Enlaces de accesibilidad

Cuba

El Che Guevara, clandestino en Guayaquil

El busto del Che en Guayaquil.

Un monumento al guerrillero tuvo que ser escondido para que no lo dañaran. Recuerda los días que pasó en Ecuador.

A primera vista no se sabe bien si es Jesucristo, o Antônio Conselheiro, el líder de la rebelión de Canudos, en Brasil, tan bien recreada por Vargas Llosa en La guerra del fin del mundo. No lleva su clásica boina, ni tiene esa mirada sombría con la que lo inmortalizó la lente de Korda. Tampoco tiene, en parte alguna, alguna tarja que lo identifique. Pero cuando uno se acerca un poco, inclusive si es miope, no hay duda, es él: Ernesto Guevara, mejor conocido como el Che.

Después de una polémica que parecía interminable, finalmente ya el Che Guevara tiene su monumento en Guayaquil (Ecuador), como lo había solicitado la Embajada de Cuba, que anunció que donaría el busto, argumentando para su instalación la estancia del Che en el tradicional barrio Las Peñas. La maqueta fue diseñada en La Habana por el escultor cubano René Negrín, y una vez trasladada a Guayaquil, fue fundida por el escultor ecuatoriano Luis Gómez Albán.

Hubo rumores de que el monumento había sido retenido en la Aduana (como el de Febres-Cordero), pero Graciela Mayorga, una de las organizadoras de la instalación dice que fueron los trámites burocráticos normales en estos casos.

“Nunca estuvo retenido el monumento, lo que pasa es que hubo muchos trámites que hacer en el Municipio, y mientras se reunían los concejales, pues se demoró un poco”, afirma Mayorga. Ella adelanta que por estos días se encuentran trabajando en la programación de develamiento del busto, prevista para finales de octubre.

El monumento al Che Guevara quedó finalmente en la Plaza Colón (centro de la urbe), muy cerca de la casa de Las Peñas donde el futuro guerrillero pasara unos días (en 1953) cuando era un joven aventurero que vivía de sus conocimientos de medicina, artículos de viaje y sus fotos.

La instalación del monumento a Guevara pasó por varias peripecias dignas de la vida del trotamundos que después de sus viajes por América Latina conoce a Fidel Castro en México, en 1955, termina participando en el desembarco del Granma, en 1956, y se incrusta trágicamente, y para siempre, en la historia de Cuba. Desde el cambio reiterado del lugar donde iba a quedar, hasta problemas para trasladarlo de Cuba, y mantenerlo clandestino para que no fuera dañado por los seguidores del ex presidente León Febres-Cordero, a quien también quieren ponerle un monumento en ese sector, pero el Ministerio de Patrimonio se opone.

Paradójicamente el monumento al Che contó con el informe técnico favorable del Área de Conservación y Preservación de Bienes Materiales del Instituto Nacional de Patrimonio Cultural, emitido mediante Memorando PM-DR5-INPC-2012-0420, de fecha 29 de Agosto de 2012, y aprobado por el Alcalde de la ciudad, Jaime Nebot, acérrimo opositor al presidente Rafael Correa. Pero Patrimonio, en cambio, ha puesto todos los obstáculos posibles para la estatua de Febres-Cordero. ¿Cuestión de estética o de ideología? La respuesta no es muy difícil si se tiene en cuenta lo mucho que le gusta a Correa la canción de Carlos Puebla dedicada al guerrillero argentino.

Lo cierto es que la segunda llegada del Che Guevara a Guayaquil ha causado simpatías y también muchas críticas. “¡Ese no es el Comandante!”, grita un estibador del Cerro Santa Ana, haciendo resaltar que no se parece. “Ese es Makanaki cuando lo trajeron a jugar al Barcelona”. (Cyril Makanaki es un futbolista camerunés y Barcelona, el club más popular de la ciudad).

“¡Increíble”, comenta un camarógrafo del canal televisivo oficial Gama, “no dejan poner el monumento a León Febres-Cordero, que fue presidente de Ecuador, y sí permiten el de un comunista extranjero”.

Alfonso Reece escribió una columna en El Universo llamada El busto del bandolero. Allí declara: “La colocación de un busto del bandolero Ernesto Guevara, autor de miles de ejecuciones, en algunas de las cuales participó personalmente, quien ametralladora en mano recorrió varios países queriendo por la fuerza imponer su credo, se hace con el deliberado ánimo de afrentar la conciencia republicana de Guayaquil”.

Pero, ¿es verdad o leyenda que el Che Guevara vivió una temporada en el barrio Las Peñas, de Guayaquil? El historiador y catedrático Ángel Emilio Hidalgo, responde: “Efectivamente, el joven Ernesto Guevara de la Serna vivió poco tiempo en el tradicional barrio Las Peñas de Guayaquil, en la casona que perteneció al médico de origen libanés Fortunato Safadi y a su esposa Ana Moreno, ambos militantes del Partido Comunista Ecuatoriano. Esto ocurrió cuando salió de su natal Argentina, en su periplo latinoamericano, antes de incorporarse a la política y las actividades guerrilleras”.
Con respecto al tiempo que pasó el Che en Las Peñas hay versiones encontradas de gente que jura haberlo conocido. Uno de ellos es José Guerra Castillo, periodista y hombre de teatro quien habla de “43 días inolvidables en Guayaquil” del Che.

Guerra afirma haberlo conocido siete días después de que Guevara llegara a Guayaquil, fecha fijada el 27 de septiembre de 1953. En un librito de 54 páginas, lo recuerda como “un hombre joven, bien parecido y descuidado en el vestir que estaba apoyado a en una de las ventanas de la vieja casa de Las Peñas, mirando hacia el río a la hora del crepúsculo”.

“Yo vivía entonces -continúa- en la primera cuadra de la Avenida Olmedo, frente al parquecito Olmedo, y Ernesto en la primera casa después del ahora reconstruido fuerte de Las Peñas en la pensión de unas señoras manabitas, por cuyo alquiler para dormir Ernesto pagaba cinco sucres por noche”.

En el Diario Inédito del segundo viaje por Latinoamérica de Ernesto Guevara, este confirma su estadía en Guayaquil. “Al día siguiente emprendimos la marcha hacia Santa Marta, donde tomamos un barco que nos llevó por el río hasta Puerto Bolívar, y tras toda la noche de navegación llegamos por la mañana a Guayaquil, yo siempre con asma”.

“Poco pude conocer -escribe Guevara-, ya que la historia de viaje de los muchachos que partían para Guatemala, uno con el gordo Rojo, nos absorbió. Posteriormente conocí a un muchacho, Maldonado (el doctor Jorge Maldonado Renella), que me conectó con gente médica, el doctor Safadi (Fortunato Safadi), psiquiatra y bolche (bolchevique), como su amigo Maldonado”.

Se habla de cuatro cartas (perdidas en la actualidad) enviadas posteriormente por el Che al pequeño grupo de Guayaquil. Las misivas estuvieron mucho tiempo en poder de Ana Moreno, pero esta se las dejó encargadas a Maldonado cuando viajó a Argentina para realizarse un tratamiento médico. Jamás le fueron devueltas.

En un cuento, el escritor ecuatoriano Pedro Jorge Vera recrea, con el nombre cambiado, la “pasión” que habría sentido Maldonado por el entonces joven médico argentino. “Habría que buscar ese libro -dice José Guerra Castillo- y enterarse por qué las cartas jamás fueron devueltas a su destinatario”.

Vea todas las noticias de hoy

Aulas Abiertas lanza convocatoria de “microproyectos” educativos para miembros de la sociedad civil en Cuba

Convocatoria de Aulas Abiertas a jóvenes de la sociedad civil cubana

Dirigido especialmente “a los jóvenes de organizaciones o de proyectos de la sociedad civil cubana”, el proyecto educativo Aulas Abiertas ha hecho públicas dos convocatorias, la primera con el objetivo de “promover el liderazgo y el activismo juvenil”, y la segunda, “enfocada en el fortalecimiento de la sociedad civil cubana”.

Bajo el título de Microproyectos comunitarios para el fortalecimiento de la sociedad civil cubana, Aulas Abiertas se propone apoyar “la ejecución de hasta dos iniciativas impulsadas por activistas cubanos que trabajan en el fortalecimiento de la sociedad civil y la educación democrática en Cuba”.

Aulas Abiertas, esfuerzo coordinado por el Instituto Político para la Libertad (IPL-Perú) informa que ambas convocatorias cerrarán el próximo 22 de octubre de 2021 y los detalles sobre la participación se pueden encontrar en el portal digital (https://aulasabiertas.net).

Conscientes de las dificultades que ha provocado la pandemia de COVID-19, la organización peruana subraya que “Debido al contexto actual […] Aulas Abiertas apoyará propuestas innovadoras que no pongan en riesgo ni la salud ni la integridad de los ejecutores del grupo beneficiario”,y señala que “las propuestas deberán ejecutarse entre noviembre de 2021 y junio de 2022”.

Quienes aspiren a participar en Microproyectos comunitarios para el fortalecimiento de la sociedad civil cubana deberán enviar sus propuestas al correo electrónico info@aulasabiertas.net y, junto con las propuestas, deben incluir un presupuesto calculado sobre la base de $1, 050. Quienes resulten seleccionados tendrán el 8 de noviembre como fecha tope para recibir respuesta.

Las bases completas de la convocatoria de Microproyectos comunitarios para el liderazgo y activismo juvenil las encuentras en el siguiente enlace: https://aulasabiertas.net/archivos/5348

Las bases completas de la convocatoria de Microproyectos comunitarios para el fortalecimiento de la sociedad civil cubana las encuentras en el siguiente enlace: https://aulasabiertas.net/archivos/5351

 Berta Soler y Ángel Moya liberados tras incautarles petición de fe de vida por José Daniel Ferrer

Berta Soler y Angel Moya

En horas de la noche del jueves fueron liberados Berta Soler, líder del movimiento Damas de Blanco y su esposo, el opositor Ángel Moya Acosta, quienes estuvieron detenidos por varias horas en unidades policiales en La Habana.

Moya Acosta dijo a Radio Martí que las autoridades les ocuparon una petición de fe de vida de José Daniel Ferrer, que iban a entregar en Fiscalía General de la República de Cuba.

Ángel Moya explicó que tras salir de la sede de las Damas de Blanco, en el reparto Lawton, en La Habana, les estaba esperando un oficial de la Seguridad del Estado quien les ordenó regresar al lugar, a lo cual, ambos opositores se negaron.

A partir de ese momento, según cuenta Moya Acosta, separaron a la pareja y los condujeron a diferentes unidades de la policía, Moya fue llevado a la estación de Cojímar y la líder de las Damas de Blanco -reconocidas con el Premio Sajarov- fue conducida a la unidad policial de El Cotorro.

Opositores liberados tras incautárseles petición de fe de vida por José Daniel Ferrer
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:22 0:00

El objetivo de la detención era impedir que entregaran un documento en el cual se exigía la presentación ante la Fiscalía General de la República de Cuba, de una fe de vida a favor del opositor José Daniel Ferrer García, el cual se encuentra en “desaparición forzosa” sin que nadie de su familia pueda contactar con él.

“Al llegar a la unidad de la policía de Cojímar”, narra Moya Acosta, “me confinan en una celda, me ocupan el documento que íbamos a entregar […] y aproximadamente a las nueve y cinco de la noche, fui liberado cerca de la sede de las Damas de Blanco, en la vía pública”.

“En el caso de Berta Soler”, agregó Moya Acosta, “fue trasladada a la unidad de la policía del Cotorro, donde también le ocuparon una copia del documento de fe de vida por José Daniel Ferrer […] aproximadamente a la misma hora la liberan cerca de la sede nacional de las Damas de Blanco”, concluyó.

El opositor dijo además a Radio Martí que Zaqueo Báez Guerrero, en estos momentos coordinador nacional de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU) y su esposa, la dama de blanco María Josefa Acón, fueron también detenidos por varias horas este jueves, al intentar de igual forma entregar el documento de petición de fe de vida por José Daniel Ferrer.

(Con reporte de Ivette Pacheco para Radio Martí)

EEUU se solidariza con Dama de Blanco Aymara Nieto Muñoz, encarcelada en Cuba

Aymara Nieto Muñoz.

Estados Unidos se solidarizó este jueves con el caso de la Dama de Blanco Aymara Nieto Muñoz, quien lleva más de tres años en una prisión de Cuba.

"¡Aymara Nieto Muñoz, madre de dos hijos, detenida por solo pensar en protestar! En lugar de permitir la disidencia pacífica, el Gobierno de Cuba silencia a sus ciudadanos en prisión", escribió en Twitter el subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio de Occidental, Brian A. Nichols, como parte de la campaña #JailedForWhat? (en español, #PresosPorQué?).

Nieto Muñoz, miembro de las Damas de Blanco y la Unión Patriótica de Cuba, fue sentenciada en 2018 a cuatro años de cárcel por los supuestos delitos de "atentado, daño y desacato", tras su detención a la salida de la sede de las Damas de Blanco, en La Habana.

La familia ha denunciado las medidas arbitrarias que se han aplicado contra la prisionera política. En las redes sociales, activistas de derechos humanos se han pronunciado a favor de su libertad.

En la cárcel, Nieto Muñoz ha sido sometida a tratos crueles y degradantes y en múltiples ocasiones le prohibieron las llamadas telefónicas, lo que ocasionó que sus hijas, madre y esposo pasaran más de seis meses sin saber de su situación.

La activista esta confinada en la prisión de mujeres conocida como Betica, en Las Tunas, a más de 600 kilómetros de su lugar de residencia, en la capital cubana. En mayo pasado, el Movimiento Damas de Blanco exigió al régimen cubano la inmediata liberación de la presa política, quien en esa fecha cumplió 3 años de encarcelamiento.

Nieto Muñoz ha estado en huelga de hambre en la cárcel, según ha confirmado a Radio Televisión Martí su esposo, el expreso político Ismael Boris Reñí. Con la más reciente, en agosto pasado, la opositora exigía a las autoridades su traslado a La Habana.

La activista depuso la huelga tras recibir la visita de agentes de la Seguridad del Estado, quienes prometieron resolver su caso, dijo entonces Boris Reñí.

En junio, el Parlamento Europeo condenó enérgicamente enérgicamente la detención arbitraria de Nieto Muñoz, además de otras violaciones de derechos humanos en Cuba.

En 2020, el Relator especial de Naciones Unidas para las Detenciones Arbitrarias pidió al régimen de La Habana la liberación de Nieto Muñoz.

Denuncian arresto de Berta Soler, Ángel Moya y otros opositores que exigieron fe de vida de líder de UNPACU

Berta Soler y Ángel Moya.

Berta Soler, líder del movimiento Damas de Blanco, y su esposo, el expreso político Ángel Moya, fueron arrestados este jueves en La Habana.

La activista María Cristina Labrada informó a Radio Martí que ambos opositores se dirigían a las oficinas de la Fiscalía para entregar un documento en el que exigen fe de vida del líder de la Unión Patriótica de Cuba, José Daniel Ferrer, en prisión e incomunicado desde el 11 de julio.

“Estamos dándolos como desaparecidos”, dijo, “porque no sabemos en qué lugar se encuentran”, refiriéndose al matrimonio de opositores.

Esta es la tercera vez en menos de tres semanas que Soler y su esposo son arrestados, juntos o por separado, por las fuerzas de la Seguridad del Estado cubana.

Añadió que la sede de las Damas de Blanco, ubicada en la Avenida Porvenir, en Lawton, “está completamente tomada por ellos”, refiriéndose a las fuerzas de la policía política del régimen.

Berta Soler y Ángel Moya desaparecidos desde primeras horas de la mañana
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:04 0:00

“Por todas las esquinas, todas vigiladas […]. Pero, a las 10 de la mañana ya se estaba llamando y el teléfono de ella (Berta Soler) daba apagado y fuera del área de cobertura. Ellos se dirigían a la Fiscalía General de la República con una carta exigiendo al régimen que dé fe de vida de José Daniel Ferrer”, dijo Labrada.

La organización Cuban Prisoners Defenders se hizo eco de los arrestos. En un mensaje publicado en Twitter, alertó que también se encontraba desaparecido este jueves el activista de UNPACU Zaqueo Baéz, y que otros dos opositores, Bartolo Cantillo y Henry Couto, fueron detenidos.

"Todos por ir a presentar este documento en las Fiscalías", afirma Prisoners Defenders.

Labrada, por su parte, dijo que todos los miembros de la organización están muy preocupados respecto a Ferrer.

“De hecho, su esposa (la doctora Nelva Ortega) dijo en conversaciones con Berta, ‘que no saben de José Daniel, no se sabe de él […] en qué condiciones pueda estar. No tiene derecho a nada, ni a una llamada desde que fue arrestado”, explicó Labrada.

(Con reporte de Ivette Pacheco para Radio Martí)

Con la Bienal el régimen validará encarcelamiento de Otero Alcántara y Hamlet Lavastida, alerta Llópiz-Casal

De izq. a der. los artistas cubanos Leandro Feal, Chino Novo, Otero Alcántara y Hamlet Lavastida.

Julio Llópiz-Casal ha escrito una “Carta abierta al bienalista” con motivo de la inesperada decisión del régimen cubano de celebrar otro capítulo de La Bienal de La Habana, luego de que una avalancha de manifestantes recorriera la isla al grito de ¡Libertad! los días 11 y 12 de julio, trayendo como resultado más de mil detenidos, entre ellos, reconocidos artistas plásticos.

En la Carta, publicada por Hypermedia Magazine, Llópiz-Casal derrocha una amarga ternura dirigida a aquellos que, siendo amigos de toda la vida del joven creador, se han entusiasmado con el regreso de la Bienal a La Habana. Con sutileza, Llópiz-Casal advierte a sus amigos:

“Una bienal de arte es una convención de manipulaciones, más o menos controladas, en cualquier contexto. La Bienal de La Habana no es la excepción. La diferencia del evento habanero con los de otros lugares es que en vez de ser un paquetazo de jugadas maestras en función de acumular poder en el contexto del arte, y dinero, se trata de acumular poder desde el punto de vista político, cuidándose siempre de que el dinero generado no sea demasiado”.

"La Bienal de La Habana es un hueco que se abre cada tres años (ni siquiera cada dos) de modo temporal, en las paredes de una celda en la que estamos recluidos todos [...] Eso no está nada mal, pero se trata de supreviviencia, no tanto de trabajo artístico", apunta el artista.

“Los comunistas siempre tienen problemas con el dinero de los demás”, acota Llópiz-Casal, y agrega: “Leí esto hace poco y me encantó. A ti seguro también te encanta".

Según el activista, miembro del 27N, la Bienal de La Habana funciona como “herramienta de control político”, y más adelante añade: “Ha sido el evento en que algunos artistas no cubanos, que hoy son de renombre, tuvieron oportunidad de enseñar lo que hacían, y se pudo ver, de paso, acá”.

Tras señalar otras características, unas obvias y otras no tanto, de los objetivos del régimen al convocar esta Bienal, Llópiz-Casal dice a sus amigos artistas: “Te comportas como un bienalista y no te lo digo para que te sientas ofendido. Perdóname si así es. Vas a aceptar participar en la Bienal de La Habana porque crees que las bienales son un caminito de piedra en un jardín: la de La Habana, luego la de Curitiba, a lo mejor, con suerte, después la de Venecia”.

Entre los puntos que Llópiz-Casal enlaza como elementos hay hitos como piedras angulares de su particular análisis, por ejemplo: “La Bienal de La Habana hoy es el evento con que el Estado confirmará que está bien que estén encarcelados Luis Manuel Otero Alcántara y Hamlet Lavastida, a pesar de que no hayan cometido ningún delito”.

La “Carta a un bienalista” de Julio Llópiz Casal cierra de manera contundente: “Participar hoy en la Bienal de La Habana es colgar sobre las paredes del apartamento de tu corazón una imagen de la isla de Cuba en descomposición, pero que luce cool a los ojos de muchos…”.

Cargar más

XS
SM
MD
LG