Enlaces de accesibilidad

Venezuela

Maduro quería arrestar a la madre de Guaidó, revela ex jefe del SEBIN

Miembros del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional, Sebin.

Antes de detener y encarcelar al jefe de despacho de Juan Guaidó, Roberto Marrero, con una operación en la que le plantaron armas, el gobernante Nicolás Maduro le ordenó al entonces jefe del SEBIN, Manuel Cristopher Figuera, que arrestara a la madre del presidente interino de Venezuela, según le contó el propio Figuera a la agencia AP.

Figuera, de acuerdo con su testimonio, le respondió que Norka Márquez, la madre de Guaidó, estaba recibiendo tratamiento contra el cáncer, y fue entonces cuando Maduro mencionó a Marrero.

Roberto Marrero (derecha), jefe de personal del presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó. (Archivo)
Roberto Marrero (derecha), jefe de personal del presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó. (Archivo)

​La orden era perturbar el entorno íntimo de Guaidó para quebrar la moral del líder opositor.

“¿Qué hago para meterlo preso?”, recordó el general haberle preguntado a Maduro durante una tensa reunión celebrada en Fuerte Tiuna menos de 72 horas antes de la detención de Marrero. “Me dijo: 'Eso no es mi problema. Mételo preso, siémbrale armas. Ve qué haces’”.

Figuera sugirió pedirle armas al ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López, pero Maduro le ordenó acudir a otro general.

“Así se hizo”, declaró el ex jefe del SEBIN. “Se hizo un equipo multidisciplinario, [ese general] sembró las armas, facilitó ese procedimiento y después yo desde la dirección del SEBIN [hice] la aprehensión”.

Desde marzo, Marrero está en la cárcel acusado de encabezar una “célula terrorista” dedicada a perpetrar asesinatos. La AP solicitó un comentario al ministro de Comunicación de Venezuela, Jorge Rodríguez, pero no obtuvo respuesta de inmediato.

A medida que Maduro comenzó a pedirle que se encargara del trabajo sucio, el oficial de inteligencia entrenado en Cuba y Bielorrusia comenzó a perder la fe, aseguró en la entrevista.

Leopoldo López (centro), liberado de la prisión domiciliaria en el inicio de la llamada Operación Libertad el pasado 30 de abril (Archivo).
Leopoldo López (centro), liberado de la prisión domiciliaria en el inicio de la llamada Operación Libertad el pasado 30 de abril (Archivo).

En abril pasado, en una demostración de audacia, el musculoso general de 55 años traicionó al líder con el que se reunía casi a diario y en secreto planificó un alzamiento militar que, según él, estuvo a punto de derrocar a Maduro.

“Yo estoy como el soldado que iza la bandera al revés, que es una señal de auxilio universal”, le dijo Figuera a AP en la suite presidencial de un hotel de Washington, donde se reúne con funcionarios del gobierno de Estados Unidos. “Mi misión es buscar auxilio para que me ayuden a liberar a mi país de la desgracia que está viviendo”.

El martes se reunió con el enviado especial estadounidense para Venezuela, Elliott Abrams. Queda por ver si Figuera aún ejerce influencia dentro de la estructura gubernamental y si puede reunir evidencias para sustentar sus denuncias.

Las acusaciones hechas por Figuera --que AP no pudo verificar-- surgen a medida que aumenta el escrutinio sobre el respeto del gobierno de Maduro a los derechos humanos. El capitán de corbeta Rafael Acosta Arévalo falleció la semana pasada después de ser arrestado con síntomas posibles de haber sufrido torturas.

Según este documento publicado en su cuenta de Twitter por el periodista Eligio Rojas, la autopsia certifica que Rafael Acosta Arévalo fue torturado.
Según este documento publicado en su cuenta de Twitter por el periodista Eligio Rojas, la autopsia certifica que Rafael Acosta Arévalo fue torturado.

Primero como subdirector de la Dirección de Contrainteligencia Militar (DGCIM) y luego director del temido Servicio de Inteligencia Bolivariana (SEBIN), Figuera permaneció junto a Maduro mientras la situación en Venezuela seguía deteriorándose.

Durante la profundización de la crisis, dijo haber presenciado y jugado un papel en la consumación de abusos, tales como constatar indicios muy probables de torturas practicadas por terceros a varios prisioneros y no haber evitado la detención de Luis Carlos Díaz, un prominente periodista.

Por lo que denomina su “corresponsabilidad” en el arresto de Marrero y otras detenciones arbitrarias, Cristopher Figuera espera algún día comparecer como testigo ante la Corte Penal Internacional, que ha recibido denuncias de varios países sobre presuntos crímenes de lesa humanidad perpetrados por el gobierno de Maduro.

Sin embargo, el general asegura dormir tranquilo porque nunca ordenó o participó en actos de tortura, aún cuando otros organismos de seguridad le requerían ocasionalmente recibir detenidos prominentes que habían recibido golpizas.

Durante los seis meses que estuvo al frente del SEBIN, dijo haber mejorado las condiciones de reclusión en la prisión llamada el Helicoide, donde permanecen opositores de renombre y los prisioneros tienen más acceso a abogados y médicos.

Cristopher Figuera también mencionó que en diciembre de 2018 liberó a cerca de 70 personas que permanecían retenidas debido a que las boletas de excarcelación se incumplían, a veces durante más de un año.

“Antes de mi llegada, eso era un centro de extorsión y secuestro”, indicó. “Traté de cambiarlo, pero es una cultura que no es fácil”.

No obstante, admitió haber seguido fielmente instrucciones de espiar --en persona, vía telefónica o electrónica-- a cerca de 40 opositores, y de rendirle informes a Maduro cada dos horas sobre sus movimientos.

Cristopher Figuera aún se considera chavista --por su admiración al fallecido presidente Hugo Chávez-- y la relación con sus nuevos aliados en la oposición puede ser accidentada. Por ejemplo, él rechazó las denuncias opositoras de que Cuba mantiene 25,000 agentes en Venezuela y aseguró que la cifra real se acerca más a 15,000, en su mayoría médicos destacados en retribución al petróleo que la isla comunista recibe del país sudamericano.

El general indicó que alrededor de 15 cubanos conforman el anillo de seguridad de Maduro, incluyendo algunos dedicados a evitar que sufra envenenamiento, pero señaló que la cooperación de los cubanos en las labores de inteligencia se limita a planificación y entrenamiento.

“La oposición no tiene la información adecuada”, dijo. “Ellos tienen un estigma y un rechazo hacia los cubanos”.

Por otra parte, aseveró haberle propuesto a Maduro un cambio de rumbo en una carta de dos páginas que le envió a comienzos de abril en la que lo invitaba a designar un nuevo Consejo Nacional Electoral y convocar elecciones anticipadas con el argumento de que habría sido un repliegue estratégico para retomar la iniciativa ante la creciente presión internacional.

“Mi comandante en jefe”, escribió. “Respetuosamente recomiendo que usted ponga la agenda política ante la polarización que existe en el país, entre el gobierno y la oposición”. La misiva --de la cual AP obtuvo una copia-- evoca la Batalla de Santa Inés, un combate durante la guerra civil del siglo XIX en la que un general popular “le concedió terreno al enemigo para ganar tiempo y luego imponerse ante su adversario”.

Su propuesta no tuvo acogida. Días después, con la ayuda de un empresario venezolano afincado en Miami que lo persuadió de pasarse a la oposición, Cristopher Figuera dijo haberse dedicado a planificar un plan de salida para Maduro junto a Padrino López y a Maikel Moreno, presidente del Tribunal Supremo de Justicia.

Juan Guaidó y Leopoldo López en Caracas el 30 de abril (Tomado de @leopoldolopezoficial).
Juan Guaidó y Leopoldo López en Caracas el 30 de abril (Tomado de @leopoldolopezoficial).

​El 30 de abril, Guaidó se dirigió a una autopista junto a docenas de soldados y a su mentor Leopoldo López, a quien agentes del SEBIN le permitieron abandonar su arresto domiciliario.

Cuando el plan fracasó --lo que atribuyó a que Moreno nunca cumplió su promesa de emitir un fallo reconociendo a Guaidó y un alzamiento militar masivo nunca se materializó-- el general huyó a Colombia. Dos semanas más tarde, su ayudante principal, el mayor Jesús García, apareció sin vida en un motel en lo que Cristopher Figuera describió como una intimidación para que guarde silencio.

Él se dice consciente que su reivindicación será larga ante opositores que hasta hace poco lo acusaron de ser un torturador y espera compartir con las autoridades estadounidenses todo lo que sabe sobre lo que denomina la “empresa criminal” encabezada por Maduro.

También quiere conversar con la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet.

“Yo tengo corresponsabilidad, pero no podía agarrar y pegarle un tiro al tipo, no podía victimizarlo”, señaló.

En febrero, Estados Unidos agregó a Cristopher Figuera a una lista de más de 100 funcionarios venezolanos sancionados por su presunta participación en “tortura masiva, violaciones masivas de derechos humanos y persecución masiva contra quienes desean un cambio democrático en Venezuela”.

Sin embargo, el gobierno del presidente Donald Trump le retiró las sanciones poco después de que desertara y reconociera a Guaidó como el presidente legítimo de Venezuela en un intento de persuadir a otros oficiales militares a imitar sus pasos.

Maduro ha tildado a Cristopher Figuera de traidor que estuvo infiltrado por la CIA hace más de un año. Él rechazó la acusación y dijo que --por instrucciones del presidente venezolano-- se reunió con un funcionario de la CIA en República Dominicana en marzo de 2018 con la meta de lograr una tregua que incluyera la liberación del estadounidense Joshua Holt, quien llevaba casi dos años tras las rejas y enfrentando cargos al parecer fraudulentos sobre porte ilegal de armas. Su liberación habría sido a cambio de no imponer sanciones al petróleo venezolano.

Joshua Holt se reúne con el presidente Donald Trump tras su liberación el 25 de mayo (Archivo).
Joshua Holt se reúne con el presidente Donald Trump tras su liberación el 25 de mayo (Archivo).

“Yo fui con mis temores porque de repente uno está influenciado con tantas películas y yo dije, bueno, estos tipos me pueden desaparecer a mí”, recordó.

Figuera insistió en lucir su uniforme militar de gala y sus medallas para acudir a la entrevista con AP. Vestido así por primera vez desde su exilio, logra intimidar con su presencia y timbre de voz grave, indicó la agencia de prensa. El oficial recibió el apodo de “Pantera Negra” durante los preparativos del alzamiento militar del 30 de abril.

“Sigo siendo un soldado, más allá de que Maduro haya hecho un acto arbitrario de degradarme y botarme de la Fuerza Armada”, indicó. “Me siento orgulloso de lo que yo soy, un soldado, un patriota que está luchando por la libertad de mi pueblo”.

El venezolano aseguró que se mantiene en contacto con altos funcionarios, tales como generales, viceministros y directores de entes públicos que detestan a Maduro pero tienen miedo de actuar. Dijo que la “Operación Libertad” de Guaidó aún está en curso y que él planea regresar pronto a su país.

“En muchas maneras", declaró, "aún soy el director de contrainteligencia”.

Vea todas las noticias de hoy

Alex Saab comparece por primera vez ante la justicia de Estados Unidos

Alex Saab se presentó ante el juez federal Josh J. O'Sullivan durante una audiencia virtual.

MIAMI, FLORIDA — El empresario colombovenezolano Alex Saab, considerado el principal testaferro de Nicolás Maduro, compareció este lunes ante un tribunal federal en la ciudad de Miami, Florida, tras ser extraditado a Estados Unidos para hacer frente a acusaciones de lavado de dinero.

Saab, de 49 años, se presentó ante el juez Josh J. O’Sullivan en la vista convocada a la 1 p.m. de forma remota por medidas de prevención por el coronavirus, a pesar de que se encuentra en una prisión federal a escasos metros de la sala judicial.

Saab aterrizó el sábado en el Aeropuerto Internacional de Miami a bordo de un jet del Departamento de Justicia de EE. UU. que lo trasladó de Cabo Verde después de que las autoridades de ese país africano dieran luz verde a su proceso de extradición.

El prominente empresario, afín a las filas del chavismo, había sido un colaborador cercano del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, y la justicia de EE. UU. había solicitado su extradición al ser considerado el principal sospechoso de controlar una extensa red al servicio del Palacio de Miraflores a través del programa CLAP para distribuir alimentos a la población venezolana más vulnerable.

Estados Unidos lo había acusado formalmente en 2019 en relación con un esquema de soborno para aprovechar el tipo de cambio controlado desde el Gobierno. Fue capturado en junio de 2020 en el aeropuerto de Cabo Verde mientras realizaba una parada técnica para repostar su avión privado y desde entonces había permanecido detenido en ese país africano.

| "Un golpe duro" a Maduro

José Antonio Colina, presidente de la organización de exiliados Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (VEPPEX), con sede en Miami, dijo en las inmediaciones de la corte que existen "muchos elementos de corrupción que están vinculados al régimen de Maduro” a partir de la supuesta trama liderada por Saab, y celebró que ahora “van a comenzar a ser judicializados por Estados Unidos”.

“Es un golpe certero a la tiranía de Maduro, que en estos momentos debe estar bastante preocupado”, dijo Colina.

A su parecer, la extradición del empresario a territorio norteamericano es “sumamente positivo” por “la cantidad de información que tiene con este entramado de corrupción y lavado de dinero”.

“Yo estoy seguro que va a ser un golpe severo para la tiranía de Nicolás Maduro e incluso, puede ser tan mortal que dentro de sus cuadros muchos, para no tener la misma suerte que Alex Saab, comiencen a traicionar al régimen, porque es un entramado de corrupción interno y externo que es muy fuerte”, sostuvo.

El Departamento de Justicia, a través de un mensaje enviado a la VOA, confirmó el proceso de extradición “en pleno cumplimiento de todas las leyes y sentencias” y agradeció al Gobierno de Cabo Verde “por su asistencia y perseverancia en este caso complejo”.

Maduro, que le otorgó a Saab la nacionalidad de su país y rechazó su arresto en Cabo Verde mientras aguardaba su proceso de extradición, dijo que su detención era “un secuestro”.

El equipo legal del empresario colombiano calificó los cargos presentados por Estados Unidos como “motivados políticamente”.

| La extradición de Saab deja sin efecto las negociaciones

Colina dijo que el oficialismo “se retiró de la Mesa de Diálogo porque no logró su objetivo, que era que Alex Saab no llegara a Estados Unidos”.

El proceso de negociación entre el gobierno y la oposicción se iba a reanudar el fin de semana en México.

Jorge Rodríguez, que encabeza el equipo negociador por parte del gobierno venezolano, confirmó que no iba a asistir a las conversaciones previstas para este domingo.

Maduro había nombrado a Saab parte del equipo negociador en el proceso de diálogo.

Rodríguez, que leyó un comunicado en el que confirmó la suspensión de las negociaciones, dijo que esa decisión se tomaba como “una expresión de nuestra profunda protesta contra la brutal agresión contra la persona y la investidura de nuestro delegado Alex Saab Morán”.

Por su parte, el líder opositor Juan Guaidó criticó de “irresponsable” la actitud de su contraparte. “Con esta suspensión irresponsable de su asistencia en México, evaden una vez más la atención urgente para el país, que actualmente padece una pobreza extrema del 76,6%”, comentó en Twitter, al tiempo que expresaba su compromiso por “lograr un acuerdo integral que solucione” la grave situación en el país.

Cerca de 2 mil guerrilleros colombianos están en Venezuela, confirma alto jefe militar

Iván Márquez junto con otros exlíderes de las FARC.

Unos 1.900 combatientes de las disidencias de las FARC y del Ejército de Liberación Nacional (ELN) permanecen actualmente en Venezuela, país que utilizan como retaguardia estratégica para planear ataques en Colombia y realizar actividades de narcotráfico, dijo un alto jefe militar.

De acuerdo con las cifras de las Fuerzas Militares de Colombia, alrededor de la mitad de los 2.350 combatientes del ELN están actualmente en Venezuela, así como un 30% del total de los 2.400 de las disidencias de las FARC.

"En total en los estados de Zulia, Táchira, Apure y Amazonas, calculamos que puede haber entre unos 1.100 y 1.200 bandidos del ELN y de las disidencias de las FARC aproximadamente unos 700", dijo el comandante de las Fuerzas Militares de Colombia, general Luis Fernando Navarro, en una entrevista con Reuters el miércoles en la tarde.

"Es un factor de inestabilidad que la retaguardia estratégica de estas estructuras esté en los estados limítrofes venezolanos. Eso hace que sea difícil obviamente combatirlos, que sea complejo", explicó el oficial quien sostuvo que las Fuerzas Armadas de Venezuela no los persiguen.

El Gobierno de Colombia ha denunciado desde hace tiempo que Venezuela otorga un puerto seguro a los rebeldes y criminales, permitiendo el tráfico de cocaína a cambio de una parte de las ganancias.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, quien expresó en el pasado simpatía por la ideología izquierdista de los rebeldes y dio la bienvenida abiertamente a algunos líderes guerrilleros, niega las acusaciones de narcotráfico.

El país sudamericano de 50 millones de habitantes enfrenta un violento conflicto armado de casi seis décadas que ha dejado 260.000 muertos y millones de desplazados, pese a un acuerdo de paz con la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que permitió la desmovilización de 13.000 combatientes.

Aunque con la firma del acuerdo de paz en 2016 la violencia se redujo, con el paso del tiempo recrudeció debido a que algunos comandantes lo rechazaron y regresaron a la lucha armada con cientos de sus antiguos subordinados.

Comandantes de alto rango en Venezuela

Al mismo tiempo, el ELN y bandas criminales como el Clan del Golfo, conformadas por antiguos paramilitares de derecha, comenzaron a disputarse el control territorial de zonas selváticas y montañosas estratégicas para el narcotráfico que habían abandonado las FARC y a las que las disidencias regresaron.

Navarro dijo que unos 80 venezolanos hacen parte de las disidencias y 180 del ELN.

El oficial aseguró que comandantes de las disidencias de las FARC como Iván Márquez, Hernán Darío Velásquez y Henry Castellanos, que conforman la Segunda Marquetalia, se encuentran en Venezuela, al igual que Gustavo Aníbal Giraldo, alias Pablito, del ELN.

De inmediato no hubo ningún pronunciamiento del Gobierno de Venezuela sobre las declaraciones de Navarro, pese a una solicitud de comentarios.

La porosa frontera de 2.219 kilómetros facilita que los rebeldes colombianos comentan ataques en su país y pasen a Venezuela para evitar la persecución y la permanente ofensiva militar, afirmó Navarro.

En junio las disidencias de las FARC detonaron un carro bomba contra una brigada del ejército en la ciudad de Cúcuta que dejó varias personas heridas y días después dispararon ráfagas de fusil contra un helicóptero en el que viajaba el presidente Iván Duque, quien salió ileso.

El ELN tiene presencia en varios pueblos venezolanos de la frontera con Colombia en donde operan como un gobierno local y un importante empleador en actividades de narcotráfico, extorsiones y explotación informal de minas de oro, mientras aumentan el reclutamiento, de acuerdo con testimonios de habitantes de la región.

Claves del diálogo en México: Saab, Noruega, Story, sin acuerdos notables

Jorge Rodríguez, jefe del equipo negociador de Maduro, hace gestos mientras Gerardo Blyde, de la Plataforma Unitaria de Venezuela, pasa a su lado durante una conferencia de prensa en la Ciudad de México. Septiembre 27, 2021. Foto: REUTERS/Luis Cortes.

La imparcialidad de Noruega quedó en entredicho ante la delegación oficialista por primera vez desde el inicio del diálogo, en agosto. Alex Saab, considerado miembro pleno de la comisión de Maduro, envió una carta pública.

MARACAIBO, VENEZUELA — La segunda ronda formal de negociaciones sobre la crisis venezolana culminó el lunes sin acuerdos notables y con una agenda recortada por el retraso de la delegación oficialista debido a su incomodidad por un pronunciamiento del Reino de Noruega en las Naciones Unidas.

Tres personalidades políticas que ni siquiera se encontraban en México también dejaron su huella en las conversaciones, al menos para el oficialismo venezolano. La Voz de América resalta cinco de las claves de la agenda.

| 1. Sin los acuerdos previstos

El debate de este fin de semana pasado en Ciudad de México no fue sencillo, ni arrojó los resultados esperados sobre temas que estaba planteados sobre la mesa desde hace tres semanas, como la reforma del sistema judicial o las vías que se tomarán para obtener recursos financieros para la economía nacional.

Una fuente entendida de las conversaciones entre las partes comentó a la VOA en el transcurso de la última sesión, el lunes, que “no se vislumbra nada” de pactos sobre esos aspectos claves del diálogo. El gobierno de Maduro, siempre según este informante, de tendencia opositora, remarcó su agenda de los programas sociales para aliviar la crisis económica y no mostraba voluntad de “ceder” en las exigencias de la plataforma unitaria. Los delegados oficialistas aspiraban a que se solucionaran los “temas de su interés” antes de avanzar.

Al final, un comunicado conjunto confirmó que no hubo mayor humo blanco en las conversaciones. Hubo acuerdos más logísticos que de fondo, como el reforzamiento “en lo inmediato” de las consultas con otros actores políticos y sociales de Venezuela, y la reafirmación del “enfoque de género” del proceso.

| 2. La sombra de Alex Saab

La delegación oficialista llegó a Ciudad de México con un día de retraso, el sábado, y sus miembros mostraron carteles con la imagen de Alex Saab, empresario colombiano, contratista del gobierno de Maduro y considerado como enviado especial con rango diplomático por Caracas.

En el resto de las conversaciones, no volvieron a portar los carteles ni el nombre del nuevo “miembro pleno” de la representación madurista se mencionó de nuevo. Saab, detenido en Cabo Verde a la espera de que los tribunales locales decidan si lo extraditan o no a Estados Unidos bajo acusaciones de lavado de capitales, envió una carta a los integrantes de la comitiva de Maduro.

“Fui secuestrado por Trump, sus secuaces y su política fallida hace 473 días. Me han torturado físicamente en Cabo Verde hasta que se cansaron”, escribió el detenido en una carta que difundió Jorge Rodríguez, jefe de la delegación.

Según su misiva, las autoridades que le mantienen detenido en arresto domiciliario le han “negado la atención médica”, lo dejan “si agua por días” y lo han amenazado a diario “con morir en una prisión de Estados Unidos”.

Saab también denunció que le propusieron a través de sus abogados que dejara de enviar alimentos y medicinas a Venezuela por 120 días a cambio de “amnistía”. “¿Pretendían que fuese un genocida?”, se preguntó.

A los funcionarios del gobierno del presidente estadounidense Joe Biden, les recomendó que “despierten” si piensan que llegará a Norteamérica a develar “secretos” del poder ejecutivo venezolano. “Eso no pasará”, remarcó.

| 3. El “tiroteo” de Story

La última ronda de negociaciones de México también estuvo enmarcada en las críticas del oficialismo venezolano a unas opiniones sobre el proceso compartidas por el embajador estadounidense ante Venezuela, James Story.

“Esperamos con interés la segunda ronda de negociaciones y que se centrará en las reformas judiciales (…) un acuerdo negociado integral es la única oportunidad que tiene el régimen para que se le flexibilicen las sanciones. Solo levantaremos sanciones con avances irreversibles en Venezuela hacia la democracia”, manifestó el diplomático en su programa del jueves.

Sus palabras molestaron sobremanera a Delcy Rodríguez, vicepresidenta del gobierno de Maduro, y a su hermano, Jorge Rodríguez, jefe delegado de Caracas para las negociaciones en Ciudad de México. Ambos tuitearon contra lo que consideraron como una injerencia de parte del embajador Story.

El mismo Nicolás Maduro acusó el lunes a Story de querer “tirotear” el diálogo de México. “Quería destruir el diálogo”, expresó el mandatario venezolano durante una reunión política, a la vez que sugería que sus opiniones eran autorizadas por el Departamento de Estado de Estados Unidos.

| 4. El papel de Noruega

Las dudas oficialistas sobre la imparcialidad de Noruega también quedaron en evidencia en esta ronda de conversaciones en Ciudad de México.

Dos días antes de la fecha pautada para el inicio del diálogo, la primera ministra noruega Erna Solberg expresó en la Asamblea General anual de las Naciones Unidas su preocupación sobre la “reducción de la democracia y el irrespeto de los derechos humanos” en países como Venezuela.

Al aterrizar en México, el jefe de la delegación oficialista se reunió a solas con el equipo facilitador del Reino de Noruega para expresarle la incomodidad de Caracas por ese discurso.

Dag Nylander, jefe de la representación noruega para las negociaciones sobre Venezuela, expresó su mea culpa por las palabras de la primera ministra de su país y reafirmara su imparcialidad en el proceso de diálogo. El máximo vocero de la delegación oficialista dio por solventado el impasse y se reactivó el diálogo.

| 5. ¿Cuándo habrá otra ronda?

El comunicado conjunto leído por Nylander, acompañado por los jefes delegados Gerardo Blyde y Jorge Rodríguez, no incluyó una nueva fecha para la próxima ronda de diálogo. Si bien las primeras tres reuniones se realizaron con un intervalo de tres semanas, no se conoce aún cuándo volverán a reunirse.

Capturado en España exjefe de la inteligencia militar de Venezuela, el "Pollo" Carvajal (VIDEO)

Carvajal junto a Nicolás Maduro.

MADRID, 10 sep (Reuters) - Hugo Carvajal, exjefe de la inteligencia militar de Venezuela, que fue detenido el jueves en Madrid después de estar fugado de la justicia durante casi dos años, permanecerá en prisión a la espera de ser extraditado a Estados Unidos, según dijo el viernes la Audiencia Nacional española.

Los investigadores estadounidenses acusan a Carvajal, un exgeneral y hombre de confianza del difunto líder venezolano Hugo Chávez, de narcoterrorismo y tráfico de drogas, acusándolo a él y a otros, incluido el presidente Nicolás Maduro, de dirigir un cártel de cocaína. Tanto él como Maduro han rechazado las acusaciones.

Después de que la Audiencia Nacional aprobara la extradición de Carvajal a finales de 2019, se hallaba en paradero desconocido.

El jueves, la policía española y la Agencia Antidroga de Estados Unidos (DEA) acudieron a una casa en las afueras de Madrid y derribaron una puerta blindada para detenerlo.

Carvajal, apodado el "Pollo", había cambiado de escondite cada tres meses y llevaba una vida de total aislamiento, sin salir al exterior ni asomarse a la ventana, según la policía.

Se había sometido a varias operaciones para modificar su aspecto y la policía dijo que había encontrado bigotes, barbas y pelucas falsas en la casa.

La abogada de Carvajal en España, María Dolores de Argüelles, dijo que presentó una solicitud de asilo en España, lo que podría retrasar su extradición.

Ni el Ministerio de Justicia español ni la embajada de Estados Unidos en Madrid respondieron de inmediato a peticiones de comentarios de Reuters.

Petróleos de Venezuela declaró "alerta máxima" por falta de diluyentes pero garantizó 40.000 barriles a Cuba

Una estación de gas en Caracas, Venezuela, exhibe un logo de la petrolera estatal PDVSA. Foto: REUTERS | Iván Alvarado.

HOUSTON, 2 sep (Reuters) - La falta de diluyentes para producir los crudos insignia de exportación de Venezuela golpeó las ventas petroleras al exterior el mes pasado, obligando a la estatal PDVSA a declarar "alerta máxima" en su terminal principal, según documentos de la compañía y datos de rastreo de tanqueros.

La escasez de materias primas para producir mezclas de crudo, que también derribó la extracción de petróleo en la principal región productora de Venezuela el mes pasado, se ha agudizado recientemente al PDVSA dedicar un mayor porcentaje de sus crudos más livianos a refinación.

Históricamente, buena parte de esos crudos medianos y livianos se utilizan para diluir el crudo extrapesado de la Faja del Orinoco y formular mezclas exportables.

Un total de 26 cargamentos de crudo y combustibles zarparon de Venezuela en agosto con un promedio de 625.840 barriles por día (bpd), una disminución del 16% frente a los casi 750.000 bpd del mes anterior, según los documentos y datos.

"(Estamos en) alerta máxima por bajo inventario de crudo diluido para procesamiento", dijo un informe interno de PDVSA sobre sus existencias de finales de mes. La escasez provocó recortes en tres proyectos de mezcla y mejoramiento de crudo en el Orinoco el mes pasado.

Más de las tres cuartas partes de los envíos de petróleo de Venezuela partieron hacia destinos asiáticos, principalmente China y Malasia. Cuba, su aliado político, recibió cerca de 40.000 bpd de crudo y productos residuales para generación eléctrica, mostraron los documentos.

PDVSA no respondió a una solicitud de comentarios.

La petrolera ha recurrido a clientes poco conocidos, registrados en países desde Rusia hasta Líbano, para sostener sus exportaciones a Asia.

Esos socios, responsables de intermediar en la venta del 87% de las exportaciones de agosto, han reemplazado a empresas occidentales que detuvieron los canjes de petróleo por productos a pedido de Estados Unidos, que buscaba con ello fortalecer las sanciones a Venezuela.

Uno de esos nuevos clientes es China Concord Petroleum Co, o CCPC, una empresa de logística que se ha convertido en un actor central en el suministro de petróleo sancionado de Irán y Venezuela, a pesar de haber sido incluida en la lista negra por Washington hace dos años.

Las exportaciones de fuel oil de PDVSA a destinos como Turquía, China, Malasia y los Emiratos Árabes Unidos también cayeron, a 128.000 bpd desde un pico de 274.000 bpd el mes anterior. Pero la empresa logró incrementar las exportaciones de coque de petróleo a Cuba y Europa.

Cargar más

XS
SM
MD
LG