Enlaces de accesibilidad

Estados Unidos

Trump se distancia de derrota electoral del candidato acusado de acoso sexual

El candidato del Partido Demócrata, Doug Jones, obtuvo un 49,9 % (670.551 votos).

Washington - El presidente, Donald Trump, quiso hoy distanciarse de la derrota electoral cosechada este martes por el candidato republicano al Senado por el estado de Alabama, Roy Moore, que le ha costado a los conservadores un asiento en la Cámara Alta que no cedían desde 1990.

"La razón por la que originalmente apoyé a Luther Strange (y sus números subieron poderosamente) es que dije que Roy Moore no sería capaz de ganar las elecciones. ¡Tenía razón!", escribió a primera hora de esta mañana el presidente en su cuenta personal de Twitter.

"Si la elección de la pasada noche demostró algo fue que necesitamos presentar GRANDES candidatos republicanos para incrementar los márgenes mínimo tanta en la Cámara como el Senado",agregó Trump en otro tuit.

El candidato del Partido Demócrata, Doug Jones, obtuvo un 49,9 % (670.551 votos) por un 48,4 % de (649.240 votos) de Moore, el ultraconservador que ganó por sorpresa las elecciones primarias republicanas y, una vez proclamado candidato, fue acusado por tres mujeres de abuso sexual mientras que otras cinco denunciaron acoso.

En un principio, Trump respaldó la candidatura de Strange en las primarias de su partido, pero éste acabó perdiendo ante Moore, un evangelista que cita la Biblia a menudo y que hace años fue expulsado del Tribunal Supremo de Alabama por desafiar órdenes judiciales.

Tras las primarias, el presidente evitó respaldar a Moore, pero debido a la importancia de estas elecciones parciales en las que estaba en juego un escaño en el Senado, que a partir de ahora dominarán los republicanos por apenas un voto de diferencia, Trump acabó pidiendo el voto para el polémico candidato conservador.

Al igual que Trump, Moore ha sido acusado de ser racista y, lo que en estos momentos parece ser aún más grave en Estados Unidos, de haber acosado sexualmente a un grupo de mujeres que, tal y como pasó en la campaña presidencial de 2016, decidieron hacer públicas sus alegaciones esta semana para exigir las investigue el Congreso.

El inesperado triunfo de Jones fue muy celebrado por el Partido Demócrata.

En un comunicado, el presidente del Comité Nacional Demócrata (secretariado del partido), Tom Pérez, destacó que Jones hizo "historia" y ganó "porque sus valores son los valores del pueblo estadounidense".

En una rueda de prensa, el líder de la minoría demócrata en el Congreso, Chuck Schumer, afirmó hoy que la marca del Partido Republicano es "tóxica" a la luz de la victoria del candidato de su formación.

Según Schumer, la derrota de Moore refleja también que existe "un gran descontento sobre la forma en la que Donald Trump ha manejado su presidencia".

Entre su propio partido, Moore suscitaba pocas simpatía entre algunos dirigentes, como el gobernador de Ohio, John Kasich, quien valoró que "suficientes republicanos eligieran al país ante el partido", y abogó por "redoblar nuestros esfuerzos para apoyar a candidatos que merezcan el puesto al que se presentan".

El derrotado candidato republicano contó en la campaña con el apoyo de Steve Bannon, ex estratega jefe de Trump, vinculado a la ultraderecha y gran crítico del líder de la mayoría del partido en el Senado, Mitch McConnell.

[Agencia EFE]

Vea todas las noticias de hoy

Presidente Biden: Vladimir Putin no quiere una Guerra Fría

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el presidente de Rusia, Vladimir Putin, se reúnen para la cumbre entre Estados Unidos y Rusia en Villa La Grange en Ginebra, Suiza, el 16 de junio de 2021. (Sputnik / Mikhail Metzel / Pool vía REUTERS).

La cumbre entre el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el presidente de Rusia, Vladimir Putin, concluyó con una declaración conjunta en la que reafirmaron su compromiso con el control de armas y la reducción de riesgos.

Biden destacó que hablaron de los derechos humanos y que Putin no desea una Guerra Fría. Fue un encuentro positivo, dijo el presidente estadounidense.

El mandatario ruso, que fue el primero en dirigirse a la prensa tras la reunión, dijo que él y Biden acordaron iniciar negociaciones con la perspectiva de reemplazar el tratado de limitación de armas nucleares Nuevo START, que caduca en 2026.

Washington interrumpió las conversaciones con Moscú en 2014 en respuesta a la anexión rusa del territorio ucraniano de Crimea y su intervención militar en apoyo a los separatistas en el este de Ucrania.

Las conversaciones se reanudaron en 2017, pero no cobraron impulso ni llegaron a un acuerdo sobre la extensión del Nuevo START durante la presidencia de Donald Trump.

En su conferencia de prensa, el presidente Putin también señaló que él y su colega estadounidense acordaron devolver a sus respectivos embajadores a sus puestos.

Las relaciones diplomáticas entre Moscú y Washington se vieron mas afectadas después de que Biden en marzo comparara a Putin con un "asesino". Rusia llamó a consultas a su embajador Anatoli Antonov y dijo que su par estadounidense en Moscú, John Sullivan, debía regresar a Washington.

“No creo que no hubo hostilidad, al contrario, la reunión por supuesto se desarrolló con principios. Las respectivas evaluaciones en muchos puntos difieren, pero en mi opinión, ambas partes demostraron un deseo de entenderse y buscar formas de acercar sus posiciones", expresó el mandatario ruso.

Putin agregó que ambos acordaron en principio iniciar consultas sobre asuntos de ciberseguridad, aunque siguió rechazando las denuncias de que su gobierno es responsable de una serie de ciberataques de gran repercusión contra empresas y organismos de gobierno en Estados Unidos y varios otros lugares del mundo.

Biden, hablando poco después, dijo que "no hay sustituto para el diálogo cara a cara", y que le había dicho a Putin que su agenda "no era contra Rusia", sino "para el pueblo estadounidense".

El presidente estadounidense calificó el tono de la cumbre con su par ruso de "bueno" y "positivo", añadiendo que cree que Putin “lo último que quiere ahora es una Guerra Fría".

Asimismo, mencionó que había planteado cuestiones de derechos humanos y también el destino de los ciudadanos estadounidenses encarcelados en Rusia.

“Le dije a Putin que ningún presidente de Estados Unidos podría mantener la fe del pueblo estadounidense si no habla para defender los valores democráticos, para defender las libertades universales y fundamentales que todos los hombres y mujeres tienen. Es parte del ADN de Estados Unidos, entonces, los derechos humanos siempre estarán sobre la mesa”, declaró el presidente Biden en la rueda de prensa.

(Con información de Agencias)

¿Qué esperar de la cumbre Biden-Putin en Ginebra?

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el presidente de Rusia, Vladimir Putin, se reúnen para la cumbre entre Estados Unidos y Rusia en Villa La Grange en Ginebra, Suiza, el 16 de junio de 2021. Sputnik / Mikhail Metzel / Pool vía REUTERS

GINEBRA - El presidente Joe Biden, y su homólogo ruso Vladimir Putin, han comenzado su tan esperada cumbre en Ginebra, la capital suiza elegida como lugar para la cumbre por su historia de neutralidad política.

Los líderes se agradecieron durante la breve y caótica oportunidad de prensa al comienzo de su reunión donde los medios estadounidenses y rusos se empujaron entre sí.

"Señor. Presidente, me gustaría agradecerle su iniciativa de reunirnos hoy. Sé que ha estado en un largo viaje", dijo Putin a través de un intérprete. “Las relaciones entre Estados Unidos y Rusia tienen muchos problemas acumulados que requieren la reunión del más alto nivel. Y espero que nuestra reunión sea productiva”, agregó.

Biden respondió de la misma manera. "Gracias", dijo Biden. "Como dije afuera, creo que siempre es mejor encontrarse cara a cara".

Ambas partes han estado subrayando las oportunidades de cooperación, pero minimizan las expectativas de cualquier mejora en las tensas relaciones entre Moscú y Washington. Se espera que la reunión sea más una vía para ventilar quejas que una plataforma para llegar a acuerdos importantes.

¿Qué expectativas tiene Estados Unidos?

Un funcionario de alto rango de la administración de Biden dijo a los periodistas en el camino a Ginebra que un resultado potencial el miércoles es revertir la destitución del embajador de cada país.

El embajador de Estados Unidos, John Sullivan, y el embajador de Rusia, Anatoly Antonov, regresaron a casa a principios de este año en medio del empeoramiento de las relaciones entre Estados Unidos y Rusia. Ambos embajadores debían estar en Ginebra el miércoles.

El funcionario de la administración estadounidense dijo que los objetivos de Biden en las conversaciones incluían buscar áreas donde Estados Unidos y Rusia puedan trabajar juntos, para establecer claramente los intereses nacionales vitales de Estados Unidos y exponer que "las actividades rusas que van en contra de esos intereses tendrán una respuesta", así como establecer su "visión de los valores estadounidenses y nuestras prioridades nacionales".

La reunión tiene lugar al cierre del primer viaje de Biden al extranjero como presidente. Durante la semana pasada, asistió a la cumbre del G-7 y mantuvo conversaciones con líderes de la OTAN y la Unión Europea, buscando impulsar las relaciones con los aliados y consultar con ellos sobre las conversaciones entre Estados Unidos y Rusia.

Cuando un periodista le preguntó a Biden poco después de su llegada el martes a Ginebra si estaba listo para su reunión con Putin, el líder estadounidense dijo: "Siempre estoy listo".

Incremento de la seguridad en Ginebra genera incomodidad entre los locales
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:44 0:00

¿Qué ha dicho Putin?

En una entrevista con NBC News, Putin dijo que los lazos entre Estados Unidos y Rusia se habían deteriorado a su "punto más bajo en los últimos años".

Después de su reunión, se espera que Biden y Putin aparezcan por separado ante los reporteros, a diferencia de 2018 cuando Putin y el ex presidente de Estados Unidos, Donald Trump, realizaron una conferencia de prensa conjunta después de su cumbre en Helsinki.

En ese momento, Trump contradijo a sus propias agencias de inteligencia al decir que no tenía motivos para dudar de la afirmación de Putin de que Rusia no se entrometió en las elecciones presidenciales estadounidenses de 2016.

"Una conferencia de prensa en solitario es el formato apropiado para comunicar claramente con la prensa libre los temas que se plantearon en la reunión, tanto en términos de áreas en las que podemos estar de acuerdo como en áreas en las que tenemos preocupaciones importantes", dijo un funcionario de la Casa Blanca el sábado.

Un funcionario estadounidense de alto rango dijo a los periodistas el martes que la ciberseguridad, en particular los ataques cibernéticos, "será un tema importante de conversación" entre Biden y Putin.

"Y el presidente dejará en claro que si vemos tipos importantes de actividad cibernética, como ocurrió con SolarWinds, responderá como lo hicimos con SolarWinds", dijo el funcionario.

En abril, Biden expulsó a 10 diplomáticos rusos e impuso nuevas sanciones a seis empresas de tecnología rusas que brindan apoyo al programa cibernético dirigido por los servicios de inteligencia de Putin vinculados al pirateo de la empresa de tecnología de la información SolarWinds.

En mayo, dos negocios clave de Estados Unidos, Colonial Pipeline, que transporta combustible en el sureste de Estados Unidos, y la empresa de producción de carne JBS, fueron blanco de ciberataques que se cree se originaron en Rusia. Tanto Colonial como JBS pagaron millones de dólares en demandas de rescate para restablecer sus operaciones comerciales, aunque los funcionarios encargados de hacer cumplir la ley estadounidenses han recuperado parte del dinero que Colonial pagó.

Putin ha rechazado las afirmaciones de Estados Unidos de que los piratas informáticos de Moscú y Rusia están llevando a cabo ataques cibernéticos debilitantes contra empresas estadounidenses y agencias gubernamentales.

También se espera que los dos líderes cubran temas sobre la estabilidad nuclear estratégica y las relaciones agrias entre Rusia y Occidente.

Cumbre en Ginebra, de izq. a der. Antony Blinken, Presidente Joe Biden, Vladimir Putin presidente ruso y Sergei Lavrov. Foto: REUTERS/Kevin Lamarque.
Cumbre en Ginebra, de izq. a der. Antony Blinken, Presidente Joe Biden, Vladimir Putin presidente ruso y Sergei Lavrov. Foto: REUTERS/Kevin Lamarque.

Posición republicana

Danielle Alvarez, la Directora de Comunicaciones del Comité Nacional Republicano (RNC), dio a conocer hoy la siguiente declaración sobre la Cumbre de Biden y Putin:

“Darle a Putin la oportunidad de una reunión es solamente la más reciente victoria que Joe Biden le ha entregado a Rusia, incluyendo la renuncia a aplicar las sanciones al oleoducto Nord Stream 2, al mismo tiempo que aplastaba empleos en el sector energético aquí en Estados Unidos. Los fracasos de Biden en política exterior han fortalecido a Rusia a costas de nuestro país. El pueblo americano merece un líder que priorice nuestros intereses y responsabilice a los malos actores.”

Joe Biden conversa en Ginebra con el presidente de Suiza, a pocas horas de la reunión con Vladimir Putin

El presidente Joe Biden saluda en Ginebra al presidente de la Federación Suiza, Guy Parmelin, el 15 de junio de 2021. (Alessandro Della Valle/AFP).

El presidente de Estados Unidos Joe Biden fue recibido este martes en Ginebra por el mandatario suizo, Guy Parmelin.

Ambos mandatarios sostuvieron una reunión bilateral poco después de la llegada de Biden al país donde se encontrará con el mandatario ruso, Vladimir Putin, este miércoles.

La Voz de América, VOA, reporta que la reunión con Putin tendrá lugar en las últimas horas del primer viaje de Biden al exterior como presidente, en medio del cual ya asistió a la 47ª cumbre del G-7 en Inglaterra, así como a conversaciones con líderes de la OTAN y la Unión Europea en Bruselas.

Los 30 estados miembros de la OTAN finalizaron su cumbre del lunes, reafirmando la alianza militar con una fuerte declaración contra Rusia y China. Ambos países fueron calificados como "desafíos al orden internacional basado en reglas".

En el comunicado final, los líderes acordaron "abrir un nuevo capítulo en las relaciones transatlánticas", ya que se enfrentan a un entorno de seguridad "cada vez más complejo".

"Siempre estoy listo", dijo Biden el martes en respuesta a la pregunta de un periodista sobre la reunión con Putin poco después de su llegada a Ginebra.

En una entrevista con NBC News, Putin dijo que los lazos entre Estados Unidos y Rusia se habían deteriorado a su "punto más bajo en los últimos años".

Un tema que probablemente será abordado son los ataques cibernéticos.

En mayo, dos negocios clave de EE. UU., Colonial Pipeline, que transporta combustible en el sureste del país, y la productora de carne JBS, fueron blanco de ciberataques que se cree que se originaron en Rusia.

Secuestro de datos o 'ransomware': una amenaza para la seguridad nacional

Los ciberataques han pasado de tomar como objetivos a individuos y solicitar pequeñas cantidades de dinero a enfilar grandes empresas y corporaciones a quienes les piden en rescate por sus bases de datos sumas millonarias, precisó la VOA.

Tanto Colonial como JBS pagaron millones de dólares en demandas de rescate para restablecer sus operaciones comerciales, aunque los funcionarios estadounidenses encargados de hacer cumplir la ley han recuperado parte del dinero que Colonial pagó.

La Casa Blanca dijo que espera que la reunión Biden-Putin "sea sincera y directa" y que Biden planteará los ataques de ransomware originados en Rusia, la agresión del Kremlin hacia Ucrania, el encarcelamiento de disidentes y otros temas.

USAID y las vacunas: Ayuda para salvar a 9,3 millones de niños en los últimos 10 años

Un niño recibe la vacuna de la viruela. (USAID)

La Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) está comprometida a inmunizar personas en todo el mundo.

La inmunización es rentable, retrasa o detiene las enfermedades prevenibles y proporciona a los niños un comienzo saludable en la vida. Y lo que es más importante, se calcula que salva entre 2 y 3 millones de vidas cada año, reduciendo la mortalidad infantil en todo el mundo al menos a la mitad.

Durante la última década, los programas de salud infantil de USAID han ayudado a salvar la vida de más de 9,3 millones de niños, gracias en gran parte a las vacunas.

Desde la década de 2000, USAID se ha asociado con Gavi, la Alianza para las Vacunas, para convocar a los sectores público y privado a fin de ampliar el acceso a vacunas que salvan vidas. La agencia ha aportado casi 2.800 millones de dólares a Gavi desde 2001. Y ese apoyo ha ayudado a 73 países de bajos ingresos a vacunar a más de 822 millones de niños y a salvar más de 14 millones de vidas.

La asociación de USAID con Gavi también ha ayudado a introducir nuevas vacunas y a crear sistemas de inmunización sostenibles para apoyar la distribución de vacunas.

USAID trabaja con gobiernos anfitriones y socios internacionales para apoyar los programas de inmunización. (USAID)
USAID trabaja con gobiernos anfitriones y socios internacionales para apoyar los programas de inmunización. (USAID)

Una campaña a largo plazo

USAID ha combatido las enfermedades infecciosas desde su fundación en 1961. USAID trabajó para erradicar la viruela, que a finales de la década de 1960 todavía amenazaba al 60 % de la población mundial y acababa con la vida de 1 de cada 4 personas que la padecían. El gobierno estadounidense aportó 32 millones de dólares (la mayor contribución) a una campaña mundial de erradicación de la viruela. La viruela había asolado a la humanidad durante siglos. Este esfuerzo la eliminó en sólo 11 años.

En la década de 1980, USAID se unió a la campaña mundial de lucha contra la polio. Con socios como la Iniciativa Mundial de Erradicación de la Poliomielitis, USAID ayudó a suministrar vacunas contra la poliomielitis a los niños de lugares de difícil acceso. Se calcula que 17 millones de niños se han librado de la parálisis infantil, y la poliomielitis se ha eliminado en más de 120 países desde que los esfuerzos de erradicación comenzaran con ímpetu a mediados de la década de 1990.

Las vacunas disponibles protegen contra más de 20 enfermedades, desde la neumonía y el cáncer cervical hasta el ébola y el sarampión. USAID sigue apoyando los esfuerzos de los países para desarrollar las políticas, estrategias y directrices de inmunización eficientes y seguras que necesitan para llevar a cabo sus propios programas rutinarios de vacunación.

Para luchar contra COVID-19 en todo el mundo, USAID ha comprometido 2.000 millones de dólares, de un total previsto de 4.000 millones, en apoyo del Compromiso Anticipado de Mercado de Gavi COVAX, cuyo objetivo es proporcionar vacunas contra COVID-19 a 92 economías de ingresos bajos y medianos. Esta contribución permitirá suministrar vacunas a las poblaciones más vulnerables del mundo y mitigar la propagación de COVID-19 y sus variantes.

Para USAID y sus socios, las vacunas son, y siempre han sido, una parte importante de los esfuerzos de la agencia para salvar vidas, proteger a las personas más vulnerables de las enfermedades y promover la estabilidad de las comunidades y los países.

La estrategia de Estados Unidos ante el terrorismo nacional e internacional

Un grupo de manifestantes pro Trump en el Capitolio, el 6 de enero de 2021. (Reuters/Leah Millis).

El gobierno de Estados Unidos presentó este martes la denominada primera Estrategia Nacional para Contrarrestar el Terrorismo Doméstico, un esfuerzo del Departamento de Seguridad Nacional, DHS, enfocado en hacer frente a la violencia.

“El Departamento continúa sus esfuerzos para brindar información oportuna y útil a las fuerzas del orden público estatales, locales, tribales y territoriales, así como a los socios internacionales y del sector privado”, indica una declaración emitida por el DHS, atribuída a su director Alejandro Mayorkas, de origen cubano.

El anuncio alude al compromiso del presidente Joe Biden de poner a raya cualquier intento de desestabilizar a Estados Unidos desde dentro.

La nueva administración, y específicamente el DHS, ha visto un hilo conductor entre los actos recientes de violencia motivados por quejas contra el gobierno, sea por las restricciones del COVID-19, los resultados de la elección de 2020 o el uso de la fuerza por parte de la policía.

El 6 de enero de este año, cuando el Senado se alistaba para certificar la victoria de Joe Biden en las elecciones presidenciales del 3 de noviembre, una turba penetró de modo violento en el Capitolio, lo que resultó en 5 personas fallecidas, entre ellas una mujer y un policía.

Entre las prácticas, el Departamento de Seguridad Nacional expuso que mantiene el empeño por mejorar su análisis de información, al tiempo que “protege la privacidad, los derechos civiles y las libertades civiles”. Otros detalles no fueron inmediatamente revelados.

Con el fin de establecer puentes con entidades locales interesadas, explicó que se están apoyando en el Centro de Programas y Asociaciones de Prevención (CP3) para identificar amenazas potenciales y prevenir el terrorismo.

Desde su fundación en 2002 bajo el gobierno republicano de George W. Bush, es la primera vez que DHS designa al extremismo doméstico violento como un "Área de Prioridad Nacional".

La designación facilita que se otorguen fondos a combatir tales amenazas. De hecho, está previsto la entrega de más de 77 millones de dólares “para prevenir, proteger y responder” a este flagelo.

Cargar más

Relaciones EEUU-Cuba

Más noticias
XS
SM
MD
LG