Enlaces de accesibilidad

José Daniel Ferrer

Prisoners Defenders hace la "Radiografía de una injusticia" sobre juicio a Ferrer

José Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba. (Archivo)

La organización Prisoners Defenders publicó un reporte pormenorizado sobre el juicio celebrado a José Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), y a otros tres miembros de la organización, en Santiago de Cuba, el miércoles, en el que detalla las pruebas y declaraciones de los testigos de la fiscalía y la defensa y reproduce las palabras de los acusados.

El juicio quedó concluso para sentencia tras más de 13 horas de deliberaciones, aseguraron a Radio Televisión Martí fuentes que tuvieron acceso al tribunal.

Se reportó que la fiscalía pidió nueve años de cárcel para Ferrer por los cargos de lesiones y privación de libertad tras un supuesto ataque contra Sergio González García.

En su extenso reporte, Prisoners Defenders, que se presenta como "un grupo independiente de análisis, estudio y acción jurídica, que cuenta con la colaboración de todos los grupos disidentes de la isla y los familiares de los presos políticos para recabar información y promocionar la libertad de todos los presos políticos y los derechos humanos en Cuba.", indicó que el juicio se produjo a puertas cerradas.

Según la organización, les fue negado el acceso a diplomáticos que intentaron entrar en sala y varias personas que quisieron asistir fueron detenidas.

Prisoners Defenders informó que "el presidente del Tribunal no permitió a los testigos de la defensa pronunciar las palabras opositores, disidentes, policía política, Seguridad del Estado, sede provincial, UNPACU, régimen, dictadura, dictadores e ilegal".

Los testigos de la fiscalía

De acuerdo con el testimonio de Sergio García González, la presunta víctima del ataque -citado por Prisoners Defenders-, "el día 20 de septiembre de 2019 fue agredido fuertemente por parte de los cuatro acusados (José Daniel Ferrer, José Pupo Chaveco, Fernando González Vaillant y Roilán Zárraga Ferrer)".

Añadió -indicó el informe- que se le dejó en muy mal estado, y que se le tuvo toda la noche atado, inmovilizado, y que sólo logró zafarse al día siguiente, cosa que logró por sus medios, y que salió de la casa a las 6 a.m. del día 21, muy dañado".

García testificó -según Prisoners Defenders- que "el altercado se produjo en el patio. Según el policía instructor del caso había sufrido ´traumatismo torácico abdominal (con) hematoma en parte superior del riñón derecho y fractura costal derecha´".

Según Prisoners Defenders, "la supuesta víctima Sergio García manifestó que lo ocurrido sucedió en el patio de la casa, y no en la sala, como dijeron (...) menores (interrogados) de parte de la fiscalía, José Daniel Ferrer y José Pupo Chaveco, mientras Fernando González Vaillant y Roilán Zárraga Ferrer indicaron que los hechos principales ocurrieron en la cocina. Nadie, salvo Sergio García, indicó que los hechos ocurrieran en el patio".

Prisoners Defenders reportó que "un mayor del Ministerio del Interior, llamado Roberto (...) presentó las imágenes con las fuertes lesiones de la presunta víctima, Sergio García, y otras fotos. A pesar de que parte de esta prueba debiera haber sido presentada por un médico forense".

El grupo indicó que dos médicos de Mayarí, Holguín, el pueblo de García, dieron testimonio de la exploración médica que practicaron el día 23 de septiembre de 2019, cuando García fue al hospital.

Los testigos de la defensa

Ebert Hidalgo y Evert Luis Hidalgo Ladrón de Guevara, padre e hijo, testificaron que "ambos estaban en la sede (de la UNPACU) por la mañana (...) Evert Hidalgo llegó a las 8 de la mañana y vio a Sergio García González en buen estado de salud, sin queja alguna", indicó Prisoners Defenders.

"Evert Luis Hidalgo Ladrón de Guevara dijo que vio a Sergio García a las 11 de la mañana, sentado frente a la casa del piso de debajo de la vivienda de José Daniel Ferrer. Evert Hidalgo por su parte, vio salir a Sergio y coger la moto pasadas las 11 de la mañana. Ambos le vieron en perfecto estado", precisó el informe.

Prisoners Defenders indicó que "estos dos testigos, cuando se supo que recibieron la citación judicial, fueron detenidos por la policía y amenazados con que, si testificaban, les crearían una causa de perjurio con pena de 8 años".

"Frank, primo de Dayneris y Rodney (otros dos testigos, aseguró), que estuvo conversando con Sergio (García) a las 10:00 en la puerta de la sede de la UNPACU. Se encontraba en perfecto estado y no tenía golpe alguno ni queja", indicó el texto de Prisoners Defenders.

Las declaraciones de los acusados

En el informe se precisó que González Vaillant, Chaveco y Zárraga Ferrer dieron, a pesar de estar incomunicados, coincidieron en la siguiente versión de los hechos.

El opositor Fernando González Vaillant (Foto tomada de Cubanet)
El opositor Fernando González Vaillant (Foto tomada de Cubanet)

Según ellos -citados por Prisoners Defenders-, García llegó ebrio a la sede de la UNPACU, la casa a nombre de Carlos Amel Oliva Torres "que está en el mismo edificio que la casa de José Daniel Ferrer, pero en un piso inferior".

De acuerdo con el texto de las declaraciones publicado por Prisoners Defenders, Sergio se mostró "violento e irrespetuoso", por lo que llamaron a Ferrer, "quien bajó a la sede y pidió que se marchara".

Según el reporte, Sergio "se fue a casa de la vecina de enfrente, y empezó al rato a proferir gritos contra la dictadura (...) Ante el escándalo, los tres le dijeron que podía entrar de nuevo pero discutieron sobre sus actos".

José Pupo Chaveco, miembro de la Unión Patriótica de Cuba. (Foto tomada de la página de Facebook de UNPACU)
José Pupo Chaveco, miembro de la Unión Patriótica de Cuba. (Foto tomada de la página de Facebook de UNPACU)

El informe subrayó que "Sergio se habría puesto muy agresivo, estaba muy ebrio, había vomitado y se caía, y seguía queriendo salir a la calle a dar gritos. Incluso tomó un cuchillo de cocina en las manos (...) Roilán Zárraga Ferrer logró llevarle a una cama y logró atarle las manos para que se calmara, por miedo a que volviera su agresividad o que algo pudiera pasar. El hecho (...) lo ejecutó Roilán Zárraga Ferrer en legítima defensa. Espero a que se durmiera y le soltó".

El opositor Roilán Zárraga Ferrer. (Foto captura de video)
El opositor Roilán Zárraga Ferrer. (Foto captura de video)

El resumen de Prisoners Defenders añadió que "al día siguiente, Sergio salió avergonzado y en buen estado. Se le pidió que no volviera, que los hechos habían sido graves. No le volvieron a ver".

Las pruebas adicionales

Prisoners Defenders indicó que la fiscalía presentó un video con imágenes de la presunta víctima en el hospital y detalles de sus heridas, con una voz en off que explicaba que no habían sido causadas por una caída en una moticicleta.

El Tribunal -aseguró Prisoners Defenders- le impidió a la defensa la presentación de un video en YouTube con "el testimonio de Maribel Cabreja Leiva, mujer de la presunta víctima", a pesar de que el abogado solicitó en sala que se tuviera en cuenta.

Maribel -precisó el informe- "estaba en la sala y, sin embargo, el Tribunal no quiso hacer la diligencia de solicitar su consentimiento para ver el vídeo con su testifical previa, en la que declaraba que su marido se había caído en motocicleta".

Preguntas por responder

El reporte de Prisoners Defenders subrayó que "el abogado defensor preguntó a Sergio García por qué acudió al hospital el día 23, y no el día 21, cuando tenía las lesiones tan graves como había contado el policía instructor".

El texto indicó que "su respuesta fue que tuvo miedo de ir y que le interceptara José Daniel Ferrer en el hospital. Cuando fue preguntado por qué no fue al médico de su pueblo, Mayarí, en Holguín, a 110 kilómetros de la sede de la UNPACU en Santiago de Cuba, dijo algo parecido".

Las conclusiones

De acuerdo con Prisoners Defenders, el juicio tuvo enormes carencias procesales y entre ellas citó que "mientras la acusación ha tenido desde el 1 de octubre hasta el día del juicio oral para preparar la acusación, haciendo acopio de todo tipo de pruebas, la defensa fue nombrada apenas 9 días laborables antes del juicio".

La condena a José Daniel Ferrer y activistas de UNPACU quedó pendiente de ratificación
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:49 0:00

Amplió que "además, la defensa se reunió con sus clientes, la familia, un único día, el jueves 20 de febrero, el mismo día que el abogado podría haber emitido la solicitud de prueba al Tribunal. La familia no tuvo otra reunión de preparación del juicio con el abogado defensor".

Prisoners Defenders indicó que, además, "hay que mencionar que se tuvo que recurrir a abogado de oficio porque el acusado no tenía confianza en cualquier abogado que se nombrara, cuando se le comunicó a finales de enero las conclusiones acusatorias del fiscal".

La organización indicó que en Cuba los abogados defensores dependen enteramente del Ministerio de Justicia.

"La mujer de la presunta víctima -aseguró el reporte de Prisoners Defenders- indicó el 4 de octubre que su marido se había hecho las heridas en una caída en motocicleta y que la Seguridad del Estado le visitó en el hospital para decirle que tenía que atribuirle las mismas a José Daniel Ferrer".

"La familia -subrayó Prisoners Defenders- recibió la noticia (...) de la fecha del juicio menos de 18 horas antes del mismo".​

Vea todas las noticias de hoy

Ferrer está "extremadamente delgado y débil", afirma su esposa tras visitarlo en prisión

José Daniel Ferrer, en una imagen de archivo. (AP Photo/Pablo Martinez Monsivais, File)

El preso político Jose Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU) está "extremadamente delgado y débil" y continúa en una celda de castigo, sin recibir la sentencia del juicio a que fue sometido el pasado 25 de febrero, afirmó su esposa, la doctora Nelva Ismarays Ortega, tras visitarlo en prisión.

Declaraciones de Nelva Ismaray Ortega, esposa de José Daniel Ferrer
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:20 0:00

En declaraciones a Radio Televisión Martí, Ortega afirmó que en esta ocasión fue a visitar a Ferrer acompañada de dos de sus hijos, Fátima y José Daniel.

"Llegamos a tiempo pero tuvimos que esperar alrededor de cerca de una hora por la toma de temperatura (por la crisis del coronavirus) y la fuerte requisa que nos hicieron, que incluyó la de los alimentos", señaló.

Ortega amplió que "nos llevaron a la misma oficina del sicario jefe de la unidad, el mayor Osmany, y tuvimos que esperar aproximadamente unos diez minutos hasta que trajeron a mi esposo esposado, como siempre, pero esta vez con un nasobuco (mascarilla) puesto".

"Mi esposo está extremadamente delgado y se mantiene débil por la limitada alimentación. Además, (enfrenta) la falta de medicamentos para sus patologías", recalcó.

La doctora afirmó que Ferrer conserva "el mismo ánimo de siempre, el temple, la fuerza de voluntad y la firmeza de sus ideas y principios".

Precisó que el líder de la UNPACU continúa aislado de la comunidad penal, "sobreviviendo bajo las mismas condiciones inhumanas, degradantes, crueles y criminales, sin ninguna de sus pertenencias y en la misma celda de castigo, reducida, fría, sucia y llena de mosquitos".

Sobre la sentencia, aclaró que aún no le han dado el documento oficial para confirmarle los nueve años de prisión a los que el régimen quiere condenarlo.

Ferrer fue enjuiciado junto a los también opositores Roilán Zárraga Ferrer, José Pupo Chaveco y Fernando González Vaillant, todos integrantes de UNPACU.

Organizaciones de derechos humanos, gobiernos y reconocidas figuras han denunciado el proceso judicial contra los disidentes por la falta de transparencia y el debido proceso, y han exigido su liberación inmediata e incondicional.

(A partir de un reporte de Ivette Pacheco para Radio Martí)

El proceso se le ha ido de las manos a la dictadura, dice hermano de José Daniel Ferrer

Luis Enrique Ferrer y un grupo de manifestantes exigen en Miami la liberación de José Daniel Ferrer (Foto: Archivo).

Mas de 10 días después de la fecha en que debían conocer la sentencia en contra del prisionero político cubano José Daniel Ferrer, sus familiares siguen sin tener ninguna información y dicen que el caso se le ha ido de las manos al régimen.

“La situación con José Daniel todavía continúa en un estado bastante incierto porque las autoridades cubanas, o la dictadura castrista --que es la encargada de este caso, más allá del juez que presidió la sala donde fue celebrado el juicio—hasta el momento no ha entregado el documento, ya sea condenatorio o absolutorio”, le dijo a la periodista de Radio Martí Ivette Pacheco el hermano del prisionero de conciencia y representante internacional de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), Luis Enrique Ferrer.

“No han querido dar su brazo a torcer porque tienen miedo”
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:09 0:00

Deberían haberle entregado el documento el jueves 12 de marzo, de acuerdo con el propio tribunal. Cuatro días después de esa fecha, el lunes 16 de marzo, la esposa del prisionero, Nelva Ismarays Ortega, acudió a la cárcel de Aguadores, en Santiago de Cuba, donde el mayor Osmany y la mayor Yeny le dijeron que ellos aún no lo habían recibido.

“No saben, después de tantos errores cometidos y tantas difamaciones [...] cómo lidiar, y cómo dar la cara, ante todo lo que han hecho; por esto no han dado la sentencia”, le dijo Ortega entonces a Radio Martí.

Además de Ferrer, están comprendidos en el caso y tampoco se conoce la sentencia de otros tres miembros de UNPACU: Roilán Zárraga Ferrer, Fernando González y José Pupo Chaveco.

“Todo esto es parte de lo que ha pasado desde el inicio: ha sido un proceso totalmente violatorio, arbitrario, sin argumentos ni pruebas ni nada que sostuviera ni el arresto de ellos ni –menos-- todos los maltratos, abusos, atropellos y torturas a las que han estado sometidos tanto física como psicológicamente”, le dijo Luis Enrique Ferrer a Pacheco.

El proceso se le ha ido de las manos a la dictadura, declara el representante internacional de UNPACU, y “no han querido dar su brazo a torcer porque tienen miedo”.

La Oficina de Democracia, Derechos Humanos y Trabajo del Departamento de Estado de Estados Unidos emitió el viernes una declaración en la cual subraya que el régimen cubano está violando sus propias leyes cuando no dicta sentencia en la fecha anunciada.

“La ley cubana exige que se anuncien los veredictos de juicios en un plazo de 11 días”, recuerda la declaración. “23 días después del falso juicio de José Daniel Ferrer por cargos inventados, sigue en prisión sin saber su destino. El mundo no le ha olvidado, ni a los más de 100 prisioneros políticos de Cuba”.

EEUU: Ferrer sigue encarcelado sin condena, tras un juicio falso

José Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba, UNPACU.

El Departamento de Estado de Estados Unidos afirmó que las leyes cubanas establecen un espacio de 11 días para dar a conocer fallos judiciales, pero han pasado más de 23 y el prisionero de conciencia José Daniel Ferrer aún desconoce cuál es su condena.

En un comunicado divulgado el viernes en Twitter, el Buró de Democracia, Derechos Humanos y Trabajo aseveró que el proceso judicial contra el líder de la Unión Patriótica de Cuba estuvo repleto de irregularidades.

“Veintitrés días después del juicio falso de Ferrer bajo cargos inventados, Ferrer sigue tras las rejas sin saber la decisión tomada sobre su futuro”, precisó el comunicado del gobierno estadounidense.

“El mundo no se ha olvidado de Ferrer y los más de 100 presos políticos que hay en Cuba”, señaló el texto.

Amnistía Internacional y la Unión Europea también han expresado preocupación sobre la violación al debido proceso en el caso Ferrer. Amnistía ha incluido al dirigente opositor en su lista negra de prisioneros de conciencia, o sea de personas encarceladas por manifestar sus opiniones políticas.

La familia de Ferrer esperaba recibir el veredicto el 12 de marzo, pero el tribunal no se ha pronunciado al respecto. Ese día, su esposa y cinco hijos pudieron visitarlo en la prisión de Aguadores, en Santiago de Cuba. Dijeron posteriormente a Radio Martí que el líder de la UNPACU está bajando de peso y sigue recluido en una celda de aislamiento.

A 17 años de la Primavera Negra régimen teme "costo político" de sentenciar a Ferrer

José Daniel Ferrer, Juana Mora Cedeño y Antonio Rodiles en un encuentro con Barack Obama el 22 de marzo de 2016 en La Habana. AP Photo/Pablo Martinez Monsivais.

Seis días llevan las autoridades cubanas sin dar a conocer la sentencia al opositor y preso político José Daniel Ferrer y otros tres integrantes de la Unión Patriótica de Cuba, pero ahora sería el peor momento para hacerlo.

Según la esposa de Ferrer, la doctora Nelva Ismarays Ortega, el régimen teme anunciar el fallo precisamente cuando se arriba este miércoles al 17 aniversario de su primer encarcelamiento, durante la Primavera Negra de 2003.

please wait

No media source currently available

0:00 0:01:23 0:00

El hijo del opositor encarcelado, José Daniel Ferrer Cantillo, acudió el martes a la Fiscalía en busca de noticias sobre la sentencia contra su padre -dijo Ortega- pero funcionarios en el lugar le dijeron "que no se estaba atendiendo a nadie", una situación que posiblemente se extendería a este miércoles y mañana jueves.

"Eso es una respuesta fuera de lugar", señaló la también activista de UNPACU. "Ellos no saben cómo salir de la encrucijada en la que se han metido al difamar sobre mi esposo y tenerle injusta y arbitrariamente detenido".

Ortega subrayó que "con el aniversario de la Primavera Negra" las autoridades cubanas saben que "el costo político" de sacar a la luz pública el veredicto contra Ferrer es grande, porque tendrían que "dar la cara" al mundo.

Ferrer fue arrestado en marzo del 2003, y condenado a 25 años de prisión, durante la ola represiva desatada contra 75 intelectuales, activistas y periodistas independientes por parte del régimen del fallecido dictador Fidel Castro. El opositor cumplió 8 años de cárcel y salió en libertad bajo licencia extrapenal en marzo de 2011.

Los cuatro activistas de UNPACU fueron llevados a juicio el pasado 26 de febrero, en el Tribunal Municipal de Santiago de Cuba. La sentencia debió ser anunciada el pasado 12 de marzo, según quedó fijado en la vista oral.

Régimen cubano dilata anuncio de sentencia a José Daniel Ferrer

José Daniel Ferrer junto a su esposa, Nelva Ismarays Ortega, en una imagen de archivo.

Cinco días han transcurrido desde el 12 de marzo en que según las autoridades cubanas se daría a conocer la sentencia al preso político José Daniel Ferrer y otros tres integrantes de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU).

Nelva Ismarays Ortega, esposa de Ferrer, dijo a Radio Martí que el régimen sabe lo que el nombre del líder de UNPACU significa para la oposición dentro y fuera de Cuba, y esa es -en su opinión- la razón por la que han dilatado el anuncio.

please wait

No media source currently available

0:00 0:01:19 0:00

"No saben, después de tantos errores cometidos y tantas difamaciones (...) cómo lidiar, y cómo dar la cara, ante todo lo que han hecho, por esto no han dado la sentencia", dijo Ortega.

La esposa del opositor explicó que este lunes, 16 de marzo, acudió a la prisión de Aguadores, en Santiago de Cuba. Allí fue atendida por el mayor Osmany y la mayor Yeny, quienes le negaron, indicó, el sobre con el documento.

"Según ellos, todavía a la prisión no les ha llegado información sobre el documento", apunto Ortega.

La también activista de UNPACU reiteró que la inocencia de Ferrer "ya fue demostrada en el juicio", y las autoridades "aún no saben como salir de esa gran encrucijada".

Ortega dijo que los familiares de Ferrer y los miembros de la organización opositora que el lidera se mantienen "exigiendo su libertad inmediata, así como la de los otros tres detenidos".

Ferrer fue arrestado el 1 de octubre de 2019 durante un operativo a las sedes de UNPACU en Santiago de Cuba, y procesado por supuestos delitos comunes. La fiscalía pide una sentencia conjunta de 9 años de privación de libertad.

Organizaciones internacionales defensoras de las libertades civiles como Amnistía Internacional, Freedom House, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y Cuban Prisoners Defenders han exigido al régimen cubano su liberación inmediata e incondicional.

Cargar más

XS
SM
MD
LG