Enlaces de accesibilidad

Coronavirus Cuba

La pandemia es un gran desafío para la psiquis de los cubanos

Una pareja de enamorados se proteje del coronavirus en el Malecón de La Habana.

Para sobrevivir una cuarentena y tomar decisiones coherentes, hay que preservar la salud mental, porque la amenaza genera miedo y ansiedad, ha sido la advertencia principal de la mayoría de los estudiosos de la psiquis durante la pandemia del coronavirus.

Pero lo que tiene este virus más allá de los terribles efectos en la salud física es que se emplea lo mejor de la humanidad en su contra: Si el desarrollo humano se debe en gran parte a la vida en comunidad y al acercamiento social, ahora la proximidad y el contacto humano se vuelven un verdadero peligro.

El psicólogo cubano Calixto García comentó a Radio Televisión Martí el reto que implican las estrictas medidas de aislamiento, las repercusiones que puede traer el encierro y la ansiedad acumulada por tantos días y la dificultad que significa para los cubanos, tan acostumbrados a socializar en la calle, mantenerse lejos unos de otros.

“Culpar a la víctima por su desgracia es lo más fácil que se puede hacer. Diciéndoles que acepten su realidad, controlando sus libertades e incluso sus emociones, los hace vulnerables, y eso exacerba la descompensación mental”, dijo el experto.

Además de coronavirus, hay otra pandemia, una de miedo y ansiedad, causada por la confrontación de un estado de crisis o sufrimiento, un cuadro que el psicólogo describe como una vivencia traumática, un mecanismo psicológico defensivo ante una amenaza real.

Un hombre con una máscara protectora desde su balcón en La Habana. (YAMIL LAGE / AFP)
Un hombre con una máscara protectora desde su balcón en La Habana. (YAMIL LAGE / AFP)

“La persona experimenta una amenaza a la vida, experimenta debilidad, dependencia emocional, carencia afectiva, e incluso disminuye su actividad mental y física”, comenta el experto.

Preguntado acerca de cuánto tiempo debe pasar una persona en cuarentena para que comiencen a manifestarse efectos adversos psicológicos, el especialista contestó:

"La llamada “fiebre de cabaña” o el proceso de estar restringido a un espacio físico contra nuestra voluntad varía de persona a persona en dependencia al nivel de tolerancia psicológica. Es decir depende del mecanismo cognitivo para que se desencadene un episodio de ansiedad y por ende se dé una descompensación emocional. Cuando el bienestar de la persona y sus recursos de sobrevivencia están en juego, puede tomar un corto tiempo para que los síntomas de desesperanza y abandono produzcan una involución emocional hasta el punto del auto daño y aparición de una patología".

El doctor considera que nunca hubo tanto miedo en el mundo y tanta ansiedad compartida como con la pandemia del COVID-19, una situación que se agudiza en Cuba, donde “pasa a ser un desafío”.

“En lugares como Cuba donde los recursos son limitados pasa a ser un desafío del ser humano tratar de enfrentar, mitigar y adaptarse a la catástrofe, exacerbándose su estado mental de desesperanza, abandono y desilusión”, acotó el también especialista en Neuropsicología.

A nivel psicológico, es una situación de crisis, un incidente crítico de gran envergadura, un desastre sanitario que genera inquietud, angustia, y hasta momentos de irritabilidad que pueden llegar a la agresividad, incluso con las personas más queridas.

“El efecto colateral es devastador ante el desconocimiento, la escasez de los recursos indispensables y la falta de apoyo por parte del gobierno”, agregó el galeno que ha impartido clases en diferentes universidades de Estados Unidos.

Miembros del ejército cubano desinfectan una calle en La Habana el 15 de abril del 2020.
Miembros del ejército cubano desinfectan una calle en La Habana el 15 de abril del 2020.

“En sistemas políticos totalitarios como el de Cuba, el gobierno ejerce el poder sobre la mayoría del pueblo, la parte inferior del colectivo, diciendo medias verdades o simples mentiras, o manipulando la información Así, crea una cultura de odio (divide y vencerás), que afecta directamente a la interacción familiar”, comentó García, no sin antes recordar que “la familia es la base de toda sociedad próspera y democrática, incluso para combatir cualquier adversidad de la naturaleza”.

Adriana Mena, residente en La Habana y madre de dos adolescentes de 15 y 16 años, comentó recientemente sobre la dinámica que vive una familia cubana en estos días de coronavirus. “Los niños, están estresados, en primer lugar, porque los mayores están muy agobiados por la veloz propagación del coronavirus, por el confinamiento, por la escasez de agua, de alimentos, de medicinas, por las colas que hay que hacer para adquirir provisiones y sobre todo por la impotencia”.

En Cuba, la vida fuera de casa es un medio de sobrevivencia, entretenimiento, expansión social e incluso resistencia y privar a las personas de su libertad para el bien público en general es a menudo polémico.

Para los niños cubanos, "que solo tienen la calle para disipar sus amarguras, obligarlos a permanecer en casa reforzaría su detrimento mental y físico", sin embargo, asegura García, el "no acatamiento del distanciamiento social, y las carencias reales en cuanto a los implementos de protección los expondría al contagio y a una enfermedad fatal".

En la isla “se ha creado una subcultura de cooperación por la sobrevivencia en la calle donde las relaciones sociales pasan a ser la resistencia del pueblo para subsistir. No obstante, psicológicamente la privación o pérdida de la seguridad que la calle provee crea duda, ansiedad, inquietud o más miedo a la muerte”.

Residentes de La Habana esperan en fila a finales de marzo, en medio de la crisis por el coronavirus, para comprar alimentos.
Residentes de La Habana esperan en fila a finales de marzo, en medio de la crisis por el coronavirus, para comprar alimentos.

El avance de la pandemia ha generado gran cantidad de manifestaciones adversas desde el punto de vista psicológico en las personas por su rápido alcance, por la gran cantidad de personas que involucra a nivel mundial, por lo letal que es y por la desbordante y diversa información, y criterios que genera minuto a minuto.

Recientemente, el Colegio Oficial de Psicólogos de Madrid lanzó un paquete de primeros auxilios mentales para cuarentenas y aislamientos, con orientaciones para la gestión psicológica de periodos como estos.

Estas son las recomendaciones:

1. Entender que no es un castigo: cuando la situación exige poner sobre la mesa con claridad las causas que condicionan el encierro y estas se ubican en una escala de riesgos y beneficios, en el caso del coronavirus siempre debe verse como una ganancia para el bienestar de todos.

2. Defina rutinas: cualquier actividad, así sea casera, debe tener orden, objetivos, metas y plazos. Dicho de otra forma, hay que evitar al máximo el sedentarismo extremo y tener la mente desocupada.

3. Establezca tiempos: cuando la permanencia en la casa se torna obligatoria es importante destinar tiempos específicos para cada tarea con los consecuentes descansos y lapsos para divertirse, dormir y descansar. Muchos alteran los horarios y se someten a jornadas exageradas o poco ajustadas a la realidad.

4. Evite de la monotonía: procure que sus actividades sean variadas y por encima de todo reconfortantes, de tal forma que al realizarlas le generen gusto o placer. La monotonía se puede convertir en un foso de desespero e irritabilidad.

5. Sea tolerante: a no ser que se viva solo, la convivencia con otros, por lo general cercanos, puede generar roces que incrementados por la ansiedad del disgusto llega a deslizarse a conflictos que harán insufribles estos días. Evite los temas que generen discusiones mayores, recordar situaciones desagradables o reclamos atrasados.

6. Ejercítese: Dedique un tiempo fijo para realizar una actividad física de manera regular. Si no está acostumbrado a hacer ejercicio, inicie este proceso de manera ascendente. Y si ya lo hace no pierda sus rutinas.

7. Ojo con la alimentación: en casa se gasta menos energía y esto exige moderación y equilibrio en la comida.

8. Sea empático y solidario: la convivencia exige unos grados de relación tan íntima que terminan por requerir cuidado mutuo entre los integrantes del grupo que comparte. Revise síntomas, ayude a sobrellevarlos y esté pendiente del bienestar de los demás.

9. Mantenga sus contactos: estar aislado no quiere decir estar incomunicado. Mantenga siempre la relación con sus familiares, sus amigos, sus compañeros cercanos y otras personas importantes para usted. Hable con ellos de manera regular.

10. Infórmese sin saturación: la crisis del coronavirus condicionó una nueva forma de vivir. Y en medio de la ansiedad muchos son dados a recoger información constantemente, aunque no siempre veraz. El consejo acudir a fuentes confiables, pero con moderación y ante las dudas consulte. No difunda noticias sin verificar y no se deje sugestionar.

Vea todas las noticias de hoy

Reportan 7151 casos y decenas de bebés contagiados con COVID-19 en Cuba

Un hombre transporta a un niño en bicicleta en La Habana. AP Photo/Ramon Espinosa

Cuba reportó este miércoles 7 151 nuevos casos de COVID-19, 59 fallecidos y decenas de bebés contagiados.

En edades pediátricas se reportaron 1488 pacientes, de los cuales 69 son menores de un año y 33 son menores de seis meses.

El doctor Francisco Durán García, director nacional de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública (Minsap), mencionó un acumulado de 825 351 casos desde que inició la pandemia en marzo 2020, con 90027 pacientes ingresados y 40317 confirmados como casos activos.

La provincia de Pinar del Río es el epicentro de la epidemia en el país, con más de 11 mil casos en la última semana. El Ministro de Salud de Cuba, José Angel Portal Miranda, dijo que el territorio "no muestra una tendencia al control".

El doctor en Ciencias Raúl Guinovart Díaz, decano de la Facultad de Matemática y Computación de la Universidad de La Habana, aseguró que el comportamiento del COVID-19 en la isla pudiera complejizarse en las próximas semanas.​

Pinar del Río, Sancti Spíritus y Camagüey son las provincias con la más compleja transmisión. También para Las Tunas los pronósticos son desfavorables, dijo el experto.

Artemisa aunque no muestra un alto número de casos tiene "llamativas las cifras de fallecidos y la tendencia a que crezcan".

Cuba cierra el 20 de septiembre con 8.289 nuevos casos de Covid-19

Cuba aprueba ensayo clínico en niños de vacuna contra COVID-19. (REUTERS/Alexandre Meneghini)

Al cierre del 20 de septiembre, Cuba reportaba 8.289 nuevos casos positivos del Covid-19, con más de 1.800 menores infectados con la enfermedad, según el Ministerio de Salud.

Pinar del Río cerraba la jornada con 1.644 nuevos casos, lo que la coloca como la provincia con mayor número de afectados. Desde allí, la activista Lisandra Orraca dijo a Radio Martí:

“De aquí, de los alrededores, ha habido, en casi todas las casas, han tenido miembros de su familia positivos al Covid. En el barrio de nosotros ha habido varios niños positivos porque ya no los están llevando para el centro de aislamiento y casi siempre, cuando se contagia uno, se contagian todos los que viven en esa casa”.

En su cuenta de Twitter, el canal oficialista Caribe informaba en las últimas horas que a Pinar del Río llegó una brigada médica procedente de Matanzas para apoyar en el enfrentamiento al Covid-19. Una provincia donde según la comunicadora Lisandra Orraca, se ha limitado la movilidad de sus residentes en vano.

Pinar del Río en primer lugar en número de nuevos casos de Covid-19
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:01 0:00

“Las medidas que se han tomado aquí en Pinar del Río, está más que comprobado que no han servido para nada, porque en la provincia, en vez de disminuir los casos, lo que hacen es aumentar cada día. Unas tarjetas ahí de movilidad que distribuyeron también para salir una sola persona por casa y tampoco han servido para nada”, aseguró la activista pinareña.

La segunda provincia más afectada en Cuba de acuerdo con el último reporte oficial es Sancti Spíritus. Desde allí, el activista Carlos Manuel Cárdenas aseguró que la distribución de desinfectantes para la población se ha visto afectada.

“En la cadena de tiendas de productos liberados estaban ofertando el ‘Iprofoito’, que ya en esas tiendas no existe venta alguna de esos productos para la desinfección de las manos”, informó Cárdenas.

Artemisa, La Habana y Camagüey siguen en la lista de las provincias con mayor número de casos de Covid-19.

Denuncian muertes de pacientes de COVID-19 en Cuba por protocolos erróneos y falta de oxígeno

Enfermos de COVID-19 en los pasillos del hospital de Cárdenas. (Captura de video/Reuters)

La prensa estatal en la provincia de Pinar del Río reconoció que la política del aislamiento en hogares de casos positivos de COVID-19 es una de las principales causas del aumento de los contagios en el territorio, actualmente epicentro de la pandemia en el país, además de los protocolos mal ejecutados y la carencia de recursos, como el oxígeno, para tratar a los pacientes.

Mientras, residentes dentro de Cuba dijeron a Radio Televisión Martí que los ciudadanos se cuestionan la efectividad de las vacunas cubanas, además de señalar que la escasez de medicamentos y pruebas PCR, así como el desplome hospitalario, es un problema generalizado en todo el país.

Desde el municipio Los Palacios, en Pinar del Río, Esteban Ajete Abascal advierte que, diariamente, se diagnostican muchos más casos que los reportados oficialmente.

“No hay confiabilidad ninguna en las cifras estatales. Los hospitales están carentes de oxígeno, acudes a los policlínicos y hospitales y no te pueden facilitar el medicamento porque no lo tienen”, aseguró.

please wait

No media source currently available

0:00 0:02:20 0:00

Enrique Díaz, comunicador independiente en el municipio de Marianao, en la capital cubana, reportó que él y su familia acaban de contraer el COVID-19. Todos recibieron ya la tercera dosis de la vacuna Abdala.

“El gobierno no puede enmascarar más la cantidad de personas que están falleciendo por COVID-19; la atención primaria de salud simplemente está fallando”, concluyó Díaz.

En la ciudad de Santa Clara, están sustituyendo el oxígeno por aire comprimido en las instalaciones médicas, denunció el activista Guillermo del Sol.

“Como la hoja seca que cae del árbol, así caen las personas; se mueren por falta de oxígeno. Es una eutanasia lo que están aplicando a los enfermos del COVID-19. Aire comprimido no es oxígeno; el oxígeno tiene que tener un nivel de pureza superior al 95% para que las personas que lo necesiten se puedan salvar”, señaló.

El Ministro de Salud Pública (MINSAP) José Ángel Portal Miranda estuvo de visita en Sancti Spíritus. Allí insistió en que hay que buscar más vías para agilizar el tratamiento a los infestados.

“Esta visita del funcionario nos da la medida de lo que estamos pasando por acá con la pandemia. Se han disparado los números de los contagios y los fallecidos, y no hay medicamentos no hay PCR”, señaló el periodista independiente Adriano Castañeda, residente en el territorio.

Annia Zamora, desde el poblado de Carlos Rojas, en la provincia de Matanzas, cuestionó la efectividad de las vacunas cubanas.

“Hay muchas personas que ya tienen puesta las tres dosis de las vacunas cubanas y han contraído el virus; algunos de ellos han fallecido, y otros han estado grave”, dijo.

La falta de alimentos se une a la carencia de medicamentos, ante el aumento de los casos de coronavirus en la ciudad de Camagüey, señaló Leydis Tabares.

“Este virus, cuando afecta a personas que están desnutridas, como es el caso nuestro, acaba con la gente,” apuntó.

Los hospitales, añadió la activista, “están totalmente deteriorados, todos”.

La comunidad de San Andrés, en Holguín, está ubicada a 19 kilómetros de la cabecera provincial, y no hay ni una ambulancia para transportar hasta allí a los pacientes en estado delicado con coronavirus, informó Dámaso Alberto Fernández.

“Los fallecidos en esta comunidad rural sobrepasan las 30 personas, y los medicamentos siguen perdidos”, aseguró.

Las autoridades sanitarias de Cuba informaron este lunes de 8,554 nuevos casos de COVID-19 y 60 muertos a causa de la enfermedad. El país acumula 809,911 contagios y 6,856 fallecimientos desde que comenzó la pandemia el año pasado.

Se encontraban ingresados 92 mil 601 pacientes, de ellos, 49,048 con síntomas sospechosos, 40,319 confirmados activos y el resto en vigilancia epidemiológica, de acuerdo con el reporte del Ministerio de Salud Pública.

Por provincias, Pinar del Río sigue reportando el mayor número de casos nuevos, con 1,712 durante el jornada, seguida por Sancti Spíritus, con 1,059; Camagüey, con 863, y Holguín, con 781, entre las provincias más afectadas.

Cuba sobrepasa los 800 mil contagios por COVID-19; EEUU recomienda "no viajar" a la isla

Viviendas en cuarentena por coronavirus en una calle de La Habana. (REUTERS/Alexandre Meneghini/File)

Las autoridades sanitarias reportaron este domingo 8,434 nuevos casos de COVID-19 en Cuba, para un acumulado de 801 mil 367 contagios desde que comenzó la pandemia en marzo de 2020.

Pinar del Río sigue presentando la situación más compleja, con 1,542 casos positivos en la jornada, seguida de Camagüey (866), Sancti Spíritus (861), Holguín (724), Granma (695), Las Tunas (601) y Artemisa (526), entre las provincias más afectadas.

El reporte oficial del Ministerio de Salud Pública (MINSAP) informa de 63 fallecidos en el día, para un acumulado de 6,796.

Permanecían ingresadas en hospitales y centros de aislamiento 94,664 pacientes, de ellos 51,847 sospechosos de padecer la enfermedad, 3,201 en vigilancia y 39,616 confirmados activos, una cifra más elevada que el día anterior.

"Evite viajar a Cuba", advierten los CDC

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de EEUU (CDC, por sus siglas en inglés) no recomiendan viajar a Cuba, ubicada en el nivel 4, el más alto en su clasificación de riesgo de la enfermedad.

Cuba en el nivel 4 de riesgo por COVID-19, según la clasificación de los CDC.
Cuba en el nivel 4 de riesgo por COVID-19, según la clasificación de los CDC.

"Evite viajar a Cuba. Si debe viajar a Cuba, asegúrese de estar completamente vacunado antes de viajar. Debido a la situación actual en Cuba, incluso los viajeros completamente vacunados pueden correr el riesgo de contraer y propagar variantes de COVID-19", señalan los CDC.

Cuba con una de las tasas de incidencia de COVID-19 más altas del mundo

Hombre con máscara en las calles de La Habana, el 17 de septiembre de 2021 (Yamil Lage / AFP).

Cuba confirmó al cierre del 17 de septiembre 8.517 nuevos enfermos de Covid-19 y acumula 792.933 casos desde el inicio de la pandemia, según el parte diario emitido por el Ministerio de Salud Pública (Minsap).

Con una población de 11,2 millones de habitantes, Cuba mantiene una de las tasas de incidencia más elevadas del mundo con 1.073 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 15 días.

En las últimas 24 horas murieron 57 personas por complicaciones derivadas de la enfermedad, lo que eleva la cifra total de fallecidos a 6.733.

Más de 39.000 personas están confirmadas con el virus en Cuba, 145 de ellas se encuentran en estado crítico y 320 graves.

Dos provincias registraron más de 1.000 casos: Pinar del Río con 1.639 y Sancti Spíritus con 1.131. Las Tunas notificó 864 nuevos positivos.

Más de 4,4 millones (39% de la población) han completado el esquema de tres dosis de las vacunas Abdala, Soberana 02 y Soberana Plus.

Cuba no es parte del mecanismo Covax de la Organización Mundial de la Salud creado para que las naciones de ingresos medios y bajos accedan a las vacunas, ni tampoco las ha comprado en el mercado internacional.

Cargar más

Radio Martí en Vivo

Tras la Noticia
please wait
Embed

No live streaming currently available

0:00 0:00 Live

En vivo Tras la Noticia

Televisión Martí en Vivo

Simplemente Karen
please wait
Embed

No live streaming currently available

0:00 0:00 Live

En vivo Simplemente Karen

XS
SM
MD
LG