Enlaces de accesibilidad

América Latina

El Amazonas, en llamas

Area de deforestación en Amazonas, estado Pará, el 13 de marzo de 2019. (Foto de Mauro Pimentel/AFP).

Los incendios forestales han alcanzado este año un récord de 72,843 en Brasil, según el centro de investigación espacial de Brasil INPE.

El aumento llega al 83% frente al mismo período de 2018 y el total es el mayor desde que comenzaron los registros en 2013.

INPE dijo que desde el jueves de la semana pasada las imágenes satelitales detectaron 9,507 nuevos incendios forestales, principalmente en la cuenca del Amazonas, hogar del bosque tropical más grande del mundo y al que se considera vital para contrarrestar el calentamiento global.

Las imágenes muestran el estado septentrional de Roraima cubierto de humo oscuro. El estado de Amazonas declaró el 9 de agosto una emergencia en el sur y en su capital, Manaos. Acre, en la frontera con Perú, ha estado en alarma ambiental desde el viernes pasado por los incendios.

Los fuegos han aumentado en Mato Grosso y Pará, dos estados agrícolas que han empujado la agricultura hacia la cuenca del Amazonas y donde se ha estimulado la deforestación.

Los incendios forestales son comunes en la estación seca, pero también son provocados por agricultores que queman ilegalmente tierras para dedicarlas a la cría de ganado.

La agencia espacial INPE dijo que la gran cantidad de incendios forestales no se puede atribuir solo a fenómenos naturales.

"No hay nada anormal en el clima este año o las lluvias en la región amazónica, que están un poco por debajo del promedio", dijo el investigador del INPE Alberto Setzer.

Vea todas las noticias de hoy

5 millones de dólares por la captura del líder de la narcoguerrillera ELN

Un mural alusivo la guerrilla del ELN en el casco urbano de la población de El Palo, Cauca, al surocidente de Colombia. (Archivo)

En Estados Unidos ofrecen 5 millones de dólares por la captura del líder de la ELN, buscados por la DEA y el FBI.

Estados Unidos ha puesto sus ojos en la guerrilla colombiana Ejército de Liberación Nacional como parte de su lucha contra las drogas.

Seis miembros del grupo guerrillero izquierdista fueron acusados de narcoterrorismo en un tribunal federal del sur de Texas, entre ellos un líder del ELN por el que se ofrece una recompensa de cinco millones de dólares, dijeron el lunes las autoridades estadounidenses.

Tres de los acusados fueron detenidos por las autoridades colombianas, informó la policía antinarcóticos de Estados Unidos, conocida como DEA por su nombre en inglés. Los otros tres, incluidos el cabecilla del ELN, Wilver Villegas Palomino, permanecen prófugos con pedido de captura.

Estas acciones “reafirman nuestro compromiso para desmantelar y quebrantar a este grupo narcoterrorista”, expresó el secretario de Justicia, William Barr.

Poco antes, desde su cuenta en Twitter, el secretario de Estado, Mike Pompeo, había dicho que Estados Unidos "está comprometido a ayudar al gobierno colombiano a desmantelar las organizaciones criminales transnacionales que operan en la región”. El Departamento de Estado, desde el 14 de Septiembre había anunciado la recompensa en su sitio digital.

Se trataría de la primera vez que miembros del ELN son acusados en los tribunales estadounidenses por presunto narcotráfico. Otros antes han enfrentado cargos de secuestro.

El anuncio tuvo lugar dos días después de un encuentro entre Pompeo y el presidente colombiano Iván Duque en el que ambos se comprometieron a profundizar las relaciones bilaterales.

Estados Unidos y Colombia son socios en la lucha contra las drogas y han firmado un acuerdo de extradición que ha permitido la llegada a este país de líderes narcotraficantes para enfrentar acusaciones en la justicia.

La DEA dijo que las autoridades de Colombia arrestaron a Yamit Picón Rodríguez, de 36 años; José Gabriel Alvarez Ortiz, de 26, y Henry Trigos Celón, de 43, a pedido de Estados Unidos.

Al igual que Villegas Palomino, conocido como “Carlos El Puerco”, también están prófugos Jaime Miguel Picón Rodríguez y Diomedes Barbosa-Montaño, todos de 38 años.

Villegas Palomino y los otros cinco miembros del ELN enfrentan tres acusaciones cada uno de distribución de drogas a sabiendas de que beneficiaba económicamente a personas u organizaciones terroristas, participar en una asociación ilícita que distribuía cocaína y en un grupo que distribuía la droga de manera internacional.

De acuerdo con las acusaciones radicadas en el distrito del sur de Texas, las acciones de esa asociación ilícita involucraron la distribución de cocaína desde Colombia a Estados Unidos para beneficiar económicamente al ELN durante 20 años.

“Como se alega, durante décadas, el ELN produjo y exportó toneladas de cocaína a Estados Unidos, usando comunidades en América para financiar sus actividades terroristas”, dijo el administrador interino de la DEA, Timothy Shea, tras destacar que las detenciones y acusaciones demuestran el trabajo conjunto realizado por los dos países.

La recompensa ofrecida por Villegas Palomino es parte de un programa específico del Departamento de Estado que ha llevado ante la justicia a más de 75 narcotraficantes desde que fue creado en 1986. En total se han pagado más de 130 millones de dólares por información que ha llevado al arresto de estos capos del narcotráfico.

El ELN nació 1965 como un proyecto político inspirado en la revolución cubana. Estados Unidos lo designó organización terrorista extranjera en 1997.

En 2017 el ELN inició en Cuba conversaciones de paz con el gobierno del entonces presidente colombiano Juan Manuel Santos (2010-2018), pero las partes no pudieron acordar un alto del fuego.

Los diálogos están congelados con el actual presidente Duque, quien ha dicho que no volverá a la mesa de conversaciones hasta que el ELN no libere a todas las personas que mantiene secuestradas y deje de cometer ataques.

(Con información de la agencia AP, FBI, DEA y el Departamento de Estado)

9/21/2020 2:53:13 PM (GMT -4:00)

Evo Morales irá a Cuba y no volverá a Bolivia, según ministro boliviano

En esta foto de archivo Miguel Díaz Canel y el expresidente de Bolivia Evo Morales. Ramón ESPINOSA / POOL / AFP

El ministro interino de Gobierno (Interior) de Bolivia, Arturo Murillo, apuntó este lunes la posibilidad de que el expresidente Evo Morales no vuelva a su país y vaya a Cuba. "Creo que se va a refugiar en Cuba", declaró Murillo a los medios durante un acto en el oriente del país.

La posibilidad de que Evo Morales regrese a Bolivia se comenta en el país desde la semana pasada, después de que interviniera en un acto por teléfono desde Argentina y asegurara que volverá al día siguiente si su partido gana las elecciones del próximo 18 de octubre.

"Lo primero que debería hacer Evo Morales es no ser cobarde, venir al país y dar la cara para ser juzgado por los actos de pedofilia, de corrupción y de tantos crímenes", comentó el ministro interino.

Morales tiene varias órdenes de la Fiscalía de Bolivia para que comparezca en procesos por acusaciones de genocidio, terrorismo y sedición, entre otras, algunos de ellos a instancias del Gobierno interino, además de denuncias por estupro aún bajo investigación, por supuestas relaciones con chicas menores de edad cuando era presidente.

El titular transitorio de Gobierno dijo que "está claro que no va a ganar" el partido del exmandatario, el Movimiento Al Socialismo (MAS), aunque Evo Morales "tenía intenciones de volver al poder". "No va a volver al poder nunca más, Evo Morales es el pasado", sentenció Arturo Murillo.

El candidato electoral del MAS, Luis Arce, defendió el pasado sábado el derecho a regresar del expresidente, que desde Argentina dirige la campaña de este partido para los comicios generales.

Morales dejó Bolivia el 11 de noviembre del año pasado rumbo a México y desde diciembre está en Argentina, tras denunciar que era forzado a salir de su país por un golpe de Estado que le negó entonces una nueva victoria electoral para un cuarto mandato consecutivo, entre denuncias de fraude electoral a su favor.

Aunque abogados del exmandatario han advertido de que no ha podido volver al no observar garantías constitucionales para ello e incluso temer por su vida, el candidato de su partido argumentó que Evo Morales tiene todo el derecho a retornar y defenderse ante la Justicia.

Las elecciones generales están pendientes en Bolivia desde que se anularon las de octubre del año pasado entre denuncias de fraude a favor de Morales, que él niega y están bajo investigación judicial.

El expresidente intentó ser candidato a senador por el MAS, pero primero el órgano electoral y luego una corte constitucional le negaron esa posibilidad al incumplir un requisito de residencia permanente en Bolivia.

El MAS va primero en las encuestas, e incluso algunas le dan posibilidad de victoria en primera vuelta.

(Con información de la agencia EFE, la prensa boliviano (El Deber) y las redes sociales)

Amnistía Internacional denuncia “cuarentena como castigo” en las Américas

Una mujer pasa junto a un cartel que llama al uso de la máscara como protección contra el coronavirus. (AP/Matias Delacroix)

En el nuevo informe de Amnistía Internacional (AI) titulado Cuando la protección se vuelve represión: Cuarentenas obligatorias durante COVID-19 en las Américas, la organización defensora de los derechos humanos pone de relieve la difícil situación por la que atraviesan decenas de miles de personas en Venezuela, El Salvador y Paraguay detenidas en centros de cuarentena a causa de la epidemia de COVID-19.

El informe, fehacientemente documentado, expone lo que puede ser considerado constitutivo de malos tratos tanto a migrantes, refugiados, personas que regresan a su país de origen como a habitantes de comunidades de bajos recursos, que son recluidos en centros de cuarentena gestionados por el Estado y que carecen de recursos elementales como agua corriente, asistencia sanitaria y además, en condiciones de insalubridad. “Las terribles condiciones”, expresa AI,“tienden a convertirlos en espacios contraproducentes donde se corre el peligro de contraer COVID-19”.

De acuerdo con Erika Guevara Rosas, directora de Amnistía Internacional para las Américas, “En muchas partes del mundo las autoridades han pedido a la población que se quede en casa o se ponga en cuarentena voluntariamente para atenuar el riesgo de contagio de COVID-19. Pero cuando los Estados confinan a decenas de miles de personas sin garantizar en cada caso la necesidad y proporcionalidad de la medida, las recluyen en condiciones terribles bajo supervisión militar o policial y las discriminan o usan la cuarentena como castigo, están convirtiendo una intervención de salud pública en una táctica represiva y punitiva”.

Según datos oficiales, en los últimos días del mes de agosto, las autoridades de Venezuela han obligado a cuarentena a cerca de 90.000 personas que regresaron al país al haber perdido sus trabajos y por ende, sus viviendas en países fronterizos como Colombia y Perú, las han enviado a centros de confinamiento considerados insalubres e inhumanos y que se hayan bajo supervisión militar.

En el caso de El Salvador, tras haber cerrado sus centros estatales de confinamiento a finales de agosto, el gobierno cuenta con más de 16.000 personas encerradas por cuarentena, algunas acusadas de haber violado la orden de confinamiento obligatorio a nivel nacional, otras que regresaban del extranjero y también las que se encontraban bajo sospecha de haber permanecido expuestas por contacto con personas cuyos resultados de las pruebas dieron positivo.

Erika Guevara Rosas, directora de Amnistía Internacional para las Américas
Erika Guevara Rosas, directora de Amnistía Internacional para las Américas

En Paraguay, desde fines de junio, las autoridades impusieron las medidas de cuarentena a más de 8.000 personas que, en su mayoría, regresaron al país tras haber perdido sus empleos en Brasil a causa de las medidas de confinamiento adoptadas por el gobierno de dicho país.

Sabemos por otras pandemias que los enfoques punitivos no protegen a las comunidades y que asociar un virus a comunidades concretas sólo conduce al estigma y la discriminación.

“Aunque estos gobiernos”, ha dicho Erika Guevara Rosas, “hayan tenido que reaccionar rápidamente ante una pandemia sin precedentes, Amnistía Internacional concluye que la imposición de cuarentenas gestionadas por el Estado se ha caracterizado por la arbitrariedad, sumada a su aplicación por fuerzas policiales y militares”.

Mientras la pandemia continúe amenazando a los países centroamericanos y exista la posibilidad de repetir las medidas de confinamiento, es vital tener en cuenta el resultado que arroja esta investigación inicial para que "las autoridades eviten recurrir a enfoques coercitivos, punitivos y discriminatorios al adoptar medidas de salud pública”, afirma AI.

“Sabemos por otras pandemias que los enfoques punitivos no protegen a las comunidades y que asociar un virus a comunidades concretas sólo conduce al estigma y la discriminación. En cambio, los enfoques basados en los derechos humanos, que empoderan a la gente con los conocimientos que necesita para proteger su salud y la dotan de recursos y el apoyo que necesita para cumplir medidas voluntarias, históricamente han demostrado ser más efectivas”, declaró Guevara Rosas.

Pompeo agradece a Duque apoyo para Venezuela "sin influencia maligna de Cuba, Rusia e Irán"

Saludos de Pompeo a Iván Duque en Colombia.

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, agradeció este sábado el apoyo del Gobierno del presidente colombiano, Iván Duque, para lograr en Venezuela una transición "sin la influencia maligna" de otros países.

Así lo expresó Pompeo en una declaración a la prensa luego dereunirse con Duque en Bogotá, en donde destacó el "apoyo brindado al presidente interino (de Venezuela) Juan Guaidó y por la transición democrática para una Venezuela soberana sin la influencia maligna de Cuba, Rusia e Irán".

Pompeo, quien termina en Colombia una gira suramericana llegó ayer a Bogotá procedente de la ciudad brasileña de Boa Vista, capital del estado amazónico de Roraima, donde se reunió con el canciller de ese país, Ernesto Araújo.

Sobre Venezuela, el presidente Duque aseguró que Colombia ha tenido una "política fraterna para atender hermanos y hermanas venezolanos, pero sabemos que la situación que se presenta allí es insostenible". "Esta semana la Organización de Naciones Unidas entregó un reporte donde confirma, a través de sus visitas en terreno, que Nicolás Maduro es un criminal de lesa humanidad y que su círculo cercano también está rodeado de criminales de lesa humanidad e insta a que se adelanten acciones en el marco de la justicia
internacional", agregó Duque.

Estados Unidos y Colombia, al igual que más de 50 países reconocen como presidente interino de Venezuela a Guaidó, jefe del Parlamento venezolano.
Pompeo también agradeció al Gobierno Duque el liderazgo "en la lucha contra Hezbolá en el hemisferio y por ejercer máxima presión sobre representantes de Irán (porque) es fundamental para la paz y la seguridad de todos los pueblos".

El secretario de Estado señaló que Estados Unidos y Colombia trabajan juntos porque "las naciones seguras y democráticas, que respetan el Estado de derecho, reflejan verdaderamente el deseo de sus pueblos y también son vecinos pacíficos y prósperos".

En su cuarta visita a Colombia, Pompeo destacó el manejo dado por Duque a la pandemia del coronavirus, que hasta el momento deja en el país 750.471 infectados y 23.850 fallecidos.

El funcionario estadounidense dijo que Duque realizó tareas "en el ámbito de la salud pública que salvaron decenas de miles de vidas" tanto de colombianos como de los migrantes venezolanos. Por su parte, Duque agradeció al Gobierno del presidente estadounidense Donald Trump el respaldo para luchar contra el terrorismo y el narcotráfico, delitos que generan violencia en Colombia.

(Con información de la agencia EFE y redes sociales)

Pompeo visita Guyana entre su paso por Brasil y Colombia

Pompeo en Guyana

El secretario de Estado de Estados Unidos Mike Pompeo visitó Guyana el viernes en busca de afianzar lazos con el país sudamericano.

En su breve visita, Pompeo y el presidente Irfaan Ali firmaron acuerdos para fortalecer las inversiones estadounidenses y la cooperación bilateral en energía e infraestructura, al tiempo que prometieron profundizar la cooperación en seguridad marítima y contra el tráfico de drogas.

Pompeo elogió el respaldo de Ali al Grupo de Lima, un organismo regional de naciones aliadas con Washington que ha propugnado por una solución diplomática a la crisis en Venezuela.

El nuevo presidente de Guyana hizo algunas de sus declaraciones más enérgicas hasta ahora sobre Venezuela. “Nosotros respaldamos la necesidad de elecciones libres y justas en nuestro hemisferio”, dijo Ali. “Con urgencia, creemos que los valores y principios democráticos deben ser respetados también en Venezuela”.

Es la primera visita de este tipo de un funcionario estadounidense de rango tan alto, y resalta la creciente importancia estratégica de Guyana. El país tiene frontera con Venezuela y es ahora un importante productor de petróleo, lo que lo hace un aliado atractivo para expandir la influencia política y económica de Estados Unidos en la región.

El viaje de Pompeo se produce luego de cinco meses de agitación política en Guyana tras una disputada elección en marzo. Ali fue juramentado en agosto tras una larga batalla legal, un recuento de votos ordenado por el tribunal supremo y presiones internacionales para la renuncia del presidente saliente David Granger.

“Estados Unidos está listo para ser su socio”, dijo Pompeo.

Durante una visita rápida a la ciudad brasileña de Boa Vista posteriormente en el día, Pompeo dijo que Estados Unidos está facilitando 348 millones de dólares adicionales a fin de ayudar a los refugiados venezolanos, incluidos 30 millones para los que se encuentran en Brasil, con lo que la contribución total suma más de 1.200 millones de dólares.

“Ellos quieren lo que todos los seres humanos: dignidad. Quieren una Venezuela democrática, pacífica y soberana a la que llamen patria, una donde ellos y sus hijos puedan encontrar empleos y vivir con esa dignidad”, declaró Pompeo al lado del canciller brasileño Ernesto Araújo.

Las escalas en Guayana y Brasil son parte de una gira de tres días por cuatro naciones, todas las cuales rodean a Venezuela, donde el intento del dirigente opositor Juan Guaidó para deponer a Maduro se ve cada vez más débil. El apoyo del gobierno de Trump a Guaidó ha sido una pieza clave de la política estadounidense en la región. Y casi seguramente va a ser centro de atención para miles de votantes hispanos en Florida, donde Trump está en una contienda apretada con el candidato presidencial demócrata Joe Biden.

Desde Caracas, Maduro acusó a Pompeo de emprender una “gira guerrerista” y de tratar de “poner a los gobiernos del continente a organizar una guerra contra Venezuela”.

“Pompeo está llamando a una guerra contra Venezuela, pero ha fracasado”, afirmó el mandatario durante un acto en el oeste de la capital que difundió la televisora estatal.

Sin presentar pruebas, Maduro acusó a Washington y a la oposición venezolana de haber activado planes para “perturbar gravemente la paz” de la nación suramericana, y reiteró el anuncio que realizó la semana pasada sobre la captura en el occidente del país del supuesto espía estadounidense Matthew John Heath, quien fue imputado de los delitos de terrorismo, tráfico ilícito de armas y asociación delictuosa.

“Es muy conspicuo que Pompeo esté visitando a todos los vecinos de Venezuela”, dijo Geoff Ramsey, del centro de estudios Washington Office on Latin America. “La realidad es que estamos en una campaña electoral nacional y esta es una Casa Blanca que ve la política sobre Venezuela como algo inextricablemente ligado a su campaña electoral en Florida”.

(Con información de AP y redes sociales)

Cargar más

XS
SM
MD
LG