Enlaces de accesibilidad

Inmigración

¿Quiénes podrán entrar a EEUU y quiénes no tras orden ejecutiva de Trump?

Migrantes de Cuba en Paso del Norte en Ciudad Juárez, el pasado 28 de febrero. REUTERS/Jose Luis Gonzalez

El presidente Donald Trump firmó este miércoles una orden ejecutiva con la que suspende de forma temporal y con algunas excepciones, la entrada de inmigrantes al país.

La orden, que congela la emisión de nuevos visados, entró en vigor este jueves por una duración inicial de 60 días.

La nueva disposición no parece afectar a los miles de cubanos que aguardan en la frontera sur de EEUU que han iniciado los trámites para solicitar asilo político.

"Nada en esta proclamación se interpretará para limitar la capacidad de una persona de solicitar asilo, condición de refugiado, retención de deportación o protección bajo la Convención contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes, de conformidad con las leyes de los Estados Unidos", indica la orden.

"Esta orden ejecutiva afecta directamente a las reclamaciones de las familias cubanas, que llegaban al país con residencia. Eso queda congelado", dijo a Radio Televisión Martí el abogado de migración Angel Leal.

En entrevista con el periodista Ricardo Quintana el abogado indicó que "Los migrantes que están en frontera y que ya habían iniciado el trámite de asilo politico no se verán afectados".

La suspensión y limitación de entrada se aplicará a los extranjeros que "están fuera de los Estados Unidos en la fecha de vigencia de esta proclamación; no tienen una visa de inmigrante que sea válida en la fecha de vigencia de esta proclamación ni un documento de viaje oficial que no sea una visa (como una carta de transporte, una hoja de embarque adecuada o un documento de permiso de entrada anticipado) que sea válido en la fecha de vigencia de esta proclamación".

La medida no aplica a los residentes permanentes de los Estados Unidos; ni a los extranjeros que deseen ingresar a EEUU con una visa de inmigrante como médico, enfermero u otro profesional de la salud; para realizar investigaciones médicas u otras investigaciones destinadas a combatir la propagación de COVID-19; o para realizar un trabajo esencial para combatir, recuperarse o aliviar los efectos del brote de COVID-19, según lo determine el Secretario de Estado, el Secretario de Seguridad Nacional o sus respectivos designados; y cualquier cónyuge e hijos solteros menores de 21 años de cualquier extranjero que esté acompañando o siguiendo para unirse al extranjero.

También podrá entrar a EEUU cualquier extranjero que solicite una visa del Programa de Inversionistas Inmigrantes EB-5; cualquier extranjero que sea cónyuge de un ciudadano americano; cualquier extranjero menor de 21 años y que sea hijo de un ciudadano americano, o que en planes de adopción de conformidad con las clasificaciones de visa IR-4 o IH-4.

Además se permitirá el ingreso a EEUU de cualquier extranjero cuya entrada sea más importante para los objetivos de aplicación de la ley, según lo determine el Secretario de Estado, el Secretario de Seguridad Nacional o sus respectivos designados, con base en una recomendación del Fiscal General o su designado; cualquier miembro de las Fuerzas Armadas y cualquier cónyuge e hijos de un miembro de las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos.

De igual forma podrá entrar cualquier extranjero con una visa especial de inmigrante en la clasificación SI o SQ y cualquier extranjero cuya entrada sea de interés nacional.

La orden ejecutiva firmada el miércoles dispone deportaciones para quienes incurran en fraude, tergiversación intencional de un hecho material o entrada ilegal para sortear esta medida.

Vea todas las noticias de hoy

Más de 200 balseros cubanos han sido interceptados por la Guardia Costera desde octubre

La tripulación del guardacostas William Trump repatrió a 22 migrantes cubanos a Cuba el 14 de mayo de 2021.

La Guardia Costera de Estados Unidos informó que más de 200 balseros cubanos han sido capturados y repatriados a la isla desde octubre de 2020.

En total se trata de 228 inmigrantes ilegales procedentes de Cuba los que se han registrado en lo que va de año fiscal, incluyendo a 22 migrantes repatriados el viernes a la isla.

Este último grupo de deportados es resultado de la captura el pasado sábado de dos embarcaciones personales que se dirigían hacia el norte aproximadamente a 26 millas al sureste de Key West y una segunda interdicción de una embarcación localizada a 82 millas al suroeste de Key West.

En el segundo caso, los guardacostas de EEUU aseguran que recibieron información el lunes de la guardia fronteriza cubana especificando que la embarcación se dirigía rumbo norte y que se ubicaba 14 millas al norte de La Habana.

“Las patrullas de interdicción de migrantes ayudan a salvar vidas al disuadir la peligrosa actividad de la migración ilegal y al rescatar a los migrantes de entornos peligrosos”, dijo el Capitán Michael Gesele, Jefe de Cumplimiento del Distrito Siete de la Guardia Costera.

“La Guardia Costera patrulla el Estrecho de Florida, el Pasaje de Barlovento y el Pasaje de Mona, manteniendo una presencia sólida con operaciones aéreas y marítimas. Los migrantes que intentan ingresar ilegalmente a los Estados Unidos serán repatriados, independientemente de su nacionalidad”.

El comunicado de los guardacostas recuerda las cifras de balseros durante períodos fiscales anteriores:

5.396 migrantes cubanos en el año fiscal 2016
1,468 migrantes cubanos en el año fiscal 2017
259 migrantes cubanos en el año fiscal 2018
313 migrantes cubanos en el año fiscal 2019
49 migrantes cubanos en el año fiscal 2020

Baby, la enfermera cubana que salvó dos vidas en la selva panameña (VIDEO)

La enfermera que recibió a Darién en la selva panameña dice que el nacimiento fue un milagro
please wait

No media source currently available

0:00 0:04:42 0:00

Bárbara Guerra jamás pensó que en medio de la difícil Ruta del Migrante, cruzando el tapón del Darién, le tocaría hacer de partera.

El 14 de abril de 2019 recibió en un caserío indígena a Darién, el niño de padres cubanos que nació en la selva panameña, un acto que dos años después califica de milagroso.

“Significó mucho, porque salvé una vida, o dos, la de su mamá también”, dijo Baby, como la conocen, en entrevista con Radio Televisión Martí en su casa en la ciudad de Homestead, al sur de Miami.

Nunca antes asistió un parto con total autonomía. Lo había hecho durante la carrera de Enfermería pero siempre bajo la tutela de médicos obstetras y por tanto para ella fue un hito profesional.

Aquí no hubo epidural, ni anestésicos. En las condiciones que se produjo el paritorio recibió a Darién a mano limpia, sin guantes, sin higiene, pero según su relato, no dejó de ser un momento alegre, emotivo y emocionante.

Graduada de Enfermería en 2006, en la facultad de Ciencias Médicas de la Universidad de Cienfuegos, viajó con su esposo a Guyana en enero de 2019 con planes de hacer vida en ese país, pero la adversidad los obligó a optar por la ruta irregular. Cinco meses consumió para llegar al territorio mexicano y más de un año permaneció varada en Tapachula, Chiapas, antes de llegar a la frontera. Estuvo tres meses retenida en un centro para extranjeros en EEUU y fue liberada en diciembre último.

Sobre el pequeño Darién, recuerda con nitidez cada detalle de su nacimiento y no le sobran deseos de tenerlo en sus brazos. Todo lo que ha visto de él ha sido por fotos.

“Abrazarlo, besarlo, saber que fui la que lo trajo al mundo”, dijo la enfermera que ayudó y protegió a la inminente madre y al bebé en un instante especial y mágico en esa jungla inexpugnable y peligrosa, El Darién.

Darién, el niño de inmigrantes cubanos que nació en la selva, cumple dos años todavía en un punto de la ruta hacia EEUU (VIDEO)

Darién, el niño de padres cubanos nacido en la selva panameña, recién cumplió dos años de edad
please wait

No media source currently available

0:00 0:04:03 0:00

La joven cubana Gladys Pérez aún recuerda el nacimiento de su pequeño Darién hace dos años, que no ocurrió en un hospital ni contó con la asistencia de médicos. Fue la selva panameña la que recibió al bebé.

De ahí que debe su nombre al entorno del alumbramiento en la temible selva que sirve de frontera natural entre Colombia y Panamá.

Yusnel Reyes y Gladis Pérez, padres de Darién.
Yusnel Reyes y Gladis Pérez, padres de Darién.


El 14 de abril último, el pequeño arribó a sus dos años de vida y junto a sus padres aún permanece en uno de los sitios que son escala obligada en la migración irregular hacia la frontera norte y que la familia pidió no mencionar.

Joven valerosa, Gladys con ocho meses de embarazo salió desde Trinidad y Tobago a cubrir el conocido trayecto de la Ruta del Migrante. La acompañaron su esposo y su hijo de dos años.

Tras cinco días de camino por la inhóspita jungla, llegó a Caná, en Membrillo, en el Darién panameño. Y como el parto no es selectivo, en la choza de una indígena dio a luz. Bárbara, una enfermera cubana la asistió en el parto. Madre e hijo sobrevivieron a múltiples peligros.

Así vino al mundo Darién, en medio de la selva panameña.
Así vino al mundo Darién, en medio de la selva panameña.

Fue prueba de fortaleza y resistencia de mujer. A juzgar por los indígenas, la selva posee una energía saludable y el niño nacido en la jungla tiene mucha energía.

Hoy con dos años, Darién explora su propio mundo, crece sano y de forma regular. Radio/ Televisión Martí llegó hasta su lugar de residencia y obtuvo imágenes exclusivas de Darién y declaraciones de su mamá.

Migrantes, incluidos cubanos, esperan en México para pedir asilo y estatus de refugiados

Guardia Costera de EEUU afirma que los migrantes que requieran protección contra la persecución o tortura, de momento, no serían repatriados

Esta fotografía muestra a los balseros cubanos interceptados cerca de Lake Worth, en Palm Beach, Florida.

Ante los frecuentes informes sobre repatriación de cubanos que se han emitido en semanas recientes, algunos lectores se preguntan si el balsero goza del mismo beneficio que el migrante que se presenta en la frontera, que al argumentar temor a ser deportado es sometido a una entrevista de miedo creíble con un agente del Servicio de Inmigración y Ciudadanía (USIC).

"Si algún migrante tiene temor de regresar a su país de origen, se le brinda la oportunidad de que lo comunique a la Guardia Costera", dijo a Radio Televisión Martí un portavoz del Séptimo Distrito de los guardacostas con sede en Miami, Florida, y puntualizó que los extranjeros que requieren protección contra la persecución o la tortura en su país de origen no son repatriados como parte de una política establecida hace mucho tiempo.

Desde el primero de octubre al cierre de marzo último, USCG repatrió a 128 cubanos al Puerto de Cabañas, municipio del Mariel.

“Hemos visto con frecuencia las caravanas de ómnibus, ambulancias y autos de la Seguridad del Estado que salen desde el puerto con los repatriados y que llevan un cartel que dice ‘Triunfo’, desconozco a qué ‘Triunfo’ se refieren”, dijo desde Cabañas el opositor Moisés Leonardo Valdés, de la Corriente Martiana, quien agregó que en abril se encontraron por lo menos cinco embarcaciones de fabricación casera en las costas de esa localidad sin sus ocupantes, “aparentemente gente que preparaba salidas”.

El Servicio de Guardacostas recordó que el gobierno de EEUU normalmente devuelve a todos los migrantes que son interceptados en el mar a su país de origen o de salida. Pero, todos tienen la oportunidad de solicitar y recibir protección siempre que lo soliciten.

Además, el ente gubernamental reiteró que actúa de acuerdo con la ley estadounidense para prevenir, disuadir e interceptar a inmigrantes indocumentados.

“Patrullamos el mar y las vías marítimas de EEUU, e interceptamos embarcaciones sospechosas con inmigrantes que intentan ingresar ilegalmente a EEUU”.

Desde el 1 de octubre de 2020, la Guardia Costera interceptó a 183 cubanos que intentaron llegar a las costas de EEUU.

"Hemos visto un aumento de 80% en la actividad migratoria desde enero, en relación con los últimos años", dijo recientemente el capitán Adam Chamie, comandante del sector de la Guardia Costera en Cayo Hueso.

En 2017, poco antes de terminar su período en la Casa Blanca, el presidente Barack Obama canceló la normativa pies seco/pies mojado, una orden ejecutiva vigente desde 1995 y que permitía a los cubanos que tocaban suelo estadounidense permanecer de manera legal en el país y obtener la residencia al año y un día de estancia. Los interceptados en alta mar eran deportados.

“Al tomar esta medida tratamos a los migrantes cubanos de la misma manera que tratamos a los migrantes de otros países”, dijo entonces el mandatario.

Un año antes, 50,082 cubanos entraron a EEUU, de ellos, 38. 310 lo hicieron ilegalmente, y solo 11,772 con visa, según datos de Protección Fronteriza, (CBP).

Un despacho de Voz de Américas da cuenta que, en las fronteras, el número de migrantes y aspirantes a solicitantes de asilo ha aumentado exponencialmente en los últimos meses.

Según CBP más de 100,000 personas cruzaron al territorio americano en el mes de febrero, pero la agencia rechazó el ingreso al país al 71% de ellas, informó el medio del gobierno de EEUU.

“Todo migrante tiene derecho a solicitar una entrevista para demostrar miedo creíble, ya sea en la frontera o a bordo de una embarcación de los guardacostas”, dijo el abogado especialista en inmigración Wilfredo Allen.

El Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USIC) no suele brindar información sobre los procesos de asilo político. Pero una fuente cercana a la entidad dijo que, si un balsero a bordo de una embarcación de los guardacostas manifiesta que teme ser deportado por posibles represalias, USIC envía a un oficial de asilo a la embarcación para entrevistar al migrante o puede entrevistarlo desde tierra por teléfono.

De acuerdo a la información que aparece en el portal de USIC, si un oficial de asilo considera que el migrante cuenta con razones sobradas para no ser repatriado, el afectado tiene entonces que demostrar ante un juez de inmigración que ha sido perseguido o teme que de ser regresado su país será perseguido por motivos de raza, religión, nacionalidad, por pertenecer a un grupo social particular o de opinión política.

Si por ausencia de méritos el migrante no pasa la entrevista de miedo creíble, el afectado puede pedir que un juez de inmigración revise su caso. De no hacerlo, la Agencia de Aduanas y Protección de Fronteras, (CBP) procederá a su deportación.

Una vez en Cuba, los deportados hallan con una serie de tropiezos, desde dificultad para encontrar empleo hasta la reinserción social, una política que muchos de ellos califican como la marca del apestado.

Se han reportado casos que las autoridades retiran el carné de identidad y el pasaporte.

Tony, nombre que utilizamos en esta pieza a petición del entrevistado, fue deportado en marzo.

“La tripulación del guardacostas fue amable, nos brindó agua y realizó un examen físico a cada uno. Pero, nunca nos informó que existía la posibilidad de pedir una entrevista de miedo creíble. Será para la próxima”, dijo el joven de 28 años residenciado en Buena Vista.

Cargar más

XS
SM
MD
LG