Enlaces de accesibilidad

Venezuela

Arrestan a cuatro personas en España en caso de lavado de dinero de PDVSA

El logo de PDVSA en una estación de gasolina en Caracas.

La policía española arrestó a cuatro personas como parte de una investigación de lavado de dinero relacionada con unos 4 millones de euros (4,47 millones de dólares) provenientes de la compañía estatal de petróleos de Venezuela, PDVSA, informaron el lunes las autoridades.

La policía confirmó a The Associated Press los reportes de la prensa española de que los cuatro detenidos también enfrentan cargos por corrupción en transacciones monetarias internacionales y la falsificación de documentos, además del blanqueo de dinero.

Los arrestos se llevaron a cabo el lunes cuando la policía española registró varias propiedades vinculadas al exembajador español en Venezuela, Raúl Morodo, dijo una fuente a Reuters.

El hijo de Morodo, Alejo Morodo, fue uno de los arrestados, dijo la fuente, que pidió no ser identificada debido a la sensibilidad del asuntos. Morodo, de 84 años, no fue arrestado por razones de salud, según reportes en medios de comunicación españoles.

Reuters no pudo comunicarse de inmediato con ningún representante de Morodo o su hijo, quienes tampoco fueron citados en los reportes de los medios de comunicación españoles.

La investigación, que está bajo secreto por una orden judicial, se centra en el período entre 2008 y 2013, poco después de que Morodo finalizó su período de tres años como embajador en Venezuela, informaron medios españoles.

El diario El País dijo que los detenidos eran sospechosos de facturar por un trabajo que nunca se completó y de lavado de dinero a través de cuentas en Panamá y otros países latinoamericanos.

(Con información de AP y Reuters)

Los negocios sucios de Tareck El Alssaimi y su familia con Hezbolá (parte 3)

El presidente Palestino Mahmud Abbas (L) camina junto a el ex Ministro de Interior y Justicia de Venezuela, Tareck El Aissami (R), luego de depositar una ofrenda floral en la tumba del Libertador Simón Bolívar en Caracas el 27 de noviembre de 2009.

El ex vicepresidente de Venezuela, Tarek El Aissami, y su familia han sido objetos de amplias investigaciones por supuestamente vender pasaportes a miembros del grupo terrorista Hezbolá.

Según un archivo secreto recopilado por ex agentes venezolanos y entregado al diario New York Times, El Aissami y sus familiares son los responsables de la infiltración de militantes de Hezbolá en Venezuela, pero ¿con qué propósito son vendidos estos pasaportes? ¿hay algo más allá que una venta ilegal de un documento para viajar para el enriquecimiento propio?

Es conocido que los terroristas compran pasaportes de diferentes naciones para poder trasladarse de una manera ¨encubierta¨, pero según explicó Joseph Humire, experto en anti terrorismo y director de Secure Free Society , a RadioTelevisiónMartí lo que diferencia a Venezuela en el negocio de la venta de pasaportes venezolanos es que este país "construye identidades" para que los terroristas puedan operar en una red financiera.

"Para construir una identidad falsa es necesario varios documentos como cuentas propietarias, certificado de nacimiento, cédula de identidad, pasaportes, y más" aseguró Humire.

Según el experto en anti terrorismo estas personas nacidas en Siria, Líbano e Irán dicen ser venezolanos, y en algunos casos nunca han pisado Venezuela. En el campo de la inteligencia esto se llama Trade Craft, en español técnicas de espionaje, donde se le otorga una identidad a un agente para que trabaje encubierto con un objetivo en específico.

En esta investigación en la que trabajó Humire, se encontró que algunas de las personas que recibieron estos pasaportes eran más que simples miembros de Hezbolá. Algunas personas que recibieron documentación venezolana tenían apellidos de familias que pertenecían a Dinastías en el Medio Oriente que existieron por siglos.

Humire asegura que este esquema es más complejo que simplemente mover terroristas y existe una "red oscura clandestina" entre Venezuela y Siria de la cual todavía se desconoce su verdadero propósito. Sin embargo, Humire considera que el esquema de documentación tiene el propósito de construir una red internacional con un propósito bélico.

Debido a la evidente corrupción y escándalos relacionados al narcotráfico en los que se han visto involucrados allegados al gobierno de Chávez y Maduro, diferentes medios de comunicación se refieren a Venezuela como un "narco estado". Sin embargo, Humire considera que el término más adecuado el cual define al país petrolero es el de "estado paralelo" y ahí es donde resalta el apellido El Aissami.

El especialista en anti terrorismo asegura que un estado paralelo es una estructura cívico paramilitar criminal parecida a un estado que crece dentro del Estado y tiene más poder que el estado formal. En otras palabras, el especialista dice que Venezuela ya no está dividida entre funciones, si no dentro de territorios y así como existen alcaldes y concejales, existen narcotraficantes, lavadores de dinero y fuerzas irregulares como terroristas y milicias.

"Ahí tienen un comando y control mediante una mafia que existe entre algunos funcionarios que mayormente no siempre son los más conocidos, pero poseen descendencia árabe" , aseguró Humire y señala que Tarek El Aissami es una excepción porque une a los dos mundos.

Humire explica que la situación en Venezuela no se puede subestimar y va más allá de que Maduro salga del poder o no puesto que el país esta frente a la presencia de agentes extra regionales que buscan más allá de dinero, control y poder.

"Sin embargo, lo que hemos aprendido es que Venezuela es un estado paralelo con una ocupación y control de actores extra regionales que también controlan a Cuba" señaló Humire .

Por último Humire concluye asegurando que Maduro es negociable, pero hay figuras de la revolución bolivariana que no son negociables como Tareck El Aissami por razones mencionadas anteriormente.

"Frenar o cambiar el régimen no es tan importante como frenar la revolución bolivariana que tiene como fin cambiar el mapa geopolítico de Latinoamérica y por lo visto es que lo están logrando poco a poco" aseguró Humire .

Misión de la UE abordó en Caracas vías negociadas para nuevas elecciones en Venezuela

La jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Federica Mogherini, preside reunión del Grupo Internacional de Contacto en Costa Rica. (Archivo, AFP).

La misión del Grupo Internacional de Contacto, auspiciado por la Unión Europea que viajó a Caracas para reunirse con las diferentes partes en el conflicto venezolano, abordó "la posible vía para un camino electoral negociado", informó este sábado la UE.

La misión, que estuvo en Caracas el 16 y 17 de mayo, enfatizó además el compromiso político del grupo internacional de contacto con una solución democrática a la actual crisis, indicó en un comunicado el Servicio Europeo de Acción Exterior.

En la tercera reunión ministerial de ese grupo, celebrada el 6 y 7 de mayo en San José, se acordó acelerar los esfuerzos diplomáticos para lograr un proceso político negociado que lleve a unas nuevas elecciones presidenciales "libres y justas", de acuerdo a la Constitución venezolana, reporta la agencia EFE.

La misión política enviada a la capital venezolana estuvo compuesta de representantes del Servicio Europeo de Acción Exterior, así como de los Gobiernos de España, Italia, Portugal, Suecia y Uruguay, que se entrevistaron con "todos los actores nacionales relevantes".

"Todos los interlocutores expresaron su aprecio por los esfuerzos del grupo de contacto y animaron a que continuara su compromiso", que a juicio de la UE aún es necesario para alcanzar un proceso político que logre resultados.

Indicó asimismo que se intensificará el trabajo con todos los actores relevantes en Venezuela, así como con los socios del grupo, con vistas a "facilitar una solución pacífica y democrática en manos de los venezolanos".

El grupo está conformado por España, Francia, Alemania, Italia, Países Bajos, Portugal, Suecia, el Reino Unido, Costa Rica, Uruguay, Ecuador y Bolivia y es considerado el único mecanismo que hasta el momento tiene acceso a todas las partes relevantes en Venezuela.

La crisis venezolana se ha venido recrudeciendo desde el pasado 10 de enero, cuando el presidente, Nicolás Maduro, juró para un segundo mandato tras unas elecciones efectuadas en mayo de 2018 que no son reconocidas por la oposición y diversos países, al considerar que no fueron limpias.

El 23 de enero, el jefe del Parlamento, Juan Guaidó, se declaró presidente interino y ha logrado el respaldo de buena parte de los países del continente americano y una veintena de naciones europeas.

La escasez de gasolina toca a las puertas de Caracas

Un trabajador habilita un auto en una gasolinera de la estatal PDVSA este viernes en Caracas.

Los habitantes de Caracas formaron este viernes largas filas en varios puntos para poder repostar sus vehículos y debieron incluso esquivar algunas estaciones cerradas temporalmente por falta de combustible, una buena muestra de que la escasez de gasolina llama a las puertas de la capital venezolana.

Según pudo constatar Efe en un recorrido por Caracas, la mayor escasez de combustible estaba en la zona oriental de la capital y en algunos puntos del centro.

El presidente interino, Juan Guaidó, dijo en Twitter que la escasez de gasolina en Venezuela es el producto de años de corrupción, incapacidad e indolencia de un régimen que destruyó la industria petrolera.

Desde el inicio de la semana, se comenzaron a ver filas en algunas estaciones y este viernes la situación se extendió por varios puntos de la ciudad, aunque sin llegar a las horas de espera que son obligatorias en el interior del país para repostar.

El pasado martes, el secretario de la Federación Unitaria de Trabajadores y Trabajadoras del Petróleo de Venezuela, Iván Freites, había adelantado a Efe que la escasez de gasolina se profundizaría en los siguientes días.

Además, afirmó que las autoridades "mantienen solo a la región capital abastecida de combustible, pero en cualquier momento va a pasar lo que pasó con la electricidad".

A media mañana, algunas estaciones que estuvieron cerradas a primera hora comenzaron a operar tras recibir combustibles.

José Benito, empleado de una estación ubicada en el centro de la Caracas, dijo que llevaban "tres días sin gasolina y hoy llegó a las 10 de la mañana, pero antes de eso pasamos seis días sin nada".

Benito lamentó que "de un mes para acá se ha puesto difícil y en la planta (de llenado) nadie agarra el teléfono".

"En la (avenida) Lecuna, Parque Central, el 23 de Enero, La Silsa y San Martín no hay gasolina", enumeró un conductor acerca de varios sectores del centro.

El conductor prefirió ocultar su nombre y que estaba surtiendo en una estación de servicio del popular barrio de Catia, en el oeste de Caracas.

También en Catia, Richard Tovar indicó que hizo la fila para repostar "y tenía cinco carros por delante, nada del otro mundo, son situaciones normales, sí hay algo de escasez pero hay que sortear las bombas de gasolina".

"Sí se ha puesto un poquito pésima (el abastecimiento) pero no como en otros sitios, aquí por lo menos conseguimos gasolina diariamente", dijo José Sánchez, conductor de un transporte de pasajeros que cubre el centro de Caracas y al que debe surtir dos veces al día.

En una estación de la urbanización Las Mercedes (este de Caracas), Roberto Andara relató que "ha estado rudo" pues había visitado cuatro gasolineras sin éxito.

En este sentido, comentó que la situación de escasez es mayor en el interior del país: "Ayer llegué de Valencia, Nirgua y Bejuma (todas ciudades del estado Carabobo, centro), y no hay gasolina".

"Vengo de tres bombas, dos estaban cerradas y otra se estaba quedando sin gasolina. Desde el apagón he tenido problemas para echar gasolina", sostuvo Beatriz Zubillaga, consultada en otra gasolinera al este de la ciudad.

En tres de las gasolineras visitadas por Efe, había además presencia de funcionarios de la Dirección de Contrainteligencia Militar (DGCIM).

Miguel, un conductor de una camión de distribución de la estatal Pdvsa que estaba descargando combustible en una estación ubicada en el sector de Palos Grandes, detalló a Efe que había atendido tres despachos este viernes, "lo normal en un día", y atribuyó las colas observadas en la mañana a que "la gente se pone nerviosa".

En una nota de prensa enviada este viernes, Freites dijo que la situación del sector petrolero "es reflejo del caos y el saqueo perpetrado por el régimen de Nicolás Maduro en el país" y lamentó que "no hay gasolina, gasoil, ni aceites lubricantes para el pueblo, pero sí para el contrabando" y para atender el mercado cubano.

Por su parte, el diputado a la Asamblea Nacional Elías Matta afirmó que "comenzando el 2018 advertimos que había un racionamiento en diez estados del país, lo que pasa es que en los estados centrales no se veía, pero ibas a Barinas y no había gasolina, ibas al Zulia o a Apure y no había gasolina".

Venezuela cuenta con un parque de 1.765 estaciones de servicio en el país.

Sin embargo, expertos consultados por Efe, advierten que los niveles de producción actual no permiten atender la demanda de los usuarios.

(EFE)

Exiliados piden a Trump reactivar vuelos de EEUU a Venezuela

Venezolanos varados en el aeropuerto de Miami tras la suspensión de vuelos de EEUU a Venezuela. (Captura de imagen/Telemundo 51)

Grupos del exilio venezolano pidieron este viernes al presidente Donald Trump reactivar los vuelos de Estados Unidos a Venezuela, al señalar que la suspensión decretada esta semana ha "afectado al venezolano de a pié" y dejado varados a decenas de ellos en aeropuertos del país.

Los grupos Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex) y Madres Venezolanas en el Exterior (Amavex) señalaron en rueda de prensa que aprueban las medidas de presión "para aislar al régimen de Nicolás Maduro", pero que se debe "corregir" la suspensión de los vuelos.

La activista Helene Villalonga, de Amavex, hizo "un llamado de atención a la administración Trump por esta medida", al subrayar que "ha afectado, no a los funcionarios como se podría pensar en principio, sino al venezolano de a pie".

El miércoles pasado el Gobierno estadounidense suspendió de forma inmediata e indefinida todos los vuelos de pasajeros y de carga hacia y desde Venezuela.

Por su parte, José Antonio Colina, presidente de Veppex, explicó a Efe que hay por lo menos treinta venezolanos varados en el Aeropuerto Internacional de Miami, que requieren además de servicios consulares.

Villalonga dijo a Efe que estos venezolanos varados, algunos de los cuales se han "quedado durmiendo en el piso" del aeropuerto de Miami, tampoco han tenido respuesta a sus reclamos por parte de las aerolíneas, que solo les ofrecen llevarlos a un tercer país.

Colina pidió a EEUU mantener los mecanismos de presión a Venezuela, pero urgió coordinarlos con el enviado del presidente interino Guaidó ante el Gobierno de EEUU, Carlos Vecchio, para que no afecten directamente al "ciudadanos venezolano".

Señaló que la misma motivación que impulsa estas medidas podía "corregir el problema de raíz, que sería crear una coalición militar, una intervención militar o el Tratado de Asistencia Recíproca" para "sacar a Maduro del poder".

Ambas organizaciones urgieron además al Gobierno de Trump solucionar el estatus migratorios en Estados Unidos de los venezolanos que han tenidos que dejar su país.

Colina criticó que la crisis venezolana está siendo "politizada" y usada por los partidos Demócrata y Republicano como bandera de campaña, mientras que la comunidad venezolana necesita soluciones reales.

"Afecta a millones de venezolanos dentro y fuera del país, y es un problema de seguridad, no tema de campaña electoral", aseguró Colina.

American Airlines anunció la suspensión indefinida de sus vuelos a Venezuela el 28 de marzo, mientras que United y Delta no volaban a Venezuela desde 2017.

El anuncio de la "suspensión inmediata" de todos los vuelos hacia y desde Venezuela debido a "condiciones" que amenazan la seguridad de los viajeros, aeronaves y tripulaciones afecta tanto a vuelos de carga como de pasajeros y a aviones de cualquier matrícula, no solo estadounidense.

La decisión fue dada a conocer en un comunicado por el secretario interino del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, en inglés), Kevin McAleenan.

Estados Unidos y Venezuela suspendieron sus relaciones diplomáticas después de que el Gobierno de Trump reconociera a Guaidó como mandatario interino del país suramericano, después de que este se proclamó como tal en enero pasado.

Cargar más

XS
SM
MD
LG