Enlaces de accesibilidad

Cuba

Celular por pabellón, chantaje de un oficial de prisiones a esposa de recluso

Un recluso permanece en la puerta de su celda, en la prisión Combinado del Este, en La Habana. (Archivo)

A la creciente oleada de violaciones a los derechos humanos que acontecen en las cárceles cubanas se suman las vejaciones que sufren los familiares durante las visitas a los reclusos.

Desde golpizas programadas, traslados arbitrarios hacia centros penitenciarios alejados de sus provincias de origen, hasta muertes por negación de asistencia médica o bajo circunstancias no aclaradas, se encuentran entre las violaciones a que son sometidos los reclusos, tanto comunes como políticos, en las cárceles cubanas.

La reciente muerte de Reidel García Otero en la prisión de Valle Grande, las severas golpizas contra Yandis Francisco Vázquez Díaz—diagnosticado con retraso mental ligero—en el centro penitenciario de Melena del Sur, la negación de asistencia médica y represalias contra Félix Núñez Ibarra en la prisión de Santa Clara, y la corrupción e impunidad que han instaurado oficiales a cargo de Macondo, centro penitenciario para mujeres en La Habana, engrosan la lista de denuncias.

A esta creciente oleada de violaciones a los derechos humanos que acontecen en las cárceles cubanas se suman las vejaciones que sufren los familiares durante las visitas a los reclusos.

María Elena Carnesoltas Chappotin, vecina de Santos Suárez, en La Habana, asegura que en sus 57 años de vida “jamás había sufrido una humillación tan grande” contra su persona como la que cometieron los oficiales de la prisión de Pinar del Río conocida como “Cinco y medio”.

“Me humillaron como persona, como mujer y como negra, en una demostración de arrogancia, de codicia y de un abuso que solo resulta de alguien que se sabe impune”, contó esta mujer en referencia directa al comportamiento del mayor Osmany Carmona, jefe del área 3 de la prisión.

El pasado 29 de enero, María Elena acudió a la visita de su esposo, David Montalvo Díaz, quien cumple una sanción de 10 años de privación de libertad. En esta ocasión también disfrutarían ambos del beneficio de “pabellón”.

Cuando las visitas concluyen, las esposas de los reclusos tienen que esperar dos horas y media antes de bajar a la zona de los pabellones. Casi al llegar a la oficina de requisa, María Elena recordó que había olvidado dejar su teléfono celular en las taquillas.

“Pero la verdad es que me sentía realmente cansada para regresar, así que lo dejé en el fondo de mi bolso de mano”, relató, aún sin creer que su olvido, su cansancio y un celular [HTC] resultasen en el episodio más vergonzoso de su vida.

Sin escuchar sus explicaciones, el mayor Carmona, junto a dos oficiales mujeres, la acusaron de querer entrar el celular para ver “peliculitas pornográficas”, además de advertirle “con despotismo” que por ese hecho podía ser “empapelada completa”.

“De pena y vergüenza comencé a llorar y a pedirle disculpas, que era la primera vez que me había olvidado y que no volvería a suceder”, dijo María Elena. Ante la súplica, el mayor decretó que no habría pabellón, y que no podría entrar al centro penitenciario durante los próximos seis meses.

Ninguno de estos oficiales tuvo en cuenta el excelente comportamiento de su esposo, que en cada visita es felicitado públicamente por los propios reeducadores. Tampoco tuvieron en cuenta que jamás, durante ninguna visita anterior o pabellón, María Elena hubiese incurrido en incidente o falta alguna.

“Tú quieres el pabellón, entonces déjame el celular”, fue el trueque que le ofreció el mayor Carmona ante los ruegos de que su error no perjudicase a su esposo.

“Mi primer impulso fue acceder, pero mi dignidad fue más grande que el error que cometí. Le dije que de esa manera no”, dijo María Elena.

En lo adelante arreciaron las humillaciones y las amenazas no solo contra ella, sino además contra su esposo, ajeno al incidente. El mayor le comunicó que le permitiría dejar la jaba “porque era su derecho como preso”, al tiempo que la llamaban mentirosa y de advertirle que contra su esposo “también se aplicarían medidas”.

Cinco días después de este incidente María Elena pudo comunicarse vía telefónica con su esposo, quien le informó que no le habían permitido quedarse con casi nada de la jaba, ni siquiera con un par de botas nuevas, pues no tenía calzado.

“No es la primera vez, cuando tengo pabellón con mi esposo, que me tratan de manera despectiva y han hecho hasta alusiones peyorativas a mi manera de vestir”, dijo María Elena, aludiendo a una ocasión cuando el capitán Lázaro, orden interior del penal, le recriminó que llevara tanta comida al pabellón: “a ver si te da una embolia”.

“Pero no haberme hecho pasar por tan desproporcional humillación ni que se tomaran represalias desmedidas contra mi esposo por negarme a ser partícipe de la corrupción”, dijo María Elena, quien es consciente de la prohibición de no entrar celulares, incluso reconoce que debió existir una medida.

Ella asegura que llevará su queja a 15 y K (Departamento Provincial de Prisiones), al Consejo de Estado y Atención a la Ciudanía del Ministerio del Interior, “porque alguien tiene que frenar las actitudes que cometen esbirros como el mayor Osmany Carmona”.

Vea todas las noticias de hoy

Asociación Médica de Kenia pide poner fin al convenio de salud con Cuba

El profesor Anyang Nyongo (L), gobernador de Kisumu, habla con uno de los 100 médicos cubanos que dorman parte del convenio entre lso dos países

Debido a la muerte, aparentemente por suicidio, del doctor Hamisi Ali Juma, uno de los 50 médicos kenianos que estudian medicina familiar en Cuba, la Unión de Médicos y Dentistas de Kenia (KMPDU, por sus siglas en inglés) instó al gobierno de Cuba a finalizar el acuerdo que tiene con dicho país a través de un comunicado.

El secretario general de la asociación, Ouma Oluga, afirmó que este convenio no ha sido beneficioso para los médicos kenianos debido a que ha dejado a los médicos de Kenia en una situación frustrada y en condiciones lamentables.

Ouma Oluga informo que los médicos kenianos que viajaron a Cuba se han quejado a través del sindicato sobre las deplorables condiciones de vida en ese país.

El día de ayer el diputado Likoni Mishi Mboko confirmó que el fallecido era su hermano que se encontraba estudiando en La Habana.

En el comunicado la asociación sugiere que después de finalizado el convenio se proporcione el patrocinio a través de las cinco universidades locales de Kenia que ofrecen Medicina Familiar.

La familia dijo que el médico fallecido se quejaba constantemente de las malas condiciones de trabajo en Cuba. Así como también expresaba su frustración debido a que el gobierno no cumplía con el acuerdo de pago de sus gastos de manutención en el país extranjero.

En el comunicado un doctor cuenta que los doctores kenianos tenían que vivir un entorno difícil mientras que los cubanos en Kenia tenían un estilo de vida alto. Agrego que las habitaciones no tienen agua caliente, el aire acondicionado se enciende solo de 10:00 de la noche a 6:00 de la mañana y que las sábanas eran cambiadas solo 1 vez por semana.

Los médicos aseguraron que en el mes de enero se les informó que no podrían visitar a sus familias en Kenia a pesar de lo establecido en el acuerdo que permitía visitas a su país natal una vez al año.

El Ministerio de Salud de Kenia aseguró que la muerte de Juma está siendo investigada, pues las circunstancias de la misma aún no están claras

En la declaración se lee "Mientras esperamos el informe completo de la policía sobre el caso, instamos y solicitamos a los compañeros kenianos y sus compañeros de estudios en Cuba que sean sensibles con respecto a la familia en duelo y se abstengan de discutir el caso en los medios sociales y regulares".

Piden a la Casa Blanca revertir medida sobre visa B2 para cubanos

Un negocio ofrece llenado de planillas y servicio de fotografía para visas y pasaportes en los alrededores de la Embajada de EEUU en La Habana.

La plataforma We the People lanzó una campaña de recogida de firmas en el sitio en internet de la Casa Blanca para pedir a la administración de Donald Trump que revierta la decisión sobre la reducción del tiempo de validez de las visas de 5 años para los cubanos.

En la introducción de la petición, creada el sábado pasado por el usuario E.D, se argumenta que la medida, que entra en vigor este lunes,18 de marzo, "solo causará un daño tremendo a las familias en las comunidades cubanoamericanas y dañará a la sociedad civil cubana".

La iniciativa necesita 99,798 firmas antes del 15 de abril de 2019 para obtener una respuesta de la Casa Blanca. Hasta el momento de la publicación de esta nota, 202 personas habían firmado la petición.

Petición en la plataforma We the People para revertir decisión sobre tiempo de validez de las visas B2 para cubanos.
Petición en la plataforma We the People para revertir decisión sobre tiempo de validez de las visas B2 para cubanos.

Washington anunció el viernes mediante su encargada de negocios en Cuba, Mara Tekach, que a partir del lunes el país reducirá el tiempo de la visa B2 para los cubanos -otorgada para visitas familiares y turismo, entre otros propósitos- de 5 años a tres meses, con una sola entrada a Estados Unidos.

Tekach dijo que la medida es una modificación para "establecer reciprocidad" con Cuba, que otorga una entrada válida por solo dos meses a viajeros estadounidenses con una prórroga de un mes.

La petición para revertir la medida del Departamento de Estado señala que "los cubanos ya tienen dificultades para solicitar una visa en un tercer país, y esta medida simplemente hace que sea casi imposible e inasequible viajar a los Estados Unidos. La mayoría de los cubanos no viajan por turismo, sino para reunirse con familias divididas hace mucho tiempo".

Las visas de 5 años con entradas múltiples fueron implementadas durante el gobierno del expresidente Barack Obama, en medio de un acercamiento de su administración con el régimen cubano.

(Con información de We the People y la agencia Reuters)

Tras altercado de cubanos en centro migratorio, México dice que no permitirá violencia

Estación migratoria de Tapachula, Chiapas, en México. Foto Archivo.

Medios de prensa de mexicanos reportaron este fin de semana un altercado provocado por la aglomeración de cientos de cubanos en la estación migratoria de Tapachula, en Chiapas.

Tras el incidente la Secretaría de Gobernación de México reconoció que un funcionario resultó herido y reiteró que el uso de la violencia es inadmisible.

“En relación al incidente en el que un grupo de migrantes irrumpieron en oficinas del Instituto Nacional de Migración de Chiapas e hirieron a un funcionario, tras exigir que se les otorgue permiso para transitar libremente en México, el Gobierno de México no permitirá el ejercicio de la violencia.

Quien responda de esta forma a nuestra nueva política migratoria (basada en el respeto a los derechos humanos), no podrá acceder a los mecanismos de ingreso y recepción en nuestro país”, indica la nota del gobierno.

El diario mexicano La Jornada asegura que eran más de 300 cubanos y que exigieron a las autoridades “a gritos y golpes, ser atendidos y resolver su situación migratoria en tiempo record”.

Por otra parte el periódico El Universal indica que el descontento de los cubanos surge del retraso en la entrega del salvoconducto que les permite transitar por territorio mexicano.

Los migrantes de Cuba denunciaron a El Universal que las autoridades migratorias actúan en contubernio con abogados y les exigen el pago de 300 a 700 dólares para entregarles el salvoconducto de manera expedita, cuando en realidad es un documento que se otorga sin costo alguno.

[Con información de la Secretaría de Gobernación de México, El Universal y La Jornada]

Primavera Negra, 16to aniversario de la ola represiva contra la prensa independiente (FOTOS)

Un total de 75 disidentes cubanos fueron detenidos durante los días 18, 19 y 20 de marzo del año 2003 y sentenciados en abril, con sanciones entre 6 y 28 años de privación de libertad. ​

La tristemente célebre Primavera Negra fue una ola represiva del régimen cubano contra la prensa independiente en la isla.

Con esta operación el régimen de Fidel Castro detuvo arbitrariamente y sentenció a 75 líderes del activismo por los derechos humanos, la libertad de expresión y de prensa en la isla.

Todos fueron condenados a largas penas de prisión.

Ante la presión internacional y la posterior mediación de la Iglesia Católica, los 75 fueron puestos en libertad. El último de ellos en el 2011.

La ola represiva de la Primavera Negra fue criticada alrededor del mundo.

Amnistía Internacional declaró a todos los detenidos prisioneros de conciencia.

Vigencia

A 16 años de la arremetida represiva del gobierno cubano contra opositores pacíficos, conocida como "la Primavera Negra", el régimen no ha podido eliminar el activismo en la isla.

Amado Gil conversó con Martha Beatriz Roque y Héctor Maceda, dos de los prisioneros del llamado Grupo de los 75 que permanecen en Cuba.

A 16 años de la Primavera Negra, el régimen no logra apagar el activismo
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:52 0:00

[Con reportaje de Amado Gil para Radio Martí y archivo radiotelevisiónmarti.com]

En ciernes otro Código de Familia ¿habrá chance para el matrimonio gay en Cuba?

José Agustín Hernández, aka "Adela", miembro de la comunidad LGBT en Caibarién, Villa Clara.

Cuba anunció recientemente que ya trabaja en la redacción de un nuevo Código de Familia que deberá concluirse en un plazo de dos años y será sometido a consulta popular y referendo. El documento final debe especificar quiénes pueden contraer matrimonio, un tema que aviva el debate nacional sobre el matrimonio igualitario.

La legalización de las uniones de personas del mismo sexo estaba contemplada inicialmente en el artículo 68 del proyecto de Reforma Constitucional, donde se redefinía como la "unión voluntariamente concertada entre dos personas con aptitud legal para ello”.

El intento por incluir este nuevo concepto fue una de las propuestas más polémicas entre los cambios a la Carta Magna de 1976 y generó encarnizados debates y manifestaciones a favor y en contra.

Cuando para frustración de muchos y tranquilidad de otros fue sacado del mapa legislativo por decisión de la Asamblea Nacional del Poder Popular, Mariela Castro, directora del Centro Nacional de Educación Sexual (CENESEX), adelantó que sería un asunto del Nuevo Código de Familia.

Entonces la hija del general Raúl Castro hizo un llamado a los activistas por los derechos LGBTI (lesbianas, gais, bisexuales, trans e intersexuales ) a cerrar filas “para lograr un Código de Familia tan avanzado como el nuevo texto constitucional”.

La nueva Constitución de Cuba aprobada el 24 de febrero de 2019, establece que toda persona tiene derecho a fundar una familia y también reconoce a las uniones afectivas, ya sea por vínculos jurídicos o de hecho. Además menciona al matrimonio como una forma más de organización de las familias.

Pero el Código de Familia vigente limita el reconocimiento del matrimonio a las personas heterosexuales, pues lo define como “la unión voluntariamente concertada de un hombre y una mujer con actitud legal para ello a fin de hacer vida en común”.

El texto, que sí hace marcada distinción de género, autoriza a formalizar matrimonio entre “la hembra y el varón mayores de 18 años de edad”. Pero excepcionalmente permite casamientos entre menores de 18 años “siempre que la hembra tenga, por lo menos, 14 años cumplidos y el varón 16 años, también cumplidos”.

Cuando cita obstáculos a la formalización de un matrimonio, el código actual no hace referencia a las uniones de homosexuales, sólo especifica que no podrán contraer matrimonio “los que carecieren de capacidad mental para otorgar su consentimiento; los unidos en matrimonio formalizado o judicialmente reconocido; las hembras menores de 14 años y los varones menores de 16 años; los parientes en línea directa, ascendente y descendente; y los hermanos de uno o doble vínculo; el adoptante y el adoptado; el tutor y el tutelado; los que hubiesen sido condenados como autores, o como autor y cómplice de la muerte del cónyuge de cualquiera de ellos”.


El pedido de la comunidad LGBTI de que se formalice el matrimonio gay no es un mero reclamo de igualdad social sino que encierra numerosos aspectos de orden práctico, como es el reconocimiento de los bienes en común, salarios, jubilaciones, pensiones, y en el caso de las separaciones y los fallecimientos, el derecho a los bienes.

Sobre estos beneficios Juana Mora Cedeño, presidenta de la organización defensora de la comunidad LGBTI Arcoiris Libre de Cuba, amplía:

“Hay varios derechos en juego, el derecho al patrimonio, a que la gente se ame y haga la unión que quiera, el derecho a la pensión si la pareja muere, a recibir los bienes que la pareja tuvo en común. Como no hay matrimonio, no hay un derecho que la ampara, uno se muere y la pareja se queda sin nada. También está el derecho a tener familia reconocida y a la reproducción asistida, que muchas lesbianas y transgéneros están solicitando para tener hijos".

Otro Código de Familia, otra oportunidad

Que este texto sea sometido a referendo es una buena idea porque el voto popular le daría legitimidad “siempre que los cubanos sean honestos”, opinó el abogado Alberto Méndez Castelló en el programa Hoy en Cuba de Radio Martí.

“Es momento de que los cubanos se desprendan de los antifaces y digan las cosas que tienen que decir”, apuntó el jurista, quien ve en la redacción del nuevo texto otro momento para fomentar la discusión sobre la legalización del matrimonio gay.

También el periodista Francisco Rodríguez Cruz, autor del blog Paquito el de Cuba y una de las voces más sobresalientes del activismo LGBTI en la isla, cree que las discusiones del nuevo Código de Familia traerán una oportunidad inmediata para “mantener el tema de los derechos de las personas LGBTI en el centro del debate ciudadano”.

Y sobre la coyuntura de impulsar de una vez la causa del matrimonio gay el bloguero anticipó: “No va a ser fácil, por supuesto. Las mismas fuerzas retrógradas que nos atacaron en esta ocasión lo harán otra vez, quizás incluso con más fuerza y organización”.

La líder de Arcoiris Libre no tiene confianza en que el matrimonio igualitario pueda darse en Cuba.

“En este minuto nosotros sabemos que llevar a referendo eso... es muy difícil que la gente diga que sí. Y yo pienso, como pensamos todos, que los derechos no se llevan a referendo, ni se llevan a consulta popular, porque eso es perder el tiempo”, declaró Mora Cedeño, quien reconoce que en la isla ha habido un gran avance en cuanto al activismo, sobre todo porque desde Internet se ha logrado educar a más personas sobre los derechos de los LGBTI.

Ivette Pacheco entrevista a Juana Mora Cedeño
please wait

No media source currently available

0:00 0:05:00 0:00


“Cuba es un país machista, la sociedad cubana es machista, por ende el gobierno es machista, es heterosexista y tenemos también como enemigo o contrarios a los fundamentalistas religiosos, que son bastante fuertes en Cuba. Han salido e inmediatamente sacaron el artículo 68 del proyecto de Constitución”.

Sobre la posibilidad de que el matrimonio igualitario quede contemplado en el Nuevo Código de Familia, Mora Cedeño fue tajante: “Pensamos que la respuesta va a ser no”.

​La Alianza Afro-Cubana es un grupo independiente que aboga por los derechos de las personas afrodescendientes y de la comunidad LGBTIQ+, su director, Raúl Soublett, coincide con el resto de los activistas al apuntar a los religiosos como el mayor impedimento.

Ivette Pacheco entrevista a Raúl Soublett
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:09 0:00

"Tenemos de obstáculo a la Iglesia. Todo lo que está generando la Iglesia en contra de ese derecho. Estoy hablando de la Iglesia Protestante, la evangélica, metodista. Ya no lo están haciendo con esa fuerza como al inicio en el debate, pero sé que, dentro de sus iglesias, en sus cultos, siguen tocando el tema, y cuando empiece la consulta van a seguir tocando el tema. De hecho, deben estar preparándose ...", señaló.


Ganar tiempo

Para Joe Cardona, que mantine el pulso de la comunidad LGBTI en Cuba desde su programa Arcoiris en Radio Martí, el anuncio de un nuevo Código de Familia es un simple juego con el que La Habana en realidad busca ganar terreno y favores políticos con el tema gay.

“Están tratando de ganar tiempo, que es lo que se ve mucho con el régimen de Cuba, postergar el (artículo) 68 es ganar dos años más de tiempo y mantener a la comunidad internacional con la visión de que Cuba está dando pasos progresistas hacia el futuro y abriendo la sociedad cubana”, comentó Cardona en el Noticiero de Televisión Martí.

El periodista recordó la desigual batalla que libró la comunidad LGBTI de Cuba para tratar de impulsar en el proyecto constitucional el tema del matrimonio igualitario.

“En realidad, durante la campaña se permitió hacer propaganda a los grupos religiosos y no a la comunidad LGBTI”, apuntó Cardona.

“El gay cubano no deja de ser un ciudadano cubano, por eso no hablemos de los derechos de una comunidad sino de los derechos del pueblo cubano”, recordó el conductor de Arcoiris.

Yosmany Mayeta. Tomado de Twitter.
Yosmany Mayeta. Tomado de Twitter.

El periodista independiente Yosmany Mayeta también cree que aún cuando el matrimonio igualitario logre aparecer en el texto del nuevo Código de Familia, la gente reaccionará igual que con el texto de la reforma constitucional: “La respuesta va a ser la misma, no aceptar, y si llega a un referendo, van a votar para que gane el No y para que el Código de Familia tenga que ser desechado”.

Este joven santiaguero recuerda que la homofobia en Cuba está entronizada desde hace años desde las estructuras del Estado, que ha excluido, discriminado, perseguido y castigado a los homosexuales.

“El obstáculo principal de la comunidad LGBTI lo representa el machismo y la homofobia comunista que ha instaurado el gobierno de los Castro", concluyó.

[Redactado por Isabel Espronceda a partir de entrevistas realizadas por Ivette Pacheco, Tomás Cardoso, Karen Caballero y Alfredo Jacomino de Radio y Televisión Martí]

Cargar más

XS
SM
MD
LG