Enlaces de accesibilidad

Cuba

Campesinas cubanas relanzan iniciativa motivadas por denuncia de joven en redes sociales: "Somos Amelia"

Cartel creado por FLAMUR, en solidaridad con Amelia Calzadilla.

La Federación Latinoamericana de Mujeres Rurales en Cuba (FLAMUR) ha enviado una carta al Observatorio Cubano de Conflictos (OCC) en la cual se identifican con Amelia Calzadilla y advierten que el reciente estallido de la joven en Facebook “no sólo ha estremecido con su valiente alocución la sensibilidad de las familias urbanas, sino también de las rurales”.

En la carta, las firmantes denuncian la desidia demostrada por el régimen cubano ante la gravedad de la situación por la que atraviesa la población, desentendiéndose, según el texto, “de las necesidades básicas de los ciudadanos […] para dedicar los escasos recursos a construir hoteles de lujo que permanecen vacíos en medio de las más elementales necesidades de subsistencia”.

Las integrantes de FLAMUR alegan que, “como han demostrado los economistas cubanos, el costo de construir en ellos (los hoteles) una habitación, permitiría comprar 10 tractores para labrar las tierras ociosas”.

Las campesinas cubanas relatan que en 2020, en unión con la Liga de Campesinos Independientes de Cuba, hicieron pública la iniciativa “Sin Campo no hay País”, en la que proponían cinco medidas fundamentales para frenar “la hambruna que se avecinaba” y exhortaban al régimen a levantar “el bloqueo interno”, ya que, durante años, los representantes de poder “siguen mostrando más interés en aplastar toda iniciativa privada que en dar solución a las penurias de la población”.

Tras exponer algunas de las maniobras del régimen "para engañar a la administración Biden", las miembros de la organización rural deciden volver a presentar los puntos del documento “Sin Campo no hay País”, y reconocen que están inspiradas “por la dignidad y el valor con el que Amelia se presentó -rodeada por un descomunal despliegue policíaco digno de un peligroso terrorista-, a la “entrevista” con funcionarios interesados en inducirla al arrepentimiento”.

“La Inquisición está viva en Cuba. Cierto. Pero sepan que la insumisión también lo está. ¡La lucha continúa!”, concluyen.

La inesperada aparición en Facebook, días atrás, de Amelia Calzadilla, joven madre cubana desesperada por la incapacidad del régimen para dar solución a los más elementales problemas de subsistencia, desencadenó una avalancha de declaraciones de otros padres y madres que se identificaron con lo expuesto por la muchacha.

Ante el creciente movimiento #TodosSomosAmelia, el régimen, como es habitual, respondió con una campaña de “fusilamiento de la personalidad”, intentando sin éxito desacreditar a Calzadilla, con lo cual sólo logró aumentar las simpatías de la población hacia la joven.

A continuación, reproducimos el texto de la carta enviada por FLAMUR al Observatorio Cubano de Conflictos

LAS CAMPESINAS CUBANAS TAMBIÉN SOMOS AMELIA

El Observatorio Cubano de Conflictos (OCC) ha recibido esta carta de la Federación Latinoamericana de Mujeres Rurales – Cuba con la solicitud de que contribuyamos a su distribución. El OCC invita a los lectores a compartir esta declaración en las redes sociales.
________________________________________
"En Cuba la joven Amelia Calzadilla no solo ha estremecido con su valiente alocución la sensibilidad de las familias urbanas, sino también de las rurales.

Mientras el hambre se extiende en la población, nuestros campos se hunden en la miseria y la improductividad a las que han sido condenadas por las políticas económicas del gobierno.

El estado se ha desentendido de las necesidades básicas de los ciudadanos –alimentos, salud, electricidad, transporte, educación–, para dedicar los escasos recursos a construir hoteles de lujo que permanecen vacíos en medio de las más elementales necesidades de subsistencia.

Como han demostrado los economistas cubanos el costo de construir en ellos una habitación permitiría comprar 10 tractores para labrar las tierras ociosas. Pero los que pueden poner otro rumbo al país sigue mostrando más interés en aplastar toda iniciativa privada que en dar solución a las penurias de la población. Las ideas y proyectos del ciudadano común son asfixiados en campos y ciudades.

En marzo de 2020 las campesinas cubanas asociadas a la Federación Latinoamericana de Mujeres Rurales (FLAMUR) junto a la Liga de Campesinos Independientes de Cuba, publicamos una carta que titulamos “Sin Campo no hay País”.

En ella presentamos un programa de cinco puntos para evitar la hambruna que se avecinaba y hoy toca a las puertas de las familias cubanas:

1- Libertad para la producción y distribución de nuestros productos.

2- Libertad para fijar los precios de nuestros productos de acuerdo con el mercado.

3- Libertad para importar y exportar directamente, incluso de Estados Unidos, donde está comprobado que sus leyes no lo impiden, por nuestra condición de campesinos independientes.

4- Eliminar por diez años todos los impuestos a productores y procesadores de alimentos.

5- Entregar títulos de propiedad permanente a todos los productores agrícolas.”

La Liga de Campesinos independientes y FLAMUR concluimos el documento con este llamado: “¡Evitemos una hambruna! ¡Levanten el bloqueo interno a la libre producción agrícola!”

¿Qué respondió el gobierno? Nada. Nos ninguneó y anunció un plan estatal de 63 medidas –gestionadas por el estado– para dar solución a la seguridad alimentaria. Como era de esperarse la hambruna y la escasez son hoy la realidad a la que se refiere Amelia.

No quieren otorgar libertades económicas, ni legalizar la propiedad de todos los que producen bienes y servicios privados, sean rurales o urbanos. Quieren un “sector privado” bajo su control y sin autonomía real.

Tienen una mentalidad egoísta y anexionista. Ahora mismo, no encaminan sus pasos a empoderar a los ciudadanos emprendedores sino a engañar a la Oficina del Tesoro (OFAC) de la administración Biden, encargada de aplicar las sanciones a otros países.

Estan disfrazando como empresas privadas independientes los negocios de sus familiares e incondicionales. Pretenden de esa manera que sean ellos los que se beneficien de la cláusula que los eximiría de las sanciones económicas si sus negocios fuesen realmente privados, que no lo son.

Reiteramos la exigencia de que sean aceptados los cinco puntos que como campesinas exigimos al gobierno hace 2 años para garantizar alimentos a la población. Lo hacemos inspirados por la dignidad y valor con el que Amelia se presentó –rodeada por un descomunal despliegue policiaco digno de un peligroso terrorista–, a la “entrevista” con funcionarios interesados en inducirla al arrepentimiento.

La Inquisición está viva en Cuba. Cierto. Pero sepan que la insumisión también lo está. ¡La lucha continúa!

Vea todas las noticias de hoy

Antonio Orlando Rodríguez recibe el Premio SM de Literatura Infantil

El escritor cubano Antonio Orlando Rodríguez, director con el también cubano Sergio Andricaín, de la Fundación Cuatrogatos.

El escritor cubano Antonio Orlando Rodríguez ha ganado, por unanimidad del jurado, el XVIII Premio Iberoamericano SM de Literatura Infantil y Juvenil, dotado con 30.000 dólares, que recogerá en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (México) el 29 de noviembre, reporta la agencia de prensa Efe.

El autor “es capaz de convocar el pasado y el presente desde una singularidad que seguirá abriendo nuevas maneras de sentir, pensar y habitar el mundo”, en opinión del jurado, según informó la editorial española SM este viernes en Madrid.

También valora que su escritura, "de indiscutible fuerza y calidad", despierta la imaginación de los lectores en formas que "renuevan el asombro", y añade que su "obra integra de una manera poética diversas tradiciones y registros que navegan desde su Caribe natal hacia otras latitudes, trascendiendo los límites geográficos, lingüísticos y generacionales”.

Antonio Orlando Rodríguez (nacido en 1956) comenzó su carrera en la literatura infantil y juvenil con "Abuelita Milagro" (1975), obra a la que siguieron más de medio centenar de libros de ficción para este público con editoriales de varios países.

Tras vivir en Costa Rica y Colombia, reside desde 1999 en Estados Unidos, donde creó y dirige, junto con el también cubano Sergio Andricaín, la Fundación Cuatrogatos, dedicada a la promoción de la lectura y al estudio de los libros infantiles y juveniles en español.

Para esta edición del premio se recibieron 23 candidaturas de Argentina, Brasil, Cuba, España, Guatemala, México, Paraguay, Portugal y Uruguay, de las que trece fueron finalistas.

El Premio Iberoamericano SM de Literatura Infantil y Juvenil ha reconocido, entre otros, a los españoles Juan Farias, Montserrat del Amo y Gili o Jordi Sierra i Fabra; a las argentinas María Teresa Andruetto, Laura Devetach y Graciela Montes; a la colombiana Gloria Cecilia Díaz, a la mexicana María Baranda y a la chilena María José Ferrada.

Creado por la Fundación SM en 2005, el galardón cuenta con la colaboración de la Unesco en México, el International Board on Books for Young People (IBBY), la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI) y el Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina y el Caribe (CERLALC).

update

Ian pudiera llegar a Cuba convertido en huracán

La velocidad de los vientos asociados a Ian. En rojo, los vientos más fuertes, que se sentirán en la región occidental de Cuba.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC) de Estados Unidos pronosticó que la tormenta tropical Ian llegará el próximo martes a Cuba fortalecido como un huracán.

La tormenta tropical, recién formada en el Caribe, impactaría a la mayor de las Antillas en la madrugada del martes, si mantiene el movimiento hacia el oeste-noroeste.

El Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil en Cuba decretó la fase informativa desde la provincia de Cienfuegos hasta Pinar del Río, incluyendo al municipio especial Isla de la Juventud.

Además, los expertos alertan que en el oeste y centro de Cuba, los acumulados de lluvias pudieran estar entre 6 a 10 pulgadas, con máximos de hasta 14 pulgadas.

Estas lluvias pueden producir inundaciones repentinas y deslizamientos de lodo en áreas de terreno más alto, particularmente en Jamaica y Cuba, alerta el Centro de Huracanes de EEUU.

Actualmente, Ian tiene vientos máximos sostenidos de 75 kilómetros por hora, con rachas superiores, precisó por otra parte el Instituto Nacional de Meteorología de Cuba.

Se pronostica un fortalecimiento adicional durante los
próximos días, y se espera que Ian se convierta en un huracán en la tarde noche del domingo.


El Centro de Pronóstico de Cuba dijo que el fenómeno meteorológico representa un peligro potencial para la mitad occidental de Cuba, dada su posición y trayectoria pronosticada.

En los Cayos de Florida y el sur de Florida las fuertes lluvias podrían comenzar a sentirse tan pronto como el lunes, por ello también se pronostican inundaciones repentinas.

Las fuertes marejadas generadas por Ian comenzarán a afectar a Jamaica, Islas Caimán y Cuba durante los próximos días. Las olas y corrientes de resaca ponen en peligro la vida, alerta el NHC.

"Yo sí he visto cosas horribles", dice maestra cubana que estalla en redes sociales

Escolares cubanos

En Cuba, la educación que reciben niños y jóvenes en las escuelas se está viendo afectada debido a la crisis energética que vive el país, pero también por la carencia de alimentos y el bajo poder adquisitivo de la mayoría de las familias.

Aliannys Cruz Pérez, una maestra primaria residente en la ciudad de Holguín, lo confirmó en conversación con Radio Martí.

“Yo si he visto cosas horribles allí, hay niños que no llevan merienda; hay niños que llegan al aula cansados, con sueño…

Uno quiere exigirles resultados, pero no se puede, porque, ¿de qué forma? Niños que no tienen la madre para comprarle el material escolar en la calle, pudieran hacerlo al precio que está”, lamentó la maestra.

Según Cruz Pérez, cada día son más los alumnos que se ausentan de la escuela debido a los extensos apagones.

“A veces, las madres me escribían avergonzadas en la madrugada y me mandaban fotos de los niños en las placas, tirados, ellas espantándoles, con un cartón, los mosquitos; ¿de qué forma yo, a una madre que me está mandando esas fotos, le puedo decir ‘tienes que mandarlo obligado por la mañana a la escuela’?

please wait

No media source currently available

0:00 0:02:36 0:00

Sé que amanecen sin corriente, ¿con qué le van a calentar la leche?, ¿con qué le van a calentar el desayuno? Para no verlo, hay que ser ciego”, aseguró la educadora.

En su página Facebook, la maestra holguinera denunció recientemente la crítica situación que enfrenta con su hijo de cinco años en medio de apagones y carencias, pero también con sus educandos, quienes tampoco tienen garantizado el material de estudio en los centros de enseñanza.

“Antes se daba una libreta por cada asignatura, ahora te dan una en la escuela y las demás las tienes que conseguir en la calle, ¿dónde?, no sé”, dijo.

Similar situación se vive en todo el país. Desde la ciudad de Pinar del Rio, la activista Yamilka Abascal, quien tiene hijos en edad escolar señalaba.

“Se acuestan sin corriente, se levantan sin corriente, incluso sin poder desayunar y tienes que mandarlos a la escuela, los míos, en mi caso particular, no lo mando”, declaró la mujer.

Mientras, desde Jovellanos, Matanzas, Aleida aseguraba que, precisamente este viernes, sus tres nietos no habían podido ir a la escuela.

“Mira, mis nietos no fueron hoy a la escuela porque ya vamos muchos días con apagones de noche hasta la una de la mañana, y eso les afecta a esos niños para ir a la escuela”, explica la señora.

El post en Facebook de la joven maestra holguinera, Aliannys Cruz, ha recibido el apoyo de cubanos de fuera y dentro de la isla que se identifican con lo expresado por la educadora. Entre ellos, la usuaria de la red social Karina Espinosa quien escribió:

“Sin palabras ante tanta valentía de expresar lo que se está viviendo, ojalá reciba el apoyo que necesita, ya no se puede más”.


Apelan al Parlamento Europeo para que intercedan por preso político en huelga de hambre

El joven cubano Pedro Antonio Albert (izquierda) y el profesor Pedro Albert Sánchez (derecha).

El joven cubano Pedro Antonio Albert apeló a los diputados del Parlamento Europeo para que intercedan por su padre, el profesor Pedro Albert Sánchez, quien fue trasladado a un hospital de La Habana tras declararse en huelga de hambre.

El Observatorio Cubano de Derechos Humanos difundió el mensaje a través de Twitter. En su petición, Albert asegura que "no quiere un martir", quiere a su padre vivo libre.

El joven ha denunciado en varias oportunidades el encarcelamiento de su padre, un maestro universitario de 66 años de edad quien padece de cáncer, y pidió a los eurodiputados su apoyo y atención para ejercer presión y lograr su liberación.

"Ni mi padre ni ningún otro cubano merecen ser encarcelados sólo por ejercer su derecho a la libertad de expresión", manifestó.

Pedro Antonio Albert dijo que la libertad de expresión es un derecho vital para todos los seres humanos y en Cuba no se respeta: "se encuentra violentado impunemente por un sistema totalitario y represivo".

El profesor y activista inició una huelga de hambre y sed el pasado 13 de septiembre y fue trasladado este martes desde la prisión de Valle Grande hacia la sala de penados del hospital nacional en La Habana tras agravarse su estado de salud.

Sánchez, primeramente fue detenido por participar en las protestas del 11 de julio de 2021 y arrestado nuevamente por anunciar que se sumaría a la Marcha Cívica por el Cambio en Cuba, programada para el 15 de noviembre de 2021, impulsada por la plataforma ciudadana Archipiélago.

El educador había expresado en las redes sociales que realizaría, el 8 de noviembre, la caminata, desde la estatua del Caballero de París, en La Habana Vieja, hasta el Parque del Quijote, en el Vedado, en una acción "por la libertad de pensamiento, de expresión y manifestación".

"Vicenta B.", la mirada de Carlos Lechuga a los cubanos que se quedan en la isla (VIDEO)

El director cubano Carlos Lechuga posa en el 70º Festival Internacional de Cine de San Sebastián, donde presenta la película "Vicenta B".

¿Qué pasa con un amplio espectro de la población en una Cuba en crisis económica y que se vacía de jóvenes que emigran? Es la pregunta en el centro de "Vicenta B.", película del cubano Carlos Lechuga, presentada en el Festival de San Sebastián.

"¿Qué pasa en Cuba con la generación que no es joven ni todavía vieja? Esta gente está en el medio y ve cómo la generación de arriba entregó su vida por un sueño y fue engañada" por la revolución castrista, dijo Lechuga en entrevista con AFP en San Sebastián, norte de España.

"Y la generación de sus hijos se está yendo. Se quedan en un limbo, sin una guía. Entonces, ¿qué hacen?", se pregunta el realizador cubano, recientemente radicado en Barcelona, noreste de España.

La migración, un fenómeno que ha registrado un reciente repunte en Cuba, uno de los países más envejecidos de la región por la salida de jóvenes, está en el centro del tercer largometraje de Lechuga.


La cartomántica

En la película, Vicenta, interpretada por Linnett Hernández Valdés, tiene un don para leer las cartas. Un día, el hijo que vive con ella decide irse de la isla, y su don se evapora. Inmersa en una crisis de fe, Vicenta ve cómo su mundo se desmorona.

"A mí lo que más me interesaba era el retrato de esta mujer", que integra un gran grupo de cubanos que viven "sin saber qué van a hacer", indica.

"Primero, no tienen cómo sobrevivir, porque con el salario de un cubano no te puedes comprar dos cafés", afirma.

El director cubano Carlos Lechuga posa en el 70º Festival Internacional de Cine de San Sebastián, donde presenta la película "Vicenta B".
El director cubano Carlos Lechuga posa en el 70º Festival Internacional de Cine de San Sebastián, donde presenta la película "Vicenta B".


"Y, segundo, (les falta) el alimento del alma. ¿Cómo te levantas al otro día en Cuba, a qué te agarras, si los dirigentes se están burlando de ti en la cara y hay hambre, una necesidad mezclada con una represión terrible?", abunda el director.

Lechuga basó el personaje en su abuela, quien era cartomántica, una historia que le pareció que podía burlar la censura que sufrió en la isla con su segundo largometraje, "Santa y Andrés", que también compitió en San Sebastián, en 2016.

Pantalla Indiscreta - Santa y Andrés
please wait

No media source currently available

0:00 0:24:29 0:00

"Yo empecé escribiendo el guion en 2016, en un momento en que el Ministerio de Cultura me había mandado a la policía secreta. Entonces, entre interrogatorios, yo me dije: 'Esta gente a mí no me va a joder. No me voy a convertir en una persona rencorosa, cínica", relató.

Por eso echó mano de la historia de su abuela y de sus raíces, aunque sin poder abandonar del todo los temas de actualidad en la isla, que impregnan toda su obra.

"Lo que nos dio la gana"

"Vicenta B." fue rodada en plena pandemia de covid-19, lo que a juicio de Lechuga le benefició al filme.

"Pudimos filmar mucho, porque era en el medio de la pandemia, nadie estaba fijándose en nosotros, e hicimos un poco lo que nos dio la gana", aseveró.

El realizador de 39 años dijo que tomó la decisión de radicarse en España cuando se dio cuenta de que "no tenía más opción de un futuro en Cuba".

"El único cine cubano que se puede hacer ahora, es el que se hace con los celulares", en un país que vive su peor crisis económica en tres décadas, con escasez de alimentos, medicinas, combustibles y apagones cotidianos.

"Yo no puedo crear una historia hoy, cuando la semana que viene todo va a ir a peor en mucho", agregó Lechuga.

En el festival de la ciudad vasca, "Vicenta B." compite por el premio a mejor película latinoamericana con otros once filmes, de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, Ecuador y México.

Cargar más

XS
SM
MD
LG