Enlaces de accesibilidad

Cuba

Lista sobre terrorismo será tema espinoso en charlas de hoy entre EEUU y Cuba

La delegación cubana llega a la segunda ronda vinculando el tema con la apertura de embajadas, mientras que Washington cree que La Habana debería conformarse con saber que la inclusión de Cuba se está revisando.

Mientras el Gobierno cubano llega a la segunda ronda de conversaciones con Estados Unidos vinculando el restablecimiento de relaciones diplomáticas y la apertura de embajadas a la salida de la isla de la lista anual de Estados Patrocinadores del Terrorismo (SSP) del Departamento de Estado, Washington sostiene que esa revisión es un proceso separado y que La Habana debería darse por satisfecha con saber que ya está en marcha.

En una entrevista para los medios oficiales desde la capital estadounidense, adonde llegó el miércoles, la jefa de la delegación cubana, Josefina Vidal, dijo que espera recibir este viernes "respuestas a varios asuntos sin solucionar", entre ellos la necesidad de revisar la inclusión de Cuba en la lista de países patrocinadores del terrorismo internacional.

Vidal consideró ese punto, y la solución de los problemas bancarios de la misión de Cuba en Washington, como esenciales para crear el "contexto adecuado" a fin de abrir embajadas en ambas capitales.

En contraste, un alto funcionario del Departamento de Estado que habló con reporteros el miércoles en Washington a condición de no ser identificado puntualizó que la delegación de Estados Unidos no está vinculando ambas cuestiones y que la revisión de la lista de Estados Patrocinadores del Terrorismo es un proceso independiente y en marcha.

El diplomático dijo que los cubanos deberían sentirse cómodos sabiendo que el asunto está bajo revisión. "Sería muy fácil restablecer las relaciones diplomáticas si no vincularan esas dos cosas", agregó.

La fuente expresó, sin embargo, la esperanza de que las conversaciones de hoy rindan nuevos frutos.

"Es aquí donde nos arremangamos la camisa como diplomáticos y nos sentamos a la mesa, y nos aseguramos de ultimar todos los detalles para poner a funcionar las embajadas, tal como las tenemos funcionando en todo el mundo".

Pero el funcionario del Departamento de Estado matizó que la cantidad de cosas que se puedan lograr y el plazo para implementarlas dependerá en parte de lo que los diplomáticos cubanos pongan sobre la mesa de negociaciones.

Tanto el oficial estadounidense como Vidal en su entrevista puntualizaron que las charlas de hoy en la sede de la Cancillería estadounidense abordarán únicamente el tema de la reapertura de embajadas.

En una audiencia el jueves en el Subcomité para el Hemisferio Occidental de la Cámara de Representantes, expertos y congresistas recomendaron al Ejecutivo cautela en la revisión de la presencia de Cuba en la lista SSP.

Los ponentes recordaron el historial de actividades antiamericanas de La Habana, su apoyo al terrorismo de Estado en Venezuela, el refugio que ofrece a fugitivos norteamericanos, y sus incesantes actividades de espionaje en Estados Unidos, que resultan en la venta o transferencia de secretos estadounidenses a países conflictivos como Irán, Siria y Rusia.

Proceso complejo

El diario The New York Times recuerda hoy que aún si después de terminado el proceso de revisión Obama recomienda que Cuba sea borrada de la lista, deberá presentar un informe al Congreso en el que certifique que Cuba no ha apoyado el terrorismo internacional en los últimos seis meses.

Agrega que los miembros del Congreso podrían presentar una resolución conjunta para bloquear la propuesta, considerando que algunos legisladores han dejado clara su oposición a la distensión con Cuba.

En enero, la agencia Reuters, informó citando a funcionarios del Departamento de Estado, que el Presidente ha presionado tanto a esa dependencia para acelerar la revisión como al Gobierno cubano, para poder llegar a la Cumbre de las Américas que se celebrará en abril en Panamá –y a a la que Cuba asistiría por primera vez– con las embajadas ya funcionando.

Sin embargo, el Times señala que aun si el Congreso y el Senado no se opusieran a la salida de Cuba de la lista SSP, el informe al Congreso contempla un período de estudio de 45 días, por lo que, si bien la conclusión de la Administración podría darse a conocer antes de la Cumbre, la retirada efectiva de Cuba no entraría en vigor hasta después de la reunión.

Vea todas las noticias de hoy

Corte de EEUU mantiene trato dispar a solicitantes de asilo (FOTOS)

Migrantes cubanos interceptados por agentes de la Guardia Nacional estadounidense tras cruzar a nado el Río Bravo, en Eagle Pass, Texas. (AP/Dario Lopez-Mills)

EAGLE PASS, Texas - Mientras se ponía el sol sobre el Río Bravo, unos 120 cubanos, colombianos y venezolanos que habían vadeado el río con el agua hasta la cadera subieron a a vehículos de la Patrulla Fronteriza, poco antes de ser liberados en Estados Unidos para tramitar sus casos de inmigración.

Al otro lado de la frontera, en la localidad mexicana de Piedras Negras, familias hondureñas se mantenían juntas en una zona céntrica con veredas agrietadas, calles estrechas y poca gente, sin tener claro dónde pasar la noche porque el único refugio de la ciudad estaba lleno.

Esa suerte dispar refleja la doble naturaleza de la vigilancia de fronteras estadounidenses con una norma de pandemia conocida como Título 42, que toma su nombre de una ley de salud pública de 1944. El presidente, Joe Biden, quería poner fin a esas normas el lunes, pero un juez federal en Luisiana emitió una orden nacional que las mantuvo intactas.

El gobierno de Estados Unidos ha hecho más de 1,9 millones de expulsiones amparándose en el Título 42, que niega la oportunidad de pedir asilo, contemplada por la ley estadounidense y tratados internacionales, con el objetivo de evitar contagios de COVID-19.

Pero el Título 42 no se aplica por igual a todas las nacionalidades. Por ejemplo, México acepta recibir a los migrantes de Honduras, Guatemala, El Salvador y México. Pero para otras nacionalidades, el alto coste, las malas relaciones diplomáticas y otras consideraciones hacen que sea difícil para Estados Unidos enviarlos de vuelta a sus países de origen según el Título 42. En lugar de eso, normalmente se les libera en Estados Unidos para que pidan asilo o recurran a otras fórmulas legales.

Migrantes cubanos toman un descanso tras cruzar la frontera Sur, en Eagle Pass, Texas. (AP/Dario Lopez-Mills)
Migrantes cubanos toman un descanso tras cruzar la frontera Sur, en Eagle Pass, Texas. (AP/Dario Lopez-Mills)

Los hondureños en Piedras Negras piden dinero a los cubanos que llegan a la estación de autobús, sabiendo que a los cubanos no les servirán los pesos porque pasan directamente la otro lado de la frontera. Aunque México aceptó en abril recibir a algunos cubanos y nicaragüenses expulsados según el Título 42, la gran mayoría son liberados en Estados Unidos.

“Fue entrar y salir”, dijo Javier Fuentes, de 20 años, sobre su estancia de una noche en una casa arrendada en Piedras Negras. El domingo por la mañana, él y otros dos hombres cubanos cruzaron el Río Bravo y caminaron por una carretera durante una hora hasta que encontraron un vehículo de la Patrulla Fronteriza en Eagle Pass, una población de Texas de unas 25.000 personas en la que los migrantes cruzan el río al borde de un campo de golf público.

La lluvia de la noche subió el nivel del agua hasta el cuello para la mayoría de los adultos, una posible explicación para la ausencia de grandes grupos de docenas o hasta un centenar de personas, como se suelen ver en la zona.

“La mañana ha empezado despacio”, dijo un agente de la Patrulla Fronteriza al saludar a otros oficiales que vigilaban a cuatro peruanos, incluido un niño de siete años que cruzó con sus padres tras varios días hacinados en una habitación arrendada en Piedras Negras con 17 migrantes.

Cuando el agua volvió a descender hasta la altura de la cadera, una treintena de migrantes se reunió en la orilla de un parque público que también atrae a los residentes de Piedras Negras, considerado como el lugar de nacimiento de los nachos. Había bebés y niño pequeños en el grupo que cruzaba, la mayoría migrantes hondureños. Una mujer hondureña, embarazada de ocho meses, mostraba signos claros de dolor.

Eagle Pass, una localidad dispersa con almacenes y casas en mal estado que la mayoría de las grandes cadenas de tiendas ha ignorado, es uno de los puntos de tránsito más ocupados para la Patrulla Fronteriza en el sector Del Rio, que incluye unos 400 kilómetros (250 millas) de ribera poco poblada. En el cercano Del Rio, que no es mucho más grande que Eagle Pass, el año pasado se congregaron unos 15.000 migrantes, la mayoría haitianos. Todo lo que separa a las localidades de San Antonio, a unas tres horas de carretera, son campos de grano.

Migrantes cubanos llegan a territorio estadounidense tras cruzar el Río Bravo en Eagle Pass, Texas, este domingo, 22 de mayo. (AP/Dario Lopez-Mills)
Migrantes cubanos llegan a territorio estadounidense tras cruzar el Río Bravo en Eagle Pass, Texas, este domingo, 22 de mayo. (AP/Dario Lopez-Mills)

La relativa facilidad del cruce -los migrantes atraviesan el río a pie en pocos minutos, a menudo sin pagar a un contrabandista- y la percepción de que el lado mexicano es relativamente seguro ha convertido la remota región en una importante ruta migratoria.

Hace tiempo que el Valle del Río Grande, en Texas, es el más bullicioso de los nueve sectores de la Patrulla Fronteriza en la frontera mexicana, pero este año Del Rio se ha convertido en el segundo a corta distancia. Yuma, Arizona, otra zona conocida por su relativa seguridad y facilidad para cruzar, ha ganado afluencia con rapidez y ahora es la tercera más transitada.

Del Rio y Yuma quedaron sexta y séptima en número de agentes entre los nueve sectores, lo que refleja cómo la distribución de personal de la Patrulla Fronteriza va por detrás de los flujos migratorios desde hace tiempo.

Otros tramos de la frontera tienen menos patrullas que Del Rio, una ventaja para los migrantes que intentan eludir la captura, pero son más escarpados y remotos, explicó Jon Anfinsen, presidentte del Consejo Nacional de Patrulla Fronteriza en el sector de Del Rio.

Anfinsen describe la región como “una especie de agradable punto intermedio” para los migrantes que buscan un equilibrio entre zonas remotas y seguridad.

Cristian Salgado, que duerme en las calles de Piedras Negras con su esposa y su hijo de cinco años tras huir de Honduras, dijo que la localidad fronteriza mexicana “uno de los pocos lugares donde uno puede vivir más o menos en paz”.

Pero su entusiasmo por los planes del gobierno de Biden de levantar el lunes el Título 42 se evaporó con el fallo judicial. “Ahora no hay esperanza”, dijo.

Su pesimismo podría ser un poco exagerado. En abril se dio el alto a ciudadanos hondureños en 16.000 ocasiones en la frontera, con ligeramente más de la mitad expulsados debido al Título 42. El resto pudo pedir asilo en Estados Unidos si expresaba miedo a regresar a su país.

Pero a los cubanos les fue mucho mejor. Se les dio el alto más de 35.000 veces en abril y apenas 451, o apenas el 1%, fueron procesados según el Título 42.

“Los cubanos entran automáticamente", dijo Joel Gonzalez, hondureño de 34 años y que intentó eludir a los agentes durante tres días en Eagle Pass antes de ser localizado y expulsado. Los agentes le dijeron que ya no era posible pedir asilo en Estados Unidos.

Isis Peña, de 45 años, rechazó una oferta de otra mujer hondureña para cruzar el río. La mujer llamó desde San Antonio y dijo que la habían liberado sin preguntarle siquiera si quería pedir asilo. Ahora vive en Nueva York.

Peña intentó cruzar al día siguiente, una experiencia que no quiere repetir por miedo a ahogarse. Tras unas cuatro horas detenida, un agente le dijo que no había asilo para hondureños.

Reportan detenciones y multas contra unas 18 Damas de Blanco en Cuba

Damas de Blanco el municipio de Colón, Matanzas, Cuba, 2022

Al menos 18 Damas de Blanco fueron detenidas el domingo, y 9 pudieron asistir a misa, en otra jornada de su campaña por la libertad de los presos políticos en Cuba.

Berta Soler, líder del grupo opositor femenino, dijo a Radio Martí que también fueron arrestados y multados dos opositores que apoyan a las Damas en sus localidades.

please wait

No media source currently available

0:00 0:01:27 0:00

Soler y su esposo, ex prisionero político Ángel Moya, pasaron más de dieciséis horas detenidos tras ser arrestados por agentes de la Seguridad del Estado a la salida de la sede de la organización femenina, en la barriada habanera de Lawton. Otras tres Damas de Blanco resultaron detenidas en la capital cuando salían de sus viviendas para dirigirse a la iglesia.

Moya dijo en un post publicado en su cuenta de Facebook que, además de las horas de calabozo, la multa aplicada a Soler fue de 150 pesos en moneda nacional, en tanto que a él le fue impuesta una multa de 2.000 pesos cubanos, “supuestamente por andar sin el nasobuco”, lo cual, alegó, no es cierto, porque “yo salí con el nasobuco y consta en las grabaciones del arresto realizadas por la Seguridad del Estado”.

Desde la provincia de Matanzas, Caridad Burunate, integrante de la organización, informó de su arresto junto a otras Damas de Blanco, entre ellas Yudaxis Pérez Meneses, Mayra García Álvarez, Maritza Acosta Perdomo, Asunción Carrillo Hernández y ella misma, todas residentes en el municipio matancero de Colón.

Según Soler, 14 Damas de Blanco fueron detenidas en total en esa provincia, incluida Annia Zamora, madre de la presa política miembro del grupo Sissi Abascal, y su esposo, el activista Armando Abascal.

Este es el domingo represivo número 16 desde que el pasado 26 de enero las Damas de Blanco anunciaran su regreso a las protestas pacíficas, tras dos años de encierro forzado a causa de la pandemia de Covid-19.

La organización femenina, ganadora en 2005 del Premio Sájarov a la Libertad de Conciencia que otorga el Parlamento Europeo, fue creada en 2003 cuando 75 periodistas independientes, activistas y opositores de todo el país fueron encarcelados durante la conocida como Primavera Negra de Cuba.

(Con reporte de Ivette Pacheco para Radio Martí)

Biscet: Biden deberá hacer más "para que la democracia tenga alguna oportunidad en Cuba"

Dr. Oscar Elías Biscet. (Foto: Facebook)

El opositor cubano Oscar Elías Biscet denunció en el periódico The Washington Times que, pese a que los disidentes cubanos están sufriendo la peor persecución en décadas, la administración del presidente Joe Biden, la comunidad internacional en general y los medios de comunicación han ignorado en gran medida esta represión.

El activista y médico cubano, fundador del Proyecto Emilia, opinó que esta represión es más amplia y dura que las anteriores, ya que tiene como objetivo atemorizar a los cubanos comunes para que dejen de apoyar cualquier tipo de protesta.

Asimismo, Biscet manifestó en su escrito que para que la democracia tenga alguna oportunidad en Cuba, “la administración Biden deberá hacer algo más que retirar las visas de viaje de un puñado de funcionarios cubanos, y la prensa y la comunidad internacional deberán arrojar una luz implacable sobre las fechorías del Sr. Díaz-Canel”.

"¿Por qué el presidente [Biden] no habla tan duro de Díaz-Canel como lo hace sobre Putin?", se cuestionó el disidente cubano.

El exprisionero político señala que un paso positivo que podría tomar la administración Biden sería apoyar la expansión del acceso a Internet en la isla. Díaz-Canel, asegura, “lo ha restringido en respuesta a las protestas pacíficas; esto impide el libre flujo de la información, sin la cual es imposible la recuperación de la democracia en Cuba”.

La Casa Blanca ha dicho que las nuevas medidas hacia Cuba, anunciadas la semana pasada, se centran en los derechos humanos y están diseñadas con el objetivo de empoderar al pueblo cubano para que determine su propio futuro.

“El pueblo cubano enfrenta una crisis humanitaria sin precedentes y la política de Estados Unidos continuará enfocándose en empoderar al pueblo cubano para ayudarlo a crear un futuro libre de represión y sufrimiento económico”, declaró la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre.

La vocera añadió que “el presidente está cumpliendo su compromiso con la comunidad cubanoamericana y sus familiares en Cuba al facilitar la reunificación familiar y fortalecer los lazos familiares".

Biscet, ex prisionero político cubano, fue galardonado en el 2007 por el presidente George W. Bush con la Medalla Presidencial de la Libertad, el premio civil más alto de los Estados Unidos.

Asociación independiente de peloteros cubanos solicita participar en Serie del Caribe 2024 (VIDEO)

Raisel Iglesias, Yuli Gurriel, Aledmys Díaz y Yordan Alvarez, unidos en el día inaugural de la Asociación de Peloteros Cubanos Profesionales. (Foto: Twitter/@beisprocuba)

La Asociación de Peloteros Cubanos Profesionales (ACPBP) presentó este sábado de forma oficial una solicitud para participar en la Serie del Caribe de 2024, que tendrá lugar en la ciudad de Miami.

El grupo, creado en marzo pasado, busca darle voz y participación a los peloteros cubanos que decidieron exiliarse y labrarse un futuro en el béisbol profesional, señala la solicitud publicada en el Twitter por la ACPBP.

“Nuestro objetivo es un reclamo de justicia que se le ha negado a los mejores peloteros de la isla en seis décadas, desde que, en 1962, se eliminó el profesionalismo en Cuba, y usó el deporte en general, y el béisbol en particular, como una bandera de propaganda política”, subraya el texto.

La ACPBP señala que tiene la intención de representar a los beisbolistas cubanos que se desempeñan en las Grandes Ligas estadounidenses, y también a los que juegan en otros circuitos profesionales del planeta, “de manera libre e independiente de la Federación Cubana de Béisbol”.


La solicitud, firmada por el presidente de la ACPBP, Mario A. Fernández, y su secretario, Jorge Morejón, fue presentada en la Noche de la Herencia Cubana, en el Loandepot Park de los Mamia Marlins.

"Estamos convencidos de que un equipo de la ACPBP contribuirá a darle realce a la competencia, junto a los representantes de la República Dominicana, Venezuela, México, Colombia, Puerto Rico y Panamá", señala la solicitud, que no menciona al equipo nacional cubano.

La asociación independiente también ha pedido representar a Cuba en el Clásico Mundial de Béisbol que tendrá lugar el próximo año.

Según el texto, los peloteros de la ACPBP llevarán en sus uniformes, en lugar de Cuba, el rótulo de "Cubanos", en representación de "todos nuestro compatriotas diseminados por todo el planeta desde 1959".

A principios de mayo, el grupo designó al ex lanzador de Grandes Ligas, Orlando "El Duque" Hernández para ocupar el puesto de Gerente General, mientras que el piloto del equipo será Brayan Peña, quien se desempeñó por 12 temporadas como receptor en las Mayores.

Además de El Duque, la iniciativa ha recibido el respaldo de exjugadores de Grandes Ligas como Luis Tiant, René Arocha, Ariel Prieto y Edilberto Oropesa, entre otros. Entre los peloteros en activo que se han sumado se encuentran las de los Astros de Houston Yulieski Gurriel, Aledmys Díaz y Yordán Álvarez; el misil de Nueva York, Aroldis Chapman, y de los Medias Blancas de Chicago, el jonronero José Dariel “Pito” Abreu.

43 balseros devueltos a Cuba este fin de semana y ya son más de 300 en mayo (VIDEO)

Embarcación con cubanos a bordo detectada a 65 millas al sur de Marathon, Florida, el 18 de mayo de 2022. (Foto: USCG/Erik Villa-Rodríguez)

La Guardia Costera de EEUU repatrió este sábado a 43 migrantes cubanos a la isla, detenidos cuando intentaban ingresar por mar a territorio estadounidense, para un total de 315 en lo que va de mayo, según informes de esa agencia federal, mientras dos embarcaciones provenientes de la isla fueron interceptadas este domingo en el Sur de la Florida.

Desde el 1 de octubre de 2021, las tripulaciones de la Guardia Costera han detenido a 1.952 migrantes cubanos indocumentados en su intento de llegar a Estados Unidos por vía marítima.

Los migrantes fueron trasladados a bordo del buque guardacostas Bernard Webber, luego de cuatro interdicciones frente a los Cayos de Florida, informó la Guarida Costera, que detalló las operaciones.

Una tripulación de la Guardia Costera de la Estación Aérea Clearwater alertó a los agentes del Sector de Cayo Hueso de una embarcación rústica, el martes, a las 3:45 p. m., a unas 40 millas al sur de Long Key.

Un equipo de Operaciones Aéreas y Marinas de Aduanas y Protección Fronteriza detectó una embarcación rústica, el miércoles, a las 10:50 a.m., a unas 50 millas al sur de Islamorada, en el primero de tres avistamientos ese día.

El mismo equipo informó de otra embarcación, aproximadamente a las 12:15 p. m., a unas 45 millas al sur de Big Pine Key. Horas más tarde, sobre las 3:30 p.m., a unas 65 millas al sur de Marathon, una tercera embarcación con cubanos a bordo fue interceptada por los guardacostas estadounidenses.

"La Guardia Costera y nuestros socios han aumentado las patrullas aéreas y de superficie en los Estrechos de Florida, los Pasajes de Barlovento y Mona", dijo la suboficial Nicole J. Groll, del Séptimo Distrito de la Guardia Costera.

"Estas vías fluviales son peligrosas, impredecibles y el riesgo de pérdida de vidas es grande", añadió.

Siguen llegando

En la madrugada de este domingo, agentes de la Patrulla Fronteriza respondieron a un evento de contrabando marítimo en los Cayos de Florida. Según detalló en Twitter el agente Walter N. Slosar, jefe de patrulla de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), 10 migrantes cubanos fueron detenidos.

“La investigación aún está en curso”, subrayó el oficial.


Horas después, Slosar informó en la red social que agentes de la Patrulla Fronteriza junto a otros oficiales del orden, estatales, federales y locales, respondieron al desembarco de seis migrantes cubanos en Golden Beach, Florida.

Los balseros, detalló, nadaron hasta la orilla cuando su embarcación naufragó cerca de la costa. "No hay heridos que reportar", concluyó el jefe de patrulla de CBP.

Cargar más

XS
SM
MD
LG