Enlaces de accesibilidad

Relaciones EEUU-Cuba

Senadores piden a Lituania no ratificar acuerdo de la UE con Cuba

El senador republicano de Florida Marco Rubio.

Los senadores Marco Rubio (republicano por la Florida), Bob Menéndez (demócrata de Nueva Jersey) y Rick Scott (republicano por la Florida) enviaron una carta al embajador lituano en Estados Unidos y México, Rolandas Kriščiūnas, en la que urgen al Parlamento de ese país que rechace un Acuerdo de Cooperación y Diálogo Político (PDCA, por su nombre en inglés) entre la Unión Europea (UE) y Cuba.

El senador demócrata de Nueva Jersey Bob Menéndez.
El senador demócrata de Nueva Jersey Bob Menéndez.

Una nota de prensa enviada por la oficina del senador Rubio indicó que la Unión Europea finalizó el acuerdo en noviembre del 2016, a pesar de las preocupaciones de algunos miembros de la UE y activistas de derechos humanos y a favor de la democracia en el mundo.

Texto de la carta de los senadores

El texto de la carta afirma que "es nuestro entendimiento que el PDCA fue adoptado en principio por la UE en 2017 y Lituania es uno de los últimos países que todavía tiene que ratificarlo".

"El régimen cubano sigue siendo un desafortunado remanente del mismo comunismo que oprimió a los lituanos, y a otros millones en la región, y continúa haciendo lo mismo en Venezuela y a lo largo de América Latina", indicaron los senadores en la misiva.

El senador republicano por Florida Rick Scott.
El senador republicano por Florida Rick Scott.

Los senadores subrayaron que las violaciones de las normas democráticas y los derechos humanos por parte del régimen cubano se han agravado a lo largo de los años. "Expandir beneficios políticos y económicos a un régimen que no ha realizado reformas y es intransigente, de ninguna manera beneficia al pueblo de Cuba sino que empodera a los represores", señala el texto.

Vea todas las noticias de hoy

EEUU aboga por rapero encarcelado en Cuba Didier Almagro Toledo

Didier Eduardo Almagro Toledo. (Foto cortesía de Jorge Luis García Antúnez)

Estados Unidos destacó este domingo el caso del rapero cubano en prisión Didier Eduardo Almagro Toledo como parte de su campaña #JailedForWhat? (#PresosPorQué?), con la que llama la atención de la opinión pública internacional sobre los presos políticos en Cuba.

Almagro Toledo, condenado a tres años de privación de libertad bajo el supuesto delito de desórdenes públicos, ha sufrido múltiples abusos en prisión, donde ha sido víctima de golpizas y de la privación de comunicación con su familia, según sus propias denuncias.

"En lugar de permitir visitantes que sean testigos de sus condiciones de vida mientras está en prisión, el régimen niega el acceso a su familia", señaló este domingo en Twitter el embajador Brian A. Nichols, subsecretario de Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado.

El rapero y miembro de la opositora Academia Julio Machado, fue arrestado el 4 de agosto de 2020 por participar en un cacerolazo contra el gobierno durante un apagón en Placetas, Villa Clara. "Desde entonces, utilizando la pandemia de COVID-19 como una excusa, a sus familiares se les ha impedido verlo", subraya el tuit del embajador Nichols.

"Las familias merecen acceso para hablar con sus familiares y saber de su condición", recalca el alto diplomático estadounidense.

En mayo pasado, Almagro Toledo fue trasladado desde la prisión El Pre Tensado a una de mayor rigor, conocida como El Guamajal. El cambio pudo deberse a las denuncias de “todo el hostigamiento, todas las torturas, los golpes, todas las celdas que mi hijo ha tenido que pasar”, dijo entonces su madre a Radio Televisión Martí.

Con la campaña #PresosPorQué?, que se extenderá hasta el 24 de septiembre, el gobierno estadounidense busca dar visibilidad, no solo a los manifestantes pacíficos detenidos durante las protestas que sacudieron la isla el pasado 11 de julio, sino a todos los presos políticos cubanos, a través de los foros digitales del Departamento de Estado.

#PresosPorQué?: EEUU pide libertad de disidente cubano encarcelado por poner carteles contra el régimen (VIDEO)

Yasser Rodríguez González. (Foto: Facebook)

Estados Unidos pidió la libertad del activista Yasser Rodríguez González, como parte de la campaña #JailedForWhat? (#PresosPorQué?), con la que busca visibilizar a los presos políticos cubanos.

"En lugar de permitir la disidencia pacífica, el gobierno cubano silencia a sus ciudadanos en la cárcel", señala un tuit publicado el sábado por la Embajada estadounidense en La Habana.

Rodríguez González fue detenido el 25 de noviembre de 2020, en el aniversario del fallecimiento de Fidel Castro, luego de una transmisión en vivo en Facebook días antes, en la que llamó a los cubanos a perder el miedo y unirse para poner fin al régimen dictatorial de la isla.

El activista también colocó carteles antigubernamentales en su vivienda.

En julio pasado, Rodríguez González denunció vía telefónica, desde la prisión del Combinado del Este, que la Fiscalía busca sentenciarlo a siete años de prisión por el supuesto delito de “incitación a la rebelión”.

"¡La libertad de expresión no es delito, y el Gobierno cubano debería escuchar las demandas de los cubanos!", subraya el tuit de la sede diplomática estadounidense.

Rodríguez González fue considerado en marzo pasado un "preso político" por la organización Cuban Prisoners Defenders.

El suyo es "un claro caso político para ejemplarizar, para dar ejemplo al resto de la población y cogerle de chivo expiatorio, lo cual es injusto completamente también", dijo entonces a Radio Martí Javier Larrondo, presidente de la organización.

EEUU condena detención de opositor Humberto Paz Gutiérrez preso en Canaleta

Humberto Paz Gutiérrez.

El Departamento de Estado de Estados Unidos cuestionó el encarcelamiento del activista Humberto Paz Gutiérrez, quien fue detenido dos semanas después de su participación pacífica en las protestas del 11 de julio.

Paz Gutiérrez, de 41 años, miembro del Consejo de Relatores de Cuba, está encarcelado en el penal de Canaleta de Ciego de Ávila donde deberá esperar su juicio.

Bajo la etiqueta #PresosPorQué? (#JailedForWhat? en inglés), Estados Unidos criticó su injusto arresto y el hecho de que su expediente se encuentra en fase preparatoria. "El Gobierno debe poner en libertad a los presos que no tienen motivos para detener".

Humberto Paz fue detenido por decir lo que pensaba, asegura la campaña estadounidense.

"En lugar de permitir a sus ciudadanos el debido proceso y la libertad de expresión, el gobierno cubano los silencia en la cárcel", expresa la denuncia de EEUU.

El opositor fue apresado por la Seguridad del Estado el 22 de julio y acusado de desorden público y vandalismo.

“Dicen que él sale en los videos de las cámaras de seguridad de la zona donde rompieron los cristales de las tiendas, pero no lo tienen tirando piedras. Está detrás en un gran grupo. Esa filmación yo no la he podido ver, sólo la tiene la policía política”, dijo su madre Marta Paz Gutiérrez en entrevista con Radio Martí.

“Mi hijo fue detenido aquí en nuestra vivienda sin orden de arresto. Vinieron 4 agentes del Ministerio del Interior a llevárselo. Estuvo diecinueve días en el Departamento Técnico de Investigaciones, luego lo pusieron en la cárcel de Ceballos”, explicó la señora.

Varias plataformas de redes sociales del Departamento de Estado, incluida la Oficina de Asuntos del Hemisferio Occidental y las cuentas de la Embajada de los Estados Unidos en La Habana han denunciado también la situación de los presos políticos Hamlet Lavastida, Luis Robles, Thais Mailén Franco, José Daniel Ferrer, Luis Manuel Otero Alcántara, Félix Navarro, Yoandris Gutiérrez y Esteban Rodríguez bajo la etiqueta #JailedforWhat o #PresosPorQué.

EEUU sin determinar aún las causas del denominado "Síndrome de La Habana"

Vista de la Embajada de EEUU en La Habana. REUTERS/Alexandre Meneghini

El Departamento de Estado de EEUU dijo este martes que examina una serie de hipótesis sobre el denominado Síndrome de La Habana y que no ha determinado si constituyen un ataque por parte de un actor extranjero.

En un correo electrónico a Radio Televisión Martí, un vocero del Departamento de Estado dijo que, en coordinación con sus socios en todo el Gobierno de Estados Unidos, investiga enérgicamente los informes de posibles incidentes de salud inexplicables, dondequiera que se informen.

La cancillería estadounidense añadió que las autoridades competentes están examinando activamente una serie de hipótesis, pero no han determinado la causa de estos incidentes, o si constituyen un ataque de algún tipo por parte de un actor extranjero.

please wait

No media source currently available

0:00 0:01:23 0:00

Entre 2016 y 2017, diplomáticos estadounidenses que prestaban servicio en Cuba, y algunos de sus familiares, presentaron problemas de salud, desde dolencias auditivas hasta trastornos neurológicos, entre otros padecimientos.

Desde entonces, se han reportado casos similares de más de un centenar de funcionarios estadounidenses en China, Rusia, Austria y recientemente en Vietnam.

Sin embargo, este lunes, un panel de más de 20 científicos del régimen cubano concluyó que no hay pruebas para considerar como producto de un ataque o un atentado a un conjunto de síntomas descriptos por diplomáticos estadounidenses.

Según dijeron los cubanos, el llamado Síndrome de La Habana se trata de un “relato” sin validación, que “ha sobrevivido” gracias a que los medios de comunicación y los políticos lo amplificaron, enfatizaron.

Estados Unidos modificó recientemente el estatus de su personal en la Embajada de La Habana, cuando la investigación sobre los incidentes que afectaron la salud de sus diplomáticos destacados en la isla se mantiene inconclusa, cinco meses después de que la Casa Blanca nombrara a una experimentada diplomática para que supervisara las pesquisas.

Un portavoz del Departamento de Estado explicó recientemente a Radio Televisión Martí que la investigación sobre estas afectaciones de salud cuenta con actores de diferentes agencias estatales, y que la prioridad sigue siendo la seguridad y la protección del personal diplomático estadounidense.

“Este es un gran esfuerzo interinstitucional que involucra a la Casa Blanca, el Departamento de Defensa, las agencias de inteligencia de EEUU, el Congreso y los principales científicos del país, al tiempo que la Cancillería se asegura de que aquellos que fueron evacuados médicamente (de Cuba) reciban el tratamiento y el apoyo que necesitan”, dijo el funcionario.

Tras la baja por enfermedad de más de 20 diplomáticos que laboraban en Cuba en 2017, el Departamento de Estado redujo en 60 por ciento la plantilla de su sede en La Habana.

Pese a los esfuerzos del gobierno de EEUU, y de grupos de expertos médicos y científicos que han estudiado de manera exhaustiva a los afectados, la mayoría en el prestigioso Centro para Lesiones y Reparación de Cerebro de la escuela de medicina de la Universidad de Pennsylvania, lo que se conoce como Síndrome de La Habana sigue siendo un misterio.

En 2019, Canadá también redujo su personal diplomático en La Habana, luego de que 14 funcionarios presentaran síntomas similares a los de los 25 diplomáticos estadounidenses que habían sido evacuados de la isla dos años antes.

En marzo pasado, el Departamento de Estado nombró a la veterana diplomática Pamela Spratlen al frente del grupo de trabajo que investiga los incidentes en la embajada en Cuba, un equipo creado en 2018. Esta vez, Sprantlen rinde cuentas al secretario de Estado, entre otros altos funcionarios de la Cancillería.

En julio último, el presidente Joe Biden ordenó al Departamento de Estado examinar la posibilidad de incrementar el personal en la embajada de EEUU en Cuba, un proceso que según el portavoz de la Cancillería, será gradual con el transcurso del tiempo.

“El presidente Biden se ha comprometido a renovar el personal de nuestra embajada en La Habana para mejorar nuestra capacidad de relación con la sociedad civil y, en el momento apropiado, aumentar los servicios consulares, al tiempo que se garantice la seguridad de los diplomáticos estadounidenses en Cuba”, comentó el portavoz.

A raíz de los incidentes, que en un inicio fueron llamados también "ataques sónicos", Washington prohibió que sus diplomáticos permanecieran en Cuba con sus familiares, medida que recientemente ha sido parcialmente modificada.

“El 16 de agosto último, el Departamento de Estado cambió el estatus de los diplomáticos en La Habana, de no acompañados a parcialmente acompañados. Sólo los familiares adultos elegibles de empleados en la embajada en La Habana podrán viajar o vivir en Cuba. Este cambio entra en vigencia de inmediato”, puntualizó el portavoz, que no precisó fecha, ni si la embajada podría entrar en pleno funcionamiento antes de que concluya el año.

“Estamos comprometidos a emprender este proceso de una manera reflexiva que se centre en la seguridad de nuestro personal”, concluyó.

(Con reporte de Michelle Sagué para Radio Martí)

EEUU llama al régimen cubano a respetar la libertad de expresión y parar las detenciones arbitrarias

EEUU incluye al artista cubano Luis Manuel Otero Alcántara en su campaña #PresosPorQué?. (Twitter/@USEmbCuba)

Estados Unidos hizo un llamado este martes al régimen cubano a detener el encarcelamiento de quienes hacen uso de su libertad de expresión para criticar las deficiencias del gobierno, como parte de la campaña #JailedForWhat? (#PresosPorQué?), en la que ha incluido el caso del líder del Movimiento San Isidro.

"Luis Manuel Otero Alcántara, aislado sin debido proceso. En vez de permitir que testigos vean las condiciones carcelarias y de permitir juicios justos y oportunos, el gobierno cubano niega el acceso y retrasa los juicios", subraya un tuit de la Embajada estadounidense en La Habana.

Detenido el 11 de julio, cuando salió de su vivienda para unirse a las protestas que estallaron varias localidades del país, Otero Alcántara "esta siendo procesado por los presuntos delitos de agresión, resistencia y desacato", recuerda la sede diplomática en su tuit.

El artista permanece aislado, sin fecha de juicio, en la prisión de Máxima Seguridad de Guanajay. Este lunes, un familiar dijo a Radio Televisión Martí que Otero Alcántara podría ser condenado a tres años de prisión, según alertó su abogado.

El tío de Otero Alcántara, Énix Berrio, dijo que los cargos que siempre han aparecido en el expediente del artista son: "desacato agravado", desórdenes públicos" e "instigación a delinquir", relacionados con lo ocurrido el pasado 4 de abril, durante un intento del Movimiento San Isidro de homenajear a los niños de la barriada.

La vida del artista podría estar corriendo peligro, advirtió por su parte en un post en Facebook la curadora de arte Claudia Genlui, tras una conversación con Otero Alcántara, el 9 de septiembre, en la que le dijo que si este lunes no se comunicaba con ella era porque se iría "loma abajo", una frase que en el pasado se ha referido a la determinación de declararse en huelga de hambre.

El domingo, 12 de septiembre, el familiar de un detenido cercano a Otero Alcántara informó a Genlui que este había contraído el COVID-19, "que estaba estable, pero como los tienen aislados no les dan teléfono".

Luego, una llamada anónima desde la cárcel contradijo esta información.

"En esta el mensaje era: "tienes que estar atenta, se lo llevaron, está aislado, pero NO tiene Covid, algo está pasando". La persona colgó", escribió Genlui.

La joven denunció la gravedad de la situación, y recordó que los médicos han advertido "que su cuerpo no toleraría otra huelga". Genlui responsabilizó al gobierno cubano por lo que pudiera suceder al líder del MSI.

Con la campaña #PresosPorQué?, que se extenderá hasta el 24 de septiembre, EEUU busca dar visibilidad, no solo a los manifestantes pacíficos detenidos el 11J, sino a todos los presos políticos cubanos, a través de los foros digitales del Departamento de Estado.

Cargar más

XS
SM
MD
LG