Enlaces de accesibilidad

Curadora expulsada de Factoría Habana crea su propio proyecto alternativo


La curadora de arte Claudia Genlui Hidalgo.

Que la expulsaran del proyecto Factoría Habana en diciembre por impartir una conferencia sobre arte independiente cubano fue el primer paso hacia la independencia propia, según acaba de demostrar la curadora de arte Claudia Genlui Hidalgo con el lanzamiento de su proyecto RICINA.

"Priorizar el arte independiente"
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:44 0:00

“Tiene la flexibilidad de insertarse en cualquier lugar, de trabajar con cualquier tipo de persona, pero sobre todo me interesa priorizar el arte independiente; ese arte independiente que no encuentra cabida en los espacios institucionales”, le dijo el martes Genlui Hidalgo a la periodista de Radio Televisión Martí Yolanda Huerga.

El punto de partida es precisamente trabajar con personas cuyo objetivo sea generar --a través del arte-- nuevas estructuras de pensamiento que influyan en la sociedad cubana, escribió en su cuenta de Facebook Genlui Hidalgo, integrante del Movimiento San Isidro que encabeza Luis Manuel Otero Alcántara.

“Comencé con un proyecto social que se llama Espacio de Diálogo y Liberación Femenina, que tendrá varias sesiones [a modo de] relajación entre todas esas mujeres que han sido víctimas de violencia, tanto física como psicológica, y necesitan lugares como ese”, le dijo Genlui Hidalgo a Huerga.

De hecho, son mujeres que ven el arte como una forma de aliviar un poco el estrés, asegura la curadora habanera.

“El primer encuentro es la casa de Elizabeth Valdés, una mujer de 42 años que vive en La Habana Vieja y ha sufrido tres derrumbes en su casa”, explica Genlui Hidalgo. “Entonces Elizabeth padece de estados de ansiedad; ella piensa que le va a ocurrir de nuevo lo que ya ha vivido tres veces”.

Según la nota publicada en Facebook, la experiencia superó sus expectativas.

“Porque la conectividad y el calor humano que aquí generamos me demostró la fuerza que tiene el arte, su capacidad de incidir, conectar y hacernos reflexionar sobre nosotros mismos y sobre nuestras realidades”, escribió la curadora.

Además de este encuentro de febrero, Espacio de Diálogo y Liberación Femenina tendrá nuevas sesiones en mayo y junio, y culminará con un boletín que incluya poemas, tejidos y pinturas hechos por las propias participantes del barrio, le contó Genlui Hidalgo a la reportera de Radio Martí.

Su expulsión de Factoría Habana se debió a que, el 11 de diciembre del año pasado, la curadora impartió en la Embajada de la República Checa una conferencia sobre arte independiente cubano y sobre la obra de Otero Alcántara después que en su centro de trabajo, subordinado a la Oficina del Historiador de la Ciudad Eusebio Leal, le advirtieron que no lo hiciera.

“Ellos fueron claros conmigo y me dijeron que no podía dar la conferencia, y yo también fui clara con ellos y les dije que sí se iba a hacerla”, le dijo entonces Genlui Hidalgo a la periodista de Radio Martí Ivette Pacheco.

XS
SM
MD
LG