Enlaces de accesibilidad

Argentina: prensa libre con la soga al cuello


El diario destaca que la presidenta Cristina Fernández emprendió acciones penales por editoriales que no fueron de su agrado.

Un artículo del diario The Wall Street Journal pone de relieve los esfuerzos de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner por destruir a los medios de prensa independientes.

La debacle del modelo económico adoptado por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en Argentina explica el gran esfuerzo de su gobierno para destruir la prensa independiente en el país, según un artículo del diario The Wall Street Journal.

El Journal enumera que “se han iniciado acciones penales contra ejecutivos de periódicos por editoriales que no fueron de su agrado, se ha intentado obtener el control del suministro nacional de papel para diarios y se ha promulgado una ley que politiza la concesión de licencias de radiodifusión y la venta de espectro”.

Tampoco hay que olvidar, añade, una redada de unos 200 agentes tributarios al diario Clarín en septiembre de 2009 y el despliegue de muchedumbres pro kirchneristas para bloquear la distribución de algunos periódicos que no se adhieren al gobierno.

Según el artículo, para inclinar la balanza a su favor, la presidenta argentina no sólo ha reducido la edad mínima para votar de 18 a 16 años buscando ampliarse la base electoral, sino que además “ha seguido el ejemplo de Hugo Chávez y busca llevar a la quiebra a los medios libres e independientes cortando su acceso a la publicidad”.

La razón, dice, es que “el país va por el mal camino y los detractores (del gobierno) se muestran activos en las páginas de opinión de los diarios independientes. Los artículos noticiosos que aparecen en esos periódicos tampoco ayudan a la presidenta”.

También explica que los diarios independientes reportan sobre la inflación, que según algunos economistas llegará a 25% este año. “El peso, actualmente 40% más débil en el mercado negro que el tipo de cambio oficial—dice--, se hunde en una espiral descendente”.

De acuerdo con la fuente, “los cuatro grupos editoriales independientes más importantes del país —Clarín, La Nación, El Cronista y Perfil— publicaron menos publicidad del gobierno el año pasado. La Nación perdió un sorprendente 83%, mientras que la reducción en El Cronista fue de 48%, en Clarín de 37% y en Perfil de 12%”.

El diario precisa además que en una reunión llevada a cabo el pasado 4 de febrero con empresarios, el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, les ordenó que dejaran de comprar publicidad impresa en los medios de prensa de Buenos Aires y sus alrededores.

De acuerdo con Clarín,--puntualiza el Journal--- “el grupo español de telecomunicaciones Telefónica, que tenía una orden fija de compras de espacio publicitario en sus publicaciones, ha cancelado todos sus anuncios para este año. La pérdida de solamente el negocio de Telefónica le costará al diario unos US$5 millones este año”.

Recomendamos

XS
SM
MD
LG