Enlaces de accesibilidad

Estados Unidos

EE.UU encabeza respuesta humanitaria por COVID-19 en el mundo

Ayuda de USAID en América Latina

Un informe del Departamento de Estado publicado este jueves da a conocer que el Gobierno de EE. UU encabeza la respuesta humanitaria y de salud en el mundo a la pandemia de COVID-19, incluso mientras lucha contra el virus en casa.

"Como parte de esta respuesta integral y generosa del pueblo estadounidense, el Departamento de Estado y la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional, USAID, han comprometido ahora casi $ 508 millones en asistencia humanitaria, de salud y económica".

Este financiamiento apoyará decididamente actividades críticas para controlar la propagación de esta enfermedad, como campañas rápidas de información de salud pública, agua y saneamiento, y la prevención y control de infecciones en los centros de salud.

Hospital en Africa construido con ayuda de la USAID
Hospital en Africa construido con ayuda de la USAID


Los departamentos y agencias del Gobierno de EE. UU están trabajando juntos para priorizar la asistencia extranjera basada en la coordinación en cada país y el potencial de impacto. Así, con fondos nuevos y previamente anunciados, la República está brindando la siguiente asistencia específica para América Latina y el Caribe donde, por cierto, resalta la ayuda otorgada al pueblo venezolano de unos nueve millones de dólares en asistencia humanitaria.

Belice: $ 300,000 en asistencia de salud para abordar el brote y mejorar la capacidad operativa y la gestión de casos. Esta nueva asistencia se basa en la inversión anterior de Estados Unidos en Belice, que totaliza más de $ 120 millones en los últimos 20 años, incluidos casi $ 12 millones en asistencia médica.

Bolivia: $ 750,000 en asistencia de salud para crear capacidad en diagnósticos COVID-19 y mejorar la vigilancia epidemiológica. Esta nueva asistencia se une a la inversión a largo plazo de Estados Unidos en Bolivia, que incluye casi $ 2 mil millones en asistencia total en los últimos 20 años, de ellos $ 200 millones en asistencia médica.

El Caribe Oriental y Meridional: $ 1.7 millones en fondos previamente anunciados están ayudando a 10 países del Caribe Oriental y Meridional a ampliar sus esfuerzos de comunicación de riesgos, agua y saneamiento, prevenir y controlar infecciones, gestionar casos de COVID-19, fortalecer laboratorios y vigilar la propagación del virus. Esto se basa en décadas de inversión estratégica de EE. UU en la región, que incluye más de $ 840 millones en total en los últimos 20 años, de ellos $ 236 millones en salud.

Colombia: más de $ 10.4 millones en asistencia humanitaria para la respuesta COVID-19 en este país incluye $ 8.5 millones para vigilar la propagación del virus, proporcionar suministros de agua y saneamiento, gestionar la detección de casos de COVID-19 y más; así como $ 1.9 millones en asistencia que apoyará los esfuerzos para ayudar a los refugiados y sus comunidades de acogida en Colombia durante la pandemia. Además, Estados Unidos ya ha redirigido $ 6 millones para abordar los impactos relacionados con COVID-19 en el sistema de salud pública, apoyar a los alcaldes y las comunidades para prevenir la propagación del virus y ofrecer apoyo legal y psicosocial a las víctimas de violencia doméstica. En Colombia, Estados Unidos ha invertido casi $ 12 mil millones en asistencia total durante los últimos 20 años, lo que incluye aproximadamente $ 32.5 millones en asistencia médica.

República Dominicana: $ 1.4 millones en asistencia médica previamente anunciada para abordar el brote. El financiamiento apoyará el análisis epidemiológico y el pronóstico, la identificación y el seguimiento del rastreo de contactos, así como la vigilancia de pandemias. Estados Unidos ha invertido en la salud y el desarrollo a largo plazo de la República Dominicana más de mil millones en asistencia total en los últimos 20 años, que incluye casi $ 298 millones en asistencia médica.

El Salvador: casi $ 2.6 millones en nueva asistencia de salud para El Salvador están ayudando a frenar el brote. El apoyo incluirá prevención de infecciones, control y manejo de casos. En los últimos 20 años, Estados Unidos ha invertido en la salud y el desarrollo a largo plazo de El Salvador a través de más de $ 2.6 mil millones en asistencia total, que incluye $ 111 millones en asistencia médica.

Ecuador: $ 2 millones en asistencia sanitaria nueva proporcionará apoyo técnico y capacitación en diagnóstico y ayuda técnica en gestión clínica. El compromiso a largo plazo de Estados Unidos con Ecuador incluye más de mil millones en asistencia total, de ellos casi $ 36 millones en asistencia de salud en los últimos 20 años, ayudando a Ecuador a responder a los principales desafíos de salud pública como el zika y la malaria.

Guatemala: más de $ 2.4 millones en asistencia de salud para Guatemala ayudarán a abordar el brote. La inversión a largo plazo en la salud y el desarrollo de Guatemala incluye más de $ 2.6 mil millones en asistencia total de Estados Unidos, que incluye $ 564 millones en salud, en los últimos 20 años.

Haití: $ 13.2 millones en salud y asistencia humanitaria para Haití respaldarán los esfuerzos de comunicación de riesgos, la mejora del agua y el saneamiento, la prevención de infecciones, la gestión de casos de COVID-19, los laboratorios y más. Estados Unidos ha invertido casi $ 6.7 mil millones en asistencia total, incluidos más de $ 1.8 mil millones en salud en Haití en los últimos 20 años.

Honduras: más de $ 2.4 millones en asistencia de salud para Honduras ayudarán a abordar el brote. Además, Estados Unidos también ha redirigido $ 1.8 millones en recursos para apoyar la operación de los centros de recepción de migrantes y adaptar los programas existentes para responder a COVID-19. Estados Unidos también ha invertido casi $ 1.9 mil millones en asistencia total, que incluye $ 178 millones en asistencia médica, para Honduras en los últimos 20 años.

Jamaica: $ 700,000 en fondos de salud previamente anunciados están apoyando los esfuerzos de comunicación de riesgos, agua y saneamiento, prevención, control y gestión de COVID-19 y vigilancia de virus. Esta asistencia se basa en las inversiones estadounidenses de casi $ 619 millones en total en los últimos 20 años, que incluyen casi $ 87 millones en asistencia médica.

México: $ 500,000 en asistencia humanitaria apoyarán los esfuerzos de respuesta de COVID-19 para ayudar a los refugiados en México. La inversión a largo plazo en México ha ayudado a construir las bases para su respuesta COVID-19. Esto suma casi $ 4.8 mil millones en asistencia total de los Estados Unidos en los últimos 20 años, incluyendo más de $ 61 millones en asistencia médica.

Panamá: $ 750,000 en asistencia médica ayudarán a abordar el brote de este socio estratégico de EE. UU. La asistencia optimizará la capacidad del sistema de salud del país para atender a los pacientes con COVID-19, protegiendo a los más vulnerables. Estados Unidos tiene una historia de inversión en la salud y el desarrollo a largo plazo de Panamá con más de $ 425 millones en asistencia total en los últimos 20 años, incluyendo más de $ 33.5 millones en asistencia médica.

Paraguay: $ 1.3 millones en nueva asistencia de salud respaldarán los esfuerzos de comunicación de riesgos, prevenirán y controlarán infecciones, manejarán los casos de COVID-19, fortalecerán los laboratorios y vigilarán la propagación del virus. La inversión en Paraguay es a largo plazo y totaliza más de $ 456 millones en los últimos 20 años, incluyendo más de $ 42 millones en asistencia de salud.

Perú: $ 2.5 millones en asistencia de salud para proporcionar asistencia técnica y capacitación en vigilancia, prevención y control de infecciones, comunicación de riesgos y participación de la comunidad. La sólida historia de Estados Unidos de invertir en la salud y el desarrollo a largo plazo de Perú ha sentado las bases para la respuesta con más de $ 3.5 mil millones en asistencia total de Estados Unidos en los últimos 20 años, incluyendo casi $ 265 millones en asistencia médica.

Venezuela: $ 9 millones en asistencia humanitaria para el pueblo venezolano está ayudando a vigilar la propagación del virus, proporcionar suministros de agua y saneamiento, gestionar los casos de COVID-19 y más. En Venezuela, Estados Unidos ha invertido más de $ 278 millones en asistencia total a largo plazo en los últimos 20 años, incluidos más de $ 1.3 millones en asistencia médica directa. En el último año, EE. UU proporcionó asistencia humanitaria adicional y programas de desarrollo dentro de Venezuela que aún no se han plasmado en estas cantidades.

Informe completo del Departamento de Estado que detalla la ayuda de EE.UU al resto del mundo por el COVID-19.

Vea todas las noticias de hoy

EEUU pide mantener el embargo a Irán

Carguero de bandera iraní, Fortune, en la refinería venezolana El Palito, el 25 de mayo de 2020. (AFP).

El secretario de Estado de Estados Unidos, Michael Pompeo, está instando al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas a que prorrogue el embargo de armas contra Irán, advirtiendo que el régimen plantea una amenaza constante a la paz y la seguridad internacionales.

Pompeo dijo en una reunión del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas el 30 de junio que si no se extiende el embargo de armas contra el principal estado patrocinador de terrorismo del mundo se traicionarían los ideales principales de la organización.

“Esta sala tiene una opción: ponerse del lado de la paz y la seguridad internacional, como era la intención de quienes fundaron las Naciones Unidas, o permitir que llegue a su fin el embargo de armas contra la República Islámica de Irán”, dijo Pompeo. “Si no se toman medidas, Irán tendrá la libertad de comprar aviones de combate rusos que pueden realizar ataques en un radio de hasta 3.000 kilómetros cuadrados, y esto pondría en la mira iraní a ciudades como Riad, Nueva Delhi, Roma y Varsovia”.

Estados Unidos ha redactado una resolución para prorrogar indefinidamente el embargo, el cual expira el 18 de octubre.

Estados Unidos puede “reimponer” la prohibición de la venta de armas del régimen iraní, han dicho los funcionarios de Estados Unidos, pero Pompeo dijo que se “se inclina fervorosamente” a trabajar con el Consejo para prorrogar el embargo.

El llamado del secretario para prorrogar el embargo llega en el momento en que las Naciones Unidas ha emitido un nuevo informe que indica que el régimen de Irán continúa ignorando el embargo de armas convencionales de la ONU.

El informe confirma que las armas utilizadas en los ataques del 14 de septiembre de 2019 a los campos petrolíferos de Arabia Saudita se originaron en Irán, según una hoja informativa de Estados Unidos sobre dicho informe. Los líderes del Reino Unido, Francia y Alemania se unieron a Estados Unidos en responsabilizar al régimen de Irán por el ataque.

El informe de la ONU también encontró que el régimen de Irán desafía el embargo al proporcionar armas a organizaciones que actúan como sus representantes y terroristas en todo Oriente Medio, y que los alijos de armas incautados frente a las costas de Yemen en noviembre de 2019 y febrero de 2020 provenían de Irán, indica la hoja de datos.

El régimen iraní también lanzó ataques con minas contra buques comerciales cerca del estrecho de Ormuz en mayo y junio de 2019. Y en enero de 2020 el régimen realizó ataques con misiles contra las fuerzas de la coalición en Iraq.

Estados Unidos está utilizando las sanciones económicas para obligar al régimen de Irán a renunciar a su búsqueda de armas nucleares y a que deje de financiar el terrorismo y fomentar la violencia a través de grupos que actúan por ellos en Oriente Medio.

Pompeo dijo al Consejo que si el embargo expira, el régimen iraní mejorará sus submarinos para amenazar aún más el transporte marítimo internacional y venderá armas más avanzadas para alimentar los conflictos en Siria, Venezuela y Afganistán.

“Irán ya incumple el embargo de armas, incluso antes de que venza su plazo de vigencia”, dijo Pompeo. “Imaginen qué ocurriría si las actividades de Irán fueran aprobadas y autorizada por este grupo, si se levantaran las restricciones”.

(Artículo de Share America, plataforma del Departamento de Estado)

Asume Estados Unidos presidencia de la Cumbre de las Américas

Michael Kozak, subsecretario de Estado, asume la presidencia de la Cumbre de las Américas en nombre de Estados Unidos.

El subsecretario de Estado interino para asuntos del hemisferio occidental, el embajador Michael Kozak, aceptó este viernes la presidencia de la 9na Cumbre de las Américas en nombre de Estados Unidos, que será el anfitrión de la cumbre en 2021.

Kozak dijo que el objetivo es defender la democracia, y mencionó los casos de Cuba, Nicaragua y Venezuela. Hay que "restaurar la democracia" en esos países, y hacer que el régimen cubano "rinda cuentas" por los abusos que ha perpetrado, explicó el alto funcionario estadounidense.

Kozak participó en una ceremonia de entrega virtual con el secretario general de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, el coordinador de la Cumbre Nacional del Perú, Luis Enrique Chávez, y el secretario de Asuntos Hemisféricos de la OEA, James Lambert.

"Esta es la primera vez que Estados Unidos celebra la Cumbre de las Américas desde la reunión inaugural en Miami en 1994. Somos un socio de larga data de naciones libres. Trabajaremos juntos para promover la prosperidad y los valores democráticos", dijo Kozak.

El subsecretario interino reconoció a Perú por su liderazgo y visión para el proceso de la Cumbre de las Américas en los últimos cuatro años, que se centró en el papel de la gobernabilidad democrática en la lucha contra la corrupción.

"Estados Unidos, como socio de larga data de las naciones libres y anfitrión de la Novena Cumbre, trabajará junto con Perú y sus socios en todo el hemisferio para promover la prosperidad y la democracia para los pueblos del hemisferio occidental", dijo Kozak.

Kozak dijo que la 9na Cumbre de las Américas se basará en los principios de transparencia y anticorrupción del Compromiso de Lima.

"El próximo año marcará el vigésimo aniversario de la Carta Democrática Interamericana, como lo mencionó el Secretario General. La 9na Cumbre reafirmará el compromiso de nuestra región de proteger las instituciones democráticas al tiempo que fortalece nuestras economías", concluyó.

Sigue la visita del presidente Trump a Miami

El presidente Trump en el Comando Sur este viernes. (AP Photo/Evan Vucci)

El presidente Donald Trump visita Miami este viernes. En su primera parada, en la sede del Comando Sur, recibió información sobre los esfuerzos para detener el flujo de narcóticos que ingresan al país a través de las costas de Florida.

"Esta Administración se compromete a desmantelar los carteles criminales que han sido responsables de la muerte de miles de estadounidenses", dijo el presidente.

A las 2:00 pm, Trump inició un encuentro con la comunidad venezolana en la ciudad de Doral, aledaña a Miami.

Sigue los detalles en vivo:

"Vine a agradecerles personalmente su valiente lucha para defender nuestras fronteras y sacar ... a estos viles traficantes del negocio", dijo el presidente.

"En solo 12 semanas, la operación Surge (Oleada) del Comando Sur, realizada con socios regionales clave, ha resultado en más de 1,000 arrestos y la interdicción de 120 toneladas métricas ... de narcóticos, por un valor de miles de millones, y miles de millones de dólares", subrayó Trump.

"Nuestro mensaje (a los narcotraficantes) es claro: No amenazarán a nuestros ciudadanos, no envenenarán a nuestros niños y no se infiltrarán en nuestras fronteras".

Discurso del presidente Trump en el Comando Sur:

El presidente Trump llega al Comando Sur.

El congresista Mario Diaz-Balart, le agradece por los esfuerzos de su administración en promover la libertad y la democracia en países del hemisferio bajo regímenes totalitarios como Cuba, Venezuela y Nicaragua.

Cuba será tema de campaña electoral, asegura asesora de Donald Trump

La cubanoamericana, Mercedes Schlapp, analista política y asesora de la campaña del presidente Donald Trump.

Mercedes Schlapp no está en la Casa Blanca pero es la cubanoamericana más cercana al presidente Donald Trump como estratega de su campaña rumbo a la reelección.

En medio de una contienda difícil por coyuntura, Schlapp responde el teléfono en el interior de un elevador, se interrumpe la conexión y vuelve a contestar con un “Oigo”, a lo cubano.

Confiesa que son días muy agitados porque la política no tiene freno, incluso en medio de una pandemia que parece no ceder. Y conociendo el medio de prensa que la interpela, se lanza directo al tema:

“El presidente está muy al tanto de la situación en Cuba, y será tema en la campaña”, dijo la asesora que hasta junio de 2019 ocupó el cargo de directora de comunicaciones estratégicas de la Casa Blanca.

“Él entiende la tragedia que han vivido los cubanos por décadas y ahora lo que está pasando en Venezuela, porque los cubanos, los comunistas, están muy interesados en destruir a Venezuela y apoyar a la dictadura de Nicolás Maduro”, comentó la asesora.

Ricardo Quintana entrevista a Mercedes Schlapp
please wait

No media source currently available

0:00 0:16:51 0:00

Sin entrar en detalles, aseguró que es una prioridad para el presidente continuar la presión sobre La Habana.

“Lo que no queremos ver es que Joe Biden salga como presidente porque sabemos que regresará al acercamiento con el régimen comunista, y nosotros queremos estar con el pueblo cubano”, manifestó.

A la pregunta de si no cree que el apretón de tuerca perjudica más al cubano común que al propio régimen, como argumentan algunos, dijo que durante el gobierno de Barack Obama que apeló al acercamiento, la represión fue más brutal.

“Hay que entender que durante la administración de Obama y Biden vimos que empeoraron los abusos de los derechos humanos en Cuba, incrementaron los arrestos de opositores y periodistas independientes”.

Por otro lado dijo que el presidente quiere garantizar que se prohíban las transacciones con las empresas cubanas dirigidas por las Fuerzas Armadas porque ese dinero no llega al pueblo.

“Es frustrante ver lo que han hecho con el pueblo que trata de sobrevivir día tras día y no tienen derechos”, comentó.

Madre de cinco hijas, hoy está en Wisconsin, mañana puede que en Ohio y pasado en Michigan, así se comparte con su estado base, Virginia, delegando en la familia el cuidado de la prole.

“Es muy difícil. Mis padres, mi hermana, todos entienden de lo que trata mi trabajo, que es mi vocación, porque un país puede cambiar en un instante”.

El tono de la voz cambia cuando se refiere a “demócratas y liberales, izquierdistas en los EEUU, que admiran a Ché Guevara y a Fidel Castro”.

“Porque como vimos en Cuba, en Venezuela, la libertad se puede perder en un instante si no se protege, y eso es algo que el presidente siempre ha garantizado y garantizará, que este país no se convierta en un país socialista”.

En cada entrevista no soslaya sus orígenes, menciona que sus padres salieron de Cuba “sin nada, y es mi responsabilidad seguir esta lucha”.

Mercedes Schlapp ha trabajado para el excongresista Lincoln Díaz-Balart y el presidente George W. Bush. En septiembre del 2017 comenzó a laborar en la Casa Blanca.

Su padre cumplió seis años de prisión por razones políticas en Cuba, de ahí su formación anticomunista radical.

“El presidente va a seguir luchando (…) no podemos perder la esperanza de ver algún día una Cuba libre, y más comunicación entre cubanos y estadounidenses. Una Cuba donde haya libertad, oportunidades para todos, y el único que seguirá poniendo presión al régimen comunista será el presidente Trump”, sentenció.

Radio Televisión Martí contactó a la campaña del candidato demócrata Joe Biden para conocer su postura sobre el tema de Cuba, con la esperanza de publicar una entrevista con uno de sus asesores.

Trump firma decreto para expandir oportunidades educativas y económicas de los hispanos

Trump firma decreto para expandir oportunidades a hispanos

El presidente, Donald Trump, firmó este jueves un decreto destinado a "expandir el acceso de los hispanos a oportunidades educativas y económicas".

"Ustedes son un tesoro, la comunidad hispana estadounidense es un tesoro", dijo Trump en un acto junto a empresarios y políticos latinos en la Rosaleda de la Casa Blanca.

Un día después de recibir al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, el mandatario destacó que "la amistad" entre ambas naciones "nunca ha sido mejor", pero también destacó la necesidad del muro que está construyendo en la frontera común.

Trump firmó un decreto que crea una Comisión de Asesores para la Prosperidad de los Hispanos, que trabajará durante dos años para "abrir caminos para que los estudiantes hispanos accedan a empleos de alta demanda, incluidas pasantías, becas y programas de aprendizaje", explicó a Efe una fuente de la Casa Blanca.

Los miembros de la comisión asesorarán a Trump sobre cómo fortalecer aquellas instituciones de educación superior que tengan al menos un 25 % de estudiantes latinos, y tratarán de crear alianzas con el sector privado para promover nuevas oportunidades educativas, de formación y económicas para los hispanos.

El mandatario alabó las numerosas contribuciones de los latinos a la economía y el bienestar del país, afirmó: "Ahora, los hispanos están viendo cómo las ciudades que ayudaron a construir (...) están amenazados por un movimiento extremo que quiere romperlo todo".

"Los hispanos estadounidenses son patriotas que trabajan duro, que apoyan a nuestra Policía, protegen a nuestras comunidades y creen rotundamente en la ley y el orden", sentenció Trump.

Poco después, la subdirectora de Comunicación de la campaña de reelección de Trump, Ali Pardo, llevó ese mensaje a otro nivel al afirmar en un comunicado que "demasiados hispanos han visto de primera mano la destrucción que la ideología socialista de Joe Biden ha infligido en países de toda Latinoamérica".

(Con información de las agencias de prensa y la Casa Blanca)

Cargar más

Relaciones EEUU-Cuba

Más noticias
XS
SM
MD
LG