Enlaces de accesibilidad

Estados Unidos

EEUU apoya elecciones anticipadas en Nicaragua

Nicaragüenses reviven el principio de su lucha contra el Gobierno de Ortega

El Gobierno de Donald Trump defendió hoy que la convocatoria de elecciones anticipadas en Nicaragua puede representar "un camino constructivo" para superar la crisis sociopolítica que ha dejado ya cerca de 200 muertos en esepaís centroamericano.

"Observamos el clamor generalizado entre los nicaragüenses de unas elecciones anticipadas. Estados Unidos cree que las elecciones anticipadas representan un camino constructivo", dijo la portavoz del Departamento de Estado, Heather Nauert, en un comunicado.

Además de la defensa de los comicios, EE.UU. urgió al Gobierno de Daniel Ortega el "pleno cumplimiento" del acuerdo alcanzado la semana pasada con la oposición para invitar a comisiones de la Organización de Estados Americanos (OEA), Naciones Unidas (ONU) y la Unión Europea (UE).

"EE.UU. sabe que el Gobierno de Nicaragua ha aceptado otra visita de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), y recomienda que empiece de inmediato", dijo Nauert.

La portavoz de la diplomacia exterior estadounidense aprovechó su pronunciamiento para volver a condenar la violencia "patrocinada por el Gobierno" en Nicaragua, especialmente un incendio de una casa que también funcionaba como negocio en el que este sábado murieron seis
personas en Managua.

"Los ataques y las amenazas contra manifestantes pacíficos y la población general son inaceptables, y deben cesar", dijo Nauert.

La Conferencia Episcopal de Nicaragua ya propuso a principios de mes a Ortega adelantar las elecciones generales para el 29 de marzo de 2019, sin que en ellas sea posible su reelección, con el fin de superar la crisis que atraviesa el país.

Por su parte, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, también defendió en mayo que la solución a la crisis en el país centroamericano "debe ser electoral".

EFE

Vea todas las noticias de hoy

EEUU: Ley de Prevención del Trabajo Forzoso Uigur en China

Marco Rubio, senador republicano de origen cubano. (Andrew Harnik / AFP).

Los senadores estadounidenses Marco Rubio y Jeff Merkley reintrodujeron la Ley de Prevención del Trabajo Forzoso Uigur en China.

Este proyecto de ley bipartidista garantizará que los bienes fabricados con trabajo forzoso en la Región Autónoma Uigur de Xinjiang, XUAR, no ingresen a Estados Unidos, dijo Rubio en un comunicado.

A principios de año, el Departamento de Estado emitió un informe acerca de que el Partido Comunista de China está cometiendo crímenes de lesa humanidad y genocidio contra uigures y otras minorías musulmanas en Xinjiang.

“Dado que el Partido Comunista de China está cometiendo abusos atroces de los derechos humanos contra los uigures y otras minorías musulmanas, incluido el genocidio y los crímenes contra la humanidad, no hay excusa para hacer la vista gorda. En su lugar, debemos hacer todo lo que esté a nuestro alcance para detenerlos", dijo Rubio.

“Este proyecto de ley es un paso importante en esa dirección. Mi Ley bipartidista de prevención del trabajo forzoso uigur garantizaría que el PCCh no se beneficie de sus abusos al impedir que los productos elaborados con trabajo forzoso entren en nuestras cadenas de suministro", concluyó el senador por la Florida.

Biden habla con Putin por primera vez desde que asumió la presidencia

El presidente de EE.UU., Joe Biden conversó el lunes 26 de enero con su par ruso Vladimir Putin, anunció la Casa Blanca.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, conversó el martes con su homólogo ruso Vladimir Putin sobre el aún vigente tratado de armas nucleares, la detención del disidente Alexei Navalny y el futuro de las relaciones bilaterales entre ambas naciones.

Según anunció la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, en una comparecencia pública, ambos líderes discutieron la posible extensión del Nuevo Tratado de Reducción de Armas Estratégicas, conocido como New START, "por cinco años”.

Además, acordaron que sus equipos trabajen “urgentemente para completar esa extensión” antes del 5 de febrero, confirmó luego la administración Biden en una declaración escrita.

De confirmarse el acuerdo el próximo mes, sería un paso adelante que da Biden respecto a su predecesor, el expresidente Donald Trump, que no pudo llegar a un acuerdo parecido con el gobierno ruso, debido a los desacuerdos entre ambos gobiernos.

Según trascendió, los mandatarios acordaron explorar discusiones sobre la estabilidad estratégica en cuanto al “control de armas y temas de seguridad emergentes”.

Igualmente, informó la Casa Blanca, Biden recalcó “el firme apoyo de Estados Unidos a la soberanía de Ucrania”, y sobresalieron los temas del envenenamiento del disidente ruso Alexei Navalny, el hackeo reciente a SolarWinds -una empresa estadounidense desarrolladora de programas informáticos- y los informes de que el Kremlin ofrece "recompensas" por la muerte de soldados estadounidenses en Afganistán.

Agregó que fue ventilado el tema de la interferencia “en las elecciones estadounidenses de 2020” y que los mandatarios “acordaron mantener una comunicación transparente y consistente en el futuro”.

El diario la Gaceta de Rusia, citando a fuentes del Kremlin, dijo que en la conversación Biden y Putin “consideraron oportunidades de cooperación en la lucha contra la pandemia de coronavirus, así como en otras áreas, incluidas las comerciales y económicas”.

La Casa Blanca advierte al gobierno de Nicolás Maduro (VIDEO)

La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, durante una rueda de prensa en la residencia presidencial, el 26 de enero de 2021.

La Casa Blanca reiteró que "perseguirá" a quienes se vean involucrados en actos de corrupción o cometan violaciones de los derechos humanos en el país latinoamericano.

La administración del presidente Joe Biden advirtió este martes al gobierno de Venezuela que no dejará pasar por alto las corruptelas ni las violaciones de los derechos humanos que se comentan allí, y adelantó que "perseguirá" a quienes cometan este tipo de crímenes.

"El objetivo último del gobierno es apoyar una transición pacífica y democrática de Venezuela, a través de unas elecciones libres y justas", declaró la vocera de la Casa Blanca, Jen Psaki, durante una rueda de prensa.

Para ello, agregó, Washington "perseguirá a individuos implicados en corrupción, violaciones de derechos humanos".

El objetivo último del gobierno es apoyar una transición pacífica y democrática"
Jen Psaki, portavoz de la Casa Blanca

La funcionaria, que había sido preguntada inicialmente sobre si el nuevo presidente planea mantener la protección a los migrantes venezolanos en EE. UU. firmadas por el presidente Donald Trump el día antes de que acabara su mandato, apuntó que el nuevo gobierno buscará reforzar la "vía diplomática multilateral" como forma de presión con el objetivo de alcanzar "una salida democrática".

En cualquier caso, Psaki recalcó que la Administración Biden "se centrará en hacer frente a la crisis humanitaria" que atraviesa el país y que, de acuerdo con la ONU, ha llevado a más de 5,4 millones de venezolanos a abandonar su país.

Jen Psaki en rueda de prensa en la residencia presidencial
please wait

No media source currently available

0:00 0:00:25 0:00

El comentario de la nueva portavoz del Gobierno se produjo poco después de que el Senado confirmará a Anthony Blinken como nuevo secretario de Estado.

Durante su audiencia de confirmación ante el Senado, celebrada hace una semana, Blinken adelantó que la Administración Biden no planea dejar de reconocer a Juan Guaidó como presidente interino de Venezuela ni a la Asamblea Nacional como la "única institución elegida democráticamente".

Además, el nuevo jefe de la cartera de Exteriores ha defendido la estrategia de imponer sanciones, pero ha abogado por revisar este mecanismo para garantizar que se aplican "más eficazmente”.

“Necesitamos una política efectiva que restaure la democracia en Venezuela”, argumentó hace una semana Blinken durante su audiencia de confirmación ante el Senado.

Estados Unidos ultima la adquisición de 200 millones de vacunas más

Viales de vacunas Pfizer para prevenir COVID-19

El gobierno de Estados Unidos está ultimando la adquisición de 200 millones de vacunas más con las empresas farmacéuticas Pfizer y Moderna, con la intención de que la entrega se realice en verano, anunció este lunes el presidente Joe Biden, informó la Voz de América, VOA.

“Pronto podremos confirmar la compra de cien millones de vacunas a cada una de las dos compañías aprobadas por la Administración de Alimentos y Medicamentos: Pfizer y Moderna", adelantó el mandatario durante un acto en la Casa Blanca, en el que subrayó: "No las tenemos aún, están pedidas".

El anuncio se produce en un momento en que -debido a los retrasos- países como Italia han amenazado con demandar a las compañías farmacéuticas que no cumplan con sus plazos de entrega, al tiempo que expertos y organismos internacionales, como la Organización Mundial de la Salud, OMS, están alertando contra el acopio de vacunas por parte de las naciones más poderosas.

Biden decretó que, hasta entonces, el gobierno federal incremente la entrega y abra aún más el grifo de su reserva, la cual, no obstante, se encuentra en peores circunstancias de lo esperado, según reconoció el propio mandatario. "Hasta hace poco descubrimos que la reserva estaba en peores condiciones de lo que nos dijeron, de lo que esperábamos", lamentó.

Senado de EEUU confirmó a Antony Blinken como secretario de Estado

Antony J. Blinken en su audiencia de confirmación para ser Secretario de Estado, ante el Comité de Relaciones Exteriores del Senado de los EEUU. (Graeme Jennings / Pool vía REUTERS)

El Senado de EEUU confirmó este martes a Antony Blinken como secretario de Estado por 78 votos a favor y 22 en contra.

Blinken, antiguo aliado de Biden, reemplaza a Mike Pompeo. Este es el cargo más importante del gabinete y el cuarto en la línea de sucesión de mando.

Blinken, de 58 años, fue subsecretario de Estado y vice asesor de seguridad nacional durante la presidencia de Barack Obama.

Blinken iniciará su gestión el miércoles tras ser juramentado, dijeron fuentes allegadas. “El liderazgo de Estados Unidos sigue siendo importante”, declaró Blinken ante la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado en su audiencia de confirmación el 19 de enero.

“La realidad es que el mundo simplemente no se organiza por su cuenta. Cuando no participamos, cuando no lideramos, ocurren una de dos cosas: O algún otro país trata de reemplazarnos de una manera que no beneficiará nuestros intereses ni nuestros valores o, lo que podría ser igual de lamentable, nadie toma ese lugar y reina el caos”.

A pesar de su declaración Blinken prometió que Estados Unidos se relacionará con el mundo con humildad y confianza, afirmando: “Tenemos mucho trabajo que hacer a nivel interno para proteger nuestra reputación a nivel internacional”.

Blinken dijo a los legisladores que estaba de acuerdo con algunas iniciativas de política exterior tomadas por el presidente Trump. Mencionó como ejemplo el establecimiento de relaciones entre Israel y varios países árabes y la posición enérgica ante China en los temas de derechos humanos y las disputas en el Mar de China Meridional.

El senador demócrata Bob Menéndez dijo que la abrumadora confirmación de Blinken es una excelente manera de comenzar "nuestro trabajo hacia un futuro más brillante para la política exterior de Estados Unidos".

El senador republicano Ted Cruz dijo en un comunicado que las “políticas que el Sr. Blinken se ha comprometido a implementar como Secretario de Estado, especialmente con respecto a Irán, erosionarán peligrosamente la Seguridad Nacional de Estados Unidos y pondrán a la administración Biden en un rumbo de colisión con el Congreso”.

Agregó Cruz que Blinken se “comprometió a reingresar al catastrófico acuerdo nuclear Obama-Biden con Irán, incluso aliviando las sanciones por terrorismo al régimen iraní y poniendo fin al embargo internacional de armas, a pesar de la oposición de cientos de miembros del Congreso en ambas cámaras a levantar esa presión. En su testimonio ante el Comité de Relaciones Exteriores del Senado, incluso criticó el ataque contra el general iraní Qasem Soleimani, un logro importante que fue aplaudido por una abrumadora mayoría bipartidista de senadores en una votación registrada".

Por su parte, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, felicitó a Blinken y dijo que compartía con él los mismos puntos de vista sobre la democracia y los derechos humanos.

Cargar más

XS
SM
MD
LG