Enlaces de accesibilidad

Cuba

Tríptico del Colapso

La vivienda en la Isla no es un factor social: es un fenómeno. Posee connotaciones que rebasan lo normal.

El tercer edificio se vino abajo este jueves. Ni más ni menos que el celebrado Teatro Campoamor, donde décadas atrás Rita Montaner explayó su voz inmortal y Juan Ramón Jiménez fungió de Mecenas para nuevos poetas. También, el sitio donde más de un refugiado había ido a pernoctar en noches de desamparo.

En el derrumbe demasiado previsto del Campoamor podría haber muerto un cubano, según fuentes independientes, como mismo perdieron la vida cuatro habitantes del edificio de Infanta y Salud, y como perdieron su magra cobija los residentes de la edificación de Neptuno que se volvió escombros pocos días atrás.

Por muy duro que sea decirlo: poco hemos debido lamentar. Quizás por el espíritu ágil y vivaracho del cubano, quizás porque alguna fuerza suprema los protege, el número de víctimas de los derrumbes en un país bajo demolición controlada es notablemente menor del que podría ser.

La vivienda en la Isla no es un factor social: es un fenómeno. Posee connotaciones que rebasan lo normal. Quien lo dude podría comprobarlo demasiado fácil: lo mismo investigando los esfuerzos, sumisiones, chantajes y padecimientos que son capaces de soportarse en esa tierra con tal de acceder al divino privilegio de cuatro paredes; que valorando hasta qué punto la ausencia de inmuebles ha condicionado a la sociedad cubana tal y como la conocemos hoy.

Sin embargo, antes que redundar sobre el abismo de carencias por el que se despeña la sociedad cubana, aplastada por derrumbes, hacinamientos, subsistencias miserables en cuartos insalubres, quizás sería más útil preguntarse en qué se gastan hoy muchos de los recursos, los materiales y la mano de obra que podrían destinarse a solucionar, o cuando menos aliviar, la dantesca situación de los hogares cubanos

He querido hacer un “tríptico” desde mi propia experiencia. Mi tríptico del colapso nacional. Un incompletísimo recuento de una realidad que hasta hace un año me era circundante, y que nos recuerda, por desgracia, que el espantoso estado de la vivienda en la capital del país no le es exclusivo.

Cada cubano, desde su entorno, podría aportar sus propios testimonios de irresponsabilidad gubernamental a la hora de administrar recursos. Los que aquí refiero resaltan, en mi ciudad de origen, no sólo por su escandalosa insensibilidad, sino además por ser un referente claro de hasta dónde llega en la Isla el hábito de pensar en cualquier cosa, excepto en el bienestar real de la población.

Uno: 13 Casitas de Martí al Alcance de Todos

Desde hace unos cinco años mi ciudad natal, Bayamo, en el oriente del país, se ha hecho notar por una desafortunada realidad: los desalojos ordinarios y brutales de asentamientos “ilegales” en zonas semi rurales de la ciudad.

Se trata de cientos de personas que, sin posibilidades de una vida digna en el campo, han pretendido acercarse a la urbe provincial en busca de mejores condiciones de trabajo y sustento. Construían casuchas de lástima. Habían adaptado paredes de almacenes y viejos cobertizos, para a partir de ahí comenzar a fabricarse casas con duro esfuerzo.

Siempre durante las madrugadas, luego de advertencias inamovibles sobre la imposibilidad de permanecer allí, las autoridades les despertaban con bulldozers y carros de policía. Eran estrictamente desahuciados, y sus hogares tercermundistas echados abajo.

<!--IMAGE-->

Pues, bien, en el mismo año 2006 en que uno de los mayores desalojos de la historia local tenía lugar, se aprobó en la provincia un proyecto que aún ostenta el lauro de ser el derroche más desconcertante de los últimos tiempos: construir una réplica de la casa natal de José Martí en cada municipio de Granma. Léase: 13 casitas de Martí, al alcance de todos.

Algunas no se terminaron siquiera. Se quedaron a medias. Otras fueron inauguradas con bombo y platillo (con cámaras de televisión y aplausos partidistas), y en la actualidad nadie sabe qué uso darles. Y otras, como el notorio caso de mi ciudad, variaron la idea original en aras del “ahorro” necesario: en lugar de la casa toda, erigieron sólo la fachada. De la puerta hacia adentro, se trata de un local semi vacío, donde rara vez sucede algo de impronta cultural, y que según vecinos ha servido lo mismo para cópulas de media noche, que para refugio de borrachines trasnochados.

Calcular el cemento y los materiales destinados para esta obra inútil, hace pensar, inevitablemente, en las familias que con mucho menos se habrían erigido una covacha donde pasar las noches.

Dos: Preparados para la Guerra de todo el Pueblo

Bayamo debe poseer, en toda Cuba, el mayor kilometraje de refugios por área. Dudo mucho que ciudades más pequeñas puedan ostentar un número superior de vías subterráneas destinadas a refugios de guerra, que las que oculta hoy esta urbe de doscientos cincuenta mil habitantes.

Según el Jefe de Obra de uno de los más amplios y extensos refugios de esta capital provincial, ni siquiera los inversionistas podrían precisar el número exacto de cemento, hierro, cabillas, madera y aluminio empleado en la construcción de los pasadizos subterráneos.

Según el discurso oficial, Cuba es blanco permanente de una invasión norteamericana, ergo hay que prepararse para “la guerra de todo el pueblo”.

Con este fin, y bajo esta consigna, se destinan millonarios recursos a ensayar repliegues y enfrentamientos militares en los conocidos “Días de la Defensa”. Y se destinan materiales por millones, además, para construir estos “búnkeres tropicales” que el día que puedan ser fotografiados o filmados, revelarán el tamaño del desatino guerrerista de quienes en Cuba toman las decisiones.

Tres: Los Hombres de Piedra Primero, los Hombres de Carne Después

En el año 2005 un fenómeno natural llamado Huracán Dennis se ensañó, entre otros, con los habitantes de la más pobre región del sur oriental de Cuba.

En Granma, los residentes de municipios costeros como Pilón, Niquero, Media Luna (poblados humildísimos donde a simple vista resaltan la delgadez de hombres y animales) perdieron bárbaramente sus casas luego de la madrugada en que el Dennis masticó todo a su paso.

Corría el mes de Julio, temporada vacacional. Toqué a las puertas del Obispado de mi ciudad. Me presenté como un joven no católico que quería sumarse a los esfuerzos de la Iglesia para ayudar a los desamparados.

Dos días más tarde me encontraba en un camión rodeado de jóvenes católicos, armados de casas de campaña y ropas recogidas entre todos, y donadas por iglesias estadounidenses, rumbo a esos poblados que la naturaleza había arrasado sin piedad.

Recuerdo los campos amarillentos, los troncos de árboles partidos y las cercas arrancadas del suelo. Recuerdo las caras de los desposeídos que encontrábamos en la carretera, y las miradas de tristeza que exhibían hasta los perros vagabundos.

Sin embargo, algo captó de manera especial nuestra atención, al punto de solicitarle al conductor detener la marcha.

Ante nosotros, a un costado de la carretera rumbo a Pilón, rodeados de tablas derruidas y campesinos durmiendo a la intemperie, una brigada de constructores -obedeciendo órdenes superiores- destinaba enormes cantidades de cemento a erigir nuevamente cientos de tarjas con los rostros de algunos asaltantes al Cuartel Moncada.

Antes del ciclón, habían “decorado” la carretera con imágenes de aquellos asaltantes y con grandes vallas portadoras de mensajes ideológicos. Ahora que la depresión y el descrédito comenzarían a campear entre los afectados, había que levantar rápidamente la propaganda fervorosa.

Recuerdo haberle preguntado a uno de los constructores, conteniendo la indignación bajo un tono displicente, por qué ese mismo cemento no lo utilizaban fabricándoles casas a los indigentes que les observaban trabajar en silencio. Su respuesta fue demoledora:

“Ojalá pudiera, muchacho, porque empezaría por construirme una casa para mí. Mi esposa y mis tres hijos están durmiendo debajo de las tablas de lo que fue mi techo. Yo también me quedé sin casa”.

Hoy, la carretera rumbo a desolados caseríos, en el Pilón oriental, exhibe con orgullo vergonzoso cientos de vallas inmensas, cientos de rectángulos de cemento donde el rostro de un mártir mira hacia el infinito. Todavía quedan campesinos que lo perdieron todo en el huracán, y morirán sin tener nuevamente una vivienda donde descansar sus huesos.

Vea todas las noticias de hoy

Denuncian allanamiento de la sede del Movimiento San Isidro, Luis Manuel Otero Alcántara está desaparecido

Camiseta de apoyo al Movimiento San Isidro.

El Movimiento San Isidro denunció en su cuenta de Facebook el allanamiento de la sede del grupo en horas de la noche del viernes por parte de las autoridades castristas y la desaparición del activista y artista independiente Luis Manuel Otero Alcántara y Afrikreina.

"Alerta- allanaron la sede del MSI con ordas CastroComunistas y están desaparecidos Luis Manuel Otero Alcántara y Áfrika Reina", dice la publicación del grupo opositor.

Otero Alcántara se encontraba realizando un "performance" el cuál consiste en sentarse en un garrote vil por 8 horas cada día en protesta de la violenta represión hacia los artistas y activistas opositores dentro de la isla.

En su performance, el activista reta a las autoridades castristas a que "accionen este torno" y lo ejecuten públicamente.

Noticia en desarrollo

Régimen quiere hacerle un juicio sumario a joven que repartió caramelos a niños

Luis Manuel Otero Alcántara junto a Manuel de La Cruz. @luismanuel.oteroalcantara

El profesor y poeta cubano, Manuel de la Cruz, quién posee una medida cautelar de la Fiscalía de reclusión domiciliaria después de haber repartido caramelos a niños, denunció en sus redes sociales que el régimen de la isla quiere hacerle un juicio sumario.

De la Cruz contó que esta información se la dijo uno de los agentes de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR) del municipio Cotorro que se hace llamar como teniente "Lara" quién está a cargo, según dice el oficial, del caso del poeta. “Ah, tú eres el caso de interés de la CI. Bueno, déjame decirte que estás involucrado en un proceso sumario”, le dijo el oficial al poeta.

El profesor denunció que todo es un plan de las autoridades castristas para privarlo de libertad. “Me quieren establecer un proceso arbitrario, con ilegalidades de principio a fin, para sentenciarme con la privación de libertad”, detalló el joven cubano quien además aseguró que en cualquier momento eso puede suceder.

“Llegue mi alarma a toda Cuba, a mis hermanos de lucha, a los órganos y funcionarios encargados de repartir justicia, a las agencias informativas y periodísticas: en cualquier momento pueden venir por mí”, sentenció el profesor.

De la Cruz fue detenido días atrás cuando repartió caramelos a niños vestido de payaso junto al líder del Movimiento San Isidro, Luis Manuel Otero Alcántara. Luego de ser liberado, fue expulsado del Instituto Preuniversitario "Roberto Santiago Labrada Ávila", donde era profesor de la materia "Preparación Ciudadana" y después de eso, fuel detenido una vez más e interrogado por más de nueve horas. Ahora, se encuentra en prisión domiciliaria.

José Daniel Ferrer: campaña #LuzDeAlarma para Cuba fue un éxito de participación

Cubanos participantes de Campaña #LuzDeAlarma (Foto tomada de las redes sociales)

La campaña #LuzDeAlarma, que llamó a los cubanos a encender la luz de su celular en la noche del jueves en contra del llamado a la continuidad del VIII congreso del Partido Comunista, sobrepasó las expectativas de sus organizadores.

Así lo afirmó a Radio Martí uno de los impulsores de la iniciativa, el opositor José Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU) y promotor de Cuba Decide.

“Lo que se está viendo en las redes es sólo un porciento de la cantidad de personas que ayer encendieron su luz de alarma con la intención de dejar claro que el Partido Comunista no es Cuba, que Cuba somos todos los cubanos y que el Partido Comunista representa un número de cubanos bien pequeño en esta nación”, aseguró Ferrer.

José Daniel Ferrer habla sobre campaña Una Luz de Alarma
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:21 0:00

Según el líder de UNPACU, el nivel de participación popular en esta campaña supera con creces los testimonios que aparecen publicados, tanto en Facebook como en Twitter, Instagram y el resto de las redes sociales.

“Por la cantidad de personas que me llaman y me dicen: ‘yo hice ayer lo de la luz, yo encendí una vela, yo encendí un mechón’, ¡hasta en el campo!, explica José Daniel Ferrer, “yo encendí una bombilla, porque no tengo celular…”

Sobre la relevancia del acto de encender una luz en un momento determinado, y todos con igual propósito, el opositor señaló que "todo gesto, toda acción que demuestre que un número creciente de personas dice NO a la opresión y a la miseria, dice no a la política del Partido Comunista y aboga o quiere cambios, libertad, respeto a los derechos humanos, oportunidades que el Partido Comunista no brinda a la ciudadanía, reviste una gran importancia, porque es el sentir de un pueblo que, años atrás, ni siquiera se atrevía a decir lo que sentía”, concluyó el opositor.

(Con reporte de Ivette Pacheco para Radio Martí)

Cubanos piden una transición de gobierno pacífica en primera parte de Diálogo Nacional convocado por el MSI

Artistas e intelectuales miembros del Movimiento San Isidro y del #27N.

La primera etapa del Diálogo Nacional convocado por el Movimiento San Isidro (MSI) concluyó el pasado jueves, según dieron a conocer en una conferencia de prensa virtual los encargados de coordinar las acciones de ese grupo de arte y activismo.

Iris Ruiz, vocera del Movimiento San Isidro, detalló para Radio Martí las peticiones en que han insistido los alrededor de 800 cubanos participantes en esa primera etapa de la convocatoria.

Estas 10 peticiones son:

  • Transición de gobierno pacífica (juicio justo a los que han cometido crímenes de lesa humanidad)
  • Libertad de los presos políticos
  • Libertad de expresión (prensa y asociación)
  • Modificación de la Constitución (ex Constitución del 40)
  • Libre Mercado
  • Utilización de las tierras/industrialización de la producción
  • Pluripartidismo
  • Inversión extranjera
  • Reelaboración procesos educativos/sociales
  • Reestructuración de las relaciones internacionales.
Diálogo Nacional Movimiento San Isidro. Resultados de la primera fase
please wait

No media source currently available

0:00 0:00:29 0:00

A través de la plataforma Patria y Vida, ubicada en la página web del Movimiento San Isidro, cubanos de fuera y dentro de la isla respondían también a otra de las preguntas, acerca de su disposición hacia un diálogo nacional. El poeta y activista Amaury Pacheco nos ofreció los datos recogidos acerca de este tema.

“Un 40% de esas personas que participaron declararon un ; un 15% no respondió; un 21% dijo que NO al diálogo; y un veinticuatro por ciento se mostró ambiguo, declararon que, si era un diálogo con la ciudadanía, SÍ”, declaró Pacheco.

Porcientos de los votos de los participantes en Díalogo Nacional
please wait

No media source currently available

0:00 0:00:29 0:00

Ahora comenzó la segunda fase de la propuesta de diálogo nacional, la que ha sido denominada como “La Conexión”, según explicó Ruíz.

“Vamos haciendo materiales para que esos materiales se pongan a disposición de la ciudadanía, de cuál es la propuesta de cada una de las organizaciones, cuáles son los servicios que brindan las organizaciones de la sociedad civil independiente a la población cubana”, dijo.

Iris Ruiz y Amaury Pacheco hablan de culminación de primera fase del Diálogo
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:17 0:00

“En el caso de los partidos políticos”, apuntó Ruíz, “cuáles son sus programas, o sea, cuáles son sus propuestas para el país, con el fin de hacérselos llegar a la gente”.

“Hacer una gran promoción de ese país alternativo, de ese otro país paralelo que está funcionando ahora mismo y que la gente no acaba de dar un salto total porque no sabe hacia dónde ni hacia qué”, concluyó.

Otros 9 muertos en una de las peores semanas de la pandemia en Cuba

El coronavirus ha arreciado la ya existente crisis de alimentos en Cuba. (Foto AP/Ramón Espinosa)

Las autoridades sanitarias reportaron 9 fallecidos y 1,040 nuevos casos de COVID 19 este viernes en Cuba, en una de las peores semanas de la pandemia en la isla, con cerca de 5 mil contagios y más de 40 muertes por la enfermedad en tan solo 5 días.

Del total de diagnosticados, 1,015 fueron autóctonos y 25 importados, con fuente de infección en el extranjero.

Permanecen hospitalizados 25,104 pacientes: 3,914 sospechosos, 15,460 en vigilancia y 4,750 casos confirmados activos.

Por provincias, La Habana informó de 567, Matanzas 158, Santiago 86 y Granma 72, entre los territorios con mayor incidencia de la enfermedad.

El aumento en el número de casos críticos y graves ha resultado en el incremento de la morbilidad en el país, dijo el jefe de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública, Dr. Francisco Durán.

En edades pediátricas fueron reportados 106 positivos (6 menos de un año), para un total de 11,328 de niños, adolescentes y jóvenes contagiados en el país, 713 de ellos aún activos.

Las autoridades insisten en que la población debe cumplir con las medidas epidemiológicas ya establecidas, poniendo en el foco de atención a los ciudadanos y multando a quienes las violen.

Pero más de 3 mil multas, solo en la capital del país, permanecían sin pagarse esta semana, la mayoría atribuídas al Decreto 14/20, que castiga las "transgresiones de las normas sanitarias establecidas", según un reporte del diario estatal Tribuna de La Habana.

Cargar más

XS
SM
MD
LG