Enlaces de accesibilidad

Cuba

"Balseros del faro" desesperan en la base naval por una solución final a su caso

Los balseros cubanos se subieron al faro American Shoal, frente a Sugarloaf Key, en los Cayos de la Florida, con la esperanza de ser considerados "pies secos".

"Agradecemos mucho toda la ayuda que nos han brindado, pero no entendemos por qué no se nos permite hablar con los abogados ni trabajar", dijo uno de los migrantes a 14yMedio.

Parte del grupo de los "balseros del Faro" enviados en julio pasado a la Base Naval de Guantánamo dijeron sentirse presionados por las autoridades estadounidenses para que regresen a Cuba, y desesperados por la falta de un empleo.

"Queremos trabajar, somos refugiados, no prisioneros", dijo a 14yMedio uno de los 17 balseros que, tras la negativa de un juez federal a la petición de poder permanecer en territorio estadounidense, fueron conducidos a la base hasta que un tercer país les conceda refugio o se gane la apelación del caso.

"Agradecemos mucho toda la ayuda que nos han brindado, pero no entendemos por qué no se nos permite hablar con los abogados ni trabajar", explicó el entrevistado, que prefirió el anonimato por temor a represalias.

Según explicó el balsero a 14yMedio, las autoridades les han dicho en más de una ocasión que quienes no acepten las condiciones para permanecer en la base "tienen la puerta abierta para regresar a Cuba", una frase que interpretan como presión para que regresen a la isla.

El balsero dijo que por lo demás, no tienen quejas del trato que reciben.

"Tenemos cobertura de salud y se nos da una ayuda económica de 107 dólares los domingos para comprar nuestros alimentos. Además tenemos 30 minutos de teléfono para conversar con la familia", subrayó.

Al respecto, 14yMedio cita declaraciones de un portavoz del Departamento de Estado de EEUU, que explica que "todos los migrantes protegidos que residen en la Base Naval de Guantánamo están allí voluntariamente" y "son libres de regresar a sus países de origen en cualquier momento, pero EEUU no los presiona para que lo hagan".

Aunque originalmente fueron 20 los balseros llevados a la Base Naval de Guantánamo, tras alegar que serían objeto de represalias del Gobierno si regresaban a la isla, actualmente solo 17 permanecen allí. La nota de 14yMedio señala que otros tres fueron enviados a Cuba, dos por elección propia y uno tras conocerse que había sido miembro del Ministerio del Interior, principal aparato represor en la isla.

En junio pasado, 24 balseros permanecieron unas siete horas en el American Shoal Light, a 6.5 millas del Cayo Sugaloaf, en las costas de la Florida, para evitar ser capturados por la Guardia Costera, algo que finalmente sucedió.

El distrito 7 de la Guardia Costera determinó que la presencia de los cubanos en el faro era una situación de "pies mojados" que requería la repatriación de los migrantes.

Un juez desestimó la solicitud del Movimiento Democracia, que había pedido que los balseros no fueran devueltos a Cuba, y dictaminó a favor de repatriarlos, pero el caso volvió al Tribunal Federal de Miami tras una denuncia de maltrato divulgada por los balseros en una carta que tiraron al mar dentro de una botella, y que fue hallada milagrosamente por un pescador en aguas de Cayo Hueso.

Un nuevo veredicto decidió entonces enviar a la base naval estadounidense a 20 de los balseros, mientras otros cuatro fueron repatriados a Cuba.

(Con información de 14yMedio)

Vea todas las noticias de hoy

Fantasma de la deportación acecha a cubanos varados en Tapachula

Cubanos apostados frente a la sede de la Comisión Nacional de Derechos Humanos en Tapachula.

Más de 1,500 cubanos continúan varados en Tapachula, en el estado mexicano de Chiapas, a la espera de un oficio de salida, documento requerido por las autoridades que permite transitar por 20 días a través del territorio azteca para llegar a la frontera con EEUU.

A Tapachula, uno de los municipios más peligrosos de Chiapas, llegaron tras cruzar el Suchiate, río que marca la frontera occidental entre México y Guatemala.

Pero en Tapachula se ha formado un cuello de botella luego de que el viernes pasado un grupo de migrantes, en su mayoría cubanos, ingresaron intempestivamente en las oficinas del Instituto Nacional de Inmigración, en Tapachula. Según trascendió, un funcionario resultó lesionado.

Yonismiller Del Río llegó a esa localidad hace más de tres semanas. Ha hecho la travesía irregular desde Suramérica.

“No todos los cubanos participamos en ese acto desordenado. Ahora pagamos justos por pecadores, “dijo el joven oriundo de Ciego de Ávila y activista de los derechos humanos.

Por otro lado, unos 400 cubanos llevan cuatro días apostados frente a la sede de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, donde entregaron una carta pidiendo protección ante los rumores y temores de que las autoridades procedan a deportarlos.

“Somos migrantes pacíficos, estamos expuestos a los peligros de la ciudad, hay mucha inseguridad en las noches,” explicó a Radio Televisión Martí uno de los migrantes que pidió no se divulgara su nombre.

Entre los plantados hay una veintena de menores y algunas embarazadas.

María de Jesús Peters, corresponsal del periódico El Universal, indicó que hay malestar entre los lugareños que dicen estar hartos de los migrantes.

“Alquilan casas en las inmediaciones de las oficinas de inmigración, en el centro de la ciudad. No sólo cubanos, también extracontinentales y centroamericanos y ya hay cierto rechazo hacia ellos,” dijo la periodista.

Para aliviar la situación, 72 cubanos fueron trasladados hacia las oficinas de Acayuca, en HiIdalgo, unos 35 kilómetros de Tapachula, pero otros aparentemente no corrieron igual suerte.

“Por lo menos 20 se ha dicho fueron deportados, aquellos que las autoridades identificaron como los implicados en el ingreso violento a la sede de inmigración,” informó María de Jesús.

Aviso colgado en la puerta de las oficinas de Inmigración en Tapachula.
Aviso colgado en la puerta de las oficinas de Inmigración en Tapachula.

En un aviso colgado en la puerta de las oficinas de Inmigración se puede leer: "Derivado de los hechos ocurridos el pasado viernes, donde se vieron afectadas estas instalaciones, así como su personal, y ante la falta de condiciones que garanticen la seguridad del inmueble y de los usuarios, se determina la suspensión temporal de las operaciones en esta oficina hasta nuevo aviso.”

La información agrega que en “ciudad Hidalgo solo se atenderán las peticiones de visa por razones humanitarias”, no el oficio de salida o salvoconducto, que es lo que necesitan los cubanos.

El tiempo pasa. La mayoría hace más de un mes que inició el camino y se agotan los recursos.

“Esto está feo y los temores crecen por segundos, es el fantasma de la deportación que acecha”, dijo Amaury, que salió de Trinidad y Tobago con su esposa. “No veo la luz al final del túnel”.

Muchos de los cubanos tienen esperanza de que los trámites migratorios se reanuden en los próximos días, pero no en las oficinas que cerraron el viernes.

La Estación Siglo 21, un centro de detención para extranjeros sin papeles que hoy está abarrotada de extraterritoriales, podría ser la sede escogida. Sin embargo, los cubanos no confían en la iniciativa, porque históricamente ha sido en esa instalación donde se procesan las deportaciones.

Asociación Médica de Kenia pide poner fin al convenio de salud con Cuba

El profesor Anyang Nyongo (L), gobernador de Kisumu, habla con uno de los 100 médicos cubanos que dorman parte del convenio entre lso dos países

Debido a la muerte, aparentemente por suicidio, del doctor Hamisi Ali Juma, uno de los 50 médicos kenianos que estudian medicina familiar en Cuba, la Unión de Médicos y Dentistas de Kenia (KMPDU, por sus siglas en inglés) instó al gobierno de Cuba a finalizar el acuerdo que tiene con dicho país a través de un comunicado.

El secretario general de la asociación, Ouma Oluga, afirmó que este convenio no ha sido beneficioso para los médicos kenianos debido a que ha dejado a los médicos de Kenia en una situación frustrada y en condiciones lamentables.

Ouma Oluga informo que los médicos kenianos que viajaron a Cuba se han quejado a través del sindicato sobre las deplorables condiciones de vida en ese país.

El día de ayer el diputado Likoni Mishi Mboko confirmó que el fallecido era su hermano que se encontraba estudiando en La Habana.

En el comunicado la asociación sugiere que después de finalizado el convenio se proporcione el patrocinio a través de las cinco universidades locales de Kenia que ofrecen Medicina Familiar.

La familia dijo que el médico fallecido se quejaba constantemente de las malas condiciones de trabajo en Cuba. Así como también expresaba su frustración debido a que el gobierno no cumplía con el acuerdo de pago de sus gastos de manutención en el país extranjero.

En el comunicado un doctor cuenta que los doctores kenianos tenían que vivir un entorno difícil mientras que los cubanos en Kenia tenían un estilo de vida alto. Agrego que las habitaciones no tienen agua caliente, el aire acondicionado se enciende solo de 10:00 de la noche a 6:00 de la mañana y que las sábanas eran cambiadas solo 1 vez por semana.

Los médicos aseguraron que en el mes de enero se les informó que no podrían visitar a sus familias en Kenia a pesar de lo establecido en el acuerdo que permitía visitas a su país natal una vez al año.

El Ministerio de Salud de Kenia aseguró que la muerte de Juma está siendo investigada, pues las circunstancias de la misma aún no están claras

En la declaración se lee "Mientras esperamos el informe completo de la policía sobre el caso, instamos y solicitamos a los compañeros kenianos y sus compañeros de estudios en Cuba que sean sensibles con respecto a la familia en duelo y se abstengan de discutir el caso en los medios sociales y regulares".

Piden a la Casa Blanca revertir medida sobre visa B2 para cubanos

Un negocio ofrece llenado de planillas y servicio de fotografía para visas y pasaportes en los alrededores de la Embajada de EEUU en La Habana.

La plataforma We the People lanzó una campaña de recogida de firmas en el sitio en internet de la Casa Blanca para pedir a la administración de Donald Trump que revierta la decisión sobre la reducción del tiempo de validez de las visas de 5 años para los cubanos.

En la introducción de la petición, creada el sábado pasado por el usuario E.D, se argumenta que la medida, que entra en vigor este lunes,18 de marzo, "solo causará un daño tremendo a las familias en las comunidades cubanoamericanas y dañará a la sociedad civil cubana".

La iniciativa necesita 99,798 firmas antes del 15 de abril de 2019 para obtener una respuesta de la Casa Blanca. Hasta el momento de la publicación de esta nota, 202 personas habían firmado la petición.

Petición en la plataforma We the People para revertir decisión sobre tiempo de validez de las visas B2 para cubanos.
Petición en la plataforma We the People para revertir decisión sobre tiempo de validez de las visas B2 para cubanos.

Washington anunció el viernes mediante su encargada de negocios en Cuba, Mara Tekach, que a partir del lunes el país reducirá el tiempo de la visa B2 para los cubanos -otorgada para visitas familiares y turismo, entre otros propósitos- de 5 años a tres meses, con una sola entrada a Estados Unidos.

Tekach dijo que la medida es una modificación para "establecer reciprocidad" con Cuba, que otorga una entrada válida por solo dos meses a viajeros estadounidenses con una prórroga de un mes.

La petición para revertir la medida del Departamento de Estado señala que "los cubanos ya tienen dificultades para solicitar una visa en un tercer país, y esta medida simplemente hace que sea casi imposible e inasequible viajar a los Estados Unidos. La mayoría de los cubanos no viajan por turismo, sino para reunirse con familias divididas hace mucho tiempo".

Las visas de 5 años con entradas múltiples fueron implementadas durante el gobierno del expresidente Barack Obama, en medio de un acercamiento de su administración con el régimen cubano.

(Con información de We the People y la agencia Reuters)

Tras altercado de cubanos en centro migratorio, México dice que no permitirá violencia

Estación migratoria de Tapachula, Chiapas, en México. Foto Archivo.

Medios de prensa de mexicanos reportaron este fin de semana un altercado provocado por la aglomeración de cientos de cubanos en la estación migratoria de Tapachula, en Chiapas.

Tras el incidente la Secretaría de Gobernación de México reconoció que un funcionario resultó herido y reiteró que el uso de la violencia es inadmisible.

“En relación al incidente en el que un grupo de migrantes irrumpieron en oficinas del Instituto Nacional de Migración de Chiapas e hirieron a un funcionario, tras exigir que se les otorgue permiso para transitar libremente en México, el Gobierno de México no permitirá el ejercicio de la violencia.

Quien responda de esta forma a nuestra nueva política migratoria (basada en el respeto a los derechos humanos), no podrá acceder a los mecanismos de ingreso y recepción en nuestro país”, indica la nota del gobierno.

El diario mexicano La Jornada asegura que eran más de 300 cubanos y que exigieron a las autoridades “a gritos y golpes, ser atendidos y resolver su situación migratoria en tiempo record”.

Por otra parte el periódico El Universal indica que el descontento de los cubanos surge del retraso en la entrega del salvoconducto que les permite transitar por territorio mexicano.

Los migrantes de Cuba denunciaron a El Universal que las autoridades migratorias actúan en contubernio con abogados y les exigen el pago de 300 a 700 dólares para entregarles el salvoconducto de manera expedita, cuando en realidad es un documento que se otorga sin costo alguno.

[Con información de la Secretaría de Gobernación de México, El Universal y La Jornada]

Primavera Negra, 16to aniversario de la ola represiva contra la prensa independiente (FOTOS)

Un total de 75 disidentes cubanos fueron detenidos durante los días 18, 19 y 20 de marzo del año 2003 y sentenciados en abril, con sanciones entre 6 y 28 años de privación de libertad. ​

La tristemente célebre Primavera Negra fue una ola represiva del régimen cubano contra la prensa independiente en la isla.

Con esta operación el régimen de Fidel Castro detuvo arbitrariamente y sentenció a 75 líderes del activismo por los derechos humanos, la libertad de expresión y de prensa en la isla.

Todos fueron condenados a largas penas de prisión.

Ante la presión internacional y la posterior mediación de la Iglesia Católica, los 75 fueron puestos en libertad. El último de ellos en el 2011.

La ola represiva de la Primavera Negra fue criticada alrededor del mundo.

Amnistía Internacional declaró a todos los detenidos prisioneros de conciencia.

Vigencia

A 16 años de la arremetida represiva del gobierno cubano contra opositores pacíficos, conocida como "la Primavera Negra", el régimen no ha podido eliminar el activismo en la isla.

Amado Gil conversó con Martha Beatriz Roque y Héctor Maceda, dos de los prisioneros del llamado Grupo de los 75 que permanecen en Cuba.

A 16 años de la Primavera Negra, el régimen no logra apagar el activismo
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:52 0:00

[Con reportaje de Amado Gil para Radio Martí y archivo radiotelevisiónmarti.com]

Cargar más

XS
SM
MD
LG