Enlaces de accesibilidad

Estados Unidos

Fiscal especial de EE.UU destapa injerencia rusa en las elecciones de 2016

El fiscal especial Robert Mueller.

Los acusados, “haciéndose pasar por estadounidenses y creando identidades estadounidenses falsas”, manejaban grupos en redes sociales creados para atraer a la audiencia del país. NIngún estadounidense ha sido acusado.

Trece individuos de nacionalidad rusa y tres entidades rusas fueron acusados el viernes de orquestar una compleja trama para interferir en las elecciones presidenciales estadounidenses del 2016 mediante propaganda en las redes sociales.

Cuando todas las miradas estaban puestas en la Casa Blanca, el fiscal especial Robert Mueller, encargado de investigar si el equipo de Donald Trump se coordinó con el Kremlin para dañar a Hillary Clinton, ha destapado la fábrica de las fake news y acusado a 13 ciudadanos rusos y tres entidades del mismo país por interferir en las elecciones de 2016.

El gigantesco operativo, bautizado como Proyecto Laktha, empleaba a cientos de personas y creó desde San Petersburgo una espesa red dedicada a la intoxicación política que actuaba en EEUU.

Los rusos acusados por la oficina del fiscal del fiscal especial Mueller, son: Yevgeniy Viktorovich Prigozhin, Mikhail Ivanovich Bystrov, Mikhail Leonidovich Burchik, Aleksandra Yuryevna Krylova, Anna Vladislavovna Bogacheva, Sergey Pavlovich Polozov, Maria Anatolyevna Bovda, Robert Sergeyevich Bovda, Dzheykhun Nasimi Ogly Aslanov, Vadim Vladimirovich Podkopaev, Gleb Igorevich Vasilchenko, Irina Viktorovna Kaverzina, and Vladimir Venkov.

La acusación, presentada por la oficina del fiscal especial Mueller, dice que los rusos crearon mensajes falsos en el internet haciéndose pasar por activistas políticos estadounidenses y compraron publicidad en forma fraudulenta, todo con el fin de inclinar a la opinión pública en una campaña fuertemente disputada.

Según los cargos presentados las operaciones rusas difundieron información falsa contra la candidata presidencial demócrata Hillary Clinton, y otros candidatos tales como Ted Cruz y Marco Rubio, apoyaron a Bernie Sanders y también al candidato Donal Trump.

De acuerdo con el acta de acusación, la Agencia de Investigación del Internet, una fábrica rusa de mensajes abusivos, insultos y amenazas empezó a entrometerse en la política estadounidense en 2014 y continuó hasta la elección presidencial de 2016.

Los acusados, “haciéndose pasar por estadounidenses y creando identidades estadounidenses falsas”, manejaban grupos en redes sociales creados para atraer a la audiencia del país.

Las empresas implicadas (Internet Research Agency LLC, Concord Management and Consulting y Concord Catering) estaban ubicadas en San Petersburgo. Pero a través de una red de compañías subsidiarias y tapadera, operaban tanto en Rusia como en otros países. Financiados con “millones de dólares”, sólo Internet Research Agency empleaba, según el FBI, a “cientos de personas”. Entre ellas figuraban especialistas en la creación de personalidades ficticias, utilizadas para sembrar sus mensajes sin ser descubiertos.

“Con el tiempo, estas cuentas en redes sociales se convirtieron en los medios con que los acusados llegaban a números significativos de estadounidenses con el fin de interferir en el sistema político estadounidense”, dice el acta.

La intención de la injerencia, dice el acta de acusación, era “sembrar la discordia en el sistema político estadounidense, incluso en la elección presidencial de 2016”.

En el operativo también se incluía la recluta de estadounidenses para que, como activistas de base, desarrollasen actividades políticas y participasen en protestas. Estos norteamericanos, según el FBI, desconocían que estaban tratando con rusos.

El “objetivo estratégico” de los rusos era sembrar discordia, dice la acusación. Para inicios a mediados de 2016, sus esfuerzos “incluían” apoyar la campaña de Trump y desprestigiar a Clinton.

Los rusos también se comunicaron con “individuos inocentes” asociados con la campaña de Trump y otros activistas políticos para coordinar las actividades.

La acusación presentada por el equipo de Mueller incluye ocho cargos. El de conspiración para engañar a Estados Unidos alcanza a todos los imputados. Luego también se incluye fraude bancario, robo y suplantación de identidad. Ningún ciudadano estadounidense ha sido acusado.

La vocera de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders dijo que Trump había sido informado sobre la acusación, pero no hizo otras declaraciones.

Los cargos son congruentes con la evaluación de la comunidad de inteligencia, que meses después de la elección describió una campaña del gobierno ruso para entrometerse en la elección en beneficio de Trump.

Se les acusa de asociarse ilícitamente para “obstruir las funciones legítimas del gobierno de Estados Unidos mediante el fraude y el engaño”, incluso mediante gastos relacionados con la elección de 2016, el no registrarse como agentes foráneos que realizaban actividades políticas y la obtención de visas mediante declaraciones falsas y fraudulentas.

Algunos rusos viajaron a Estados Unidos “bajo pretextos falsos” para reunir información y utilizaron infraestructura informática radicada parcialmente en Estados Unidos para ocultar el origen ruso de su obra.

Según el acta, la Agencia de Investigación del Internet fue fundada por el empresario Yevgeny Prigozhin, de San Petersburgo, apodado el “chef de Putin” porque su cadena de restaurantes y catering organizaba las cenas del líder del Kremlin para dignatarios extranjeros. La agencia también era financiada por las empresas controladas por él, según el acta.

(Escrito con información de la agencia AP y el diario español El País)

Vea todas las noticias de hoy

Joe Biden dice que sólo hablará asuntos con Putin en los que ambos países pueden cooperar

Presidente de los Estados Unidos, Joe Biden

El presidente Joe Biden aseguró durante una conferencia de prensa después de la cumbre de la OTAN que solo discutirá con el presidente de Rusia, Vladimir Putin, áreas en la que ambos países pueden cooperar.

El mandatario estadounidense detalló en la conferencia que le “dejará claro” al presidente ruso que hay áreas en las que pueden cooperar si así lo desea. Sin embargo, de no querer cooperar y si actúa de la manera que lo hizo en el pasado, refiriéndose a asuntos relacionados con la ciberseguridad y algunas otras actividades, entonces Estados Unidos responderá.

Biden expresó sus esperanzas de que Putin muestre interés en “cambiar la percepción que el mundo tiene de él”.

El presidente estadounidense dijo que si el líder de la oposición rusa, Alexei Navalni, muere en prisión sería una tragedia y otra muestra de que Rusia no respeta los derechos humanos básicos y fundamentales.

De la misma manera, Biden señaló que la mayoría de los líderes mundiales con los que ya se había reunido, consideraban totalmente apropiado que se reuniera tan temprano en su presidencia con el líder del Kremlin.

(Con reporte de Michell Sagué)

Frontera, armas y migración en la agenda de Mayorkas en México

El secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, habla con los medios de comunicación fuera del Centro Cultural Little Haiti, el martes 25 de mayo de 2021, en Miami.

El secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Alejandro Mayorkas, inicia este lunes una visita de dos días a México la para reunirse con funcionarios del gobierno mexicano.

Es el primer viaje internacional de Mayorkas, desde que fue ratificado en el cargo en febrero pasado.

La visita está prevista hasta el martes, dijo el departamento de Seguridad Nacional en un comunicado la pasada semana. Buscará abordar temas de interés mutuo, dijeron ambas partes.

El canciller mexicano, Marcelo Ebrard, informó que entre los temas a tratar está la reapertura total de la frontera entre ambos países, tras más de un año de restricciones a viajes no esenciales por vía terrestre para frenar la pandemia. También recordó que el millón de vacunas contra COVID-19 entregadas por Estados Unidos serán usadas en la frontera.

"No estamos pensando que de un día a otro dirán que no habrá restricción sino que traten las diferentes modalidades y probablemente puedan ser diferentes ritmos por cada una de las ciudades", dijo el canciller mexicano.

Ebrard dijo además que en materia de seguridad nacional uno de los temas que preocupa a México es que se logre disminuir el tráfico de armas de Estados Unidos a territorio mexicano.

"Así como México tiene que hacer muchas cosas para reducir la producción y trasiego de drogas a Estados Unidos, Estados Unidos debe limitar drásticamente el acceso de armas de alto poder para evitar que la delincuencia (de México) lo tenga, ese es el acuerdo", dijo el canciller.

Ebrard y Mayorkas conversaron por primera vez el pasado 4 junio sobre temas como la meta de procurar una migración ordenada, segura y regular, así como compartir información de Inteligencia para desmantelar redes del narcotráfico y el tráfico de armas.

México: EE.UU. Previa visita Mayorkas
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:15 0:00

[Con información de Sara Pablo, desde México]

Biden ratificará cláusula de defensa mutua a aliados de la OTAN (VIDEO)

Los líderes de la OTAN posan para una foto antes de la cumbre de la alianza que comenzó el lunes 14 de junio de 2021 en Bruselas. REUTERS/Yves Herman/Mancomunada.

Una cumbre de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) que comenzó este lunes en Bruselas tiene como punto principal discutir el concepto estratégico de la alianza, en la primera participación de Joe Biden como presidente de Estados Unidos.

La OTAN actualizó ese documento en 2010, pero las amenazas y los retos que enfrenta en la actualidad han cambiado desde entonces.

“Por ejemplo, en el actual concepto estratégico China ni siquiera se menciona, y el cambio climático apenas aparece. Y por supuesto, nuestra relación con Rusia era muy diferente comparada con la que tenemos hoy”, dijo el viernes a los reporteros el secretario general de la organización, Jens Stoltenberg.

Según Stoltenberg, “hoy estamos en el punto más bajo de nuestra relación con Rusia desde la Guerra Fría, y los ataques cibernéticos más sofisticados y otros muchos desafíos han evolucionado en estos años”.

LA OTAN se abstuvo de discutir cambios a su concepto estratégico durante la presidencia de Donal Trump.

“Los europeos no querían abrir esa caja de Pandora durante la administración Trump porque no sabían lo que diría Estados Unidos”, señaló Dan Hamilton, director del programa Global Europe del Wilson Center.

Trump tuvo un tensa relación con los otros líderes de la alianza militar, a quienes reprendió repetidamente para que aumentaran sus presupuestos de defensa (“cuotas” a la OTAN, como erróneamente los llamaba) y cuestionó la cláusula de defensa mutua, conocida como el Artículo 5.

El asesor de seguridad nacional de Estados Unidos, Jake Sullivan, dijo el domingo: “Nosotros cuidamos sus espaldas como ellos cuidan de la nuestra”.

Sullivan dijo a los reporteros que viajan con Biden que las conversaciones de este lunes de la OTAN estarán enfocadas en la seguridad colectiva, “la intersección entre clima y seguridad”, terrorismo, ciberseguridad y Rusia.

China estará incluida en una declaración oficial del grupo “de una forma más robusta de la que se ha visto anteriormente”, añadió.

A su llegada el lunes para la reunión, Stoltenberg dijo que hay oportunidades de trabajar con China en temas como cambio climático y control de armas, pero la OTAN ha observado la “significativa expansión militar” y el “comportamiento coercitivo de China”.

“No estamos entrando en una nueva Guerra Fría y China no es nuestro adversario ni nuestro enemigo, pero necesitamos abordar juntos, como alianza, los retos que impone el surgimiento de China a nuestra seguridad”, explicó Stoltenberg.

Biden sostendrá conversaciones separadas este lunes con los presidentes de Estonia, Letonia y Lituania, lo que Sullivan describió como “un poderoso ejemplo de gobernanza en el flanco este de la OTAN”.

Biden, quien llegó el domingo a Bruselas, participará también el martes en una cumbre con los líderes de la Unión Europea, y el miércoles en Ginebra con el presidente ruso Vladimir Putin.

Para este encuentro, “el presidente quiere tener un fuerte viento a sus espaldas de su reunión con los aliados de la OTAN”, dijo Hamilton a la Voz de América.

Expectativa por el encuentro de Joe Biden y Vladimir Putin
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:15 0:00

Biden celebra los resultados de la Cumbre del G7 y la presencia de EEUU en el escenario internacional

El presidente Joe Biden en la cumbre del G7 el 13 de junio de 2021. (Brendan Smialowski / AFP).

El presidente Joe Biden declaró este domingo al cierre de la cumbre de líderes del G7 en Inglaterra que el encuentro presencial de tres días ha resultado "extraordinariamente colaborativo y productivo" para desarrollar medidas que combatan la pandemia e impulsen la economía global.

"Estados Unidos vuelve a estar en la mesa", afirmó Biden en una rueda de prensa.

El mandatario estadounidense recalcó la relevancia del compromiso adquirido por el G7 de donar mil millones de vacunas contra el coronavirus a países en desarrollo y el acuerdo para impulsar una tasa mínima para las grandes corporaciones.

Biden, que el lunes participa en la cumbre de la OTAN en Bruselas y el miércoles se reúne en Ginebra con el presidente ruso Vladímir Putin, sostuvo que la cumbre del Grupo de los siete países democráticos mas avanzados del mundo ha servido para "restablecer la credibilidad estadounidense" entre sus socios internacionales.

"Todos los que estaban en la mesa han comprendido la gravedad de los retos a los que nos enfrentamos, así como la responsabilidad de nuestras democracias de dar un paso adelante y ser útiles al resto del mundo. De eso trata el G7", esgrimió en su primera intervención ante la prensa como presidente de EEUU en el extranjero.

La Casa Blanca indicó que una de las metas de Biden en este periplo es fortalecer el multilateralismo.

Biden aseguró que los planes sanitarios acordados por los miembros del grupo -el Reino Unido, Alemania, Francia, Italia, Japón, Canadá y la Unión Europea, además de Estados Unidos- contribuirán a acabar con esta pandemia y "anticipar la próxima cuando llegue".

El mandatario estadounidense dedicó espacio de su intervención a abordar el reto que representan las prácticas "anticomerciales" de China y la necesidad de adoptar una "estrategia común y coordinada" en ese terreno con el resto de socios del G7.

Las medidas que se adopten ahora determinarán "si las democracias podrán competir" con gobiernos "autocráticos" como el de Pekín en el siglo XXI, dijo Biden, quien lamentó que en la declaración final de las anteriores cumbres del Grupo de los Siete no se llegara a mencionar a China.

Celebró, en ese sentido, que los líderes reunidos en Cornualles, Inglaterra, hayan pactado una "alternativa democrática" al proyecto "One Belt, One Road" (Una ruta, un cinturón) que inició Pekín en 2013 con el objetivo de impulsar infraestructuras que faciliten nuevos corredores comerciales para unir China con Europa, África y otras partes de Asia.

Cuestionado por sus expectativas antes de la reunión con Putin esta semana y las perspectivas de que mejore su relación con Moscú, Biden advirtió de que "no se puede garantizar que vaya a cambiar la actitud de una persona".

"Los autócratas tienen un enorme poder y no tienen la necesidad de responder a los ciudadanos", dijo el presidente estadounidense.

El comunicado final del G7 ha destacado como prioridad la lucha contra la pandemia:

Poner fin a la pandemia y preparar para el futuro; impulsando un esfuerzo internacional intensificado, comenzando de inmediato, para vacunar al mundo mediante la administración de tantas vacunas seguras a tantas personas como sea posible y lo más rápido posible. Los compromisos totales del G7 desde el inicio de la pandemia prevén un total de más de dos mil millones de dosis de vacunas, y los compromisos desde que nos reunimos por última vez en febrero de 2021, incluso aquí en Carbis Bay, prevén mil millones de dosis durante el próximo año. Al mismo tiempo, crearemos los marcos adecuados para fortalecer nuestras defensas colectivas contra las amenazas a la salud mundial: aumentando y coordinando la capacidad de fabricación mundial en todos los continentes; mejorar los sistemas de alerta temprana; y apoyar a la ciencia en una misión para acortar el ciclo para el desarrollo de vacunas, tratamientos y pruebas seguros y efectivos de 300 a 100 días.

Biden convence a socios del G7 para lanzar plan de infraestructuras que compita con China

Líderes del G7 reunidos.

El presidente Joe Biden, convenció a los líderes socios del G7, quienes están reunidos en Cornwall, Inglaterra, para lanzar un gran plan de infraestructuras que compita con la Iniciativa de la Franja y la Ruta de China, informó la agencia española de noticias EFE.

La iniciativa llamada "Build back better for the world" se creó con la intención de"responder a las necesidades tremendas de infraestructuras en los países de ingresos medios y bajos", informó la Casa Blanca en un comunicado de prensa.

Según el comunicado, el plan tendrá un alcance global, desde América Latina y el Caribe hasta África y el Indo-Pacífico.

El ambicioso plan pretende ser una alternativa al proyecto chino "One Belt, One Road", que busca reavivar la conocida Ruta de la Seda mediante la actualización de “infraestructuras y telecomunicaciones para mejorar la conectividad entre Asia y Europa”, señala EFE.

La Casa Blanca detalló que la Administración actual tiene como objetivo complementar las inversiones en infraestructura nacional en el "Plan de empleo" y crear nuevas oportunidades que permitan demostrar la competitividad laboral de los Estados Unidos en el extranjero así como también crear empleos en el país.

Cargar más

Relaciones EEUU-Cuba

Más noticias
XS
SM
MD
LG