Enlaces de accesibilidad

Cuba

Cuba atribuye a errores de pilotos mexicanos causa probable del avionazo de 2018

Escena del accidente aéreo del 18 de mayo de 2018 en La Habana.

El Instituto de Aeronáutica Civil de Cuba (IACC) dijo el jueves que los errores de la tripulación mexicana serían la causa más probable del accidente de aviación ocurrido en La Habana el 18 de mayo de 2018, sin ofrecer detalles sobre los resultados de la investigación.

En un escueto comunicado, reproducido por el sitio oficial Cubadebate, el IACC dijo que "la causa más probable del accidente fueron las acciones de la tripulación y sus errores en los cálculos de peso y balance, que conllevaron a la pérdida de control y desplome de la aeronave durante la etapa de despegue".

Comunicado del Instituto de Aeronáutica Civil de Cuba publicado por el sitio oficial Cubadebate.
Comunicado del Instituto de Aeronáutica Civil de Cuba publicado por el sitio oficial Cubadebate.

El Boeing 737-200 arrendado por Cubana de Aviación a la compañía mexicana Global Air (Aerolíneas Damojh), que cubría la ruta La Habana-Holguín, se desplomó a pocos minutos de su despeque. El IACC, autoridad responsable de la investigación, dice que basó su conclusión en los datos aportados por las cajas negras del avión y el resultado del análisis de los parámetros técnicos del vuelo.

En julio de 2018, a solo dos meses del siniestro, Global Air sostuvo que el accidente se debió a un "fallo humano" de los pilotos, que despegaron con "un ángulo de ascenso muy pronunciado, creando una falta de sustentación que trajo como consecuencia el desplome de la aeronave".

La Dirección General de Aeronáutica Civil de México (DGAC) y la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores (ASPA) rechazaron la versión de Global Air. Cuba dijo entonces que "cualquier información sobre las posibles causas que provocaron el fatal accidente" era prematura.

El avionazo

Fue hace un año, pero quienes presenciaron el hecho y las familias que aún lloran a las víctimas lo recuerdan como si fuera ahora.

Un avión sobrevoló en errática trayectoria el área entre Boyeros y Santiago de las Vegas. El ruido cercano de los motores alarmó a los residentes, pero antes de que la mayoría saliera a la calle por una explicación la nave intentó girar, rozó los cables del tendido eléctrico y se desplomó con 113 personas a bordo.

Avión se estrella con 110 personas en Cuba, sobreviven tres (VIDEO)
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:16 0:00

A pocos metros de la terminal de vuelos nacionales del Aeropuerto Internacional José Martí, en La Habana, una gran columna de humo siguió al atronador desplome, y luego las sirenas de los rescatistas, gente corriendo hacia el lugar del siniestro, curiosos teléfono en mano, socorristas, policías intentando contener a la muchedumbre.

Maylén Díaz Almaguer, única sobreviviente del avionazo del 18 de mayo de 2018 en La Habana. (Foto: Facebook)
Maylén Díaz Almaguer, única sobreviviente del avionazo del 18 de mayo de 2018 en La Habana. (Foto: Facebook)

Como en la mayoría de los accidentes de aviación, las esperanzas de encontrar sobrevivientes se desvanecieron con rapidez. Tres mujeres fueron trasladadas al hospital con heridas y quemaduras graves. Dos de ellas, Grettel Landrove (23 años) y Emiley Sánchez (40 años) fallecieron en las semanas siguientes.

Maylén Díaz Almaguer (19 años), la más joven de las tres, logró sobreponerse a cada pronóstico desfavorable, a las infecciones y traumatismos severos, a cada dificultad. Aunque fuera de peligro, todavía está en rehabilitación. La propia joven aclaró que continúa recuperándose en el hospital luego de que fotos compartidas por su hermana en Facebook hicieron correr el rumor de que había sido dada de alta.

El accidente dejó 112 fallecidos, 101 cubanos y 11 extranjeros: siete mexicanos -incluidos los seis miembros de la tripulación y una turista-, dos argentinos y dos saharauis residentes en la isla, uno de los cuales tenía también nacionalidad española.

Veinte feligreses de la Iglesia del Nazareno -10 pastores con sus esposas- que regresaban a casa tras participar en un retiro en la capital fallecieron en la tragedia. Camino al aeropuerto, horas antes, cantaban y alababan a Dios, afirmando que estaban listos para el encuentro con el Señor.

Familiares y amigos de Norma Suárez Niles, una de los 20 miembros de la Iglesia del Nazareno fallecida en el accidente aéreo.
Familiares y amigos de Norma Suárez Niles, una de los 20 miembros de la Iglesia del Nazareno fallecida en el accidente aéreo.

Fue hace un año, y los familiares quieren respuestas sobre qué causó el accidente, y qué o quiénes son los responsables.

Roberto Miguel Santana, residente en Holguín, ciudad del oriente de Cuba de donde provenía la mayor parte de los fallecidos, dice que los familiares de las víctimas se quejan de la falta de información, y quieren saber los detalles sobre qué causó la tragedia.

“Cuba ha mantenido en secreto la información sobre el accidente y la gente aún se sigue preguntando qué fue lo que pasó. Tiene que haber sigo algo grave, y Cuba parece que no se quiere responsabilizar de los daños ocurridos, de la pérdida de personas y parece que está dando tiempo a que las personas se olviden”, dijo Santana a Radio Martí.

Roberto Miguel Santana: Los familiares necesitan saber qué pasó
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:10 0:00

En marzo de este año, el Instituto Nacional de Aeronáutica Civil de Cuba (IACC) dijo en un informe preliminar que la investigación ya estaba en una etapa conclusiva. Cuba debía presentar los resultados finales antes de este 18 de mayo, fecha en que se cumple un año del accidente.

Aunque los familiares no comentan mucho sobre el siniestro, y tratan de superar la pérdida de sus seres queridos, sí están “pidiendo la información, averiguando en la calle si han sabido algo, si ven algo en internet, y nada, no existe nada al respecto”, dijo Santana.

Una tía del holguinero que perdió a una hermana, su esposo y el hijo de ambos en el accidente “aún está llorando y no entiende, no sabe, no tiene conocimiento de qué fue lo que pasó (…) no le han dado información ninguna”, explicó Santana.

“Ellos quieren saber cómo murieron sus familiares (…). Los familiares de las víctimas están pidiendo esa información porque necesitan saber”, recalcó.

Cubana de Aviación… una “muerte anunciada”

Para algunos, la que fue una de las peores tragedias aéreas de la historia del país se veía venir.

En un programa especial sobre el aniversario del avionazo que salió al aire este martes, el periodista Alvaro Alba recordó que justo semanas antes del suceso Radio Televisión Martí publicó varios reportes sobre la crisis que enfrenta Cuba de Aviación. “Esto fue como la crónica de una muerte anunciada”, señaló.

Aviones volando en mal estado técnico, drásticos recortes a los vuelos nacionales y cancelación de rutas, generaron temor e inconformidad entre la población, según da cuenta un reportaje publicado el 28 de marzo por RadioTelevisiónMartí.com.

Con todo, la compañía aérea demoró en reconocer la crisis de forma oficial.

El 6 de abril de 2018 el diario oficial Granma publicó una entrevista con el director general de la aerolínea, capitán Hermes Hernández Dumas, quien aseguró que la misma mantenía “las rutas y frecuencias programadas en sus destinos, tanto nacionales como internacionales”. Testimonios de pasajeros con boletos cancelados y fotos del calendario de cancelaciones de vuelos colgado en la oficina de vuelos nacionales en La Habana, daban fe de lo contrario.

No fue hasta casi un mes después de la tragedia aérea, y en medio de una crisis de confianza, que Cubana de Aviación reconoció que no disponía de aviones suficientes para cubrir las rutas nacionales, pero desligando la crisis del accidente.

"Las cancelaciones y ajustes de itinerarios obedecen a que actualmente no contamos con la cantidad de aeronaves necesarias para cubrir la totalidad de los vuelos, lo cual no tiene vínculo directo con el lamentable accidente del pasado 18 de mayo y es resultado de problemas agravados durante los últimos meses", reveló la compañía en una declaración.

Entre esos problemas la compañía aérea mencionó "la contratación de piezas de repuesto y reparación de aeronaves, que en muchos casos debe realizarse en el exterior".

Víctimas sin derechos, o por qué no hay demandas en Cuba

La legislación cubana contempla indemnización para las víctimas de delito o de actividades que generan riesgo, pero solo en el caso específico de cuando alguien es sancionado por negligencia, explicó en el programa “La Cuba que viene” de TV Martí la abogada Laritza Diversent, residente en Estados Unidos.

Diversent señaló que hace un año del accidente y no se ha demostrado una preocupación gubernamental por darles esta indemnización a las víctimas, o a los familiares, que también son víctimas, según el derecho internacional.

Un familiar de una víctima del accidente del Boeing 737 a la salida de la funeraria en Cuba.
Un familiar de una víctima del accidente del Boeing 737 a la salida de la funeraria en Cuba.

La falta de información, ya que es derecho de las víctimas tener acceso a la verdad y conocer qué fue lo que pasó, estaría también vulnerándose en el caso del accidente del avión de Cubana, acotó.

En cuanto a la respuesta estatal en apoyo a los afectados, Diversent señaló que en Cuba “no está previsto un fondo para que las víctimas de catástrofe puedan ser indemnizadas”.

La abogada dijo que habría que definir el tipo de catástrofe. No es lo mismo cuando pasa un tornado que cuando ocurre un accidente en el que “cierta negligencia por parte de alguien que no tomó las medidas necesarias provocó la muerte de varias personas, y por tanto tiene que indemnizar a las víctimas”, subrayó.

En ese caso, afirmó, el Estado debería responder, “no tanto como una ayuda sino como una indemnización por daños y perjuicios”.

Diversent añadió que este tipo de indemnización la determina el tribunal, previa determinación de la culpabilidad de los implicados, ya sea por negligencia intencional o de manera imprudente, y una vez que se determine la sentencia, el tribunal decidirá cómo el acusado va a indemnizar a las víctimas.

“Las víctimas participan en el proceso como testigos, ellas no van a estar representadas por un abogado, por tanto es muy difícil que se puedan tener en cuenta sus intereses reales”, explicó.

La letrada dijo que la indemnización en el sistema de justicia cubano “generalmente es para cubrir gastos médicos, o si trabajaba el dinero dejado de percibir, o rehabilitación en caso de atención médica por lesiones que dejan secuelas o graves”.

Sobre la posibilidad de que los familiares de las víctimas puedan presentar en la isla demandas con reclamo de compensación por el accidente, Diversent explicó que “la indemnización depende de que un tribunal determine que una persona cometió un acto imprudente o negligente, o intencional, y si las autoridades que supuestamente tienen que investigar el hecho no han dado un informe concluyente sobre el mismo, es difícil que ese caso llegue al tribunal”.

La abogada no fue optimista sobre la posibilidad de que los afectados puedan llevar adelante un proceso judicial contra el Estado cubano, o contra alguna de sus instituciones, porque “desde el punto de vista legal no es sostenible”, dijo.

En este caso “Cubana de Aviación tiene una responsabilidad bien grande”, sin embargo las víctimas no pueden acceder al sistema legal dentro de Cuba, “ni siquiera pueden estar representadas por un abogado que vele por sus intereses dentro del proceso, ya sea penal o civil”, concluyó.

La teoría de un experto sobre el avionazo

Héctor Rotundo, experto en aeronáutica y quien fuera gerente de mantenimiento de aviones en su natal Argentina en las décadas del 70 y 80, lamentó que a un año del accidente ocurrido en La Habana sigamos sin responsables. “Nadie es responsable, ni la compañía que lo rentó (la mexicana Globar Air), ni la compañía que lo estaba volando (la estatal Cubana de Aviación)”.

Experto en aeronáutica analiza circunstancias técnicas del accidente ocurrido en Cuba en mayo del 2018
please wait

No media source currently available

0:00 0:06:08 0:00

La empresa mexicana tenía la responsabilidad del mantenimiento y de la tripulación de la aeronave, pero quien firma un contrato de este tipo sabe por el precio si es bueno o es malo, dijo Rotundo en declaraciones a Radio Televisión Martí. “En el campo de la aviación todo es muy caro, así que de acuerdo a lo que me estén cobrando, me voy a dar cuenta del tipo de mantenimiento me van a dar”, señaló.

Sobre lo ocurrido en La Habana, Rotundo tiene la teoría de que la aeronave, vieja y sin el mantenimiento requerido, no tenía motores óptimos. “En el despegue, que es cuando el avión necesita la mayor cantidad de potencia, quema un motor y le queda uno solo. Pero qué sucede, cuando le imprime potencia al que queda, se va a quemar también, y ahí viene el problema”, explicó. El experto dijo que todo parece indicar que el piloto, en lugar de salir con el ala del motor en buenas condiciones, salió con el ala contraria.

Los aviones pueden volar indefinidamente, siempre y cuando tengan un mantenimiento constante y adecuado. Este no fue el caso de la aeronave que se estrelló en La Habana, dijo Rotundo.

Posponen audiencia judicial al preso de conciencia Eduardo Cardet

El Dr. Eduardo Cardet, líder del Movimiento Cristiano Liberación (MCL), a su salida de la cárcel en mayo de 2019. (Facebook).

La audiencia judicial fechada para este miércoles, ante la que debería concurrir el preso de conciencia, Eduardo Cardet Concepción, fue pospuesta por el tribunal municipal de Gibara, en la localidad holguinera de Velazco.

“Fue postergada para el día 23 del presente mes. No sabemos los motivos, ayer se presentó un alguacil en nuestra vivienda y nos dio una citación oficial”, dijo su esposa Yaimaris Vecino Leyva, en declaraciones a Radio Televisión Martí

Suspenden audiencia al Dr. Eduardo Cardet en Holguín
please wait

No media source currently available

0:00 0:00:25 0:00

Cardet, Coordinador Nacional del Movimiento Cristiano Liberación (MCL), fue condenado a 3 años de cárcel en 2016, cuando tras la muerte del dictador cubano Fidel Castro, dijo a una radio española, que Castro había sido "un hombre muy controvertido, muy odiado y rechazado por el pueblo".

En medio del luto oficial por Castro, muchos opositores fueron sitiados en sus viviendas, el médico opositor fue acusado de atentado, pero organizaciones como Amnistía Internacional han denunciado que se trata de una represalia por sus opiniones críticas.

Cardet se encuentra en libertad condicional desde el pasado 4 de mayo, y asumió el liderazgo del MCL a la muerte del disidente Oswaldo Payá Sardiñas (22 de julio de 2012), en un incidente de tráfico aún sin esclarecer.

Su esposa explicó que aunque no les explicaron los motivos suponen que sea “para dar los términos, o sea, las condiciones bajo las cuales él va a terminar de cumplir la sanción en libertad condicional”.

El MCL ha impulsado la iniciativa ciudadana “Un cubano, un voto”, que busca reformar la ley electoral en la isla.

[Con entrevista de Yolanda Huerga para Radio Televisión Martí, radiotelevisiónmartí.com y redes sociales]

México deporta a otros 56 cubanos desde Tapachula

La deportación se realizó de acuerdo con las autoridades cubanas, informó el INM en Twitter.

México deportó este jueves a 56 migrantes cubanos que permanecían en su territorio de forma irregular, informó el Instituto Nacional de Migración (INM) en su cuenta de Twitter.

El retorno se realizó desde Tapachula, en el estado de Chiapas, hacia La Habana, "en acuerdo con las autoridades del gobierno de Cuba, cumpliendo con las normas y procedimientos migratorios vigentes", dijo el INM en la red social.

La deportación tiene lugar el mismo día que las autoridades migratorias mexicanas realizan en Tapachula la sesión número 21 de la Mesa Interinstitucional de Seguimiento del Paso de Personas Migrantes por el Estado de Chiapas.

México ha deportado a más de 500 cubanos a la isla en lo que va de año, informaron las autoridades migratorias de ese país tras una reunión este martes del secretario de Relaciones Exteriores de México, Marcelo Ebrard, y su homólogo cubano, Bruno Rodríguez Parrilla para tratar la cooperación entre ambos países en materia migratoria.

Los cubanos han protagonizado cerca de ocho fugas y amotinamientos en varias estaciones migratorias del país por temor a ser deportados. El objetivo de los migrantes es llegar a la frontera con Estados Unidos, donde solicitan asilo político.

(Con información del INM y redes sociales)

Piden $1.5 millones como rescate por médicos cubanos secuestrados en Kenia

Los médicos cubanos secuestrados en Kenia, Assel Herrera Correa, (izq) y Landy Rodríguez (der)

Los secuestradores de los dos médicos cubanos que trabajaban en la región de Mandera, Kenia, están exigiendo $1.5 millones de dólares (150 millones de chelines) por su rescate, según un artículo publicado hoy por el diario keniano Citezen Digital.

El reportaje, firmado por el periodista Hassa Mugambi, dijo que la exigencia del rescate fue comunicada a través de los ancianos de la comunidad, quienes se encontraban negociando la situación de los dos profesionales de la Isla.

Según explicaron, Landy Rodríguez y Assel Herrera se encuentran en un lugar remoto entre las ciudades de Buale y El-Ade, en la región de Jubaland, en Somalia.

"Los dos están vivos y ofrecen tratamiento a la comunidad en un ambiente restringido", dijeron.

Las autoridades de Kenia habían dicho con anterioridad que no pagarían rescate por los médicos cubanos, secuestrados el pasado 12 de abril cuando se dirigían a sus lugares de trabajo.

Fuentes privadas al mando de la administración provincial del noreste del país, citadas por Citizen Digital, dijeron que los ancianos fueron enviados de vuelta para continuar negociando el rescate.

El reporte cita además a fuentes de inteligencia que creen que los cubanos pudieron haber sido secuestrado por bandidos que los entregaron a los militantes de Al Shabaab, quienes posteriormente solicitaron el rescate a los ancianos.

La prensa oficial cubana ha mantenido un discreto silencio sobre la situación de los galenos secuestrados, aunque en las redes sociales de la isla se han escrito numerosos mensajes, en especial el pasado domingo, al cumplirse un mes del secuestro.

"Podría tratarse del propio Al Shabab, pero también podría ser otro grupo armado aliado con este", aseguró el analista para el Cuerno de África del International Crisis Group (ICG), Abdullahi Abdille, durante un entrevista el pasado domingo con Efe.

"Dado cómo sucedió y dónde se cree que los doctores cubanos están retenidos, muy probablemente en la región de Gedo, ese es territorio de Al Shabab", añadió Abdille, en referencia al grupo yihadista que en 2012 se unió a la red internacional Al Qaeda con el propósito de instaurar en Somalia un Estado islámico de corte wahabí.

(Con información del diario Citezen Digital, Efe, redes sociales y Archivo de RadioTelevisionMarti.com)

Panamá ante otra ola migratoria, la mayoría son de Cuba y Haití

Migrantes cubanos en Puerto Obaldía en Guana Yala, durante la oleada migratoria de 2.015

Venise Felizor yacía en un colchón en una bodega convertida en refugio en una tarde calurosa con su hijo Wesly, de 20 meses, en brazos. El pequeño tosía y lloraba después de sufrir de diarrea durante días.

Oriundos de Haití, Venise y su pareja, Nesly Simeon, llegaron recientemente a esta pequeña aldea panameña después de caminar durante seis días por la tupida jungla del Darién, en la frontera con Colombia, donde hombres armados robaron la mochila de él con 1.000 dólares que había ahorrado durante su permanencia de más de dos años en Chile y violaron a tres mujeres que venían en su grupo. Antes realizaron un largo recorrido en transporte por Perú, Ecuador y Colombia.

“El viaje por la selva fue muy duro”, aseguró Venise, de 26 años. “Fue muy peligroso el camino, pensé que iba a perder a mi hijo; vi escenas de muerte”.

Las autoridades migratorias y la policía de fronteras de Panamá luchan para atender el más reciente oleaje de migrantes que arriesgan sus vidas al internarse por el llamado “Tapón” del Darién, un tramo de selva sin carreteras ni ley considerado el más peligroso para estos extranjeros que se dirigen desde Sudamérica hacia el norte, principalmente a Estados Unidos y Canadá.

Esta es la mayor crisis migratoria que Panamá ha enfrentado desde 2015-2016, cuando alrededor de 60.000 personas --mayormente de Cuba y Haití-- provocaron un posterior cierre temporal de las fronteras de Panamá, Costa Rica y Nicaragua.

Según el Servicio Nacional de Fronteras de Panamá (Senafront), 7.316 migrantes han cruzado desde el primero de enero hasta la tercera semana de abril. Generalmente el mayor flujo tiene lugar en la temporada seca, que se extiende entre diciembre y abril, pero al ritmo en que va podría superar los 9.678 que se registraron el año pasado. De hecho, ya rebasó las cifras de 2017, cuando cruzaron 6.446.

Los migrantes dicen huir de la pobreza, la discriminación, los conflictos políticos, la guerra y la violencia.

“Lo que está sucediendo en la frontera colombo-panameña es un reflejo de lo que está pasando a nivel internacional”, dijo la investigadora en derechos humanos y asuntos migratorios de la Universidad Católica de Colombia, Johanna Fernanda Navas. “Es una búsqueda de esperanza, de oportunidades, de bienestar, del mínimo vital que no está pudiendo ser cumplido en el Estado de procedencia”.

La mayoría de estos migrantes vienen de Haití y Cuba, otros pocos de naciones africanas como Camerún o la República Democrática del Congo, y unos más del sur de Asia, entre ellos, India, Bangladesh y Sri Lanka.

Los cubanos han volado por años a Ecuador para comenzar su viaje, aunque recientemente muchos han optado por rutas abreviadas que comienzan en Panamá o Nicaragua.

Los haitianos optaron por llegar a Sudamérica tras el terremoto de 2010 y más recientemente porque el trabajo se redujo drásticamente en su país. Muchos marcharon a Brasil para la época de las construcciones de las grandes infraestructuras deportivas para las Olimpiadas de 2016 y el Mundial de Fútbol de 2014 en esa nación. Otros --como Venise y Nesly-- llegaron hasta Chile durante el gobierno de la expresidenta Michelle Bachelett (2014-2018), pero con la llegada de Sebastián Piñera y el incremento de los controles migratorios, se vieron obligados a salir.

Venise y Nesly dijeron que el dinero no les alcanzaba y se sentían discriminados mientras vivieron en territorio chileno.

Los migrantes africanos y asiáticos tienden a llegar en barco o por aire a Brasil, cruzando el Amazonas hacia Perú y girando luego al norte a través de Ecuador y Colombia, donde contratan a contrabandistas para que los guíen por la jungla del Darién. En la mayoría de los casos son abandonados durante la travesía.

“Nuestra selva es una selva mala, la selva más grande después de la selva del Brasil, una de las selvas más peligrosas”, dijo el comisionado José Samaniego, jefe de la Primera Brigada Oriental del Senafront en Metetí, Darién. “Es bastante peligrosa esa travesía, (con) personas inescrupulosas, coyotes, los guían por esta selva y los abandonan a su suerte”.

Entre los viajeros son comunes los testimonios de robos y asalto sexual por parte de bandas de colombianos y panameños y de las "mulas" del narcotráfico, que caminan por las mismas rutas que los migrantes.

“La parte de la jungla era tan terrible que era la supervivencia del más apto. ¿Entiendes?”, dijo Afolabi Ojo, quien asegura que huyó de Nigeria porque el grupo extremista Boko Haram asesinó a su familia. “Cuando llegamos a Bajo Chiquito no era cuento; tan terrible que era: no había atención médica, la gente que salía de la selva, del bosque, tenía heridas, tenía muchos moretones en el cuerpo, la gente se quejaba de dolor. No había agua ni nada”.

También los ríos de Darién pueden subir repentinamente y con furia, y en las últimas semanas, al menos diez migrantes fueron arrastrados hasta la muerte. Las autoridades panameñas dicen que el número de víctimas podría ser mayor, pero no hay forma de saberlo dada la naturaleza remota e implacable de la zona.

Un hombre congoleño que solo se identificó como Kerlo dijo que una persona que viajaba con él y otros cuatro más se ahogó. “Ni siquiera lo pudimos enterrar porque la corriente se lo llevó”, señaló entre lágrimas y mirando el río Chucunaque de aguas turbias.

La oficina en Panamá de la Organización Internacional para las Migraciones dice que los migrantes salen de la selva “en muy mal estado, con cuadros de deshidratación, enfermedades de piel, respiratorias o gastrointestinales, incluidos bebés, niños pequeños, mujeres solas, mujeres embarazadas y, en algunas casos, adultos mayores”. El Senafront dice que las enfermedades más comunes son la diarrea, vómitos, inflamación de la piel, hongo en los pies y deshidratación.

Al salir de la jungla, la mayoría de los migrantes atraviesan las aldeas de Bajo Chiquito o Canaan Membrillo antes de ir a pie o en bote por el río Chucunaque hasta Peñitas, que antes de esta oleada de migrantes era un pueblo indígena con menos de 200 habitantes, donde los lugareños solían navegar las aguas en estrechos botes de madera. La aldea carece de agua potable, cobertura celular, clínica médica o transporte regular.

En estos días, Peñitas se siente abrumada por los migrantes, que duermen en literas y tapetes en el almacén. Se bañan y lavan la ropa en las fangosas aguas del Chucunaque, cuelgan las prendas para que se sequen en un cercado y se alivian en los inodoros portátiles azules que se encuentran afuera del refugio.

Samaniego estimó en un día reciente que había más de 1.500 migrantes en el campamento en Peñitas, que tiene una capacidad de 100 y que hace sólo unos meses albergaba alrededor de 80 o 90 en un día determinado.

Cerca de 1.200 más estaban en Bajo Chiquito, dijo, más unos 1.000 que habían sido trasladados a un refugio temporal en Chiriquí, cerca de la frontera occidental de Panamá con Costa Rica. La oficina de Panamá de la Organización Internacional para Migrantes (OIM) dijo que Costa Rica está permitiendo que ingresen entre 50 y 100 migrantes cada día.

Samaniego reconoció que el aumento de este año tomó a las autoridades por sorpresa. Después de que los flujos migratorios de 2015-2016 cayeran drásticamente, Panamá cerró varios campamentos y dejó sólo a Peñitas en funcionamiento. Ahora están luchando para rehabilitar otro refugio en Lajas Blancas, donde los migrantes estarían en mejores condiciones.

En Peñitas, los funcionarios vacunan a los migrantes contra el sarampión, el tétanos y la rubéola y hacen verificaciones de antecedentes como medida de seguridad antes de transportarlos hacia el oeste.

La OIM de Panamá dijo que está trabajando con las autoridades de migración y la policía fronteriza para administrar mejor el campamento, y con la ayuda de otras instancias de las Naciones Unidas para proporcionar camas, colchones y mosquiteros.

La oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados en Panamá dijo que visitó el campamento a principios de mayo para asesorar a los migrantes sobre la solicitud de asilo y los mecanismos para las personas que necesitan protección internacional.

Aunque la mayoría de los migrantes esperan llegar a América del Norte, algunos dijeron que estaban solicitando refugio en Panamá.

Una de ellas es la cubana Lisandra Pérez Molina, de 24 años, que dio a luz a un bebé el 14 de abril en una aldea indígena y antes de llegar a Peñitas. “Lo que deseo es que me saquen de aquí... Mi niño es panameño, mi niño tiene derechos aquí y nosotros como padres también los tenemos”.

Pérez mostró el certificado de nacimiento con el nombre de su hijo nacido en una aldea indígena panameña: “Darién”.

Cargar más

XS
SM
MD
LG