Enlaces de accesibilidad

Estados Unidos

El mayor paquete de estímulo en la historia de EEUU es aprobado por el Senado

El presidente Biden celebra la decisión del Senado, el 6 de marzo de 2021. (Saul Loeb / AFP).

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo el sábado que la aprobación por el Senado de su proyecto de ley de ayuda para el coronavirus de 1.9 billones de dólares significa que los pagos de 1.400 dólares a la mayoría de los estadounidenses comenzarán a realizarse este mes y las disposiciones del proyecto de ley acelerarán la fabricación y distribución de vacunas.

"Al asumir el cargo hace 45 días, prometimos que la ayuda al pueblo estadounidense estaba en camino. Hoy puedo decir que hemos dado un paso más de gigante para cumplir con la promesa de ayudar (...) los recursos están en camino", dijo Biden escoltado por la vicepresidenta Kamala Harris.

Minutos después de que fuera aprobado el paquete por el Senado, Biden aseguró que más del 85% de los hogares estadounidenses recibirán pagos, y una pareja con dos hijos que gana 100.000 dólares anualmente recibe alrededor de 5.600 dólares.

Biden dijo que espera una rápida aprobación por parte de la Cámara de Representantes para poder promulgar el proyecto de ley pronto.

Tras trabajar durante toda la noche (de viernes a sábado) en varias enmiendas —casi todas republicanas y rechazadas— los senadores aprobaron el paquete por 50 votos contra 49. Con ello está allanado el camino para que la Cámara termine de aprobar el paquete la semana entrante y lo envíe al presidente Biden para su firma.

“Le decimos al pueblo estadounidense, la ayuda va en camino”, dijo el líder de la mayoría, Chuck Schumer. En alusión del deseo del país de regresar a la normalidad, añadió que “nuestra tarea ahora es ayudar a nuestro país a superar el presente tormentoso hacia el futuro esperanzador”.

Senadores republicanos han criticado a los demócratas por el elevado monto y por incluir medidas no relacionadas con la crisis de la salud.

El senador cubanoamericano Marco Rubio, republicano, intentó incorporar una enmienda que hubiera alentado a las escuelas a acelerar el regreso de los estudiantes a las aulas.

El senador Bernie Sanders, demócrata, no pudo cumplir su anhelo de elevar el salario mínimo en Estados Unidos a 15 dólares la hora.

Vea todas las noticias de hoy

EE.UU. aumenta el apoyo a los sirios desplazados

Tariq al-Obeid, desplazado de la zona este de la gobernación de Idlib (Siria), enseña a sus hijas con un teléfono móvil en Kelly, una ciudad del norte de Idlib. (© Ghaith Alsayed/AP Images)

Estados Unidos está apoyando al pueblo sirio con más de 596 millones de dólares en nueva ayuda humanitaria.

La financiación, proporcionada a través del Departamento de Estado y la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), brinda asistencia crítica a los desplazados internos en Siria, así como a los refugiados y las comunidades de acogida en Egipto, Iraq, Jordania, Líbano y Turquía.

“Seguimos comprometidos con el apoyo al pueblo sirio, así como a los países de la región que han asumido la carga de acoger a millones de refugiados”, dijo la representante permanente de Estados Unidos ante las Naciones Unidas, Linda Thomas-Greenfield, el 30 de marzo, en un anuncio virtual en la Quinta Conferencia de Bruselas sobre el apoyo al futuro de Siria y la región, copresidida por la ONU y la Unión Europea.

Linda Thomas-Greenfield sentada ante el micrófono, con el telón de fondo de las Naciones Unidas (© Mary Altaffer/AP Images)
Linda Thomas-Greenfield sentada ante el micrófono, con el telón de fondo de las Naciones Unidas (© Mary Altaffer/AP Images)

En el mes de marzo se cumplieron 10 años del inicio del conflicto en Siria, que ha obligado a 13 millones de sirios a huir de sus hogares y ha dejado a 13,4 millones de sirios necesitados de ayuda.

La financiación permitirá a USAID y a las organizaciones asociadas del Departamento de Estado proporcionar una amplia gama de asistencia humanitaria para salvar vidas, incluyendo alimentos de emergencia, agua potable y refugio, así como atención sanitaria y mejora del saneamiento. Los programas patrocinados también proporcionan apoyo y asesoría en materia de salud mental a las personas afectadas por la crisis.

La asistencia estadounidense también apoya la educación y las oportunidades económicas para ayudar a los refugiados a ser autosuficientes en sus nuevas circunstancias.

Estados Unidos es el mayor donante individual al pueblo sirio y ha proporcionado casi 13.000 millones de dólares en ayuda humanitaria desde que comenzara el conflicto en 2011.

Estados Unidos y sus aliados apoyan una resolución pacífica del conflicto sirio en línea con la Resolución 2254 del Consejo de Seguridad de la ONU, que pide un proceso político dirigido por los sirios, una nueva constitución y la creación de un gobierno no sectario.

“Junto con nuestros aliados y socios, Estados Unidos apoya los esfuerzos del enviado especial de la ONU, Geir Pedersen, para lograr un acuerdo político y una resolución permanente al conflicto sirio”, dijo el 30 de marzo el secretario de Estado de Estados Unidos Antony J. Blinken. “No hay una solución militar que lleve la paz, la seguridad y la estabilidad a Siria, y a la región”.

Blinken y la OTAN discutirán retirada de tropas de Afganistán

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken (izq) y el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg (der) durante un encuentro en Bruselas, Bélgica, el 14 de abril de 2021. REUTERS/Johanna Geron/Mancomunada.

La administración Biden anunció el martes que Estados Unidos retirará a todas sus tropas remanentes en Afganistán para el 11 de septiembre.

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, se reúne este miércoles en Bruselas con el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, y diplomáticos de alto nivel de varios aliados, en medio de los planes de Washington de retirar a todas sus fuerzas de Afganistán.

El secretario de Defensa, Lloyd Austin, también participará en una reunión con los ministros de Relaciones de Exteriores de Alemania, Heiko Maas; Italia, Luigi DiMaio; Turquía, Mevlut Cavusoglu, y Gran Bretaña, Dominic Raab.

La administración Biden puso fin el martes a meses de conjeturas sobre los planes de Estados Unidos en Afganistán con el anuncio de que sacará a sus tropas remanentes en ese país para el 11 de septiembre.

En esa fecha se cumplirá el 20 aniversario de los ataques del 11 de septiembre de 2001 contra las Torres Gemelas en Nueva York y el Pentágono, en Washington, que llevaron a Estados Unidos a la guerra más prolongada de su historia.

Aunque en un momento llegó a haber en Afganistán más de 130.000 tropas de EEUU, la OTAN y otros países aliados, desde 2015 se han reducido a menos de 10.000, encargadas más que nada en entrenar y asistir a las fuerzas de seguridad afganas.

Los funcionarios estadounidenses dijeron que la decisión de retirarse de Afganistán se tomaría en conjunto con los aliados de la OTAN.

Blinken inició su visita a Bruselas el martes con el foco en Ucrania, diciendo que Estados Unidos apoya a una Ucrania autónoma, mientras los aliados observan a Rusia concentrando fuerzas en la frontera entre los dos países.

Anteriormente el lunes, Blinken conversó con Stoltenberg sobre esa situación y dijo que ambos coincidían en que “Rusia tiene que poner fin a su peligrosa concentración militar y la agresión actual a lo largo de las fronteras de Ucrania”.

La USAID lanza nuevas iniciativas en América Central para reducir la migración hacia el norte

Una imagen de la ayuda de Estados Unidos por medio de la agencia federal, USAID.

La Agencia de EEUU para el Desarrollo Internacional (USAID) informó que está haciendo de su parte para abordar activamente los retos económicos, de seguridad y gobernabilidad que impulsan la migración irregular desde Centroamérica a Estados Unidos.

USAID dijo en un comunicado que está implementando programas que ayudan a combatir el crimen y la violencia, enfrentar la corrupción y la impunidad, y mitigar los efectos del cambio climático.

El objetivo es ofrecer una esperanza a los ciudadanos del Triángulo Norte de Centroamérica para que permanezcan en sus países y no se vean obligados a emprender la peligrosa travesía hacia el norte.

El comunicado explica varios esfuerzos de USAID para este empeño, como proveer más oportunidades a los posibles inmigrantes con programas que ayudarían a crear decenas de miles de empleos, aumento de los ingresos y crecimiento de las pequeñas empresas, dirigidos a los jóvenes arrastrados al crimen, la violencia y a la pobreza rural.

Otra área es acercarse al sector privado trabajando con compañías locales en El Salvador, Guatemala y Honduras para capitalizar sus experiencias y recursos con el objetivo de acelerar la creación de empleos, explica USAID.

Esto incluye apoyo del sector privado y otras organizaciones para respaldar cursos vocacionales, educación y oportunidades de empleo para las juventudes en riesgo y comunidades vulnerables.

La agencia sostiene que está suministrando asistencia humanitaria a diferentes niveles como respuesta a desastres naturales y condiciones climáticas por medio de un Equipo de Asistencia de Respuesta a los Desastres (DART), el cual tiene a su cargo la tarea de responder a los problemas resultantes de los huracanes que azotaron el área en 2020, los efectos de la pandemia del coronavirus y dificultades de seguridad alimentaria.

En un sentido similar, USAID informa que está tratando de reducir el impacto económico de los desastres naturales en Centroamérica con asistencia humanitaria que ayude a las comunidades a fortalecer su capacidad para resistir a fenómenos como huracanes y limitar su impacto económico, con sistemas de respuesta temprana que mitigarían la destrucción y las pérdidas de vidas en deslaves y otras catástrofes.

USAID afirma que continuará respaldando la reintegración de los migrantes regresados a sus países con programas de entrenamiento laboral, búsqueda de empleos, y regreso a las escuelas, entre otros.

USAID asegura que sus programas dan a los inmigrantes oportunidades concretas para que no intenten de nuevo la peligrosa travesía hacia el norte.

La agencia dice también que alentará a los migrantes a acudir a los medios legales en coordinación con los Departamentos del Trabajo, Seguridad Nacional y Estado de EE. UU. para ayudar a los gobiernos de El Salvador, Guatemala y Honduras a identificar, examinar y registrar a los trabajadores elegibles para visas temporales en Estados Unidos, conectando a los solicitantes con empresas estadounidenses y contribuyendo a facilitar el proceso de sus visas.

Estados Unidos trabaja para distribuir millones de dosis de las vacunas contra COVID-19

Fábrica de viales para las vacunas COVID-19, en Pune, India.

Estados Unidos y sus asociados internacionales trabajan para distribuir millones de dosis de las vacunas contra COVID-19, que salvan vidas, a países de todo el mundo.

Según la Alianza para las Vacunas, Gavi, más de 38 millones de dosis ya han sido repartidas en docenas de países por medio del Mecanismo COVAX para el acceso mundial a las vacunas contra la COVID-19.

Share America, plataforma del Departamento de Estado, informa que Estados Unidos es el principal país contribuyente de Gavi, en apoyo del Compromiso Anticipado de Mercado para Vacunas (AMC) de COVAX, para comprar y distribuir vacunas seguras y eficaces a 92 países de bajos y medianos ingresos.

COVAX, una asociación internacional dedicada al acceso global igualitario de las vacunas, se propone repartir 2.000 millones de dosis para fines de 2021.

COVAX es coordinado por Gavi, la Coalición para la Promoción de Innovaciones en pro de la Preparación ante Epidemias, CEPI, UNICEF y la Organización Mundial de la Salud.

El secretario de Estado Antony J. Blinken indicó que Estados Unidos se ha comprometido a trabajar con asociados públicos y privados, así como con instituciones multilaterales, para abordar asuntos mundiales, comenzando con la pandemia de COVID-19.

“Ninguno de nosotros estará efectivamente seguro mientras todos en el mundo no estén vacunados”, dijo Blinken en una entrevista del 25 de febrero, donde comentó que Estados Unidos está trabajando para vacunar al mundo.

Estados Unidos ha contribuido 2.000 millones de dólares a COVAX y ha prometido otros 2.000 millones de dólares adicionales para el año 2022.

Las inversiones de Estados Unidos son en apoyo de COVAX AMC para comprar y repartir vacunas en países de bajos y medianos ingresos. Los trabajadores de la salud en Kenia, Ghana y Costa de Marfil figuran entre los vacunados como resultado de la distribución de vacunas por COVAX.

Detienen vacunación con Johnson & Johnson para investigar coágulos de sangre

Vacuna Johnson & Johnson de dosis única contra el COVID-19. (REUTERS/Dado Ruvic/Illustration/File Photo)

Las autoridades estadounidenses recomendaron detener la administración de la vacuna Johnson & Johnson contra el COVID-19 tras el reporte de varias personas afectadas por "un tipo raro y grave" de coágulo sanguíneo.

Un comunicado conjunto emitido este martes por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) y la Administración de Medicinas y Alimentos (FDA) informa de coágulos en al menos seis mujeres tras recibir la vacuna.

"Hasta el 12 de abril, se habían administrado más de 6,8 millones de dosis de la vacuna Johnson & Johnson (Janssen) en EEUU. El CDC y la FDA están revisando los datos de seis casos notificados en EEUU de un tipo raro y grave de coágulo de sangre en personas después de recibir la vacuna", señala la nota.

Las agencias federales investigan estos casos, en los que se observó una trombosis del seno venoso cerebral en combinación con niveles bajos de plaquetas en sangre. Los seis casos ocurrieron entre mujeres de entre 18 y 48 años, y los síntomas se presentaron de 6 a 13 días después de recibir la vacuna de dosis única.

El comunicado alerta que, aunque por lo general se usa un medicamento anticoagulante llamado heparina para tratar los coágulos de sangre, en este contexto, la "administración de heparina puede ser peligrosa y es necesario administrar tratamientos alternativos".

"Los CDC convocarán una reunión del Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización (ACIP) el miércoles para revisar más a fondo estos casos y evaluar su importancia potencial. La FDA revisará ese análisis, ya que también investiga estos casos. Hasta que se complete ese proceso, recomendamos una pausa en el uso de esta vacuna por precaución", subraya el comunicado.

Las autoridades sanitarias recomiendan a las personas que hayan recibido la vacuna J&J y que desarrollen dolor de cabeza intenso, dolor abdominal, dolor en las piernas o dificultad para respirar dentro de las tres semanas posteriores a la vacunación, que se comuniquen con su proveedor de atención médica.

"En este momento, estos eventos adversos parecen ser extremadamente raros. La seguridad de la vacuna contra el COVID-19 es una prioridad máxima para el gobierno federal, y tomamos muy en serio todos los informes de problemas de salud posteriores a la vacunación", concluye el comunicado.

Cargar más

Relaciones EEUU-Cuba

Más noticias
XS
SM
MD
LG