Enlaces de accesibilidad

Cuba

Seguridad del Estado venda los ojos a periodista cubano camino a un interrogatorio

El periodista independiente Yoe Suárez en una foto de archivo. (Facebook)

Agentes de la Seguridad del Estado de Cuba le vendaron los ojos al periodista independiente Yoe Suárez el lunes en La Habana para conducirlo a un interrogatorio. Radio Televisión Martí reproduce textualmente el testimonio compartido por el reportero bajo el título de La civilidad cansa: Crónica de una detención en el sitio Puente a la Vista

A las 11:30 de la mañana de este lunes fui detenido y conducido en un auto marca Geely gris plateado, con matrícula P035908, por el oficial René –"el compañero que me atiende"– y otro oficial que se presentó como "mayor Armando", ambos del Departamento de la Seguridad del Estado (DSE).

Ocurrió en plena vía pública, cerca de la entrada del reparto Náutico (municipio Playa). El oficial René me abordó, con la excusa de conversar, cuando yo estaba realizando una operación en un cajero automático, pero me negué a entrar al automóvil. En ese momento, el mayor Armando pidió mi carné de identidad y dejó claro que "iba a ser conducido". "Si quieres entras al carro o te pongo las esposas", dijo.

Este episodio rompe el mito de la cordialidad de los agentes del DSE. Detrás de una supuesta petición a hablar o a asistir a una “entrevista” reposa, presta para saltar, la coacción.

El auto tomó la 5ta Avenida, después la calle 17A hasta la rotonda de La Muñeca. Antes de continuar por la Avenida 25, el mayor Armando me pidió que me vendara los ojos con un paño verde. No debía ver a dónde íbamos. El auto aceleró y debe haber pasado el Centro Comercial El Pedregal antes de girar en L, ya en algún sitio del municipio La Lisa.

Al estacionarse, sentí abrirse la puerta y una mano buscando mi brazo. El oficial René me guió por lo que identifiqué como una puerta y sentí un cambio de temperatura. Cuando me pidieron retirar la venda estaba frente a unos muebles donde permaneceríamos sentados más de una hora. Al fondo se divisaba una mesa redonda con ocho sillones de oficina alrededor.

La esforzada amabilidad de ambos militares pasó de brindarme café y preguntar por la salud de mi familia a insistir en que les enviara mis trabajos para Diario de Cuba, que me reuniera con ellos para hablar sobre cosas “que queden fuera” de los trabajos que publico. Expliqué que mis textos pueden leerlos una vez publicados y que aquello que quede fuera de mis textos es porque la ética así lo indica o porque no viene al caso en el tema central.

La reiteración de los oficiales patinaba sobre la misma respuesta mía. Durante un buen rato me pregunté si no me explicaba bien al decirles que mi trabajo es netamente periodístico, que no haré nada fuera de eso.

Es laborioso ser cívico, cansa la civilidad. Tardo en enojarme, pero el mediodía y el estómago me pusieron a prueba un par de veces.

Me invitaron a almorzar. “Acostumbro a almorzar a la mesa con mi familia”. Me invitaron a llevarme la comida, aunque al salir la botara en un cesto. “La comida es sagrada para mí, no podría hacerlo”. Los argumentos patrioteros (“Tienes la oportunidad de hacer algo por Cuba”, “nosotros también queremos cambios, pero sobre el mismo sistema”) me invitaban a quedarme por segundos eternos en silencio. Bebí tanta agua…

“¿Cuándo nos vemos de nuevo? –preguntó el mayor Armando–. Para hablar ya de cosas que te inquietan y sobre las que podemos actuar. Para que nos digas, ‘mira, esto es una mierda’, ‘esto hay que cambiarlo'”.

Me pregunté en qué momento creyó que habíamos llegado a algún acuerdo o que yo quería verlo esta semana o en algún minuto de mi vida.

Empecé diciéndole que no eran de mi agrado esa clase de encuentros… Y el oficial René interrumpió: “Te citamos en la estación de Siboney y dijiste que no estabas a gusto ahí; te citamos en la empresa Cubatur de tu cuadra y ahí tampoco; ahora te traemos acá y es lo mismo. Parece que a ti lo que no te gusta es encontrarte con nosotros”. No hubo tiempo para felicitar a René por tan lúcida conclusión.

Salimos del local, yo con el paño verde tapándome los ojos. Pasada la rotonda de La Muñeca me ordenaron bajarlo. De ahí en adelante volvió la extraña familiaridad de los represores, cruelmente infantil, “el soy tu amiguito aunque no quieras”. Querían saber si tengo familia fuera del país, si mi esposa tiene pasaporte, si he pensado en emigrar.

El auto atravesó, en recta endemoniada, las calles vacías del reparto Cubanacán. Jagüeyes que tras décadas quebraron las aceras, cubren los portones de las embajadas y el Palacio de las Convenciones, donde el parlamento unicameral cubano alza aeróbica y abúlicamente los brazos. De la llave del auto que Armando conduce cuelga un llavero plástico con un rombo negrirrojo, y en el medio una estrella.

Vea todas las noticias de hoy

CPJ aboga por cese de acoso a reportera de Palenque Visión

Yadisley Rodríguez Captura de pantalla Cubanet You Tube

El Comité para Protección de los Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés), pidió a las autoridades cubanas el cese del acoso contra la periodista Yadisley Rodríguez Ramírez, y abogó por el fin de la persecución de la prensa independiente cubana, según dio a conocer la organización con sede en New York.

El pasado mes de julio, a las 10.00 pm, las autoridades policiales entraron en la vivienda de Rodríguez Ramírez, en la provincia de Camagüey, sin una orden judicial, y tras allanar la vivienda le confiscaron dos teléfonos y una laptop, y se la llevaron detenida, destaca la nota.

La comunicadora estuvo en paradero desconocido por la familia hasta el siguiente día, en que la liberaron sin cargos.

Rodríguez Ramírez es reportera de Palenque Visión, una agencia de noticias cubana que produce audiovisuales para varios medios independientes.

La agencia es dirigida por Rolando Rodríguez Lobaina, quien había visitado la casa de la periodista minutos antes del arresto, y por quien también indagaron los agentes de la Seguridad del Estado.

Durante el interrogatorio, Rodriguez Ramírez fue advertida de no continuar su trabajo periodístico.

Carlos Martínez de la Serna, director de programa del CPJ, declaró que la "arbitraria detención e interrogatorio de la periodista por parte de las fuerzas de seguridad es el más reciente ejemplo del absoluto desprecio de las autoridades cubanas por el trabajo periodístico y el debido proceso".

Sobre otros actos arbitrarios recientes contra reporteros en la isla, el directivo agregó que "vuelven a disipar toda idea de que la libertad de prensa podría mejorar" durante la gestión del gobernante cubano Miguel Díaz-Canel.

Se complica situación de COVID-19 en Cuba con brote en Zona Especial del Mariel

Un vendedor ambulante en una calle de La Habana. (AP/Ramón Espinosa)

Un nuevo brote de coronavirus en la Empresa de Construcción y Montaje de la Zona Especial de Desarrollo del Mariel, en la provincia de Artemisa complicó la situación epidemiológica este miércoles en el occidente de Cuba, donde se reportan decenas de contagios en los últimos días.

Según el reporte diario del Ministerio de Salud Pública, otras 49 personas dieron positivo al COVID-19, 18 de ellas en el Mariel y 24 en La Habana. La cifra oficial de casos desde que se inició el pesquizaje de la enfermedad es de 2.775, informó el director de Epidemiología de esa institución, Dr. Francisco Durán.

Zona de Especial Desarrollo del Mariel.
Zona de Especial Desarrollo del Mariel.

El gobernante Miguel Díaz-Canel manifestó su preocupación por este evento de transmisión del virus en un lugar sensible para la economía del país, severamente afectada por la pandemia, y exigió a sus subalternos “un plan diferenciado de medidas” para controlarlo.

La Zona del Mariel “tiene una alta concentración de personas que no han detenido su actividad económica durante estos meses de enfrentamiento a la epidemia”, señala un reporte del diario oficialista Granma sobre las declaraciones de Díaz-Canel en la reunión diaria del gobierno para la prevención y control del coronavirus.

Díaz-Canel también está preocupado por el costo que implica la atención médica a los enfermos de coronavirus en los hospitales, donde se mantienen ingresados unos 595 pacientes, y mantener los centros de aislamiento para personas contagiadas.

“Cada vez que hay un brote de estos son más personas ingresadas en hospitales y recluidas en centros de aislamiento, y por tanto más gastos en la atención. Cada vez que ponemos en cuarentena un consejo popular, una determinada comunidad o municipio, hay que hacer un grupo de cuestiones organizativas que también nos cuestan más”, subrayó.

El gobernante designado pidió “un trabajo riguroso, al detalle, inteligente, rápido y con calidad” para controlar el brote “en el menor tiempo” posible.

Artemisa regresó a la fase 1 de recuperación luego de haber sido decretada la tercera etapa en la provincia. Un brote de coronavirus en otro de sus municipios, Bauta, dejó hasta la fecha, según cifras oficiales, 64 casos de COVID-19 y varias localidades en cuarentena.

La Habana sigue en retroceso

En la capital del país la contención de la enfermedad ha sido menor. En las últimas dos semanas, un total de 131 personas dieron positivo al coronavirus, y otras 160 se mantienen bajo vigilancia como sospechosas, informó en la reunión gubernamental el gobernador de La Habana, Reinaldo García Zapata.

El gobernador dijo que ante esta situación se estudia la aplicación de medidas pertenecientes a la etapa epidémica, supuestamente superada tras la declaración de la fase 1 de recuperación. “Si hay que ir atrás en algunas cosas lo haremos, pero no podemos permitir que siga avanzando la enfermedad en algunos lugares por negligencia”.

Entre las medidas, García Zapata mencionó el cierre de bares y piscinas “en los que no se tomen las medidas establecidas”, y la “limitación del movimiento de personas en las calles a altas horas de la noche”.

La decisión del gobierno iniciar la “desescalada” de la pandemia en julio pasado, en medio de las vacaciones de verano, trajo consigo la aglomeración de personas en las playas del Este de La Habana, la congestión en el transporte público y la falsa sensación en la población de que el problema ya había sido superado.

Familia alerta sobre indiferencia de las autoridades ante el acoso que reciben

Inspectores de la campaña antivectorial realizan su trabajo. (Foto de Facebook de Ana Iris Miranda).

Las activistas Maydolis Leyva, Ana Iris y Ada Iris Miranda Leyva (gemelas), y Fidel Manuel Batista Leyva calificaron de "escalada de agresiones y hostigamiento por parte de la Seguridad del Estado lo que ha venido ocurriendo contra ellos en los últimos días en Holguín".

Denuncian agresiones y hostigamiento a familia opositora
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:28 0:00

El hecho más reciente contra esta familia ocurrió el martes cuando inspectores de la campaña antivectorial se presentaron en la casa muy temprano y le pidieron que regresaran más tarde porque había menores durmiendo aún, dijo Ana Iris Miranda Leyva a Radio Televisión Martí.

"Los inspectores se fueron pero cuando volvieron estaban acompañados de un supervisor y nos dijo que como nos negamos a la visita nos acusaría por propagación de epidemias", precisó Miranda Leyva.

La activista sostiene que en ningún momento se negaron y creen que las acciones contra ellas son ordenadas por la Seguridad del Estado porque enseguida integrantes de las brigadas de respuesta rápida se acercaron al lugar con tono amenazante.

La familia que integra el Comando Olegario Charlot Spileta ha sido víctima de actos de repudio, agresiones y amenazas por parte de vecinos y simpatizantes del gobierno.

Las autoridades policiales no han tomado acción para evitar las agresiones aún cuando en la vivienda hay niños, denunciaron.

El pasado mes de julio los hermanos Ana Iris y Ada Iris Miranda Leyva y Fidel Manuel Batista Leyva denunciaron la detención arbitraria que sufrieron y los atropellos de que fueron víctimas en la dependencia policial conocida por El Anillo, en Holguín.

En libertad El Osorbo y Esteban Rodríguez

Maykel Castillo Pérez (El Osorbo). Foto de Facebook.

El rapero contestatario Maykell El Osorbo y el activista de derechos humanos Esteban Rodríguez están en libertad desde el miércoles en la tarde.

Así lo anunció en Twitter El Osorbo, tras haber pasado varias horas en la oncena unidad policial de San Miguel del Padrón, en La Habana.

Los dos fueron detenidos en incidentes separados el 3 y 4 de agosto. El arresto de ambos había sido denunciado ampliamente en redes sociales.

Rosa María Payá, de Cuba Decide, realizó un llamado urgente a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para exigir la libertad de ambos jóvenes.

El artista Luis Manuel Otero Alcántara, quien estuvo el miércoles bajo vigilancia policial, y la activista Ileana Hernández también habían denunciado el caso.

En la tarde de ayer, la esposa de El Osorbo, Rosmary de la Caridad Hernández, dijo que un oficial la había dicho que la Seguridad del Estado se ocupaba del caso de su marido.

Otero Alcántara añadió que, mientras la Seguridad del Estado lo vigila, sigue "dándole los toques finales al Museo de la Disidencia en Cuba", y que pronto anunciará la fecha exacta de la 00Bienal, un evento alternativo a la Bienal de La Habana.

El rapero Eliéxer Márquez, más conocido como "El Funky", estrenó un tema en su canal de YouTube en el que pedía la liberación de Maykel El Osorbo.

El Directorio Democrático Cubano se solidariza con manifestantes en Placetas, Villa Clara

Arianna López Roque, activista de los derechos humanos en Placetas, Villa Clara.

Con gritos de El pueblo tiene hambre” y “Abajo la dictadura”, miembros de la Academia Julio Machado y vecinos de Placetas, Villa Clara, realizaron un toque de cazuelas en la noche del 4 de agosto, informó en un comunicado el Directorio Democrático Cubano, DDC, grupo con sede en Miami.

Activistas de la mencionada Academia fueron arrestados durante el toque de cazuela “bajo los gritos solidarios de sus vecinos, que protestaban contra la policía política por el injusto arresto”.

“El cacerolazo se extendió por varias cuadras”, dijo a Radio Martí el director del DDC, Orlando Gutiérrez Boronat.

Pedro Corzo entrevista al Directorio Democrático Cubano
please wait

No media source currently available

0:00 0:00:45 0:00

Los arrestados fueron Arianna López Roque, Gladys Paseiro, Jany Corrales del Rio, Alexei Mora Montalvo y el músico contestatario Nacho.

Los detenidos fueron llevados al centro de operaciones de la Seguridad del Estado, conocido como la UPOC, en la ciudad de Santa Clara, siendo liberados más tarde.

El comunicado añade que a las 6:00 de la mañana del 5 de agosto, la Seguridad del Estado y la policía allanaron la sede de la Academia Julio Machado y las casas de los opositores para hacerles un registro, donde les llevaron todo lo relacionado con la oposición.

“En el caso de Arianna López Roque le llevaron la impresora, la computadora, el teléfono, toda la ropa amarilla y los calderos”, precisó el texto.

El Directorio Democrático Cubano se solidarizó “con los valientes miembros de la resistencia y sus vecinos que se lanzaron a la calle en un toque de cazuelas, para protestar los abusos del régimen”.

https://www.youtube.com/watch?v=c_dDewxn-34&feature=youtu.be

Mientras el pueblo sufre, "la élite de la dictadura goza de privilegios y no les falta de comer", precisó el Directorio.

“Protestaron por las terribles condiciones económicas y sociales”, dijo Gutiérrez a Radio Martí.

Cargar más

XS
SM
MD
LG