puerta cerrada, por los delitos de ultraje a los símbolos de la patria, desacato y desórdenes públicos.

"El 11 de julio de 2021, Luis Manuel publicó un video en línea diciendo que participaría en una de las manifestaciones más grandes que Cuba había visto en décadas. Luis Manuel fue detenido antes de la protesta", recordó Amnistía.

La noticia va a molestar al régimen, advierte Otero Alcántara tras ganar importante galardón
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:36 0:00

La organización de los derechos humanos pidió a las personas demostrar el apoyo hacia el preso político a través de mensajes y obras de arte, de amistad y esperanza por medio de la organización.

La salud del líder político se ha visto deteriorada en prisión, con fuertes calambres en las manos y pies. Además, su seguridad está en riesgo, pues el activista fue víctima de una agresión por parte de un preso común.

En varias oportunidades, el régimen cubano ha ofrecido al prisionero de conciencia su libertad a cambio del exilio forzado, una opción que Otero Alcántara se niega a aceptar.

Congreso mundial de escritores aborda la situación de artistas cubanos (VIDEO)

Vista del 88 Congreso del Pen Internacional de Escritores, celebrado en la Universidad de Uppsala, Suecia,.

Por estos días se celebra el 88º Congreso del PEN International en Uppsala, Suecia, donde se está abordando la situación de los escritores, artistas y periodistas en Cuba.

El escritor cubano Luis de la Paz, presidente del Pen Club de Escritores Cubanos en el Exilio, dijo a Radio Televisión Martí que acudió al evento, que se celebra del 27 de septiembre al 1 octubre de 2022, junto al también escritor cubano residente en Filadelfia, Rolando Morelli.

El tema del congreso es "El poder de las palabras - Desafíos futuros para la libertad de expresión" y la reunión de intelectuales abordará entre otros asuntos las amenazas a libertad de expresión; el desafío de nacionalistas y extremistas a los sistemas políticos; el acoso, persecución y asesinato de escritores y periodistas; y el control y la vigilancia de los medios digitales por parte de los gobiernos.

De la Paz informó que durante la inauguración que tuvo lugar en el Paraninfo de la Universidad de Uppsala, una institución fundada en el siglo XV, el actual presidente del PEN Internacional, el novelista Burhan Sonmez, mencionó en dos ocasiones el tema cubano.

please wait

No media source currently available

0:00 0:02:05 0:00
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:02 0:00

“La situación que está atravesando Cuba formó parte de su presentación”, explicó De la Paz, quien dijo haber formado parte del Comité de Escritores por la Paz.

Por parte del Comité de Escritores en Prisión “hubo una presentación muy interesante y con mucho debate sobre la situación […] de Ucrania.


Al respecto De la Paz apuntó que existe “un gran consenso dentro del PEN y ovaciones cada vez que interviene algún representante de los escritores ucranianos que enfocan la masacre que está ocurriendo en ese país producto de la invasión de los imperialistas rusos”.

“Se habló también de la situación de Cuba, en ese momento tuve la oportunidad de enfocar la violación sistemática de los derechos humanos, el recrudecimiento de las leyes que está teniendo lugar en Cuba para socavar la libertad de expresión”, alegó De la Paz, refiriéndose a la oleada de encarcelamientos a los artistas.

Por su parte, el también escritor Rolando Morelli, explicó a Radio Televisión Martí que tuvo la oportunidad de hablar de la situación en Cuba, ante el Comité de Escritores en Prisión

"El tema de Ucrania fue el dominante pero también se enfocó sobre los escritores, periodistas y artistas que sufren prisión en muchísimas partes del mundo y entre ellos estuvo destacadamente la mención de Cuba”, dijo Morelli.

“Personalmente, hice relación con mucha gente procedente del ex mundo comunista, que también tienen casos muy relevantes, de Bielorrusia, de Ucrania, de Armenia, etc.”, apuntó.

(Con reporte de Ariane González para Radio Martí)

Antonio Orlando Rodríguez recibe el Premio SM de Literatura Infantil

El escritor cubano Antonio Orlando Rodríguez, director con el también cubano Sergio Andricaín, de la Fundación Cuatrogatos.

El escritor cubano Antonio Orlando Rodríguez ha ganado, por unanimidad del jurado, el XVIII Premio Iberoamericano SM de Literatura Infantil y Juvenil, dotado con 30.000 dólares, que recogerá en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (México) el 29 de noviembre, reporta la agencia de prensa Efe.

El autor “es capaz de convocar el pasado y el presente desde una singularidad que seguirá abriendo nuevas maneras de sentir, pensar y habitar el mundo”, en opinión del jurado, según informó la editorial española SM este viernes en Madrid.

También valora que su escritura, "de indiscutible fuerza y calidad", despierta la imaginación de los lectores en formas que "renuevan el asombro", y añade que su "obra integra de una manera poética diversas tradiciones y registros que navegan desde su Caribe natal hacia otras latitudes, trascendiendo los límites geográficos, lingüísticos y generacionales”.

Antonio Orlando Rodríguez (nacido en 1956) comenzó su carrera en la literatura infantil y juvenil con "Abuelita Milagro" (1975), obra a la que siguieron más de medio centenar de libros de ficción para este público con editoriales de varios países.

Tras vivir en Costa Rica y Colombia, reside desde 1999 en Estados Unidos, donde creó y dirige, junto con el también cubano Sergio Andricaín, la Fundación Cuatrogatos, dedicada a la promoción de la lectura y al estudio de los libros infantiles y juveniles en español.

Para esta edición del premio se recibieron 23 candidaturas de Argentina, Brasil, Cuba, España, Guatemala, México, Paraguay, Portugal y Uruguay, de las que trece fueron finalistas.

El Premio Iberoamericano SM de Literatura Infantil y Juvenil ha reconocido, entre otros, a los españoles Juan Farias, Montserrat del Amo y Gili o Jordi Sierra i Fabra; a las argentinas María Teresa Andruetto, Laura Devetach y Graciela Montes; a la colombiana Gloria Cecilia Díaz, a la mexicana María Baranda y a la chilena María José Ferrada.

Creado por la Fundación SM en 2005, el galardón cuenta con la colaboración de la Unesco en México, el International Board on Books for Young People (IBBY), la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI) y el Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina y el Caribe (CERLALC).

Cargar más

XS
SM
MD
LG