Enlaces de accesibilidad

Cuba

El Maleconazo: de esperanza de escape a revuelta popular (VIDEO)

Maleconazo: 26 años del estallido social en Cuba
please wait

No media source currently available

0:00 0:03:31 0:00

Maleconazo: 26 años del estallido social en Cuba

Hace 26 años, el 5 de agosto de 1994, el Malecón de la capital cubana presenció lo que desde muchas décadas atrás no ocurría en la isla comunista: una revuelta popular.

“Era viernes”, relató a Radio Televisión Martí el periodista independiente, Julio Aleaga Pesant, entonces publicista de la Corporación Gaviota. “A las dos de la tarde, el lada blanco de Gaviota me recogió. El calor era sofocante, el aire caliente y pegajoso. El auto se incorporó a la Avenida Malecón. En la intersección con 23, tuvo que disminuir la velocidad: Miles de personas estaban agolpadas hasta donde se perdía la vista. Cuerpos semidesnudos y famélicos circulaban por la acera y la vía. Muchos en bicicletas. En el Torreón de San Lázaro, la muchedumbre se multiplicó. El chofer sonó el claxon varias veces, sin resultado. No se inmutaban. Había niños y mujeres, entre el gentío. El carro rodaba al paso de los caminantes”.

please wait

No media source currently available

0:00 0:01:57 0:00

La tirantez por las carencias del llamado Período Especial aumentó después que los Guardafronteras interceptaran cuatro embarcaciones que pretendían llegar a Estados Unidos. Un rumor se esparció en las barriadas: el Gobierno permitiría la entrada de barcos desde la Florida para buscar a los familiares en Cuba tal como sucedió en 1980 con el éxodo del Mariel.

“Al terminar la reunión en el restaurante ‘Los doce apóstoles’ montamos en el automóvil, y al cruzar el túnel el panorama era inaudito. Las personas corrían por doquier, dos patrullas policiales habían sido lapidadas. A la derecha, por Avenida del Puerto, la policía antimotines avanzaba sobre la gente”, destacó Aleaga.

Vladimir Calderón Frías, asilado actualmente en Asunción, Paraguay, recuerda: “Yo vivía en Centro Habana. Se regó como pólvora que una protesta había detonado después que muchos habaneros se concentraran en el muelle de la lancha de Regla para esperar los barcos que iban a llegar desde Estados Unidos. La policía y las tropas de choque tenían rodeado el lugar pero los vecinos continuaron dirigiéndose al Malecón”.

Poco a poco el desengaño se apoderó de la gente al darse cuenta que no los iban a dejar salir y lo que al principio era sólo una esperanza de escape se convirtió en un alzamiento popular.

“Junto a Reynaldo Hernández y Bárbaro Lavastida del Consejo Unitario de Trabajadores Cubanos, y cientos de personas enardecidas, avanzamos hasta Neptuno, nos incorporamos a Lealtad y caminamos todo el Malecón hasta el hotel Deauville, gritando ‘Libertad’, ‘Abajo el comunismo’, ‘Abajo Fidel’, tirando contenedores de basura. La mayoría éramos muy jóvenes. Yo ya estaba vinculado al sindicalismo independiente desde hacía cinco años”, acotó orgulloso Calderón Frías.

La espontánea concentración se esparció por barrios de Prado y Santo Ángel de La Habana Vieja y Colón, San Leopoldo y Jesús María, de Centro Habana. Los participantes, impulsados por la ira y las penalidades, rompieron a su paso escaparates de tiendas en dólares y ventanales de negocios estatales.

“En Neptuno vi que habían roto las vidrieras de la tienda ‘Miami’ y de la que estaba al lado, que vendían en dólares calzados de marca. Se habían llevado todos los tenis”.

Horas más tarde la prensa oficial informó que se habían producido disturbios y acciones vandálicas por parte de elementos delincuenciales que querían robar y destruir las “tiendas del pueblo”.

“Llegamos al hotel Deauville, ubicado en donde confluyen las calles Galiano y Malecón, y vi que había unos camiones de la PNR y el ejército atravesados en la avenida del Malecón. Un militar vestido de verde subió un poco la capota de uno de los vehículos y pudimos ver el cañón de una sub ametralladora calibre 50. Poco rato después llegaron los contingentes Blas Roca. Traían consigo, tubos y una especie de fuetes y repartían golpes en la cara, las piernas en cualquier parte del cuerpo, tanto a mujeres como a hombres. Los manifestantes nos defendimos con lo que encontramos, pedazos de concreto, palos, cabillas, piedras. Hubo muchos lesionados de los dos bandos, a un hombre del Blas Roca le dieron un tubazo en la sien que le sacaron de orbita un ojo. Los enfrentamientos fueron violentos”.

“En otras partes dicen que dispararon tiros al aire, yo no los oí donde estaba”, aclaró Calderón Frías.

Decenas de camiones del ejército y jeeps con ametralladoras se apostaron en las zonas donde ocurrían las protestas.

“Siempre que recuerdo ese día me vienen a la memoria unos fortísimos golpes en la puerta de mi casa que me despertaron. Cuando abrí me encontré del otro lado a mi amigo el escritor Ernesto Santana quien me dijo ‘se está cayendo el comunismo y tú durmiendo’, rememoró el ahora corresponsal de Cubanet, Jorge Ángel Pérez.

“Fue entonces cuando escuché los helicópteros que sobrevolaban la ciudad. Sonó el teléfono de casa. Respondí. Era mi madre que también oyó los chillidos de la multitud y las avionetas”, dijo.

“Afuera, en la esquina de mi casa, había una bronca enorme entre una mulata alta y voluptuosa que estaba discutiendo con un militar vecino nuestro. Creo que era coronel. El, por supuesto, defendiendo a la Revolución y la mujer asegurando que se había caído el comunismo y vociferando ‘Abajo Fidel’. Le costó la cárcel”, apuntó Pérez.

“Cuando Santana y yo llegamos al Malecón vimos la dimensión que tenía todo aquello. Era mucha gente gritando, desafiando, libre, resuelta. Luego empezaron a arribar camiones que bajaban hombres vestidos de civil que golpeaban a todo el mundo y, algo después, vimos pasar a Fidel Castro en un jeep”, dijo

El alzamiento popular se prolongó durante varias horas. Castro se trasladó hasta la zona y pronunció un discurso donde llamó al pueblo a «derrotar a los apátridas» y acusó a los Estados Unidos de intentar «provocar un baño de sangre».

Aquellos, que hasta ese momento, habían estado gritando contra él, imbuidos de miedo, comenzaron a aplaudir y gritar "Viva Fidel", junto con centenares de movilizados por el gobierno, que desfilaron por el Paseo del Prado gritando consignas revolucionarias, con carteles y bates de aluminio en sus manos.

Después de las protestas, más de 35,000 cubanos abandonaron la isla en lo que se le llamó la Crisis de los Balseros. El presidente de los Estados Unidos, Bill Clinton, promulgó la política de pies mojados y pies secos en 1995 como reacción a la masiva emigración.

Vea todas las noticias de hoy

Piden 9 años a opositor por publicar vídeo de enfrentamiento entre vecinos y policías en Santiago de Cuba

Acoso a opositores en Santiago de Cuba Tomado de Facebook de UNPACU

El opositor cubano Yoennis Domínguez de la Rosa, de 35 años de edad, se enfrenta a una petición fiscal de nueve años de prisión por haber difundido en las redes sociales un vídeo grabado durante el enfrentamiento ocurrido en la ciudad de Santiago de Cuba entre vecinos y militares a causa de la violación a una niña de 8 años, según informó a Radio Televisión Martí en entrevista concedida a la periodista Ivette Pacheco.

"El problema", dice De la Rosa refiriéndose a los disturbios, " fue el 10 de febrero, a mi me localizan el día 12 de febrero y me tuvieron yendo a la Unidad 12, 13 y 14, que ya es el último día que ellos deciden apresarme porque, según el delegado del MININT en Santiago de Cuba, Julián, dice que él tenía orden del ministro, supongo que sea del ministro del Interior, de que yo tenía que ser detenido".

Dominguez de la Rosa, quien fuera liberado en agosto tras más de cinco meses en "calidad de detenido", sin presentación de cargos, explicó a Radio Martí que la petición fiscal, que le fuera entregada por su abogado el pasado viernes, esta llena de agravantes falsos.

"Se me llevó a la prisión, nunca me dijeron de qué yo estaba acusado. a los cuatro meses es que aparece un instructor y me dice que yo estoy acusado de desorden público. Yo estuve cinco meses y veinte días preso. Yo salí el 3 de agosto de fianza".

Cargos a autor de vídeos enfrentamiento vecinos y militares en Santiago de Cuba
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:23 0:00

"¿Qué ahora pasa?", se pregunta Yoennis Domínguez, "que el delito que ellos habían acordado conmigo, no lo hicieron. Ahora me acusan a mí como que yo cogí a esa masa de personas que están ahí en los vídeos y que los llevé allí, a ese lugar, y que los incité a que les tiraran piedras a los policias".

Del "delito" inicial de desorden público del cual supuestamente se le acusaba, a la lista y la gravedad de los delitos que oficialmente se le imputan a De la Rosa existe una considerable distancia.

"Yo recibí mi petición fiscal el viernes: autor principal y responsable del delito de atentado, desacato y desorden público, sanción conjunta, nueve años. Han puesto cosas en mi petición falsas, ponen que yo en el 2014 complí ocho meses de privación de libertad y yo nunca he estado preso, eso es para buscar más agravantes para que el tribunal me juzgue con más severidad".

El 10 de febrero de 2020, vecinos del reparto Nuevo Vista Alegre, en Santiago de Cuba y fuerzas combinadas del Ministerio del Interior se enfrentaron tras un intento de linchamiento al ciudadano acusado de violar a una niña de 8 años. Las imágenes más difundidas de este suceso fueron grabadas y publicadas por Domínguez de la Rosa.

OCDH: "Inconcebible" que Cuba se postule a Consejo DDHH ONU sin respetar unos 16 tratados internacionales

Patrullas de la policía bloquean el acceso al Malecón, en La Habana, durante el toque de queda establecido por el repunte de coronavirus. (YAMIL LAGE / AFP)

El Observatorio Cubano de Derechos Humanos (OCDH) calificó este lunes de "inconcebible" que Cuba se postule al Consejo de Derechos Humanos "sin ratificar o respetar al menos 16 tratados internacionales".

Un informe jurídico enviado a Michelle Bachelet, Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos cuestiona "la poca implicación jurídica" del Estado cubano en el Derecho Internacional y en su ordenamiento interno, según Yaxys Cires, director de Estrategia del OCDH.

Cires mencionó, sobre todo, los Pactos Internacionales de Derechos Civiles y Políticos y de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, que fueron firmados en 2008, "pero, transcurridos más de 12 años, el Estado cubano no ha procedido a ratificarlos, lo cual implicaría ajustar el ordenamiento interno [de la isla] a sus prerrogativas".

OCDH rechaza postulación de Cuba a Consejo DDHH ONU
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:38 0:00

La lista de pactos y tratados que La Habana incumple o no ha ratificado incluye además a las convenciones relacionadas con la tortura, las desapariciones forzadas, la discriminación contra la mujer, los derechos del niño y las personas con discapacidad, entre otros, según el informe jurídico.

Por ejemplo, la Convención contra la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes fue ratificada por Cuba en 1995. "No obstante, 25 años después, La Habana no reconoce la competencia del Comité contra la Tortura, para recibir y examinar comunicaciones de otros Estados partes y posibles víctimas que aleguen incumplimientos o violaciones de la convención".

Esto significa, según Cires, que su ratificación fue "una mera formalidad", lo que "propicia la impunidad" del régimen cubano.

El OCDH considera "preocupante" que La Habana no haya ratificado la Convención de 1951 sobre el Estatuto de los Refugiados y su Protocolo de 1967.

"En consecuencia, el país no se encuentra comprometido a cooperar con la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), o cualquier otro organismo de Naciones Unidas", explica el documento.

Otros convenios no ratificados por La Habana son la Convención de 1954 sobre el Estatuto de los Apátridas, la Convención de 1961 para Reducir los Casos de Apátridas, la Convención Internacional de 1990 sobre la Protección de los Derechos de todos los Trabajadores Migratorios y de sus Familiares o el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional.

En cuanto a la legislación nacional, el OCDH recuerda que la propia Constitución de la República prima sobre los tratados internacionales. Además señala la falta de independencia del poder judicial, supeditado al Partido Comunista, un código penal que establece "medidas predelictivas", así como leyes y decretos que limitan la libertad de opinión, expresión, reunión, manifestación y asociación.

Reportan 26 nuevos casos de COVID-19 en Cuba

Una enfermera chequea a un paciente en un centro de aislamiento de COVID-19 en La Habana. (YAMIL LAGE / AFP)

Las autoridades sanitarias reportaron este lunes 26 nuevos casos de coronavirus en Cuba, la cifra más baja en las últimas semanas, en medio de un repunte de la enfermedad que afecta principalmente a las provincias de La Habana (16) y Ciego de Ávila (6).

Los otros positivos fueron diagnosticados en Sancti Spíritus (2), Artemisa (1) y Matanzas (1).

En la capital, aunque las cifras de contagio son menores, la dispersión sigue siendo un riesgo epidemiológico importante, recalcó el jefe de epidemiología del Ministerio de Salud Pública, Francisco Durán.

Aún se mantienen 104 controles de foco y cinco eventos de transmisión local, y la decisión de retornar a la "relativa normalidad después del 30 de septiembre aún no está tomada", reportó el Tribuna de La Habana.

Sobre las pruebas rápidas, PCR, que medios estatales reportaron la semana pasada que habían sido suspendidas por ineficientes, Reynaldo García Zapata, vicepresidente del Consejo de Defensa Provincial (CPD) en La Habana, orientó "una ágil gestión" en su realización en los barrios con focos de contagio, y seguir su procesamiento hasta el final, informó el diario oficialista.

El CPD hizo un "aparte" para analizar "incumplimientos de los protocolos médicos y medidas de bioseguridad por parte de personal médico y administrativos en varios municipios". Según Tribuna de La Habana, los implicados "oportunamente recibirán las sanciones en consonancia con la gravedad de las consecuencias que sus acciones generan".

El total de contagios en todo el país desde que se lleva el récord oficial ascendió a 5,483. Los fallecidos se mantienen en 122. Dos pacientes permanecen en estado crítico y tres graves.

En el plan de inversiones de Cuba la producción de alimentos no ha sido prioridad, revelan estadísticas

Un campesino posa con su caballo en Cerrito de Naua, Cuba. Foto Archivo REUTERS/Alexandre Meneghini

En momentos en que Cuba atraviesa una de las peores crisis de alimentos de las últimas décadas, y los gobernantes pregonan insistentemente que garantizar la comida de los cubanos es la prioridad máxima del país, la prensa oficial reconoce que el régimen ha mantenido en los últimos años un patrón de desatención a la infraestructura agrícola y ganadera.

Un artículo de opinión publicado este lunes en el diario provincial de Ciego de Ávila ilustra con una gráfica de inversiones entre 2013 y 2019, construida a partir de datos de la Oficina Nacional de Estadísticas e Información, que los porcentajes han sido "ínfimos si se considera el rol estratégico que poseen dentro de la economía nacional".

"Los datos de los últimos años confirman la tendencia al estancamiento de los montos de inversiones en el sector de agricultura, ganadería, caza y silvicultura", indica el periodista Alden Hernández Díaz​.

Gráfica de inversiones publicada por Invasor.
Gráfica de inversiones publicada por Invasor.

"Desatenciones y falta de financiamiento acumulados dan al traste con el escenario actual. Entonces, si no estamos sobrados de alimentos, más bien lo contrario, ¿por qué no poner los recursos allí donde rendirán los mejores frutos?", se pregunta el articulista.

El periódico cita el deterioro de toda la infraestructura, el abandono de la siembra de pastos, forrajes y plantas proteicas, potreros perdidos por el marabú y vaquerías abandonadas en todo el país. Menciona además el caso de la provincia de Las Tunas donde al cierre de mayo último se registró la pérdida de 7 069 cabezas de ganado.

El periodista califica de "raquíticos aportes" la actual producción nacional de leche, un alimento que Cuba importa y recomienda gastar en Cuba "lo que tendremos que comprar fuera, con mercancías sujetas a los veleidosos vaivenes del mercado internacional".

El desabastecimiento de alimentos y otros productos de primera necesidad ha llegado a la prensa internacional, recientemente el diario estadounidense The New York Times mencionaba que la isla está "hundida en una de las peores crisis de alimentos en casi 25 años".

A raíz de la crisis en la economía cubana, agudizada por el azote de la pandemia, los gobernantes, ministros y la prensa oficial han divulgado el propósito de producir en el país los alimentos necesarios para la dieta de los cubanos, una política que han denominado "soberanía alimentaria".

En los últimos meses han hecho llamados a sembrar calabazas por los CDR, comer clarias, tripas y hasta cáscaras de plátano.

Sin embargo, expertos, economistas y la población en general consideran que el Estado ha sido incapaz en los últimos 60 años de garantizar una alimentación adecuada por lo que exigen y recomiendan que sean liberadas las fuerzas productivas de manera que los campesinos sean verdaderos propietarios de la tierra y puedan determinar qué cultivan y a qué precios lo venden, que los ganaderos puedan determinar sobre la producción de carne y leche.

El escritor e investigador camagüeyano Pedro Armando Junco López, hizo pública en agosto una exhortación al gobernante cubano Miguel Díaz-Canel que le costó la expulsión de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC).

En su carta pedía: "Deje de perseguir a los productores: permita que el pescador, pesque; que el agricultor siembre, que el ganadero críe… Pero deje al pescador que venda libremente su producto del mar, que el cosechero se las ingenie y comercialice sus siembras sin que medie el Estado, que el campesino mate su res y la venda al precio que le venga en ganas y se la compre el que pueda".

Recientemente el periodista independiente cubano Dagoberto Valdés en el artículo "El Estado y la alimentación del pueblo" analizaba la causa de la crisis generalizada y persistente en la isla.

"Todo el mundo sabe en Cuba qué es lo que genera pobreza, hambre, escasez, promesas, planes, burocratismo e inestabilidad: la centralización paternalista de un Estado que quiere controlarlo todo".

Médico afirma que colega expulsado es víctima de un totalitario e injusto gobierno

Médicos cubanos. (Archivo)

El doctor Manuel Guerra, trabajador del hospital municipal “Nicodemus Regalado” de Buenaventura, Holguín, afirmó que su colega, Alexander Raúl Pupo Casas, expulsado de la residencia estudiantil donde vivía en Las Tunas por criticar el sistema político y la economía de la isla, es víctima de un "totalitario e injusto gobierno".

Guerra hizo estas afirmaciones en Facebook llamando la atención sobre el caso de Pupo Casas, a quien el jueves la administración de la beca de la Facultad de Ciencias Médicas de la provincia oriental lo obligó a abandonarla, luego de que compartiera en redes sus criterios sobre los dirigentes del Partido Comunista, los sueldos de los profesionales de la Salud y la pobreza en Cuba.

La jefa del Servicio de Neurocirugía del Hospital Provincial Ernesto Che Guevara de Las Tunas, Liset Ponce de León Noriega, puso en duda en la misma red social la profesionalidad de Pupo Casas y cuestionó sus relaciones familiares.

Al respecto, dijo el doctor Guerra, “Intentan maquillar su imagen tras las falacias cotidianas que nos surte el Noticiero Nacional de la Televisión y vuelcan toda su ira sobre nosotros, cuando algún patriota, como lo es mi compañero, intenta buscar una explicación o una mejoría social exponiendo nuestros problemas cotidianos al público”.

Y se pregunta en su post: ¿Acaso es falso el trabajo que estamos pasando para adquirir un litro de aceite, para transportarnos o para llevar comida a nuestros hogares? ¿¿¿Acaso no se evidencia la mala intención y la mala administración de nuestro sistema en cada acto de decomiso y de usurpar la vida de emprendedores que podrían salvar nuestra decadente economía y que ellos lo exponen como acto de heroísmo???

“Necesitamos una democracia donde no existan este tipo de atrocidades. Necesitamos recuperar la dignidad de nuestro pueblo. No más injusticias. Viva Cuba Libre”, concluyó.Ma

Cargar más

XS
SM
MD
LG