Enlaces de accesibilidad

Arte y Cultura

Una de la ferias de Arte más importantes del mundo dedicada a artista de Guáimaro

Un visitante recorre "Untitled ( Blood) " de Félix González-Torres en Punta della Dogana, Venecia.

La Feria de Arte Contemporáneo de Madrid (ARCO) dedicará su próxima edición al cubano Félix González-Torres (Guáimaro, Cuba 1957 -Miami, Estados Unidos 1996).

ARCO 2020 se celebrará del 26 de febrero al 1 de marzo, mantendrá
su voluntad de innovación e investigación, y volverá a incorporar como tema central no a un país, sino a un concepto: "It's Just a Matter of Time" ("Es solo cuestión de tiempo"), desde el que se observarán prácticas artísticas a partir de la obra de González-Torres.

Los comisarios de la sección dedicada al cubano serán el artista Alejandro Cesarco y el director del CA2M Centro de Arte Dos de Mayo de la Comunidad de Madrid, Manuel Segade, quienes explicaron hoy los principios de su propuesta.

"Con el tema de Félix González-Torres, yo creo que la feria que vamos a conseguir en 2020 va a ser emocional; su conceptualismo emocional es una de sus mayores influencias para los artistas y quizá no se le ha dado tanta importancia como tiene", explicó Maribel López, encargada de la próxima edición de ARCO a Efe.


Los comisarios de la sección dedicada al cubano se cuestionarán la posibilidad de proyectar una lectura sobre el arte contemporáneo a partir de una figura que renegaba del principio de autoridad.

"Creemos que una figura como la de González-Torres y las propuestas o vectores de pensamiento que podemos obtener de su trabajo pueden servir para recomponer historias hacia atrás y hacia adelante", dijo Segado.

Definió a González-Torres como "una especia de fondo continuo del arte contemporáneo en el presente", y explicó que en "It's Just a Matter of Time", a través de la obra de otros artistas, se generará un espacio "en el que se pueda estirar la figura" del cubano.

Recordó que se trata de un artista latino, "con el interés que tiene esto dentro de la historia de la propia feria", y que González-Torres fue "uno de esos primeros artistas que despuntaron en esa generación de un mundo global trabajando desde otro lugar".

Una obra de Félix González-Torres en Art Basel, Hong Kong.
Una obra de Félix González-Torres en Art Basel, Hong Kong.

"González-Torrres es uno de los artistas emblemáticos de la crisis del SIDA y las guerras culturales de principios de los años 90 que desgraciadamente están muy presentes en la sociedad actual y en los cambios políticos que estamos viviendo a nivel global", señaló.

Para Cesarco, lo que plantea este proyecto es "pensar qué es la influencia y no solo proyectada hacia delante, sino cómo la obra de González-Torres ha influido en nuestra lectura de obras pasadas".

González-Torres es conocido internacionalmente por su obra tardía, realizada tras su mudanza de Puerto Rico a Nueva York en 1979, y que consiste mayoritariamente en instalaciones de pilas de caramelos y afiches que el público puede llevarse a casa.

Junto a esta novedosa sección "It's Just a Matter of Time", ARCO 2020 mantendrá los habituales programas de ediciones anteriores. De esta forma, los contenidos artísticos de la feria se completarán con el programa general formado por galerías seleccionadas por el Comité Organizador.

Vea todas las noticias de hoy

Cineasta reedita "Conducta Impropia", icónico filme sobre la intolerancia comunista en Cuba

Fotograma de "Conducta Impropia".

Una nueva versión de la película de Orlando Jiménez Leal será presentada el domingo en la Cinemateca de Coral Gables.

Al cabo de 35 años, el documental Conducta Impropia mantiene su vigencia, asegura Orlando Jiménez Leal, que lo dirigió con Néstor Almendros y lo estrenó en París en marzo de 1984.

“Es una película contra la intolerancia”, asegura Jiménez Leal. “La intolerancia existirá siempre, y por lo tanto, Conducta Impropia tendrá vigencia todo el tiempo“.

Cartel de Conducta Impropia.
Cartel de Conducta Impropia.

Esa vigencia, y la recia denuncia de las purgas contra los homosexuales y contra todo el que no se ajustara al patrón del revolucionario obediente en la Cuba gobernada por Castro, son dos de los motivos que llevarán el documental a la pantalla del Coral Gables Art Cinema este domingo 24 de marzo a la 1 de la tarde.

El otro: se trata de una copia restaurada y reeditada por el director con el también cineasta cubano Eliecer Jiménez Almeida. Las dos horas de la versión original quedan en poco más de hora y media, dice Jiménez Leal, que hará la presentación y al final responderá preguntas del público.

“La idea de hacer Conducta Impropia surgió como una idea de ficción“, explica el director en conversación con Radio Martí. “Las primeras entrevistas que hicimos fueron entrevistas hechas a manera de research [investigación] para enriquecer el guión que se estaba escribiendo. Pero las entrevistas fueron tan desgarradoras, tan impactantes, que decidimos hacer un estudio y convertirlas en un documental mientras la película se armaba“.

Entre los entrevistados figuran Reinaldo Arenas, Heberto Padilla, Guillermo Cabrera Infante, René Ariza, José Mario, Armando Valladares, Carlos Franqui, Juan Goytisolo y Susan Sontag.

Jiménez Leal es, junto con Sabá Cabrera Infante, el director de PM, el documental que desencadenó en junio de 1961 las tristemente célebres Palabras a los Intelectuales de Fidel Castro: “Con la revolución todo, contra la revolución nada”.

Conducta Impropia es un examen descarnado de los campos de trabajos forzados de las UMAP, las Unidades Militares de Apoyo a la Producción, que funcionaron entre noviembre de 1965 y julio de 1968 en Camagüey para “reeducar” a los que no podían cumplir el Servicio Militar Obligatorio.

Le pregunto cómo fue trabajar con Néstor Almendros, que en 1979 ya había ganado un Oscar de la Academia estadounidense de cine por la dirección de fotografía de Days of Heaven.

“Cuando empezamos a hacer Conducta Impropia llevábamos más de 30 años de amistad, y estábamos muy compenetrados”, responde Jiménez Leal. “Además, Néstor era un hombre muy organizado, y yo soy un tipo más disperso; es decir, que de alguna manera nos complementábamos. El admiraba mi dispersión y yo admiraba su rigor”.

Almendros viene de la docencia, indica Jiménez Leal, y recuerda que su padre fue el pedagogo Herminio Almendros.

“Néstor tenía un rigor sobre lo que debía ir primero y lo que venía después, cómo organizar la filmación”, explica. “Además, todo se discutía, y cualquier diferencia que hubiera se resolvía mucho antes de llegar a la filmación”.

El director evoca el dramatismo de las entrevistas. José Mario, por ejemplo, “lo cuenta todo desenfadadamente, pero lo que está contando es terrible”. La de Reinaldo Arenas, es tremenda, dice, y subraya la del dramaturgo Ariza.

“Lo más enjundioso de la cosa no está en qué sucede, sino por qué sucede”, comenta Ariza en el testimonio que cierra el documental. “Ser distinto, ser extraño, tener una conducta impropia, es algo no sólo prohibido sino completamente reprimido y además puede costarte la prisión”.

Para Jiménez Leal, se ve que Ariza quedó tocado por la experiencia y, curiosamente, es quien proyecta el documental a otro nivel.

“Le da la vigencia en el tiempo, porque traspasa el momento”, observa el cineasta. “Ayer persiguieron a los homosexuales y a los Testigos de Jehová y a todo aquel que tuviera una actitud disidente, pero la intolerancia es la misma y se puede proyectar y mutarse en otras intolerancias. Por eso uno se puede identificar, el origen del horror está ahí”.

En una copia de un video enviado a La Habana, disponible en el sitio Diario de Cuba, se ve a Jiménez Leal diciendo que está muy contento de regresar a la isla al cabo de 57 años de exilio… pero de manera virtual. El Instituto Hannah Arendt, que encabeza la artista Tania Bruguera, organizó el Premio PM, y le tocó a él concedérselo al mejor trabajo en la categoría de no ficción, que se llevó Liam Durán con Mi hora azul.

Ahora Jiménez Leal está enfrascado en un proyecto muy ambicioso.

“Hace años que estoy trabajando en eso, y lo voy a presentar en Francia dentro de poco”, cuenta el cineasta. “Estoy a nivel de guión y de elaboración conceptual; un fresco sobre todo lo que ha pasado en Cuba desde el triunfo de la revolución hasta ahora, pero no desde el punto de vista anecdótico-cronológico necesariamente, sino desde el punto de visa del absurdo, del esperpento”.

La vigencia de "Conducta Impropia" de Orlando Jiménez Leal
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:08 0:00

Porque ese es un ángulo tan desconocido, se han cometido tantas locuras y tantos disparates, comenta Jiménez Leal.

“Son los bloopers, esos experimentos que afectan la vida de miles de personas”, dice. “Y sobre todo el absurdo: es el teatro del absurdo, es Ionesco”.

Cándido Manos de Fuego celebra sus 98 años en Miami

Cándido Camero, y sus manos de fuego.

Cuando el 4 de julio de 1946, Cándido Camero, oriundo del barrio habanero de El Cerro, arribó a Nueva York, no sabía que ésta sería su segunda ciudad, su otra patria, y que allí viviría por el resto de su vida.

Nunca olvida que llegó a la Gran Manzana para acompañar a los populares bailarines Carmen y Rolando, en un show donde Dean Martin y Jerry Lewis eran las estrellas. “Todo un gran espectáculo que toda mi vida he agradecido. Fui muy dichoso y creo que aún lo soy”, Cándido Camero dijo a Radio Televisión Martí sobre el punto de partida, hace casi 73 años a atrás, de una carrera meteórica y casi centenaria, a la que se niega a poner fin.

Camero fue quien introdujo el uso de las tres congas, con diferentes afinaciones, siendo éste uno de sus aportes en esta parte del mundo, fundamentalmente en el jazz y el latin jazz. Considerado entre los grandes congueros de todos los tiempos, es el único percusionista afrocubano ganador del Jazz Master Award, que concede la National Endowment for the Arts, uno de los más altos galardones de Estados Unidos.

Camero introdujo el uso de las tres congas.
Camero introdujo el uso de las tres congas.

Tenía 4 años de edad cuando su su padre, para complacerle el sueño de tocar rumba, le fabricó un par de tumbadoras con dos latas de leche condensada. “Así empecé yo a tocar. Luego ya vino el estudio, la seriedad, el trabajo, el esfuerzo. Sin una buena educación y sin respeto por uno mismo, por el trabajo y por la gente, no se puede lograr nada bueno en la vida”, aseguró.

Con más de 600 grabaciones en su haber como instrumentista, compositor o arreglista, el rey de las tres congas, como también se le llama, ha tocado con muchos de los grandes músicos del siglo XX. Charlie Parker, Miles Davis, Dizzy Gillespie, Billy Taylor, Tito Puente, La Lupe, Celia Cruz, Duke Ellington, Dinah Washington, Gloria Estefan, Billie Holiday y su gran amigo Tony Bennett, son sólo algunos de ellos.

Miami, su otra Cuba

Camero aterrizó a Miami la madrugada del jueves. “Y tempranito ya estaba comiendo comida cubana. Aunque he vivido tanto tiempo en Nueva York, unos poquitos añitos, casi un siglo nada más, la verdad es que Miami siempre ha sido un lugar muy especial para mí. Me siento muy agradecido de cómo me tratan aquí. Me recuerda mucho a mi Cuba querida, a la que jamás regresé”, confesó el célebre tumbador.

Cándido nunca regresó a Cuba desde que salió con rumbo a Nueva York, en 1946.
Cándido nunca regresó a Cuba desde que salió con rumbo a Nueva York, en 1946.

Reconocido como el padre de la percusión cubana moderna, Camero es una verdadera leyenda viva. Para la comunidad de exiliados cubanos en el área de Nueva York y Nueva Jersey es “un símbolo del artista auténtico”, manifestó el dramaturgo y director Iván Acosta, quien hace casi dos décadas atrás le dedicara su documental Cándido Manos de Fuego, que recoge buena parte de la historia de este talentoso artista, que lleva 94 años tocando tumbadoras y otros instrumentos de percusión.

“Acompañarle otra vez a Miami es una tremenda aventura. Es muy impresionante y a la vez muy inspirador ver a este hombre, a pocos días de cumplir 98 años, regalando vida y música de la buena en cualquier parte, a cualquier hora. Yo me siento muy feliz de estar aquí con él y verle disfrutar y de que Miami le disfrute, porque de eso también se trata el arte, de compartir”, señaló el dramaturgo y director Iván Acosta, quien hace casi dos décadas atrás le dedicara su película documental Cándido Manos de Fuego.

Acosta es el fundador y director de la productora Latin Jazz USA, para la cual Cándido ha tocado en 14 conciertos, protagonizando 10 de ellos. El más reciente fue para celebrar sus 96 años y tuvo lugar el 18 de noviembre de 2017 en el teatro Aaron Davis Hall, enclavado en el corazón de Harlem y que es parte de CUNY, la Universidad de la Ciudad de Nueva York, por donde han desfilado leyendas del jazz, el gospel, la música latina y el teatro musical. Un lugar histórico para despedir de los escenarios, como entonces se creía, al gran Cándido Camero en la Gran Manzana.

“Pero ciertamente no fue una despedida sino una fiesta más para celebrar su enorme obra y su infatigable energía”, reconoció Acosta. “Haber tenido a Cándido en tantos conciertos de Latin Jazz USA es un lujo sin par. Es un showman. Un genio. Una persona admirable en muchos sentidos. Como dice el coro, “Como Cándido no hay dos”. Y eso es mucha verdad”, sentenció Acosta, quien además le filmó para otro de sus documentales musicales, Cómo se forma una rumba.

Cándido y Cachao otra vez en Miami

Camero dice que ha comprobado que a pesar de su avanzada edad no desea despedirse de los escenarios. “Seguiré tocando mis tres congas hasta que Dios diga hasta aquí, porque es mi gran pasión”, aseguró a la agencia Efe hace poco.

“Y lo ha cumplido. Aquí está, otra vez en Miami, impresionando aún a todo el que lo ve tocar sus tres congas. Todo el que vaya al Adrienne Arsht Center de Miami este viernes al homenaje a Cachao, otro musicazo cubano, va a sentir una gran impresión e inspiración al ver a Cándido hacer sus solos únicos”, manifestó Acosta.

El músico aún deja sin aliento al público cuando interpreta uno de sus solos, dijo Acosta.
El músico aún deja sin aliento al público cuando interpreta uno de sus solos, dijo Acosta.

El prestigioso tumbador será una de las figuras claves de Cachao: The Master of Mambo, tributo al gran Israel “Cachao” López, quien fuera su amigo. “Es el único músico cubano vivo de esa gran generación de oro. Para mi es una dicha y un honor tenerle en este concierto. Cándido no podía faltar”, dijo el productor Omer Pardillo, responsable de la noche de este viernes 15 de marzo en el Adrienne Arsht Center, dedicada a los 100 años del creador de la descarga, donde Cándido compartirá escenario con Federico Britos, Juanito Márquez, Albita Rodríguez, Alfredo de la Fe, Néstor Torres y la Cachao Mambo All Star, entre otros ilustres invitados.

“Cachao es de los más grandes talentos que ha dado nuestra cubanía. Yo estuve aquí en Miami en su último gran concierto. Fue tremendo. Y ahora voy a estar otra vez con él aquí”, manifestó el legendario tamborilero.

Descarga en la WDNA

“Cándido no sólo no ha querido perderse este concierto tan importante para homenajear a Cachao, sino que ha estado recorriendo la ciudad, ha ido a entrevistas con los medios, a comer a restaurantes cubanos como Las Vegas, que le encantó y la dueña, Irina Vilariño, que es muy atenta, lo mimó. No se ha quedado a descansar un minuto. Ayer me acompañó en la presentación de dos de mis libros [El Super y Con una canción cubana en el corazón] en la librería Books and Books de Coral Gables, y allí la gente le aplaudió, le abrazaron, se tiraron fotos con él, le dieron mucho cariño. Por todo esto tampoco para. Y para cerrar con broche de oro su visita a Miami, mañana festejará su cumpleaños 98 en la WDNA, donde no olvidan su música”, apuntó Acosta.

La WDNA, emisora pública de Miami especializada en jazz, agasajará a Cándido con una descarga de múltiples instrumentistas. “Van a venir muchos amigos de muchos años atrás y otros jóvenes con los que igual me complace tocar. Será lindo, agradable y divertido porque una descarga es una fiesta”, acotó Camero.

Miami rinde homenaje a Cándido Camero.
Miami rinde homenaje a Cándido Camero.

A este evento del sábado acudirán varios de los músicos del homenaje a Cachao en el Adrienne Arsht Center. “Para ellos tocar con el maestro Cándido, es algo muy lindo y significativo, es un regalo en nombre de la amistad y de la buena música. Este viaje de Cándido a la Ciudad del Sol está bien cargado de música, memorias y emociones, no sólo para él y para mí y pea nuestro gran amigo el abogado Roberto Marrero, que nos acompaña, sino que a la vez es una ocasión única para los amantes de la cultura cubana y cubanoamericana. Estar en Miami esta semana es sin dudas una gran suerte”, destacó Acosta.

“Aquí en Miami hemos hecho varios conciertos con Iván Acosta, un excelente productor y un excelente amigo. El concierto anterior fue en Cuba Ocho, en la calle 8, a donde siempre vuelvo. Me gustaría vivir aquí lo que me queda de vida. Ver a tantos cubanos siempre me llena de emoción. Doy gracias a Dios por todo esto”, concluyó Camero.

Dos libros de Iván Acosta en Miami

Iván Acosta, con un habano, en su apartamento de Manhattan.

El autor cubanoamericano Iván Acosta, residente en Nueva York, presentará este jueves, 14 de marzo, en la librería Books and Books, de Coral Gables, dos de sus títulos: El Súper (Colección Fugas, edición especial 40 años) y Con una canción cubana en el corazón / With a Cuban Song in the Heart (Un Gyve Press, edición bilingüe español/inglés), su más reciente libro.

Una presentación especial

Pero esta no será una presentación habitual. El dramaturgo, cineasta y productor neoyorquino, estará acompañado en esa velada de uno de sus grandes amigos, el percusionista cubano Cándido Camero, a quien años atrás le dedicaría uno de sus filmes, Cándido Manos de Fuego, que recoge la historia de este maestro de las congas. “Un viejo y muy especial amigo”, apunta, vía telefónica, desde un piso 48 en la ciudad que nunca duerme.

La carrera artística de Acosta comenzó en los años 70. Hoy es uno de los creadores que más ha contribuido a la cultura cubana en Nueva York. Director y escritor de cine y teatro, productor de conciertos de jazz latino, compositor, publicista, hace más de cinco décadas que sus obras viven entre dos islas: Cuba, de donde escapó en 1961, y Manhattan, donde reside desde entonces. Pero Cuba jamás ha escapado de él. Sus obras, en especial estos dos libros que trae nuevamente a Miami, lo siguen demostrando.

El Súper

En 1972, junto a otros artistas e intelectuales, Acosta fundó el Centro Cultural Cubano de Nueva York (CCCNY), donde estrenó su célebre pieza teatral El Super, un clásico del teatro y el cine cubanoamericano, convertida en 1979 en la película más significativa hecha por cubanos en el exilio, que conquistara más de veinte premios internacionales, bajo la dirección de Leon Ichaso y Orlando Jiménez leal, con memorables interpretaciones de Raimundo Hidalgo-Gato, Zully Montero, Elizabeth Peña, Reynaldo Medina, Ana Margarita Martínez Casado y otras estrellas.

Portada de "El Super", de Iván Acosta.
Portada de "El Super", de Iván Acosta.

A través de las peripecias de Roberto, el fascinante encargado de un edificio de Manhattan, El Super cuenta la historia de un pequeño grupo de exiliados cubanos. Pero no es sólo una pieza teatral y una película. El Super es un artefacto cultural que resume una zona del choque cultural de los exiliados cubanos en Estados Unidos.

El duro oficio del exilio, los muros del idioma, la inadaptabilidad, el fuerte frío neoyorquino, el sueño de los exiliados de derrocar el comunismo en su nación, el desencanto, la pérdida de la idea del anhelado regreso a la isla, el encuentro con emigrantes latinoamericanos, la nostalgia, el crecimiento de las nuevas generaciones ya no de cubanos sino de cubanoamericanos, la larga dictadura que ha congelado la libertad de Cuba: son temas en los que la obra indaga, con ironía, compromiso y pasión. Y donde no falta la música cubana de la época dorada. La banda sonora original del filme fue compuesta por Enrique Ubieta.

Con una canción cubana en el corazón

Acosta reconoce que nunca se ha podido salvar de la música. En realidad, está seguro de que la música lo ha mantenido a salvo de todo. Y por eso ha tenido que escribir Con una canción cubana en el corazón / With a Cuban Song in the Heart, un libro compuesto por 80 breves relatos autobiográficos, 2 discos (en formato CD o LP) y 280 portadas a color de LPs de la época dorada de la música cubana, provenientes de su amplia colección personal. Es este volumen verdaderamente único en su tipo. Las carátulas de viejos discos cubanos están atravesadas por relatos de una vida singular, mostrado una isla personal, suspendida entre músicas, hechos, ficciones, quimeras, añoranzas y exilios.

Portada de "Con una canción cubana en el corazón", de Iván Acosta.
Portada de "Con una canción cubana en el corazón", de Iván Acosta.

Sobre Con una canción cubana en el corazón, el premio Pulitzer de Literatura, Óscar Hijuelos, escribió: “Rico en sentimiento, anécdota e historia, es un libro sincero y auténtico”. La ensayista Ileana Fuentes destaca que es “un libro sobre amor: amor por una canción que no permite que la destruyan; amor por tradiciones que no pueden perderse; amor por una música tan universal que nadie puede silenciarla”. Mientras que la periodista y escritora Mirta Ojito, recuerda que “varado entre dos islas -Cuba y Manhattan- Acosta nos regala pinceladas de su memoria y de la música que lo ha acompañado en esta, la travesía de su vida”.

Cándido Manos de Fuego

La música de Cándido Camero está presente en este libro de colección para los amantes de la música cubana, sobre todo de su historia e impacto en las últimas décadas en Estados Unidos. Nacido el 22 de abril de 1921, en el barrio habanero de El Cerro, Cándido ha confesado que desde los 4 años deseó ser músico. Un sueño que cumplió con creces. En 2009 ganó el Jazz Master Award que concede la National Endowment for the Arts, y ese mismo año la Academia Latina de la Grabación le rindió tributo.

Acosta y Camero se hicieron amigos en el otoño de 1991. Acosta era el Director Creativo de una agencia publicitaria de Manhattan y estaba preparando la campaña de una cerveza, y mientras escuchaba, como casi todos los días, jazz latino, se le ocurrió hacerla con famosos músicos del jazz latino. Juntó entonces a Hilton Ruíz, Néstor Torres, Tito Puente, Chico O’Farrill, Eddie Palmieri, Paquito D’Rivera y, por supuesto, a Cándido Camero, el percusionista de las “manos de fuego”, como años después lo bautizara el propio Acosta. Y de aquel ingenioso trabajo, nació una profunda y larga amistad.

Una profunda y larga amistad

“Aunque por supuesto lo había visto tocar, aquel encuentro fue clave en nuestras vidas. Más que una relación profesional, lo que tenemos Cándido y yo es una profunda amistad. Mis hijos lo quieren como a un abuelo, lo visitamos a cada rato, e igualmente él viene por casa a menudo a disfrutar la comida que hace mi esposa Teresa, pues goza de buen apetito”, me relató hace dos años Acosta, entre risas y nostalgias, en una entrevista para Diario Las Américas. “Antes Cándido era músico de orquestas. Había grabado más de 600 discos y se merecía mucho más reconocimiento. Por ello decidí sacarlo de la sombra y ponerlo al frente de las bandas y el resultado ha sido maravilloso”.

Acosta, amante fervoroso de la música, tiene una colección de más de 6,000 discos de acetato. El primero de Camero, que es de sus más preciadas piezas, lo compró en los 70’s: Jingo, una fusión de rumba cubana con música disco. Dice, con orgullo, tener “el privilegio de atesorar un gran número de LP’s del maestro Cándido”. Varias de las carátulas de estos discos no podían dejar de estar en Con una canción cubana en el corazón.

Según Acosta, compartir con Cándido esta presentación de sus libros en Miami, “no sólo es un tremendo placer que me doy, sino que a la vez es una oportunidad única para los que gustan de los ritmos cubanos, pues estamos hablando de uno de los grandes nombres de la historia de nuestra música”.

Además de asistir a esta presentación, Cándido Camero tocará en el concierto Cachao: The Master of Mambo, tributo al gran Israel “Cachao” López, el viernes 15 de marzo en el Adrienne Arsht Center, junto a Federico Britos, Juanito Márquez, Albita Rodríguez, Alfredo de la Fe, Néstor Torres y la Cachao Mambo All Star.

La Bienal postergada se anuncia para abril y llegará a otras provincias de Cuba

Una obra de la artista Rachel Camejo en la Bienal de La Habana 2012. En la exhibición "Detrás del Muro"

La Bienal de La Habana, el mayor evento de las artes visuales de Cuba, mostrará en su XIII edición el próximo mes una selección de piezas de unos 300 artistas de la isla y de 52 países invitados con la apuesta de promover la obra de jóvenes creadores y múltiples propuestas de alto valor estético.

Desde el 12 de abril próximo y durante un mes, parques, museos, galerías, teatros, centros educacionales y diversas instituciones de la capital cubana serán el escenario de la Bienal, que por primera vez convertirá a varias provincias de la isla en escaparate de obras artísticas.

En principio esta edición de la Bienal estaba programada para el último trimestre de 2018, pero se aplazó hasta estas fechas debido al huracán Irma, que en septiembre de 2017 causó graves daños al sistema de instituciones culturales de la isla.

En su versión de 2019 la Bienal de La Habana gravitará en torno al tema "La construcción de lo posible" y contará en su nómina de curadores con los reconocidos artistas cubanos Manuel Mendive, Roberto Fabelo, René Francisco Rodríguez, José Manuel Fors, José Villa Soberón, Pedro de Oraá, Pedro Pablo Oliva, Eduardo Ponjuán y José A. Toirac, todos premios nacionales de Artes Plásticas.

Un pedido a los invitados de la Bienal de La Habana

Opositores al Decreto 349 piden solidaridad a invitados a Bienal de La Habana

Un grupo de artistas cubanos dirigieron una carta abierta a los creadores invitados a la próxima Bienal de La Habana, a celebrar en abril, para pedir su solidaridad con quienes se oponen al Decreto 349.

La carta dice que los firmantes son artistas vulnerables por haberse opuesto abiertamente a esa ley que "criminaliza la producción artística independiente", y pide que los asistentes a la Bienal manifiesten la solidaridad hacia ellos de la manera en que se sientan más cómodos.

Entre otras formas, la carta sugiere a los participantes en la Bienal invitar a alguno de los artistas independientes afectados por el Decreto 349 a trabajar durante su presentación o a compartir su espacio o escenario de exhibición en el evento. También sugiere usar "camisetas con la inscripción "No al Decreto 349" mientras se encuentren en Cuba.

Los organizadores de la Bienal resaltaron que en esta edición habrá una "fuerte" presencia de Latinoamérica, al igual que de Europa y el Caribe, lo que demuestra su crecimiento como espacio de intercambio y promoción del arte contemporáneo a nivel internacional.

"Cada año la presencia de creadores e iniciativas latinoamericanas refleja un crecimiento en la cantidad de propuestas y, de igual forma, va en ascenso la participación de las naciones europeas y norteamericanas, que en esta edición superan los 70 proyectos, lo cual evidencia el alcance del evento en sus 35 años", destacó el director general de la Bienal, Jorge Alfonso.

Esta se corresponde con "las necesidades del país y de sus artistas" y a la vez constituye un "desafío cultural, económico y organizativo", señaló el directivo este miércoles en declaraciones a medios estatales.

Entre las muestras figuran "La posibilidad Infinita", que se instalará en el Museo Nacional de Bellas Artes con seis grandes ejes temáticos; "Intersección" con sede en la galería Factoría Habana "Detrás del Muro", que como ya es habitual traslada la creación artística a la emblemática avenida Malecón.

Tras sus versiones de 2012 y 2015, "Detrás del Muro" se propone este año abarcar un espacio público mayor -de unos 6 kilómetros de calle- donde instalarán piezas con el fin de "hacer del arte un acto cotidiano".

La Bienal también se insertará en instituciones habaneras como los centros de Arte Contemporáneo Wilfredo Lan, el de Desarrollo de las Artes Visuales y Hispanoamericano de Cultura, la Fototeca de Cuba, la Biblioteca Nacional José Martí, la Casa Simón Bolívar, el céntrico Pabellón Cuba y el Estudio taller Chullima, entre otros.

La Universidad de las Artes (ISA) acogerá las jornadas teóricas en las que habrá exposiciones y talleres impartidos por profesores y recién graduados de esa institución y por intelectuales extranjeros como el paraguayo Ticio Escobar, el portugués Boaventura de Souza Santos y el colombiano Carlos Jauregui.

El evento trascenderá los límites de La Habana -su sede habitual desde 1984- y otras sedes presentarán el proyecto Farmacia, en la ciudad occidental Pinar del Río; la iniciativa "Ríos intermitentes" de la artista Magdalena Campos, en Matanzas; la muestra colectiva "Mar adentro", en la ciudad central de Cienfuegos; y el Festival de Videoarte, en la oriental Camagüey.

Escritores y artistas de Cuba exigen la salida de los cubanos de Venezuela

Miembros de la Guardia Nacional caminan delante de un cartel "Fuera Cubanos" en la Plaza Altamira de Caracas.

Intelectuales cubanos de dentro y fuera de la Isla firmaron una carta en la que exigen al régimen de Cuba que se abstenga de intervenir de cualquier forma en el conflicto político que atraviesa Venezuela y saque a los "cooperantes" que mantiene en ese país.

La misiva ha sido publicada este miércoles por el también escritor Ernesto Hernández Busto en los perfiles de Facebook y Twitter de Penúltimos Días, en donde se mantiene abierta para sumar nuevas adhesiones.

Carta abierta sobre la situación en Venezuela

"¡Pobre Venezuela! Después de haber emprendido lo que anunció como un proceso radical de transformación social, que debía marcar un punto de inflexión en la ideología latinoamericana y garantizar un proyecto de igualdad social bautizado como “el socialismo del siglo XXI", hoy ese país ha terminado convertido en un recinto despótico, donde no sólo se violan los derechos políticos más elementales, sino en el que ya apenas se puede sobrevivir con un mínimo de dignidad. De la emancipación prometida a la mendicidad obligatoria; de ilusión de la izquierda continental a prototipo del fracaso, la desesperación y el éxodo: tal es el triste trayecto de la llamada "revolución bolivariana".

Ante la grave situación política y humanitaria que hoy atraviesa Venezuela, los abajo firmantes, intelectuales cubanos que residimos dentro y fuera de la isla, exigimos al gobierno cubano que atienda a las evidencias del desastre social y humanitario, se abstenga de intervenir por cualquier medio en el conflicto político de esa nación y retire a los numerosos "cooperantes", tanto civiles como militares, que cumplen servicio en ese país.

Tras seis décadas de una revolución fracasada, tras el hundimiento de esa “Cubazuela” celebrada durante años por el castrochavismo, ya es hora de que Cuba deje de exportar o azuzar conflictos en otros países bajo los pretextos de la solidaridad ideológica, y de que asegure su subsistencia con recursos propios, sin expolio ni injerencia de ningún tipo".

Firmantes:

-Ladislao Aguado, escritor y editor
-Carlos A. Aguilera, escritor
-Janet Batet, curadora y crítico de arte
-Yoandy Cabrera, académico
-María A. Cabrera Arús, académica
-Pablo de Cuba Soria, escritor y editor
-Enrique del Risco, escritor y académico
-Armando Chaguaceda, politólogo
-Paquito D'Rivera, músico, compositor y escritor
-Néstor Díaz de Villegas, escritor
-Jorge I. Domínguez-López, escritor y periodista
-Vicente Echerri, escritor
-Abilio Estévez, escritor
-Gerardo Fernández Fe, escritor
-Alejandro González Acosta, escritor y académico
-Ginés Gorriz, productor
-Kelly M. Grandal, escritora
-Ernesto Hernández Busto, escritor
-Natacha Herrera, periodista
-José Kozer, poeta
-Boris Larramendi, músico
-Felipe Lázaro, escritor y editor
-Rafael López-Ramos, artista visual
-Jacobo Machover, escritor y académico
-Roberto Madrigal, escritor
-María Matienzo Puerto, escritora y periodista
-L. Santiago Méndez Alpízar, escritor
-Michael H. Miranda, escritor y académico
-Carlos Alberto Montaner, escritor y periodista
-Adrián Monzón, artista y productor
-Lilliam Moro, escritora
-Luis Manuel Otero, artista y activista
-Amaury Pacheco del Monte, escritor y artivista
-Geandy Pavón, fotógrafo y artista visual
-Gustavo Pérez-Firmat, escritor y académico
-José Prats Sariol, escritor
-Legna Rodríguez Iglesias, escritora
-Alexis Romay, escritor
-Rolando Sánchez Mejías, escritor
-Manuel Sosa, escritor
-Armando Valdés-Zamora, escritor y académico
-Camilo Venegas Yero, escritor y periodista​

Cargar más

XS
SM
MD
LG