Enlaces de accesibilidad

Coronavirus Cuba

¿Qué dicen los santeros cubanos ante esta pandemia? (VIDEO)

Millones de devotos de las deidades Yoruba en Cuba piden salud ante la pandemia
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:43 0:00

Millones de devotos de las deidades Yoruba en Cuba piden salud ante la pandemia

La familia de Emilia Montoya sacrificó cuatro palomas blancas y dos gallos, cantó melodías africanas y golpeó rítmicamente un bastón de madera contra el suelo, elementos que conjugaron en una ceremonia religiosa en Cuba para proteger a la mujer, de 79 años, del coronavirus.

En una pequeña reunión en su casa de La Habana se apeló a sus antepasados y se honró a Inle, una deidad que representa al médico en la religión Yoruba, que es quien da salud y prosperidad. Montoya no tiene el virus.

"Le estamos pidiendo estas bendiciones para mantenerla sana", dijo el sobrino de Montoya, Henry Rodríguez, de 40 años, que encabezó la ceremonia. "Pero esta ceremonia no es solo para nosotros, también es para la salud del mundo", añadió.

El riesgo de propagar el virus ha dejado atrás las grandes ceremonias de tambores y bailes afrocubanos que caracterizan a la santería en la isla, donde se fusionan las creencias y tradiciones de la religión Yoruba, traídas a Cuba por los esclavos africanos, con una mezcla de elementos del catolicismo.

Pero los devotos, de los cuales hay millones en el país, están recurriendo a sus panteones de las deidades Yoruba llamadas Orishas para ganar en fuerza en las ceremonias familiares íntimas o rituales individuales en sus casas.

"Todos los días, cuando me levanto, me paro en la puerta de la casa, miro al cielo y le pido a Dios por el mundo entero, que nos de paz, tranquilidad y que la epidemia se aleje, dijo Montoya a Reuters.

"Entonces enciendo una vela y rezo a mis Orishas por todo el mundo", señaló exhibiendo sus gruesos y retorcidos mechones Afro enrollados en un pañuelo blanco, según la vestimenta ordenada para tales ceremonias.

Algunos devotos a la santería también están coordinando sus ceremonias, en gran medida a través de las redes sociales, pequeños rituales simultáneos realizados en el aislamiento personal en sus hogares.

Estas ceremonias también se están realizando en otros países latinoamericanos como Venezuela, donde la religión ha ganado seguidores.

El despliegue de Internet móvil en Cuba, donde la mayoría de los hogares no tienen conexiones "online", está permitiendo la comunión espiritual en tiempos de autoaislamiento.

Por ejemplo, el pasado 22 de este mes, los devotos de la santería escucharon que debían encender dos velas a una hora precisa y rezar a los Orishas por su protección.

"Que Obatalá (uno de los Orishas principales) nos proteja de la pandemia", escribió Magdalena Barrera Valdés en un grupo de Facebook para practicantes de santería en todo el mundo con 44.000 seguidores, publicando una foto de sus velas, en la que 76 personas comentaron "ashe", que es un don de virtud concedido, de poder y suerte en la religión Yoruba.

Más tarde, algunos sacerdotes de la Santería, conocidos como babalawos, imploraron a Iku, el espíritu de la muerte, que frenara las víctimas debido al virus. Los devotos advirtieron unos a otros que se cubrieran la cabeza para protegerse, mientras Iku barría la tierra durante y después de la ceremonia.

"La santería como tal se basa mucho en la fe de las personas (...) y queremos darle fe y esperanza a la gente en estos tiempos", dijo Rodríguez.

Vea todas las noticias de hoy

¿Qué se sabe de la vacuna rusa contra el COVID-19 que podría producirse en noviembre en Cuba?

Una empleada muestra la vacuna contra el COVID-19 desarrollada en el Centro Nacional de Epidemiología y Microbiología Nikolai Gamaleya, en Moscú.

Una vacuna contra el coronavirus patentada por Rusia podría producirse en los laboratorios farmacéuticos cubanos a partir de noviembre, según declaraciones de un funcionario de ese país publicadas este martes por la estatal Prensa Latina.

Kirill Dmitriev, jefe del Fondo de Inversiones Directas de Rusia, dijo que “Cuba tiene una gran capacidad de producción de medicamentos y, en específico, de vacunas, con un personal altamente calificado” lo que favorece el proyecto.

La población cubana sufre desde hace más de un año por la falta de medicamentos. Funcionarios de las industrias biotecnológicas y farmacéuticas de la isla han admitido su incapacidad para estabilizar el suministro a la red de farmacias estatales, una situación que han corroborado en varias ocasiones cubanos entrevistados por Radio Martí.

Pero ¿qué garantías ofrece a los cubanos y al resto del mundo la vacuna rusa?

El anuncio del registro de la vacuna, nombrada Sputnik V, y desarrollada por el Instituto Gamaleya, de Moscú, hecho en la mañana de este martes por el presidente Vladimir Putin en la televisión estatal, fue recibido con escepticismo por parte de la Organización Mundial de la Salud y la comunidad científica internacional, incluidos grupos dentro de Rusia.

El mandatario dijo que la vacuna fue probada en una de sus hijas, que solo experimentó una fiebre ligera. Una declaración similar hizo Dmitriev a Prensa Latina, al señalar que su padre de 74 años y su madre recibieron la inyección, pero en julio pasado descartó el escrutinio internacional de los esfuerzos de Rusia por lograr la vacuna contra el COVID-19 por considerarlo político.

La OMS no ha recibido suficiente información sobre la vacuna rusa para evaluarla, dijo el martes el subdirector de su rama regional, la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Jarbas Barbosa, reportó la agencia Reuters.

En declaraciones a los reporteros en una conferencia de prensa en línea desde Ginebra, el portavoz de esa organización, Tarik Jasarevic, señaló que "la precalificación de cualquier vacuna incluye la revisión y evaluación rigurosa de todos los datos de seguridad y eficacia requeridos", algo que no ha podido se completado en este caso.

Según Dmitriev, Rusia ya ha recibido solicitudes de más de 1.000 millones de dosis de la vacuna por parte de unas 20 naciones, y está lista para fabricar “más de 500 millones de dosis de la vacuna por año” en cinco países, pero Barbosa advierte que no debería ser producida por ningún país hasta que se completen las fases 2 y 3 de los ensayos para garantizar su seguridad y eficacia.

La vacuna rusa no ha sido probada en ensayos clínicos extensivos correspondientes a la fase 3, advierten expertos.
La vacuna rusa no ha sido probada en ensayos clínicos extensivos correspondientes a la fase 3, advierten expertos.

"Cualquier productor de vacunas tiene que seguir este procedimiento, que garantiza que es seguro y tiene la recomendación de la OMS", afirmó el funcionario.

Mientras en otros países se sigue un protocolo riguroso de ensayos clínicos y los científicos trabajan en grupos de colaboración con expertos de diferentes naciones, Rusia puede estar aprovechando la vacuna -que aún no ha completado los ensayos extensivos en gran número de personas para determinar su eficacia- para engrasar su maquinaria propagandística, advierten expertos.

Hasta ahora, según Putin, la vacuna se ha probado en varias docenas de personas, incluido militares y los propios investigadores. Estaría disponible para la población en general a partir del 1 de enero, añadió.

El lunes, la Asociación de Organizaciones de Ensayos Clínicos (OTCA), con sede en Moscú, pidió al Ministerio de Salud que retrasara el registro de la vacuna hasta que se completaran los ensayos de fase 3, ya que podría exponer a los consumidores finales a peligros innecesarios, reportó la radio pública nacional estadounidense, NPR.

"Esta es una caja de Pandora y no sabemos qué pasará con las personas inyectadas con una vacuna no probada", dijo la directora ejecutiva de la OTCA, Svetlana Zavidova, en una carta al ministro de Salud de Rusia, Mikhail Murashko, cita NPR.

Sputnik V fue el primer satélite orbital lanzado por la entonces Unión Soviética en 1957. El nombre revela “cómo el gobierno de Putin ha visto la carrera de las vacunas como un punto de orgullo nacional y competencia a escala mundial” con laboratorios en otros países que se persiguen el mismo objetivo, señaló el diario estadounidense The Washington Post.

“Esa es una gran preocupación, porque es mucho menos probable que los efectos adversos de la vacuna se informen de manera transparente si se administra fuera de un ensayo riguroso”, dijo al Post J. Stephen Morrison, vicepresidente del Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales. También existe la posibilidad, agregó, de que la población rusa sea obligada “a tomar una vacuna no probada y potencialmente peligrosa” bajo coerción, para “mantener sus trabajos”.

El mes pasado, funcionarios de seguridad de Estados Unidos, Gran Bretaña y Canadá acusaron a piratas informáticos vinculados a un servicio de inteligencia ruso de intentar robar información de investigadores que trabajan para producir vacunas contra el coronavirus en esos países.

La vacunación de la población rusa “sería voluntaria” e iniciaría en los próximos días “para médicos y profesores”, aseguró Dmitriev a Prensa Latina, pero salvo las referencias al éxito del producto, Rusia no ha compartido información de rigor sobre los ensayos clínicos de la Sputnik V.

Putin dijo que estaría disponible para el público en general el 1 de enero. Según el gobernante ruso, “lo que cuenta” es que Rusia pueda “garantizar la seguridad incondicional del uso de esta vacuna y su eficacia en el futuro”, algo que espera sus científicos logren.

Sigue el repunte: otros 47 casos de coronavirus en Cuba

Un hombre se protege del coronavirus con una máscarilla en una calle de La Habana. (YAMIL LAGE / AFP)

Las autoridades sanitarias reportaron otros 47 casos de coronavirus en Cuba este martes, 39 de ellos en La Habana, que vive un rebrote del virus con las cifras más altas desde que comenzó la pandemia el 11 de marzo, hace ya cinco meses.

La capital sigue "una dispersión importante de la enfermedad", dijo con preocupación el doctor Francisco Durán, jefe de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública, aunque celebró que la cifra fuera mucho más baja que la del día anterior, cuando se reportaron 93 contagiados.

El total de contagios reportados en el país ascendió a 3.093. Los fallecidos a causa de la enfermedad se mantienen en 88, de acuerdo a las cifras oficiales.

Unas 1.049 personas permanecen ingresadas bajo sospecha de contagio, 531 de ellas casos positivos al COVID-19. Se mantienen cuatro pacientes reportados de gravedad y dos en estado crítico.

Los pacientes positivos asintomáticos, y aquellos con síntomas, serán atendidos ahora en instalaciones hospitalarias diferentes, según una nueva estrategia del Consejo de Defensa Provincial de la capital que persigue la ampliación de capacidades en los centros de aislamiento, reportó el lunes el diario local Tribuna de La Habana.

La capital regresó este lunes a la fase de transmisión autóctona de la enfermedad, con un pronóstico de incremento de los casos en los próximos días, según un experto consultado por el diario habanero.

El Dr. Raúl Guinovart Díaz, de la Facultad de Matemática y Computación Universidad de La Habana, citado por el Tribuna, dijo que el modelo matemático SEIR para estudiar el comportamiento de la pandemia en Cuba muestra que "el número de casos en la ciudad seguirá incrementándose exponencialmente, aunque también crece la recuperación de las personas", y recalcó que la situación es "compleja y grave".

Según el reporte, se mantienen activos siete focos del COVID-19: tres en La Habana del Este (Unidad de la Policía Tarará, Guanabo y Villa Mégano), dos en La Lisa (7ma. Unidad de la Policía y San Agustín), uno en Marianao (Santa Felicia), y otro en el municipio Playa (Constructora Militar 1ra. y 70).

Cierran La Habana, pero siguen las colas

Cola para comprar productos en dólares en La Habana.

La Habana amaneció este lunes en “fase cero”, como llaman con ironía sus residentes a lo que el gobierno denomina “etapa de transmisión autóctona limitada” del COVID-19, lo que implica una drástica reducción del transporte público, mayor vigilancia y control de la población y el aislamiento de localidades enteras que aún sufren los embates de una escasez prolongada.

El ministro cubano de Agricultura, Gustavo Rodríguez Rollero, informó que durante el mes de agosto se entregará a la población dos libras de papas por persona. El funcionario dijo, además, que el país cuenta con productos para abastecer los mercados en medio del repunte de coronavirus que enfrenta.

Sin embargo, residentes de La Habana entrevistados por Radio Televisión Martí alertan que el desabastecimiento de alimentos continúa siendo crítico, e incluso ya alcanza a las tiendas que venden en dólares.

Habaneros: Escasez "sigue siendo crítica" y ya alcanza a tiendas en dólares
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:00 0:00

Señalan, además, que las enormes colas que hay que hacer diariamente para adquirir productos esenciales exponen a la población al contagio, aunque según Reinaldo García Zapata, gobernador de la capital, el incremento de los casos en la urbe se debe a “la actitud negligente de ciudadanos que no cumplen las regulaciones establecidas”.

“Los responsables de la falta de comida son ellos, los revendedores son ellos y los abusadores son ellos, el gobierno cubano lo controla todo, recuerden que revendían el petróleo que le mandaban los rusos y luego desde Venezuela. Los primeros días de inauguradas las tiendas en dólares había alimentos, porque los sacaron de las Tiendas Recaudadoras de Divisas (TRD) pero ya se acabaron”, cuenta desde el Vedado la bloguera Rebeca Monzó.

El periodista independiente Vladimir Turró asegura que el gobierno abrió en fase uno hace algunas semanas precipitadamente, pero antes y después la acumulación de ciudadanos en las colas sigue siendo “el mayor peligro”, más ahora que se incrementan los casos.

En el mercado de 3ra y 70, en Playa, en una de las tiendas que venden en dólares ya el sábado había menos alimentos.

La mayor preocupación que tienen las personas es qué van a comer, comenta desde Marianao el también comunicador Enrique Díaz, quien destaca que es preferible comprarles los alimentos a los revendedores si tienes el dinero, que exponerte en esas peligrosas colas.

Pedro Luis García, vendedor de libros del municipio Plaza, hace cuatro meses que está sin trabajar por la pandemia y sin subsidio, y en estas condiciones sale diariamente en busca de aceite y pollo. No siempre lo consigue.

Desde El Cerro, Pedro Acosta considera que la falta de liquidez del gobierno los llevó a la apertura de La Habana en busca de abrir el turismo. Fue un error, afirma.

En su opinión, la escasez y el descontento de la población pueden conducir a manifestaciones populares, y el régimen lo sabe.

Un joven de Punta Brava, en la Lisa, decidió hacer un llamado a los responsables de abastecer la red de tiendas de esa localidad a través de una directa en Facebook.

Dayron Mucho Hernández dijo que allí hace meses que no hay productos como aceite o pollo, y que sus residentes tienen que ir a otras localidades como Bauta, con cifras altas de contagio, en busca de alimentos.

Señaló que aunque en el pueblo nadie se ha enfermado de coronavirus, sus residentes terminarán contagiándose "por salir a buscar comida", ni por ir a un bar ni hacer fiestas, como ha sucedido en otros lugares.

Cuba reporta 93 casos de coronavirus, la cifra más alta desde que comenzó la pandemia

La Habana regresa este lunes a la etapa de transmisión autóctona del COVID-19. (YAMIL LAGE / AFP)

Cuba reportó este lunes 93 casos de coronavirus, la cifra más alta en un solo día desde que comenzó la pandemia, en medio de un repunte de la enfermedad que ha obligado a las autoridades a tomar medidas estrictas para contener la propagación del COVID-19.

El máximo anterior, con 74 casos, fue reportado el 1 de mayo.

El doctor Francisco Durán, quien prefirió no quitarse el nasobuco durante su habitual conferencia de prensa, dijo que la transmisión en la capital del país, con 76 de los 93 casos positivos, se ha vuelto agresiva, con focos en varios municipios.

El total de casos suma ya 3.046, de ellos 496 permanecen hospitalizados, cuatro reportados de grave y dos en estado crítico. Más de 11.000 personas son vigiladas en sus hogares, señaló Durán.

Cuba entra en el quinto mes de pandemia en medio de una compleja situación epidemiológica, con más de 400 casos confirmados en las últimas dos semanas.

Viajeros procedentes de Venezuela habrían sido una fuente significativa de contagio, pero el gobierno borró el dato de sus reportes diarios, denunció el domingo el proyecto independiente Inventario.

La Habana regresa a la cuarentena

La capital, con más de 10 focos de transmisión, regresó este lunes a la etapa de transmisión autóctona limitada, con una serie de medidas restrictivas que limitan el movimiento de los ciudadanos, como la suspensión del transporte público, incluidas las lanchas de Regla y Casablanca, reportó el diario local Tribuna de La Habana.

Casos en La Habana

  • Habana del Este 21
  • La Lisa 10
  • Marianao 8
  • Playa 8
  • 10 de octubre 7
  • Plaza 6
  • Arroyo Naranjo 5
  • Boyeros 3
  • Centro Habana 2
  • Guanabacoa 2
  • Cerro 2
  • Cotorro 1
  • San Miguel del Padrón 1

Solo habrá transporte de "apoyo a la producción y los hospitales", precisa el reporte.

A partir de este momento, 12 puntos de control epidemiológico controlan la entrada y salida a la capital, y todos los viajes hacia otras provincias deben ser previamente autorizados por el Consejo de Defensa Provincial (CPD), añade el Tribuna.

La Habana amanece desierta ante el regreso a la fase de transmisión autóctona del COVID 19.
La Habana amanece desierta ante el regreso a la fase de transmisión autóctona del COVID 19.

Tampoco habrá transporte interprovincial, y las listas de espera para viajar a otras localidades del país quedan cerradas.

Cafeterías, restaurantes y espacios recreativos ofrecen solo comida para llevar, y queda suspendida la "venta de ron a granel en las bodegas". La popular heladería Coppelia "habilitará seis puntos de venta" a la población.

COVID y censura: aumentan los casos en Cuba y el régimen borra referencias a Venezuela

La policía vigila una cola en una tienda de La Habana que oferta productos en dólares. (AP/Ramón Espinosa)

El Ministerio de Salud de Cuba confirmó este domingo 65 nuevos casos de Coronavirus, la segunda cifra mas elevada desde que comenzó la pandemia, y borró la información que solía proporcionar bajo la categoría "Viajero procedente de Venezuela".

"No solo @MINSAPCuba omite hoy los países de los casos importados, sino que editaron el informe de ayer para borrar que los 41 casos eran de Venezuela. Donde decía 'Viajero procedente de Venezuela' ahora dice 'Fuente de infección en el extranjero'", subrayó Proyecto Inventario, un grupo independiente que analiza las estadísticas en Cuba.

"Es una vergüenza el trabajo de (falta de) #transparencia de instituciones gubernamentales que en lugar de mejorar la información pública la editan para hacerla más turbia y desinformar al pueblo", subrayó Inventario tras publicar documentos que reflejan las nuevas categorías de información que esconden la palabra "Venezuela", país que se encuentra en medio de una crisis de salud y del brote de enfermedades que antes eran controladas, como la difteria.

Entretanto, con los nuevos contagios, la cifra de infectados en la Isla asciende a 2 mil 953.

El Ministerio de Salud sostiene la cifra de fallecidos en 88 decesos por COVID-19 al no reportar nuevas muertes.

Otros datos reportados son los siguientes:

* 412 casos positivos activos
* 838 pacientes ingresados en hospitales para vigilancia medica epidemiológica
* 7 pacientes en estado grave

Los casos en atención primaria de salud se situan en 11.064 y son vigilados en sus hogares.

Cargar más

Radio Martí en Vivo

Cuba al Día
please wait
Embed

No live streaming currently available

0:00 0:00 Live

En vivo Cuba al Día

Televisión Martí en Vivo

Sobremesa Deportiva
please wait
Embed

No live streaming currently available

0:00 0:00 Live

En vivo Sobremesa Deportiva

XS
SM
MD
LG