Enlaces de accesibilidad

Mundo

Junta de Myanmar bloquea internet, aumentan las protestas

En esta imagen tomada de un video, una multitud de manifestantes marchan por Yangón, Myanmar, el 6 de febrero de 2021. (AP Foto)

YANGÓN, MYANMAR - Las nuevas autoridades militares de Myanmar parecían haber cortado en su mayoría el acceso a internet el sábado mientras enfrentaban crecientes protestas contra el golpe de Estado que derrocó al gobierno civil liderado por Aung San Suu Kyi.

Numerosos internautas notaron una lenta desaparición del servicio, especialmente el de proveedores de telefonía móvil, que se aceleró rápidamente a última hora de la mañana del sábado. La conexión de banda ancha falló más tarde y había reportes confusos sobre el funcionamiento de las líneas de telefonía fija.

Netblocks, un servicio con sede en Londres que rastrea los cortes y bloqueos de internet, dijo el sábado por la tarde que en Myanmar había “ahora un cierre casi total de internet en vigor”. La conectividad cayó a apenas un 16% frente a su nivel habitual, agregó.

Esta medida siguió a la orden del viernes de la junta militar para bloquear el acceso a Twitter e Instagram, alegando que algunos trataban de usar las plataformas para difundir noticias falsas. Facebook fue vetado a principios de semana, aunque la prohibición no era completamente efectiva.

El bloqueo de las telecomunicaciones es un firme recordatorio de que los avances realizados por Myanmar, que podrían perderse luego de que la sublevación militar del lunes volviese a poner el país en manos de los militares tras una década encaminándose hacia una mayor apertura y democracia. En las cinco décadas previas de juntas militares, el país estuvo aislado internacionalmente y las comunicaciones con el exterior estaban estrictamente controladas.

Los cinco años de Suu Kyi como líder de facto de la nación han sido su periodo más democrático desde el alzamiento de 1962, a pesar de que el ejército retuvo amplios poderes, se mantuvieron en vigor represivas leyes coloniales y se persiguió a la minoría musulmana rohinya.

Movilizaciones callejeras

Los bloqueos añaden una mayor urgencia a los esfuerzos para resistir al golpe, y el sábado se registraron algunas de las movilizaciones callejeras más concurridas en su contra. En lo que parecían ser la principal, unas 1.000 personas, entre las que había empleados de fábricas y estudiantes, recorrieron la principal calle de Yangón, la ciudad más grande del país. A mediodía, más de 100 agentes antimotines trataron de impedir su avance.

Algunos de los asistentes gritaron “La dictadura militar debe caer” y “Abajo la dictadura”. Marcharon con las manos en alto, haciendo un saludo con tres dedos levantados, un símbolo de desafío adoptado de las movilizaciones antigubernamentales en la vecina Tailandia, que a su vez lo tomaron prestado de la franquicia “Los juegos del hambre”.

La marcha terminó de forma pacífica sin que se reportasen enfrentamientos. Se dispersó coincidiendo con el corte de las comunicaciones y no estuvo claro si los participantes se reagruparon más tarde.

Telenor Myanmar, el principal operador de telefonía móvil del país, confirmó que recibió la orden de impedir el acceso a Twitter e Instagram. En un comunicado, Twitter dijo estar “profundamente preocupado” por la medida y se comprometió a “abogar para poner fin a los destructivos cierres promovidos por gobiernos”.

“Esto socava la conversación pública y el derecho de la gente a hacer oír su voz”, apuntó su vocero.

Desde el golpe de Estado, las redes sociales han sido una importante fuente de información independiente y han servido para organizar protestas.

Por cuarta noche el viernes, una cacofonía de ruidos procedentes de ventanas y balcones retumbaron en los vecindarios de Yangón mientras la resistencia a la sublevación militar y a las detenciones de activistas y políticos cobraba fuerza.

Cerca de 300 legisladores electos de la Liga Nacional para la Democracia (LND), el partido de Suu Kyi, se declararon el viernes los únicos representantes legítimos de la población y pidieron reconocimiento internacional como gobierno nacional.

Debían tomar posesión de sus escaños el lunes, en la apertura del parlamento luego de las elecciones de noviembre, pero fue entonces cuando el ejército anunció que asumiría el poder durante un año.

Vea todas las noticias de hoy

Preocupación en Canadá por la represión a los uigures en China

Mujeres uigures, minoría musulmana en la región de Xinjiang, China.

La Cámara de los Comunes de Canadá presentó el lunes una moción de designación de abuso a los derechos humanos en la zona uigur de China, en la Región Autónoma de Xinjiang, como genocidio, siendo así la segunda nación después de los EE.UU en adoptar dicha posición, informó Radio Asia Libre.

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, declaró que “la etiqueta” de genocidio es algo de lo que la comunidad internacional tiene que responsabilizarse al usar, asegurándose de que sea adecuadamente justificada y exhortó a las Naciones Unidas a que investigue la situación existente en China, que diera lugar a la acusación.

Los legisladores también votaron 229 a 29, en adoptar una enmienda en la que Canadá inste al Comité Olímpico Internacional a mover de Beijing los Juegos Olímpicos de 2022, si el Gobierno de China continuara violando los derechos de la etnia uigur, aunque no llamó a la imposición de un boicot.

Hay denuncias de que el Gobierno de China ha mantenido cerca de dos millones de uigures y miembros de otras minorías musulmanas, en vastas cadenas de campos de concentración donde les obligan a la realización de trabajos forzados desde el año 2017.

Trudeau dijo que "el gigantesco paso dado por el Parlamento de Canadá" debería alentar a los Parlamentos de otros países democráticos, al igual que a las Naciones Unidas, a reconocer formalmente el genocidio que el Gobierno de China lleva a cabo contra la etnia de los uigures.

Bielorrusia: escena cultural en peligro a medida que aumenta la represión

Arrestos y represión en Minsk, el 15 de noviembre de 2020. (AP Photo).

La vibrante escena cultural de Bielorrusia se está asfixiando en medio de la brutal represión de la disidencia, con las autoridades deteniendo y torturando arbitrariamente a artistas, músicos, escritores y actores, y obligando a otros a dejar sus puestos de trabajo, ha afirmado Amnistía Internacional.

En una nueva reunión informativa, parte de la campaña #StandWithBelarus, la organización destacó cómo la represión gubernamental que siguió a las protestas contra la reelección ampliamente disputada de Alyaksandr Lukashenko está asfixiando al sector cultural bielorruso.

Un número creciente de figuras culturales se enfrentan a procesos penales infundados, incluidos algunos que están recluidos tras las rejas y se enfrentan a largas penas de prisión. "No se puede subestimar la magnitud de la represión contra la escena cultural bielorrusa.

Las autoridades están destruyendo metódicamente la animada vida cultural de Belarús y sus miembros más creativos, en un esfuerzo por suprimir todos los vestigios de la libertad de expresión y disidencia. Aisha Jung, activista principal de Amnistía Internacional sobre Belarús: "Aquellos que se atreven a expresar críticas a las autoridades bielorrusas, a través de medios creativos y artísticos, están siendo perseguidos implacablemente."

Vola Semchanka, una cantante y bailarina de folk amateur que solía trabajar para el Teatro Estatal Mahilyou como asistente de comunicaciones, contó a Amnistía Internacional cómo ha enfrentado múltiples arrestos y multas desde octubre de 2020 por participar en reuniones "no autorizadas" y acoso en su lugar de trabajo.

El director de teatro en ese momento se negó a despedir a Vola y otros artistas disidentes. Luego lo despidieron a él mismo. Muchas de las responsabilidades laborales de Vola fueron retiradas y temía perder su trabajo por completo. Esto es exactamente lo que sucedió, el 18 de febrero, después de que la sesión informativa con su historia había sido terminada para su publicación.

"Después de mi primera detención me sentí asustada de volver a casa, dormí en casa de amigos la mayoría de las noches. Ahora estoy acostumbrada a vivir con esta constante sensación de peligro. Todos estamos expuestos a ser víctimas de la persecución del Estado en cualquier momento", dijo Vola a Amnistía Internacional.

No sólo las personas, sino instituciones culturales enteras, son víctimas de represalias gubernamentales, incluyendo el principal Teatro Académico Nacional Yanka Kupala del país. En agosto de 2020, el director del teatro, Pavel Latushka, se pronunció en apoyo de los manifestantes pacíficos. Su contrato fue rescindido inmediatamente y más de 60 empleados del teatro, incluyendo casi todos los actores, se fueron en protesta.

No nos quedaremos de brazos cruzados mientras las autoridades bielorrusas amordazan a las personas más creativas del país. Nuestra campaña mundial de solidaridad apoya todos los medios pacíficos de protesta y resistencia del pueblo bielorruso, contra los esfuerzos cínicos y siniestros de las autoridades para privarlos de sus derechos humanos y restringir su acceso a diversas ideas y opiniones", dijo Aisha Jung.

La campaña mundial de solidaridad #StandWithBelarus de Amnistía Internacional se puso en marcha el 27 de enero de 2021, con la publicación de un informe en el que se revelaba cómo las autoridades bielorrusas han armado el sistema de justicia para castigar a los supervivientes de la tortura en lugar de a los perpetradores.

La campaña se extiende hasta mediados de mayo, y las sesiones informativas periódicas destacarán cómo diferentes sectores de la sociedad bielorrusa están siendo atacados. Belarús está experimentando actualmente la represión más atroz de los derechos humanos en su historia posterior a la independencia. Activistas de Amnistía Internacional de todo el mundo participarán en diversas acciones para mostrar su solidaridad con los manifestantes pacíficos en Bielorrusia.

Tribunal rechaza apelación del opositor Alexei Navalny

Alexei Navalny en la estación policial de Khimki, el 18 de enero de 2021. (Alexander Nemenov/AFP).

Un tribunal de Moscú rechazó este sábado la apelación del líder de la oposición rusa Alexei Navalny contra su sentencia de prisión, al tiempo que acortó su período de cárcel original en seis semanas, informó la agencia de noticias Reuters.

Un tribunal de primera instancia condenó al crítico del presidente ruso a principios de este mes a dos años y ocho meses de prisión por violar los términos de su libertad condicional mientras se encontraba recuperándose en Alemania de un envenenamiento por un agente nervioso que atribuye al Kremlin.

"Nuestro país está construido sobre la injusticia. Pero decenas de millones de personas quieren la verdad. Y tarde o temprano la obtendrán", dijo Navalny en una intervención durante el fallo. Añadió que no se arrepiente de regresar a Rusia y que "la fuerza estaba en la verdad" y en no perder la fe en Dios ni en la justicia, según informó Reuters.

Navalny, de 44 años, un activista anticorrupción y el crítico más vocal del presidente Vladimir Putin, apeló la sentencia de prisión y pidió ser liberado. El sábado, el juez del Tribunal de la Ciudad de Moscú redujo levemente su sentencia a poco más de dos años y medio de prisión y dictaminó que un mes y medio que Navalny pasó bajo arresto domiciliario a principios de 2015 se deducirá de su sentencia.

En respuesta a esa decisión, el opositor respondió sarcásticamente con un simple: "¡Genial!".

Navalny también se dirigió al juez y al fiscal diciéndoles que su vida podría ser mejor en una Rusia diferente. “Imaginen lo genial que sería trabajar como juez cuando nadie puede llamarle y darle instrucciones sobre los veredictos a emitir”.

Los encarcelamientos del líder opositor del Kremlin causaron conmoción en la población rusa, originando protestas que fueron fuertemente reprimidas por las autoridades. Fueron detenidos alrededor de 11.000 manifestantes quienes fueron sancionados con multas o penas de 7 a 15 días de prisión, informó la AFP.

Las acciones del Kremlin han provocado la condena de algunos países de occidente y la discusión de sanciones contra el Kremlin, detalló Reuters.

China prohíbe la aplicación Clubhouse por temor a una conversación sin límites

En esta foto de ilustración de archivo tomada el 25 de enero de 2021, muestra la aplicación Clubhouse en un teléfono inteligente en Berlín.

La aplicación se hizo popular y Beijing se ha apresurado a bloquearla. Los expertos dicen que es un error, pues al que se quiere quejar, es mejor dejarle que se queje.

WASHINGTON D.C. - Durante un breve tiempo antes de que Beijing prohibiera la aplicación de chat de audio Clubhouse, los chinos expertos en tecnología se unieron a las discusiones globales sobre temas tabú –como el encierro de los uigures campos de detención en Xinjiang, el movimiento prodemocrático de Hong Kong y las protestas de la Plaza de Tiananmen de 1989– absorbiendo perspectivas e información fuera de las líneas trazadas por el Partido Comunista.

A diferencia de las publicaciones de Twitter, no había registro público de los mensajes de audio de la aplicación, lo que puede complicar los esfuerzos oficiales de monitoreo, según el blog Stanford Internet Observatory.

Sólo una pequeña fracción de la población china tenía acceso a Clubhouse, que requiere que los usuarios potenciales obtengan una invitación de acceso. En China, el acceso se limitó aún más porque los usuarios necesitaban un iPhone registrado en el extranjero. Sin embargo, Beijing se movió rápidamente para prohibir Clubhouse después de que los técnicos hicieran que la aplicación estuviera disponible el 8 de febrero, temiendo que socavara su control del discurso público.

Para muchos, esa medida sugiere que las autoridades chinas se sentían amenazadas por las discusiones del despreocupado Clubhouse y subrayaban el abismo entre un gobierno cada vez más controlador y una población cada vez más sofisticada a la hora evitar los controles online.

Un reportero de la Voz de América observó una sesión en Clubhouse y encontró que la aplicación trataba a todos los usuarios por igual, haciendo que cada uno espere en la fila para hablar, luego imponiendo límites de tiempo. La combinación, una nueva experiencia para la mayoría de los usuarios chinos, fue emocionante porque "en el proceso de esperar para hablar, los usuarios pueden tener que esperar dos o tres horas para un turno, escucharían diferentes puntos de vista y claramente experimentarían el valor de escuchar".

Yu Ping, exdirector para China de la Iniciativa del Estado de Derecho de la Asociación Americana de Abogados, dijo a VOA que si bien sólo unas pocas personas con acceso a iPhones registrados fuera de China pueden acceder a Clubhouse, a menudo son miembros de "la clase intelectual de China, y para las autoridades estas son personas que necesitan ser más controladas" que los ciudadanos comunes y corrientes.

Ping señaló que cualquier gobierno autoritario como el de China quiere controlar la información y la opinión pública. En China, si la información no se manipula eficazmente y la opinión pública no está bien dirigida, las autoridades ven una amenaza existencial intolerable para el régimen, sostiene.

Prohibir Clubhouse y las redes privadas virtuales (VPN) que dan a los usuarios la capacidad de superar la gran muralla digital manifiesta el miedo de Beijing, dijo.

June Dreyer, profesora de ciencias políticas en la Universidad de Miami, sostuvo que las autoridades chinas retiraron Clubhouse porque el contenido de audio es más difícil de controlar en comparación con el contenido de texto.

Dreyer dijo que aunque los chinos usaron la aplicación para comentar sobre asuntos de actualidad e incluso criticar al gobierno, las autoridades no deberían haber bloqueado la aplicación a pesar de que puedan hacerlo.

Los usuarios se van a enojar porque disfrutaron de Clubhouse, dijo. Bloquearlo molestará aún más a las personas y luego "buscarán más maneras de ventilar sus quejas. A veces es mejor dejar que la gente que quiere quejarse, se queje".

Los datos en servidores chinos

El Observatorio de Internet de Stanford cree que los metadatos de la sala de chat de Clubhouse se transmiten a servidores alojados en China, por lo que el gobierno chino potencialmente tiene acceso al audio sin procesar de los usuarios.

Además, el blog del Observatorio de Internet de Stanford confirmó que el software que suministra infraestructura de respaldo a Clubhouse tiene su sede en China y debido a que el número de identificación único de una casa club y el ID de sala de chat de un usuario se transmiten en texto sin formato, es posible conectar los id con los perfiles de usuarios.

Clubhouse dijo al blog Stanford Internet Observatory que está "profundamente comprometido con la protección de datos y la privacidad de los usuarios".

La aplicación le dijo al blog que cuando se lanzó, estaba disponible para todos los países del mundo excepto China. Algunas personas en China encontraron una solución alternativa para descargar la aplicación, lo que significaba que las conversaciones de las que formaban parte podían transmitirse a través de servidores chinos.

"Con la ayuda de investigadores del Observatorio de Internet de Stanford, hemos identificado algunas áreas en las que podemos fortalecer aún más nuestra protección de datos".

Régimen comunista de Vietnam niega visita a bloguero recluido en hospital psiquiátrico

El bloguero encarcelado Le Anh Hung se muestra a la derecha, con familiares visitantes a la izquierda.

A un bloguero vietnamita recluido en un hospital psiquiátrico mientras esperaba el juicio por criticar al estado comunista de partido único de Vietnam se le negó la visita de sus partidarios el miércoles, y las autoridades dijeron que lo mantienen aislado como un "caso político", informó Radio Asia Libre, RFA.

Le Anh Hung, miembro del grupo de defensa de la Hermandad de la Democracia, fue arrestado el 5 de julio de 2018 acusado de "abusar de las libertades democráticas para infringir los intereses del estado" en virtud del artículo 331 de la ley de Vietnam.

Más tarde fue trasladado en abril de 2019 de la cárcel al Hospital Mental Central No. 1 de Hanoi para "observación y tratamiento". Si es declarado culpable en el juicio, podría cumplir hasta siete años de prisión.

El colega activista Vu Hung y un grupo de amigos intentaron el 17 de febrero llevarle regalos a Le en su hospital para celebrar el Tet, el comienzo del Año Nuevo Lunar, pero se les negó el permiso de visita, dijo Vu a RFA el jueves.

“Ayer fue el día en que el hospital volvió a abrir después de Tet, así que fuimos a ver a nuestro amigo Le Anh Hung y tratamos de darle regalos de Año Nuevo”, dijo Vu.

"Pero un funcionario del hospital nos dijo que Le Anh Hung había estado involucrado en política y, por lo tanto, no se nos permitió reunirnos con él".

El oficial les dijo a Vu y a sus amigos que Le estaba en buen estado de salud pero que estaba detenido en "condiciones extremadamente estrictas", dijo Vu, y agregó: "Así que dejamos nuestros regalos para Le Anh Hung y salimos del hospital".

También hablando con RFA, la madre de Le, Tran Thi Nhiem, dijo el jueves que había recibido una llamada telefónica de su hijo el día anterior y se le aseguró que se encontraba en buen estado de salud.

Cargar más

XS
SM
MD
LG