Enlaces de accesibilidad

Cuba

¿Y si con las nuevas cuentas en dólares pasara lo mismo que cuando impusieron el CUC? Expertos opinan

Una mujer cambia dólares en una calle de La Habana en diciembre de 2019. (YAMIL LAGE / AFP)

Igual que les ocurrió a los inversionistas extranjeros cuando sus depósitos en dólares fueron “convertidos” súbitamente hace casi dos décadas en CUC, a los cubanos residentes en el extranjero que abran cuentas ahora en Cuba atraídos por una nueva resolución del Banco Central pudiera sucederles lo mismo: perder el control de su dinero, opina un economista cubano.

“Cuando los empresarios extranjeros tenían sus cuentas en divisas en Cuba y no existía el CUC, todo el mundo funcionaba con la divisa como estaba regulado, y de buenas a primeras se crea el CUC, y se les dice a todos los empresarios que sus cuentas quedan convertidas en CUC. Y de buenas a primeras, cuando el empresario necesita repatriar utilidades -una cosa normal en cualquier inversión extranjera directa-, necesita un certificado de liquidez para poder devolver su divisa”, explica Mauricio de Miranda Parrondo, profesor titular de la Pontificia Universidad Javeriana de Cali, en Colombia.

Mauricio de Miranda: ¿Quién quita que mañana esas cuentas sean convertidas en certificados de divisas?
please wait

No media source currently available

0:00 0:04:40 0:00

Pero el CUC, evidentemente, ya no tenía suficiente respaldo en divisas, apunta el experto.

“Entonces, ¿quién quita que el día de mañana estas cuentas sean convertidas en certificados de divisas, y entonces tú no puedas disponer de liquidez inmediata, la liquidez a la vista, que es como uno esperaría de cuentas bancarias corrientes o de ahorro, que son depósitos a la vista, y que uno los puede retirar en cualquier momento?”, se pregunta.

El cubano residente fuera de Cuba “se lo va a pensar cuatro veces antes de tomar esa decisión” de depositar sus dólares allí, dice.

El gobierno de La Habana tiene ante si una tarea muy grande que hacer para demostrar credibilidad y estabilidad en sus medidas económicas, para que realmente existan incentivos y se puedan producir inversiones sólidas de los cubanos residentes en el extranjero, manifiesta el profesor.

La gente se pregunta: bueno, ¿y qué pasa si la cosa cambia en seis meses?”, dice. “No va a ser la primera vez que el país haya estado abocado a crisis muy graves, y se han desarrollado reformas profundas que luego se quedan detenidas, o luego se revierten”.

Aparentemente, la nueva resolución publicada en la Gaceta Oficial el 22 de mayo no fue lo suficientemente explícita para despertar la curiosidad, sobre todo, de aquellos a quienes fundamentalmente se dirigía –los cubanos que viven fuera de Cuba- y para llamar su atención necesitó reportes adicionales de la Agencia Cubana de Noticias y Cubadebate.

“Pareciera que [esas reformas profundas] son adoptadas en medio de un fuerte oportunismo en cuanto a las circunstancias, no son reglas de juego estables”, añade el profesor cubano en Cali. “Y fíjate si es así que la resolución ni siquiera era lo suficientemente clara, y tuvo que salir Cubadebate a aclarar muchas cosas”.

De Miranda y otros tres economistas cubanos consultados por Radio Televisión Martí a propósito de la resolución (de los cuatro, dos viven en la isla y los otros dos fuera) coinciden en una cosa: la medida prueba la desesperación del gobierno por la falta de divisas para costear importaciones.

Desde La Habana, Martha Beatriz Roque opina que la decisión no va a representar un ingreso considerable de liquidez para el gobierno, pero pronostica que sí habrá cubanos residentes en Estados Unidos dispuestos a abrir cuentas en la isla.

“De esos ingresos habrá una redistribución para que la gente de GAESA pueda hacer importaciones”, indica la economista “El problema está en que no hay financiamiento para las importaciones, porque se le debe a todo el mundo”, lo mismo al Club de París -al cual ya le dijeron que no le iban a pagar- que “a los pequeños comerciantes que traen y ponen a la venta desde papas fritas hasta picadillo de res”.

También, desde La Habana, dio su opinión el economista Omar Everleny Pérez Villanueva.

“Hay mucho CUC en la calle, pero no tiene respaldo financiero”, observa el experto. “Eso muestra que el país tiene pocas divisas, porque aunque tú compres en CUC, después esos CUC no pueden convertirse en dólares; no se puede reabastecer la tienda”.

Recuerda que, según la nueva resolución, para hacer transacciones con dólares seguirá siendo necesario usar la tarjeta magnética.

“Antes de comprar ya deposité mis dólares; el Estado utiliza mis dólares antes de yo comprar en la tienda, ya tuve que haberlos depositado”, refiere Everleny Pérez. “El Estado tiene confianza en eso porque ya es un nuevo dólar, ya es una nueva moneda; no es el CUC, que no tiene [respaldo en] divisa convertible”.

Al experto le parece que la decisión tiene sentido si se respeta que quienes depositen dólares encuentren siempre productos al llegar a la tienda para comprarlos.

“Creo que, como medida, lo novedoso será que se respete realmente el objetivo por el cual fue creada: para que el Estado tenga acceso a una moneda convertible, y con eso no pueda decir después que no hay abastecimiento en las tiendas”, manifiesta el economista.

En el caso de los cubanos residentes fuera de Cuba, una cuenta abierta así se puede usar como capital de trabajo, no solo para consumo, observa, porque esa misma tarjeta permitirá hacer importaciones con agencias especializadas. Por ejemplo, dice, servirá para comprar una cocina de 10 hornillas -que no venden en las tiendas de Cuba- a la hora de abrir un restaurante privado.

Sería interesante averiguar cuánto cuesta mantener esas cuentas; o sea, si yo quiero tener un depósito en dólares en Cuba, qué tengo que pagar por eso. La noticia no lo indica”, dice en Miami el profesor e investigador Jorge A. Sanguinetty, autor del libro Cuba: Realidad y Destino, Presente y Futuro de la Economía y la Sociedad Cubana.

Habla igualmente de “la desesperación del gobierno cubano" en términos de capacidad de pago por importaciones.

"Están facilitando al máximo la adquisición de dólares, facilitándolo por todos los medios habidos y por haber”, lo que a su juicio -y en esto coincide con De Miranda- representa un riesgo para quien lo haga, porque el gobierno cubano, subraya, carece de credibilidad.

“Disminuye aún más su credibilidad con la persecución policiaca de toda forma de negocio, de cuentapropismo, de comercio informal”, explica. “Aunque quieran facilitar [el traspaso] de dólares a Cuba, no van a tener mucho éxito en que esos dólares lleguen a cuentas grandes, que sean movimientos importantes, y mucho menos en cuestión de inversiones”.

En el fondo, todo esto indica la incapacidad del gobierno cubano para promover una industria exportadora que genere divisas, dice Sanguinetty, algo mucho más evidente ahora con las pérdidas en el sector del turismo.

Los propios economistas del gobierno están pidiéndole que haga reformas, que flexibilice un poco el aparato productivo del país y el aparato distributivo del país, y no lo hacen, entonces -claro- dependen ahora de milagros y de medidas extremas”, manifiesta.

Para Martha Beatriz Roque hay un punto sobresaliente en esta decisión: la política sigue siendo más importante que la economía, y a quien deposite dólares estadounidenses le siguen descontando un 10 por ciento.

Martha Beatriz Roque: "No hay financiamiento para las importaciones, porque se le debe a todo el mundo"
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:11 0:00

“¿Por qué? Porque esto lo instituyó Fidel Castro, y es un problema político; es un problema en contra de los americanos”, comenta la economista. “La dictadura está muy necesitada de dinero, y va a hacer cualquier cosa para poder obtenerlo. Están haciendo esto porque hay un estado de desesperación”.

Cuba no ha aprendido lecciones de otros países, observa el profesor De Miranda.

“Vietnam en ningún momento limitó la posibilidad de que los vietnamitas residentes fuera del país pudieran invertir en su país, y muchos de ellos incluso regresaron; otros crearon empresas con sus familiares, porque les interesaba que vivieran bien y que progresara su país”, recuerda.

"En definitiva, creo que los cubanos, con independencia de dónde vivamos, queremos que Cuba sea próspera", manifiesta el economista.

“Por supuesto, habrá algunos que no; algunos querrán que Cuba se hunda, pero creo que la mayoría queremos que Cuba sea próspera, que nuestras familias vivan en prosperidad, y queremos vivir o tener una relación con un país que pueda resultar próspero”, asegura.

El gobierno debería tener claro que el cubano residente en el exterior no es un enemigo del país, dice De Miranda.

“Podrá tener criterios políticos distintos, o criterios de política económica distintos, pero no es un enemigo del país, y puede ser un factor de contribución muy importante al desarrollo del país”, declara. “Pero hay una tarea que hacer: darle credibilidad a la legislación del país, las reglas de juego hacerlas estables, porque si no son estables no hay negocio que prospere, porque la gente tiene miedo, porque la gente se abstiene de tomar decisiones”.

Cuba se ha ganado posiblemente el premio al peor de los sistemas económicos socialistas del mundo; socialistas o comunistas, o de planificación centralizada, observa Sanguinetty.

Sanguinetty: "Sería interesante averiguar cuánto cuesta mantener esas cuentas"
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:04 0:00

“Ya no sabemos ni siquiera cómo clasificar la economía cubana: es un verdadero desastre, caótica, y muy mal manejada por los dirigentes, tanto en el gobierno per se, la administración pública, como en el partido” comunista, indica Sanguinetty.

De Miranda recuerda haberle oído decir alguna vez al ministro de Comercio Exterior e Inversión Extranjera en Cuba, Rodrigo Malmierca, que “nunca ha estado prohibido que los cubanos residentes en el exterior puedan invertir en Cuba; lo que pasa es que nunca se ha autorizado ninguna de sus propuestas de inversión”. Todo ha dependido del altísimo nivel de discrecionalidad de esos funcionarios.

A la pregunta de si un cubano residente fuera de la isla que quiera invertir en el sector privado al amparo de esta resolución pudiera contratar directamente a sus empleados, el economista cubano radicado en Colombia subraya el caso específico de los cubanos repatriados.

“Estamos hablando de circunstancias muy difusas en la legislación cubana, esa manía de mantener categorías migratorias -los que tienen permiso de residencia en el exterior, los emigrados- crea confusiones: yo creo que todos somos cubanos, y la ley cubana debe acogernos a todos”, manifiesta.

Los cubanos que no están repatriados, recuerda, los que disfrutan de un permiso de residencia en el exterior o aparecen con la categoría de emigrados, son considerados extranjeros y, por ejemplo, si tienen un problema médico en Cuba, tienen que ir a una clínica cubana y pagar; no pueden disfrutar de atención médica gratuita.

“La Constitución no dice en ningún momento que ese sea un derecho [concedido] a los cubanos que residen en Cuba: dice ‘a los cubanos’, y mientras usted tenga un pasaporte cubano y no haya renunciado a su nacionalidad, usted es cubano. Ahí hay una nube, como en muchas cuestiones legales en Cuba”, comenta.

En teoría, un cubano repatriado, como tiene carné de identidad y tiene residencia en Cuba, podría montar un negocio privado en la isla y contratar directamente fuerza de trabajo, opina.

“No conozco ningún caso que lo haga, pero yo no dudo de que ya exista esa situación”, comenta. “Ahora, el problema es que la autorización para abrir negocios en Cuba no es un proceso de hoy para mañana: necesitas licencias que debes tramitar, que te pueden conceder o no; todo sabemos que en este momento hay montones de licencias frenadas, que el tema de las cooperativas no agropecuarias está paralizado, que el sistema de autorización del trabajo por cuenta propia es muy discrecional también”.

De hecho, economistas como él, que defienden la institucionalización de la pequeña y la mediana empresas en Cuba, se han enfrascado en un debate público al respecto.

“Le respondí a un articulista que publicó en Granma un ataque a los economistas que estamos proponiendo el desarrollo de pequeñas y medianas empresas privadas y cooperativas; no es un clima favorable”, relata. “No es un artículo editorial de Granma, pero todos sabemos que Granma no le publica al primero que aparece allí con un artículo. Le respondí y no publicaron mi comentario de respuesta a ese artículo”.

Everleny Pérez aborda también el tema de la pequeña y mediana empresa al asegurar que si un cubano residente en el extranjero quiere aventurarse en el sector privado de la isla podrá contratar directamente a sus empleados, y no ya por la diferencia entre extranjero y “natural”.

“Si es de forma privada, no funciona la no contratación directa”, declara el experto. “Yo lo vincularía más a una medida que tendrá que venir en los próximos meses, digo yo, que es el establecimiento de la pequeña y mediana empresa; que ya entonces el dueño de esa paladar se convierta en una persona jurídica”.

Pérez Villanueva: "Imagino que estaba hablando del tren de las reformas, no de la continuidad"
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:20 0:00

Y se trata simplemente, agrega, de cumplir lo que ya fue aprobado en el sexto y séptimo congreso del Partido Comunista.

“Si todo lo que estaba pendiente debe cumplirse, uno de los requisitos que estaban en esos documentos [es la creación] de la pequeña y la mediana empresas”, recuerda Everleny Pérez. “Y no lo digo yo, lo dijo [el gobernante Miguel] Díaz-Canel recientemente: vamos a trabajar para poner en marcha todo aquello que se ha quedado pendiente”.

Fue muy interesante lo que declaró entonces, comenta el economista.

“Dijo: vamos a montarnos en el tren, y no vamos a bajarnos más”, subraya. “Bueno, yo me imagino que el tren del que está hablando es el tren de las reformas, no de la continuidad, porque él dijo en esa reunión del Comité Ejecutivo del Consejo de Ministros: ‘Si seguimos haciendo lo mismo, vamos a obtener los mismos resultados'”.

Vea todas las noticias de hoy

La Habana en fase recuperativa este viernes; reportan 5 nuevos casos de coronavirus

Habaneros usan tapabocas este 1 de julio para protegerse del coronavirus. (AP Photo/Ramon Espinosa)

La Habana entrará este viernes en la primera fase de recuperación de la pandemia de coronavirus, y el resto de las provincias, con excepción de Matanzas, pasarán a la fase dos, según una nota oficial publicada medios estatales.

Mientras, en su parte de este jueves, el Ministerio de Salud Pública (MINSAP) reportó cinco nuevos casos de COVID-19, todos en la capital del país, para un total de 2.353 contagios.

En la nota, firmada por el Consejo de Ministros, el régimen reconoce que aunque desde hace "siete días se vienen cumpliendo, de manera general, los indicadores sanitarios establecidos", todavía se reportan "algunos casos diarios", pero señala que esa es una "cuestión que es parte de este proceso".

El número de fallecidos por el virus, de acuerdo con las cifras oficiales, se mantiene en 86.

Son cinco los indicadores establecidos por las autoridades para incorporar territorios a la llamada "desescalada": la tasa de incidencia, el índice reproductivo, los casos activos, el número de casos positivos con fuente de infección conocida en los últimos 15 días, y los eventos de transmisión local.

El martes fue idenficado un foco de contagio en una finca del municipio capitalino de El Cotorro, con 5 casos detectados y decenas de personas bajo vigilancia epidemiológica.

Será este viernes la comparecencia de Ariel Ruiz Urquiola en la ONU (VIDEO)

Ariel Ruiz Urquiola posa junto a sus seguidores en Ginebra, Suiza.

La comparecencia del científico cubano Ariel Ruiz Urquiola ante la Comisión de Derechos Humanos de Naciones Unidas en Ginebra, Suiza, fue pospuesta para este viernes entre 10:30 y 11:00 de la mañana.

"El motivo por el que se pospone esta audiencia se debe a un retraso en el inicio de la sesión de este jueves y a que muchos participantes realizaron sus exposiciones a través de vídeo producto del COVID- 19", indica un comunicado enviado a nuestra redacción por Leo Juvier, colaborador de Ruiz Urquiola.

please wait

No media source currently available

0:00 0:00:12 0:00

Sin embargo, el científico y activista dio una improvisada conferencia de prensa el jueves en las afueras de la sede de la Comisión de Derechos Humanos, ante la cual se presentará invitado por el grupo UN Watch.

Ruiz Urquiola dijo haber tenido “la desagradable oportunidad” de ver cómo la delegación de La Habana habló de tráfico de personas sin mencionar el tráfico de médicos ni el éxodo de tantos que buscan rehacer sus vidas en otros países.

Esa persona, además, repitió el discurso oficialista de supuestos extranjeros que hacen tráfico sexual particularmente con mujeres dentro de Cuba, cuando lo cierto es que se trata de un turismo sexual auspiciado por el régimen, denunció Ruiz Urquiola.

“La dictadura cubana prefiere no declarar ese tipo de tráfico porque simplemente ellos son los artífices de ese tráfico”, dijo. “Obvió todo el sufrimiento de los cubanos que están en la frontera para entrar a Estados Unidos y a otros países como Uruguay, y obvió también el informe de la relatora especial sobre tráfico humano”, declaró el biólogo cubano.

Cuba es nuestra, Cuba no es de la dictadura, Cuba es de todos, manifestó Ruiz Urquiola antes de proponer un desafío al régimen con la participación de los cubanos libres radicados fuera de la isla.

“Debemos todos comenzar a razonar en la posibilidad de entrar a Cuba en botes, como mismo ellos sacaron a gran parte de nuestros ciudadanos en 1980 y regresar", propuso Ruiz Urquiola. "Ellos me podrán matar a mí, podrán matar a los demás tripulantes que vengan en el bote conmigo, pero ellos no pueden matar a [quienes vayan en] todos los botes que salgan de la Florida”.

No les tenemos que pedir permiso para hacer eso ni para llevarle comida al pueblo cubano, dijo.

“Ellos no van a poder contra nosotros”, aseguró. “La independencia de Cuba, la real libertad de Cuba, la democracia de Cuba depende de nosotros. Mientras seguimos escondidos en nuestras casas, o en refugios políticos, o incluso integrados a otras sociedades, nunca vamos a cambiar la realidad de nuestro país”.

Dijo sumarse así a la propuesta de Eliecer Ávila de la Operación Retorno “o como quieran llamarla”, porque cualquiera que haya sido el motivo de un cubano para salir de Cuba, “ya sea por razones económicas, por razones políticas o por razones sociales, salieron porque era una prisión simplemente”.

Al llegar a Ginebra el miércoles, el activista de derechos humanos en Cuba fue acogido y alentado por un grupo de seguidores que portaron carteles y una bandera cubana.

"Es el momento de decir ¡basta ya!", dijo el científico.

"¡Viva Cuba libre y democrática!", declaró el activista y prometió denunciar las violaciones de los derechos humanos cometidas por el régimen en la isla por más de seis décadas.

Tras una huelga de hambre y sed frente a la sede de las oficinas de la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, el doctor en Ciencias Biológicas consiguió un espacio para ser escuchado en este importante foro internacional.

Mónica Baró: La represión no es un logro, no debemos conformarnos

La periodista Mónica Baró en una entrevista con la agencia AFP. (Yamil Lage / AFP)

La laureada periodista cubana Mónica Baró dijo a Radio Televisión Martí que es necesario encontrar nuevas vías y desarrollar iniciativas que permitan llevar a efecto con éxito la lucha a favor de los derechos de la ciudadanía.

“Hay que ser muy creativo en el contexto cubano. Aprecio y valoro mucho la solidaridad y las denuncias pero que nos repriman no es un logro para una causa. Hay que ser políticamente superiores para hacer avanzar las ideas que se defienden”, dijo Baró.

“Es importante para todos los activistas en Cuba, no solo para los que querían manifestarse contra la violencia policial y el racismo, sino para todos en general, encontrar formas de manifestarnos en espacios públicos, en distintos lugares, y lograr visibilizar las causas y las ideas que defendemos”, recalcó.

please wait

No media source currently available

0:00 0:01:12 0:00

La corresponsal del medio digital El Estornudo hizo estas declaraciones en referencia a la represión desatada por el régimen cubano contra los activistas que intentaron participar el pasado martes en la protesta convocada en toda la Isla contra la violencia policial y racista.

“Una vez más, lo que quedó en evidencia fue que en Cuba no es posible manifestarse pacíficamente, y menos cuando la convocatoria se hace pública y se hace por redes sociales”, opinó la comunicadora, ganadora en 2019 del Premio Gabriel García Márquez de Periodismo en Iberoamérica.

“Sin embargo, yo creo que no es suficiente, y que no debemos conformarnos con demostrar que en Cuba se reprime. Está más que demostrado en la historia de los últimos 61 años que manifestarse por iniciativa propia de manera independiente al Estado, y a sus instituciones, es considerado por el gobierno como un acto de desobediencia, como algo que debe ser criminalizado, y que debe ser impedido”, opinó Baró.

Organizaciones cubanas e internacionales denunciaron que al menos 132 personas, entre artistas, periodistas y activistas, fueron víctimas de detenciones, restricciones domiciliares y cortes del servicio de internet por parte de la Seguridad del Estado para evitar la participación, este 30 de junio, en las protestas en contra de la violencia policial, y para condenar la muerte del joven afrodescendiente Hansel Ernesto Hernández Galiano por un disparo de un agente del orden.

Cuba reabre fronteras al turismo; MINSAP reporta brote en el Cotorro

La Plaza Vieja, en La Habana, no verá aún el regreso de los turistas. (AP/Ismael Francisco)

El régimen cubano reabrió sus fronteras este miércoles al turismo internacional mientras en la capital del país continúan reportándose casos de coronavirus, y las autoridades postergan la primera fase de la reapertura, iniciada en el resto de las provincias desde el 18 de junio.

"Cuba reabre sus fronteras para el turismo internacional. Se inician operaciones en Cayo Largo, Cayo Coco, Cayo Guillermo, Cayo Cruz y Cayo Santa María", dijo en Twitter el Ministerio de Turismo (MINTUR), una información a la que algunos usuarios reaccionaron indignados.

"No entiendo, si en Cuba no hay comida para los cubanos, ni siquiera pasta d dientes.. Y ahora sin economía y sin embargo abren el turismo, quiere decir q siempre hubo comida y siempre hubo pasta d dientes y siempre hubo d todo. Lo único q no para los cubanos???", comentó @charlibc80.

"Y nosotros los cubanos cuando podemos entrar sin cuarentena de 14 días????, se nos hará PCR??, aunque se nos cobre, los que tenemos 15 dias de vacaciones no podremos entrar a Cuba?????", se preguntó @Miguel04493327.

En su reporte diario, el Ministerio de Salud Pública reportó 7 nuevos casos de COVID-19, para un total de 2.348, en el parte de cierre del 30 de junio a las 12 de la noche.

Cinco de estos casos fueron detectados en el municipio habanero de El Cotorro, relacionados con un foco en la finca Paraíso. Las acciones de pesquisa se han extendido "a varios edificios del barrio La Portada, en la búsqueda de posibles contactos, con la realización de más de mil pruebas de PCR", dijo Yadira Olivera, subdirectora de Salud, en la reunión del Consejo de Defensa Provincial, informa este miércoles el diario Tribuna de La Habana.

Los edificios serán aislados debido a "la situación epidemiológica", señaló el presidente del Consejo, José Antonio Torres. No obstante, la capital sigue "enfocada hacia la primera fase" de la recuperación, reporta el medio estatal.

Los otros dos contagiados residen en las provincias de Mayabeque y Las Tunas.

Quejas como las largas colas para adquirir productos de primera necesidad en los quioscos y tiendas que venden en CUC, el consumo de bebidas alcohólicas en algunos locales y las dificultades con el transporte afloraron en la reunión.

Aunque en el medio oficialista abundan los titulares que celebran el buen desempeño de las empresas y comercios estatales en medio de la pandemia, los comentarios de los usuarios apuntan a otra realidad.

"Acabo de pasar por 70 y 21 en Playa, y la molotera que hay allí porque van a vender detergente es indescriptible (...) Y eso se reproduce en todos los establecimientos donde se expenden artículos de primera necesidad en la provincia, o sea que multipliquemos esa escena por el numero de establecimientos y tendremos una idea de como está la capital... Y asi pensamos que La Habana puede pasar a la etapa de desconfinamiento???", se cuestionó Marga.

"Creo que el artículo no refleja la realidad que vive la población en las tiendas Caracol ni en La Panamericana de la Calle 12 desde 23 hasta 25. Las colas se mantienen, los revendedores se mantienen junto con las aglomeraciones y todo lo demás. Recomiendo que haya una visión objetiva basada en experiencias directas", comentó Tadipe en una nota sobre la gestión de ventas del complejo de tiendas Caracol S.A en la céntrica zona del Vedado.

"Una victoria de la insistencia": cocheros de Mayarí consiguen viejo reclamo

Cubanos utilizan los coches de caballo como medio de transporte. (Yamil Lage/AFP).

Desde este primero de julio y tras cuatro años de batalla, los cocheros de Mayarí, que proveen el principal medio de transporte en el territorio, podrán cobrar nuevamente dos pesos por pasaje, en lo que consideran una importante victoria.

Estos trabajadores privados tuvieron que acatar en 2016 una arbitraria e injusta medida dictaminada por el Consejo de la Administración Municipal del Poder Popular, que determinó la disminución del 50 por ciento del precio que podían cobrar por pasaje: de dos pesos se redujo a uno.

Durante este largo periodo los cocheros nunca dejaron de protestar, algunos exigieron ante las instancias estatales, otros dejaron de trabajar porque con la reducción de las ganancias, no podían pagar los altos precios del alimento de los caballos, el servicio veterinario, la reparación de los coches, la compra de herraduras y clavos, además de las multas y hostigamiento de parte de inspectores.

El persistente reclamo de más de 150 cocheros llevó al gobierno local a dar marcha atrás a la medida, y ceder ante estos privados.

"Al final es una victoria de la insistencia", dijo a Radio Televisión Martí, el periodista independiente Osmel Ramírez Álvarez.

Sin embargo, el comunicador llama la atención sobre el rejuego de las autoridades para para evitar el reconocimiento del error cometido, pues han anunciado el cambio de medida como una iniciativa incluida en el plan de recuperación tras el COVID-19.

"Ellos no quieren dar su brazo a torcer", dijo Ramírez Álvarez.

Declaraciones de Osmel Ramírez Álvarez
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:56 0:00

En la localidad de Mayarí los cocheros y bicitaxistas son el principal medio de transporte por lo que la disminución del servicio de los privados y la ausencia de la alternativa estatal, ha provocado durante todo este tiempo una gran acumulación de personas en los puntos de recogida de pasajes.

En los últimos años, los transportistas privados han protagonizado protestas, a veces como huelgas silenciosas, en varias ciudades del país.

Los coches tirados por caballos, los bicitaxis, los almendrones y camiones de pasajeros para el transporte intermunicipal e interprovincial son esenciales en un país donde el gobierno ha mostrado por décadas la incapacidad de garantizar la movilidad de los ciudadanos.

Cargar más

XS
SM
MD
LG