Enlaces de accesibilidad

Mundo

Británico denuncia que a su esposa la "dejaron morir" en un hospital de Cuba

Playa holguinera donde empezó la tragedia para la familia Dumbleton.

Ray Dumbleton dijo que las autoridades cubanas le prohibieron incluso decir un último adiós a su querida Sheila por no poder pagar una factura médica de 20.000 euros.

Un desconsolado jubilado del Reino Unido dijo a la prensa que a su esposa la "dejaron morir" en un hospital de Cuba porque no podían pagar una factura médica de 20.000 euros, según informa este domingo el diario Birmingham Mail.

Ray Dumbleton dijo que incluso las autoridades comunistas le prohibieron decir un último adiós a su querida Sheila, su alma gemela por 34 años, mientras su cuerpo permanecía solo en una morgue en Cuba.

El matrimonio Dumbleton.
El matrimonio Dumbleton.

El hombre de 67 años de edad, de la localidad de Frankley, dijo que esta prueba en la isla fue como "el infierno en la Tierra".

La turista británica, de 57 años de edad, que sufrió un derrame cerebral, una hemorragia en el cerebro y otras complicaciones, murió mientras estaba recibiendo tratamiento en el hospital cubano.

Ahora, su familia está angustiada por haber recibido la orden de liquidar su factura médica, además de que debe encontrar un extra de 7.000 euros para llevar a casa el cuerpo de Sheila.

"Sabemos que, tan pronto como el hospital supo que no podíamos pagar, la dejaron deteriorarse hasta morir", dijo Ray.

Agregó el hombre que "las condiciones en el hospital cubano eran terribles, algo que me resulta difícil poner en palabras. Había cadáveres descubiertos por todas partes”.

"Era como si ellos no se preocuparan por la dignidad de las personas. Ellos ni siquiera me permitieron ver el cuerpo de mi esposa y darle mis últimos respetos. Simplemente continuaron diciendo que era la ley cubana. Ellos han roto mi corazón. Me sentí impotente allí. En un punto incluso amenazaron con que me meterían en la cárcel si continuaba exigiendo para verla.

Ahora estoy feliz de estar de vuelta a casa, pero yo no puedo descansar hasta que Sheila esté de vuelta aquí con su familia”.

Sheila se convirtió en bisabuela mientras estaba en Cuba, pero nunca llegó a conocer a su primer bisnieto.

El matrimonio llegó a Holguín el pasado 6 de junio, y luego de seis días de vacaciones Dumbleton tuvo un sangramiento digestivo, fue operada de urgencia.

Dumbleton, quien al parecer había tenido antes el mismo padecimiento, no lo habría declarado al momento de la compra del seguro de viaje, por lo que la compañía aseguradora se niega ahora a pagar la factura.

“Lamentamos mucho lo ocurrido a la señora Dumbleton, pero desafortunadamente ella no reveló su historial médico a la hora de comprar el seguro de viaje, por lo que su reclamación no está cubierta”, declaró un vocero de la aseguradora White Horse Insurance Ireland.

Vea todas las noticias de hoy

Áñez, Navalny y Mujeres Afganas, finalistas del Premio Sájarov 2021

Detención de Jeanine Áñez, expresidenta interina de Bolivia

Como cada año, hoy, 14 de octubre, el Parlamento Europeo (PE) dio a conocer los nombres de los tres finalistas al Premio Sájarov 2021, que se concede a luchadores por la libertad de expresión, de conciencia y por los derechos humanos en todo el mundo.

Los tres seleccionador por el PE para optar por el prestigioso premio este año son la expresidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, el líder opositor ruso Alexei Navalny y el grupo denominado Mujeres Afganas.

Jeanine Áñez, cuya nominación fue respaldada, entre otros, por el líder opositor cubano Guillermo “Coco” Fariñas y la organización defensora de los derechos humanos en Cuba “Damas de Blanco”, presidida por Berta Soler, ocupó la presidencia interina de Bolivia en noviembre de 2019, tras las elecciones realizadas por Evo Morales y que fueron declaradas fraudulentas.

A pesar de haber convocado a elecciones en el período dictado por las leyes bolivianas y reconocido la victoria de Luis Arce, del partido creado por Morales Movimiento al Socialismo (MAS), Áñez fue detenida el 13 de marzo de 2021, y permanece en prisión, acusada de “terrorismo, sedición y conspiración”.

Alexei Navalny, quien se presentara a elecciones denunciado la “corrupción del gobierno de Vladimir Putin”, fue envenenado en 2020 durante un viaje realizado a Siberia, y para recuperarse debió pasar varios meses hospitalizado en Berlín, desde donde regresó a Moscú tras su mejoría y fue arrestado a su arribo al aeropuerto moscovita. Juzgado y sentenciado a dos años de cárcel, Navalny aún permanece en prisión.

Mujeres Afganas, un grupo de once mujeres nominadas “por su valentía para luchar por la igualdad y los derechos humanos”, tras haber perdido el terreno conquistado cuando el régimen de los talibanes se reinstauró Afganistán, está integrado por: Shaharazad Akbar, Mary Akrami, Zafira Ghafari, Palwasha Hassan, Freshta Karimi, Sahraa Karimi, Metra Mehran, Horia Mosadik, Sima Samar, Habiba Sarabi y Anisa Shaheed.

El Premio Sájarov, creado en 1988 en honor de Andrei Sájarov, reconocido físico y opositor de la era soviética, cuenta con una dotación de 50, 000 euros y el pasado año recayó sobre la oposición bielorrusa, enfrentada al gobierno de Lukashenko.

Varios cubanos han sido merecedores del galardón que rinde homenaje a individuos y organizaciones que trabajan en defensa de los derechos humanos: en 2002, el fundador del Movimiento Cristiano Liberación, Oswaldo Payá Sardiñas (1952-2012); en 2005, el grupo Damas de Blanco, y en 2010, el opositor Guillermo Fariñas.

Los ganadores serán dados a conocer el próximo 21 de octubre y la ceremonia de entrega se realizará el próximo 15 de noviembre en Estrasburgo, Suecia.

Recuerdan a Borrell que “el deber de la UE" es con la sociedad civil en Cuba, no con el régimen

Josep Borrell. JOHANNA GERON / POOL / AFP)

La opositora cubana Rosa María Payá, líder de la plataforma Cuba Decide, presentó este martes junto a los eurodiputados Leopoldo López Gil, del PP; José Ramón Bauzá, de Ciudadanos y Herman Tertsch, de VOX, una declaración ante el Parlamento Europeo en la que se pide al organismo regional la suspensión de la cooperación y el diálogo con el régimen de La Habana debido a “la sistemática violación de las obligaciones y los compromisos pactados”.

Durante su intervención, Payá dijo respaldar una declaración que “apoya el derecho del pueblo cubano a vivir en democracia” y que “le dice a la UE lo que tiene que hacer. Hay que activar la cláusula de suspensión de ese acuerdo. No actuar en este momento es tender la mano al régimen”, aseguró la opositora cubana.

Herman Tertsch dio lectura a una declaración conjunta de los tres europarlamentarios, recordando que en el acuerdo bilateral de la UE con Cuba consta de una cláusula de suspensión en el caso de no cumplirse con lo conveniado y que esa cláusula de suspensión debe ser aplicada de facto.

Diputados de la UE, junto a Rosa María Payá, hablan en el Parlamento Europeo
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:55 0:00

Dirigiéndose directamente al Alto Representante para la Política Exterior Josep Borrell el eurodiputado de VOX, acusó al régimen de Miguel Díaz-Canel de haberse “enriquecido con los fondos de la UE, que han financiado los caprichos de la dictadura”.

La exigencia al Alto Representante de la UE fue una constante en la comparecencia de Tertsch, quien también pidió que la Delegación de la UE en La Habana ofrezca “toda la asistencia posible a las personas perseguidas por el régimen”.

Por su parte, el eurodiputado Leopoldo López Gil dijo que en la declaración resaltan "los valores de la UE, el respeto a los derechos humanos. Los presos políticos cubanos nunca van a quedar solos”.

La declaración lanza un reclamo, al solicitar al régimen de Díaz-Canel “liberar de inmediato a todas las personas detenidas por ejercer sus derechos fundamentales”.

Entre las peticiones realizadas por los eurodiputados se encuentran el de cesar “de inmediato la violencia y permitir la entrada y acceso sin restricciones de los diputados del Parlamento Europeo a Cuba.

(Con reporte desde Nueva York de Carmen María Rodríguez para Radio Martí)

Los premios Nobel Maria Ressa y Dmitry Muratov no son sólo periodistas: son campeones de la democracia

El Premio Nobel de la Paz 2021 fue concedido a los periodistas Dmitry Muratov de Rusia (izquierda) y a Maria Ressa de Filipinas por su lucha por la libertad de expresión. 2021 Mikhail Metzel/AP Images, (c) 2019 Aaron Favila/AP Images

La decisión del Comité Noruego del Nobel de conceder el Premio Nobel de la Paz a los periodistas Maria Ressa, filipina y Dmitry Muratov, ruso, es una inyección de ánimo para los innumerables periodistas que han sido despedidos, demandados, atacados y salvajemente trolleados en su trabajo en todo el mundo.

Pero más que eso, es el reconocimiento del papel fundamental que desempeña el periodismo en la defensa de los derechos humanos y la democracia en un momento en que los gobiernos autocráticos los están socavando enérgicamente. Las empresas de medios sociales también han desempeñado un papel peligroso.

Ressa, antigua reportera de investigación de la CNN, cofundó el sitio de noticias Rappler, con sede en Manila. Ella y su equipo de periodistas han apuntado al gobierno abusivo del presidente filipino, Rodrigo Duterte, sacando a la luz asesinatos a gran escala como parte de la "guerra contra las drogas" de su gobierno, así como la corrupción gubernamental.

Ressa no sólo se enfrentó a la administración de Duterte. También fue una de las primeras periodistas en reconocer los peligros que Facebook suponía para las democracias de todo el mundo. En Filipinas, Facebook ofrece datos gratuitos a través de su aplicación móvil, por lo que para gran parte de la población Internet sólo existe en Facebook. Como resultado, gran parte del discurso online está manipulado por los partidarios de Duterte, que difunden peligrosas informaciones falsas sobre sus rivales políticos. "Facebook es ahora el mayor distribuidor de noticias del mundo y, sin embargo, se ha negado a ser el guardián", advirtió Ressa.

Como resultado, Ressa -y Rappler- fueron objeto de una despiadada campaña de odio en línea, que incluyó ataques misóginos. Facebook fue uno de los principales vectores de esta violencia, según un estudio realizado en marzo por el Centro Internacional de Periodistas.

En junio de 2020, Ressa fue condenada por difamación criminal y recibió una "sentencia indeterminada" de hasta seis años. Ella y sus colegas han sido acusados, detenidos o condenados en múltiples casos de difamación y el gobierno también inició una investigación sobre los impuestos y las finanzas de Rappler.

El panorama se oscurece en Rusia. El compañero de Ressa, Dmitry Muratov, es cofundador y redactor jefe del periódico moscovita Novaya Gazeta, cuyos reportajes han sacado a la luz las violaciones de los derechos humanos, la corrupción y el abuso de poder del gobierno de Vladimir Putin.

El personal de Novaya Gazeta se enteró del anuncio del premio un día después de conmemorar el 15º aniversario del asesinato de su colega Anna Politkovskaya. Politkovskaya pasó años documentando las torturas y asesinatos en Chechenia.

El premio llega en un momento en el que las autoridades rusas han intentado destripar los medios de comunicación independientes del país, como parte de su esfuerzo más amplio por paralizar la sociedad civil y sofocar las voces críticas.

A principios de la década de 2000, expulsaron a la televisión independiente. En años más recientes, editores y reporteros de mentalidad independiente se vieron obligados a abandonar los principales medios de comunicación debido a la toma de control de la redacción y la propiedad por parte de personas vinculadas al Kremlin. Estos reporteros fundaron nuevas e interesantes plataformas de información independiente.

Ressa y Muratov reconocieron que son los representantes de los periodistas no reconocidos que trabajan en condiciones cada vez más hostiles. En una entrevista, Muratov dijo: "Esto no es mérito mío. Esto es Novaya Gazeta. Es por los que murieron defendiendo el derecho de la gente a la libertad de expresión".

Muratov sabe que las filas de los que dicen la verdad se han reducido considerablemente. Según el Comité para la Protección de los Periodistas, el número de periodistas asesinados en represalia por su trabajo se duplicó con creces en 2020. Al menos 83 gobiernos de todo el mundo han utilizado la pandemia de Covid-19 para justificar la violación del ejercicio de la libertad de expresión, según Human Rights Watch.

El último ataque de Rusia contra los periodistas consiste en etiquetarlos como "medios de comunicación agentes extranjeros", algo que resulta tóxico en Rusia. Horas después del anuncio del Premio Nobel, Rusia designó al medio de investigación Bellingcat y a otros nueve periodistas como "agentes extranjeros".

Nobel de la Paz 2021 a dos perdiodistas "Por su valiente lucha por la libertad de expresión en Filipinas y Rusia"

Los periodistas María Rezza (Filipinas) y Dmitri Muratov (Rusia) Permio Nobel de la Paz 2021

Dos periodistas cuyo trabajo ha enfurecido a las autoridades en Rusia y Filipinas fueron galardonados el viernes con el Premio Nobel de la Paz, en honor al derecho a la libertad de expresión, que el comité que entrega el premio dijo estaba bajo amenaza en todo el mundo.

Maria Ressa y Dmitry Muratov recibieron el premio "por su valiente lucha por la libertad de expresión en Filipinas y Rusia", dijo la presidenta del Comité Noruego del Nobel, Berit Reiss-Andersen, en una conferencia de prensa.

"Al mismo tiempo, son representantes de todos los periodistas que defienden este ideal en un mundo en el que la democracia y la libertad de prensa enfrentan condiciones cada vez más adversas", agregó.

El premio es el primero para los periodistas desde que el alemán Carl von Ossietzky lo ganó en 1935 por revelar el programa secreto de rearme de posguerra de su país.

Es el primer ruso en ganar el Premio Nobel de la Paz desde Mijaíl Gorbachov, quien ayudó a fundar Novaya Gazeta con el dinero que recibió al ganar el reconocimiento en 1990.

"El periodismo libre, independiente y basado en hechos sirve para proteger contra el abuso de poder, las mentiras y la propaganda de guerra", dijo Reiss-Andersen.

Muratov es editor en jefe del periódico ruso de investigación Novaya Gazeta, que se ha enfrentado al Kremlin bajo el gobierno de Vladimir Putin con investigaciones sobre irregularidades y corrupción, con una cobertura amplia del conflicto en Ucrania.

Es el primer ruso en ganar el Premio Nobel de la Paz desde Mijaíl Gorbachov, quien ayudó a fundar Novaya Gazeta con el dinero que recibió al ganar el reconocimiento en 1990.

Ressa dirige Rappler, una empresa de medios digitales que cofundó en 2012, y que se ha vuelto prominente a través de reportajes de investigación, incluidos asesinatos a gran escala durante una campaña policial contra las drogas.

"Estoy en shock", dijo Ressa en una transmisión en vivo por Rappler.

En agosto, un tribunal filipino desestimó un caso de difamación contra Ressa, una de las varias demandas presentadas contra la periodista que dice que ha sido atacada debido a los informes críticos de su sitio de noticias sobre el presidente Rodrigo Duterte.

La difícil situación de Ressa, una de varios periodistas nombrados por la revista Time como Persona del año en 2018 por luchar contra la intimidación de los medios de comunicación, ha suscitado preocupación internacional por el acoso a los medios de comunicación en Filipinas, un país que alguna vez fue considerado un abanderado de la libertad de prensa en Asia.

"Normalmente esperamos que una mayor visibilidad en realidad signifique una mayor protección de los derechos y la seguridad de las personas afectadas"

El propio Kremlin felicitó a Muratov por el premio.

"Trabaja persistentemente de acuerdo con sus propios ideales, está dedicado a ellos, tiene talento, es valiente", dijo el portavoz Dmitry Peskov.

El premio dará a ambos periodistas una mayor visibilidad internacional y puede inspirar a una nueva generación de periodistas, dijo Dan Smith, director del Instituto Internacional de Investigación para la Paz de Estocolmo.

"Normalmente esperamos que una mayor visibilidad en realidad signifique una mayor protección de los derechos y la seguridad de las personas afectadas", dijo a Reuters.

El Premio Nobel de la Paz se entregará el 10 de diciembre, aniversario de la muerte del industrial sueco Alfred Nobel, quien fundó los premios en su testamento de 1895.

Rusia refuta con falsedades la investigación de los 'Pandora Papers'

María Zajárova, portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia.

La portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores ruso, María Zajárova, acusa a Estados Unidos de ser el mayor paraíso fiscal mientras que omite las revelaciones sobre oligarcas de su propio país.

Unos 150 medios de todo el mundo, entre ellos el periódico británico The Guardian, revelaron el pasado 3 de octubre los llamados Pandora Papers o Papeles de Pandora. Se trata de 12 millones de documentos filtrados acerca de empresas que ocultan el dinero de algunas de las personas más ricas y poderosas del mundo en diversos paraísos fiscales.

Los documentos, filtrados al Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), mencionan a líderes mundiales, celebridades, jueces, funcionarios y empresarios que ocultaron su dinero en paraísos fiscales. Entre ellos se encuentran el presidente ucraniano Volodimir Zelenski y asociados del presidente ruso Vladimir Putin.

Como reacción a las revelaciones, la portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores ruso, María Zajárova, escribió en su canal de Telegram: “El 4 de junio de 2021, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunció la publicación de un memorando [...] para establecer la lucha contra la corrupción como un interés central de la seguridad nacional de Estados Unidos. Hoy, según The Guardian, la investigación del ICIJ ha señalado a Estados Unidos como el mayor paraíso fiscal”.

Biden sí firmó el memorando, pero la afirmación atribuida al ICIJ es falsa. Además, Zajárova y los medios de comunicación estatales rusos han ignorado o restado importancia a la enorme proporción de ciudadanos y oligarcas de su país que abarca la investigación.

Revelaciones y medidas

El ICIJ no nombró a Estados Unidos como el mayor paraíso fiscal, sino como “uno de los mayores actores en el mundo [del secreto] offshore”. Otras investigaciones, no obstante, sugieren que Estados Unidos es el segundo mayor paraíso fiscal del mundo, por detrás de las Islas Caimán y por delante de Suiza.

Sin embargo, Zajárova omite uno de los mayores hallazgos:

“El análisis del ICIJ revela que los rusos están detrás de alrededor del 14% de las más de 27.000 empresas cuyos detalles de propiedad se revelan en la filtración”, escribió el Consorcio en un artículo. “Al menos 46 oligarcas rusos utilizaban empresas offshore”.

Estas palabras están al final de una nota del ICIJ que detalla información sobre Konstantin Ernst, antiguo director de varios medios estatales rusos. La nota habla de él como “el principal creador de imagen de Putin”. Asimismo, el Consorcio informó que los multimillonarios nombrados en los papeles de Pandora “proceden de 45 países, la mayoría de Rusia (52), Brasil (15), el Reino Unido (13) e Israel (10)”.

El hecho de que Estados Unidos figure como uno de los mayores paraísos “fiscales” del mundo no es nuevo: Bloomberg ya lo informó en 2016. Pero los papeles de Pandora no solo tienen que ver con impuestos, sino con la ocultación de dinero en acuerdos fiduciarios prácticamente impenetrables.

Parte de ese dinero oculto sí que está llegando a Estados Unidos. El ICIJ y sus socios informan que el estado de Dakota del Sur, por ejemplo, se ha convertido en uno de los destinos favoritos. Al mismo tiempo, algunos políticos estadounidenses, incluido Biden, han advertido sobre los riesgos del blanqueo de dinero o han tomado medidas para combatirlo.

Zajárova señaló el memorando de Biden, titulado oficialmente Memorandum on Establishing the Fight Against Corruption as a Core United States National Security Interest, firmado y publicado en línea el 3 de junio.

“La corrupción amenaza la seguridad nacional de Estados Unidos, la equidad económica, la lucha contra la pobreza y los esfuerzos de desarrollo a nivel mundial, y la propia democracia”, afirma el documento. “Mi Administración liderará los esfuerzos para promover la buena gobernanza, llevar la transparencia a los sistemas financieros de Estados Unidos y del mundo, prevenir y combatir la corrupción en el país y en el extranjero, y hacer que sea cada vez más difícil para los actores corruptos blindar sus actividades”.

El memorando esboza una estrategia de colaboración con socios extranjeros, la modernización de las agencias estadounidenses que investigan el blanqueo y el levantamiento del secreto sobre la propiedad de las empresas.

Cuando Biden asumió la presidencia, la legislación contra el blanqueo de capitales y la corrupción había ido ganando apoyo bipartidista en el Congreso de Estados Unidos.

También en enero de 2021, el Congreso aprobó la Ley de Transparencia Corporativa, que obliga a todas las empresas estadounidenses a presentar información sobre la propiedad a la Financial Crimes Enforcement Network (FinCEN). El objetivo es acabar con las sociedades pantalla anónimas, un mecanismo popular para la evasión fiscal y la ocultación de activos.

La Ley contra el Blanqueo de Capitales de 2020 se aprobó para apoyar las disposiciones de la Ley de Transparencia Corporativa. Entre otras cosas, facilita a los funcionarios judiciales de Estados Unidos la citación de registros financieros extranjeros y ofrece recompensas a los denunciantes que expongan las irregularidades.

De Suiza a Delaware, pasando por las Islas Vírgenes Británicas

Zajárova no ha sido la única en ridiculizar a Biden.

En abril, funcionarios suizos criticaron al presidente estadounidense después de que este calificara al país europeo, conocido por su secreto bancario, de “paraíso fiscal”. Los reguladores internacionales, dicen ahora los suizos, le han dado el visto bueno a las medidas adoptadas por el país para cumplir las normas internacionales de transparencia.

Otros señalaron la ironía del llamado a la transparencia de un presidente que procede del estado de Delaware, con su historia de secreto empresarial.

“Delaware, el estado al que Biden representó en el Senado durante 36 años, ha tenido durante mucho tiempo la reputación de permitir a las empresas y a los ricos ocultar los verdaderos beneficiarios de las empresas fantasma anónimas registradas allí”, informó Associated Press.

Sin embargo, Biden ha invitado a combatir la evasión fiscal y el blanqueo de dinero. Desde entonces, la Administración ha pedido un aumento importante de la financiación del Servicio de Impuestos Internos (IRS) para ayudar a auditar a las personas con altos ingresos. Durante años, los recortes presupuestarios han mermado la capacidad de la agencia para auditar las finanzas de los contribuyentes más ricos.

Multimillonarios estadounidenses como el dueño de Amazon, Jeff Bezos, el fundador de Microsoft, Bill Gates, y el inversor Warren Buffett, no aparecen en los Pandora Papers. Sin embargo, la investigación sí que nombra a más de cuarenta oligarcas rusos, así como al propio Konstantin Ernst.

A Ernst se le encargó orquestar las ceremonias de apertura de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2014 en Sochi, por lo que supuestamente solo se le pagó un rublo. Sin embargo, el ICIJ descubrió que, después de los Juegos, Ernst aparecía en un acuerdo de privatización de 1.000 millones de dólares que comenzó con la incorporación de una empresa en las Islas Vírgenes Británicas, un conocido paraíso fiscal en el Caribe.

“Los archivos filtrados también muestran que Ernst fue el beneficiario de un préstamo de 16,2 millones de dólares —de un banco de Chipre en parte propiedad de VTB— utilizado para financiar su participación en el acuerdo”, escribió el ICIJ. El VTB es un banco ruso de propiedad estatal.

“Los archivos muestran que el banco instruyó explícitamente a los abogados en el extranjero para que mantuvieran los documentos que detallaban la conexión de Ernst con el préstamo fuera de los registros gubernamentales en las Islas Vírgenes Británicas, donde se constituyeron las empresas fantasma que ocultaban el acuerdo”.

Al responder al ICIJ, Ernst negó haber ocultado su participación en el acuerdo de privatización y acusó a la organización de trabajar para “los servicios secretos estadounidenses”.

Cargar más

XS
SM
MD
LG