Enlaces de accesibilidad

Ciencia y Tecnología

Ballenas azules confían en su memoria para capturar sus presas

Una ballena azul es avistada en la costa de Long Beach, California. (Archivo)

Las ballenas azules que migran por el Océano Pacífico confían más en su memoria que en las señales ambientales para encontrar sus presas, afirma un estudio publicado por la revista especializada Proceedings of the National Academy of Sciences.

Este depredador marino localiza a sus presas usando su "excepcional" memoria para encontrar los lugares "históricamente productivos, estables y de alta calidad" de producción de kril, de acuerdo a los investigadores de la Oficina Nacional de Océanos y Atmósfera (NOAA, en inglés).

El estudio también plantea la cuestión de qué pasará con la población de ballenas azules si las condiciones climáticas hacen que los alimentos se desvíen de los lugares habituales.

El equipo utilizó 10 años de datos para determinar los movimientos diarios de 60 ballenas individuales en el ecosistema de California, y luego los comparó con las mediciones por satélite de la productividad del océano.

Comparando este tipo de comportamiento entre los animales marinos y terrestres, esta conducta no es usual de animales terrestres, sin embargo, ha sido más difícil detectarlo en animales marinos, según el estudio.

Asímismo, los investigadores señalaron que "todavía hay muchas cosas que no se saben acerca de las ballenas azules, pero es evidente que tienen una gran fidelidad a ciertos sitios a lo largo de la costa oeste de Estados Unidos, que utilizan año tras año".

Aproximadamente 2.500 de las 10.000 ballenas azules del mundo pasan varios meses en las aguas de la costa oeste y pueden viajar desde el golfo de Alaska hasta una área cercana al ecuador, conocida como la cúpula de Costa Rica.

(Redactado por Vanessa Cardona, con información de EFE)

Vea todas las noticias de hoy

Detectan presencia de caracol gigante africano en centro de Cuba

Caracol gigante africano. (Archivo/Jorge Bello)

La presencia del caracol gigante africano, trasmisor de parásitos peligrosos para la salud humana, fue detectada en la localidad de Caibarién, en la provincia de Villa Clara, en el centro-norte de Cuba, informan este jueves medios estatales de la isla.

Doce caracoles de esta especie terrestre invasora y exótica fueron localizados a la entrada de Caibarién y posteriormente destruidos y enterrados, explicó el director del Centro de Higiene, Epidemiología y Microbiología de ese municipio, Rafael Borges, citado por la publicación oficial Cubadebate.

El especialista dijo que se realiza un trabajo colectivo por parte del centro epidemiológico y aseguró que serán destruidos en plazo breve los caracoles que aún existan del molusco "achatina fulica", como es denominado científicamente.

En el año 2014 el Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí (IPK) de Cuba advirtió de la aparición del caracol gigante africano en la barriada de Arroyo Naranjo, en La Habana.

Tras una colecta practicada en esa zona, investigadores del IPK encontraron un número considerable de caracoles jóvenes de esa especie con tallas de 10 centímetros de largo de concha (la máxima es de unos 20 cms), fundamentalmente en árboles, arbustos y suelos cercanos a la vegetación.

Los especialistas cubanos señalaron entonces que este molusco originario de África está considerado el principal vector del "angiostrongylus cantonensis", parásito causante de un tipo de meningitis en humanos denominada meningoencefalitis eosinofílica y otras enfermedades.

También advirtieron que figura en la lista de las cien especies dañinas "más invasivas" del mundo según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, capaz de contaminar cultivos y trasmitir a los humanos bronquitis, trastornos intestinales y encefalitis.

La concha de este caracol presenta una espiral de unos 10 centímetros y el molusco está considerado por los expertos una de las peores plagas de caracoles a nivel mundial, dado su efecto devastador sobre cultivos de distintas variedades.

Esta especie penetró sin controles en el continente americano para ser comercializado por sus "bondades curativas", pero su rápida reproducción lo ha convertido en un grave riesgo para la salud.

(EFE)

La era del espacio, una nueva etapa

El SpaceX Falcon es lanzado desde el Pad 39A en el Centro Espacial Kennedy en Florida, el 6 de febrero de 2018.

El 21 de Julio del año 2011 a las 5:57 a. m. aterrizó en el Centro Espacial Kennedy en el estado de la Florida, el transbordador Atlantis, dando así fin al programa de los transbordadores de la Administración de Aeronáutica y del Espacio (NASA).

Ese último viaje del Atlantis, fue un viaje extra autorizado por el presidente Barack Obama, para llevar material adicional a la Estación Espacial Internacional. Atlantis, sin embargo, fue la única nave de su tipo que no fue construida para acoplarse a la Estación Espacial o sea, solo podía “parquearse” al lado de ella.

Durante esta última misión Atlantis circunvaló la Tierra 4848 veces, recorriendo 126 millones de millas en el espacio igual a mas de 525 veces la distancia de la Tierra a la luna.

Desde pequeño me interesó el espacio y basado en los conocimientos limitados que teníamos entonces de nuestro sistema solar y lo poco que sabíamos de otros horizontes más allá de nuestro vecindario sideral, seguíamos las imaginarias aventuras de Buck Rogers en el Siglo XXV, Roldán el Temerario en su planeta Mongo y Brick Brackford y su trompo del tiempo.

En el colegio nos enseñaban el orden de los planetas de nuestro sistema de acuerdo a su proximidad a nuestro sol y así, Mercurio, Venus, Tierra, Marte, Júpiter, Saturno, Urano, Neptuno y Plutón era una seguidilla que todos conocíamos ya en 5º grado. La Vía Láctea y las constelaciones era algo que mencionábamos pero evitábamos penetrar mucho.

El paisaje comenzó a cambiar con los poderosos telescopios oculares y luego los electrónicos y la primera víctima de nuestra sabiduría de adolescentes fue el pequeño planeta Plutón. Mike Brown, profesor de astronomía de Caltech University, descubrió que Plutón no es más que uno de los miles de objetos similares cruzando el Cinturón de Kuiper, una región de nuestro sistema solar que se encuentra “detrás” de Neptuno. Eso hizo que Plutón pasara a ser clasificado como un “planeta enano’ y perdiera su posición como planeta al final de nuestra seguidilla aprendida de 9 planetas. En el vernáculo nuestro post insurreccional, a Plutón lo siquitrillaron.

En abril 24 de 1990, el telescopio Hubble fue puesto en órbita por el transbordador Discovery y un nuevo universo, millones de veces más amplio y complejo que el que conocíamos, se abrió a nuestra vista, a nuestra mente y a nuestra curiosidad. Algunas cosas eran como las habíamos imaginado, otras no lo eran y la mayoría de lo que veíamos no las habíamos imaginado.

Los teólogos volvieron a hacer juegos malabares con los dogmas y a adaptar su vieja verdad a la nueva realidad, incrementando el alcance de la creación mas allá de lo que antes era divino e infalible. Pobre Galileo que no alcanzó el Hubble.

Por cierto, el telescopio fue nombrado por el astrónomo Edwin Hubble, quien confirmó la existencia de otras galaxias aparte de nuestra Vía Láctea.

Pero la Estación Espacial Internacional sigue en órbita y creciendo. Como su nombre lo indica, es un esfuerzo conjunto de varios países y el principal medio de abastecimiento de personal y material eran los transbordadores de la NASA, que como dijimos cesaron su operación. ¿Cómo se está abasteciendo la estación y como se intentará llegar a otros ámbitos siderales aún más lejanos y que requieren una logística más compleja?

Por el momento se usarán naves propulsadas por cohetes rusos con la participación de otros países que apoyarán el esfuerzo con participación de la empresa privada que está tomando el rol que ha desempeñado la NASA y supliendo los vehículos y logística necesaria para transportar pasajeros y carga útil a la Estación Espacial y se espera que en el futuro, a la luna de nuevo y a otros cuerpos celestes que están en los planes de visita de nuestra siempre curiosa especie.

Pero ¿podrá el genio empresarial crear las condiciones para poder sufragar los gastos de esa enorme operación? Veamos. En estos momentos el costo de cada libra de carga que llega a la Estación es de US $10,000.00. Esto hace que la libra de café Pilón cueste ese dinero, sin contar lo que pagamos por ella en la tienda, antes de que los astronautas puedan tomar su cortadito. Piensen cual es el costo de poner el trasbordador con toda su ferretería, la carga que lleva y los astronautas, todo a US $10 mil la libra.

Ese es el costo que ha pagado la NASA, aunque realmente los que fabrican todos los vehículos y equipos son empresas privadas como Boing y Lockheed-Martin, contratadas por NASA. Ahora bien, esas empresas no están en el negocio de correr riesgos económicos, ellos hacen sus cachivaches, se los venden a NASA con una ganancia y llevan el dinero para su cuenta.

¿Hay empresas que se interesen en entrar en el negocio de trasladar material y personal al espacio por su cuenta y hacerlo basado en las posibles ganancias de una operación como esa?

Sí las hay, más de 30 en este momento, la mayoría están en etapas preliminares de desarrollo y algunas en una fase incipiente. Casi todas son de Estados Unidos aunque algunos de sus socios principales sean de otros países. También hay compañías japonesas, pero entre esas empresas hay 3 que ya están adelantadas, bien financiadas y que ya han puesto naves en el espacio. Esas compañías son Virgin Galactic, Bigelow Blue Origin y SpaceX y vamos a hablar de ellas.

Hay otra empresa fundada por el fallecido Paul Allen, fundador de Microsoft, que planea lanzar los cohetes desde un avión que fabricó y que ya ha hecho vuelos pero ese tema lo dejaremos para otro artículo.

Las tres primeras compañías que mencionamos se han concentrado primero en llevar pasajeros al espacio y cobrar por el traslado vendiendo la experiencia como un viaje turístico en esta etapa, que es lo que realmente es. El precio del billete es lo bastante caro como para comenzar a sufragar la operación de las siguientes etapas de llevar carga útil.

Virgin Galactic es la creación de Sir Richard Branson, inglés, cabeza del grupo empresarial Virgin, propietario de la aerolínea Virgin Atlantic y armado caballero por la Reina Isabel por lo que nos referimos a él como Sir.

Branson suministró el capital y se asoció con Elbert Rutan, un ingeniero aeroespacial conocido por su originalidad, diseñando aviones que son eficientes, ligeros, fuertes y de aspecto poco común. El se hizo famoso por diseñar el Voyager que fue el primer aeroplano que voló alrededor del globo terráqueo sin parar y sin abastecerse de combustible. Rutan tiene 5 aviones en la exhibición del Museo Nacional Aéreo y del Espacio.

Rutan diseñó el avión de Virgin SpaceShipOne que ganó el premio Ansari-X de $25 Millones por ser el primer avión privado que pudo viajar al espacio en dos ocasiones en el transcurso de 2 semanas.

Virgin Galactic planea enviar su “avión madre” llamado WhiteKnightTwo que llevará en la parte inferior de su fuselaje al ya probado SpaceShipOne, con capacidad para 6 pasajeros y 2 pilotos y lo soltará a 50,000 pies de altura donde un cohete impulsor lo pondrá en el espacio. Los pasajeros experimentarán las sensaciones del vuelo espacial.

El costo del viaje, que solo estará unos minutos en el espacio es de US $200, 000.00 con un depósito, no reembolsable de US $20,000.00. Ya tienen más de US $30 millones en depósito y se espera que los viajes comiencen a finales del 2012 ó en el 2013.

Bigelow Aerospace fue fundada y es dirigida por Robert Bigelow, dueño de los hoteles Budget Suites Of America. Bigelow ha comprometido US$500 millones de su fortuna para financiar el proyecto.

El vehículo que está construyendo Bigelow, es una nave habitable que se puede expandir en tamaño de acuerdo a las necesidades de capacidad de cada misión. Se ha denominado BA 330. En la nave podrán viajar no solo los astronautas, sino que podrá albergar laboratorios y plantas para manufacturar equipos especiales y viajará a una altitud de 217 a 280 millas sobre la superficie de la Tierra, alrededor de la misma altitud de la estación espacial.

La nave típica tiene una capacidad de 6 pasajeros pero depende del tamaño que se use en cada caso. Dos BA 330 estarán listas para ser lanzadas en el 2014. El costo del pasaje es de US $28.75 Millones por una travesía de 30 días.

Blue Origin fue fundada por Jeff Bezos quien es a su vez el fundador y principal accionista y ejecutivo de Amazon.com, la organización de ventas más grande y más antigua a través de Internet.

Y aquí hay una conexión cubana (¿podría faltar la conexión cubana?). Jeff Bezos es hijo de Miguel (Mike) Bezos, ingeniero petrolero cubano que vino de Cuba con 15 años a través de la Operación Pedro Pan con otros 15 mil niños cubanos. Pero eso es para otra crónica, hoy hablaremos de Blue Origin.

La nave de Blue Origin se llama New Shepard y despegará verticalmente para luego volar en una trayectoria curva 75 millas sobre la superficie terráquea. Llevaría 3 pasajeros y aunque aún no se ha determinado el precio del pasaje los vuelos pudieran comenzar a fines del 2012 ó en el 2013 conteniendo material experimental.

Como hemos visto, ninguna de estas empresas está lista para hacer el trabajo de los trasbordadores pero van por muy buen camino y aunque hasta ahora están pensando en pasajeros mayormente, recordemos que así también comenzó la aviación comercial. El costo de US $10,000.00 por libra de la NASA puede ser reducido en este momento a US $1,000.00 y el visionario de Jeff Bezos dice que un costo de US $100.00 puede ser obtenido en un futuro bastante cercano.

La cuarta empresa que mencionamos, Space X si está activa llevando equipo y material a la Estación Espacial. Space X pertenece a Elon Musk, fundador de Tesla, la compañía fabricante de automóviles eléctricos.

Space X ha desarrollado un sistema por el cual puede reusar los cohetes de primera fase del lanzamiento los cuales regresan a tierra en buen estado listos para el próximo lanzamiento. Eso ha ahorrado una cantidad sustancial de dinero y hecho factible estas operaciones de un modo más económico.

Space X ha construido su última versión de cohete con el vehículo más poderoso desde el Saturno V que utilizó NASA en los viajes a la luna. Ya ese cohete hizo un lanzamiento exitoso de prueba con destino a Marte.

El siempre excéntrico Musk puso a bordo de ese cohete, como “carga útil”, su auto deportivo Tesla con rumbo a Marte.

Aunque hace más de 50 años que viajamos a nuestra luna y no hemos regresado, hay planes para visitar otros cuerpos celestes en nuestro sistema solar y estos esfuerzos empresariales y tecnológicos son el basamento para esas exploraciones.

En 1976 la nave robot Viking nos reveló un frígido planeta Marte sin señales de vida, lo cual desencantó a los investigadores. Pero desde entonces los científicos han cambiado su modo de pensar en cuanto al planeta rojo, después de más estudios llegaron a tres conclusiones: Marte era más caliente y húmedo en el pasado, los microbios pueden sobrevivir casi dondequiera, siendo casi imposibles de erradicar y asteroides de la Tierra han impactado a Marte y viceversa por billones de años.

Citaremos de nuevo a Mike Brown, el hombre que degradó a Plutón, que dijo “Imagínense esto: En el pasado distante, una roca de la Tierra conteniendo microbios aterrizó en un húmedo y tibio Marte. Sus descendientes siguen allí hasta hoy, resguardados en nichos y sobreviviendo en un Marte que es inhabitable en otras áreas. O inmagínense esto: Microbios de Marte llegaron de la misma forma a una Tierra en una temprana era y los descendientes de esos microbios están todavía aquí. Y somos nosotros”.

Científicos publican la primera imagen de un agujero negro

Agujero Negro

Un círculo oscuro en medio de un disco resplandeciente es la primera imagen de un agujero negro presentada el miércoles al mundo, al término de una aventura tecnológica inédita.

El primer 'monstruo' cósmico en haberse dejado captar fue detectado en el centro de la galaxia M87, a unos 50 millones de años luz de la Tierra.

"Una distancia difícil de imaginar", admite Frédéric Gueth, astrónomo y director adjunto del Instituto de Radioastronomía Milimétrica (IRAM) en Europa, participante en la investigación.

La imagen fue realizada gracias a una colaboración internacional llamada Telescopio del Horizonte de Sucesos (o Event Horizon Telescope, EHT, en inglés), que reagrupa a casi una decena de radiotelescopios en el mundo, desde Europa hasta el Polo Sur, pasando por Chile y Hawái.

Combinando estos observatorios, como si fueran pequeños fragmentos de uno gigante mediante una técnica llamada interferometría, los astrónomos pudieron disponer de un observatorio virtual del tamaño de la Tierra, con el que se "podría leer desde Nueva York un periódico abierto en París", según Gueth.

La imagen, ansiada durante muchos años y hasta ahora únicamente simulada en ordenador, es objeto de seis artículos publicados el miércoles en la revista científica Astrophysical Journal Letters, firmados por más de 200 autores de más de 60 organismos científicos. Fue presentada en seis ruedas de prensa simultáneas en el mundo en lugares como Bruselas y Santiago de Chile.

LA TIERRA DE UN DEDAL

Y es que si bien se habla de los agujeros negros desde el siglo XVIII, ningún telescopio había logrado observar en directo uno de estos misteriosos objetos del cosmos y aún menos su retrato.

"Nunca habría pensado poder ver uno verdadero en mi vida", dijo a la AFP el astrofísico francés Jean-Pierre Luminet, autor de la primera simulación digital de un agujero negro en 1979.

Un agujero negro es un objeto celeste que posee una masa extremadamente importante en un volumen muy pequeño. Como si la Tierra estuviera contenida en un dedal. Son tan masivos que ni la materia ni la luz pueden escapar, por lo cual no se pueden ver, son invisibles.

La primera observación del grupo de radiotelescopios se realizó el 5 de abril de 2017. Los ocho observatorios del EHT, entre estos el de IRAM (en España), y el potente radiotelescopio ALMA de Chile, detectaron dos agujeros negros: Sagitario A* en el centro de la Vía Láctea y su congénere de la galaxia M87.

Solo el segundo, aunque mucho más alejado, ofreció una buena imagen.

"Para que todo saliera bien, toda la Tierra tenía que estar despejada", explica Pablo Torne, del IRAM, que recuerda la mezcla de cansancio, tensión y felicidad que sintió ese día.

"Estadísticamente, las posibilidades eran ínfimas y sin embargo, ¡lo logramos!", dijo este investigador que trabajó desde la sala de control del radiotelescopio de 30 metros de diámetro en Pico Veleta en la Sierra Nevada de España.

Siguieron otras tres observaciones, el 6, 10 y 11 de abril.

ESPERA "DESESPERADA"

Pero los astrónomos debieron esperar más de seis meses antes de saber algo más. Con este tipo de instrumentos, las observaciones se realizan a ciegas y los astrónomos no tienen forma de saber si funcionó.

Para ello, hay que esperar captar entre todo el 'ruido? (las señales electromagnéticas) del Universo una señal común a todos los telescopios. En datos analizables, la información recogida equivalió a 4 petaoctetos (4.000 billones de octetos, o sea un 4 seguido de 15 ceros).

"Esperábamos desesperadamente los datos del Telescopio Polo Sur, que a causa de las condiciones extremas del invierno austral no pudieron recuperarse hasta 6 meses después de las observaciones", recuerda Helger Rottmann, del Instituto Max Planck de Radio Astronomía de Bonn. Los datos llegaron al fin el 23 de diciembre.

"Cuando horas después pudimos establecer que todo funcionaba, fue un gran regalo de Navidad", agrega.

Siguió más de un año de trabajo para convertir los datos en imagen. "Para mayor seguridad, el trabajo fue realizado cuatro veces, por otros tantos equipos diferentes", según Gueth.

Todos obtienen la misma imagen: un círculo extremadamente oscuro rodeado de un halo rojo.

Esta es la primera foto de un agujero negro

Primera foto de un agujero negro

Científicos revelaron el miércoles lo que dijeron que es la primera imagen captada de un agujero negro, un hallazgo histórico para la ciencia que permite estudiar más a fondo los enormes monstruos celestes y es un "punto de partida" para abrir horizontes científicos hasta ahora desconocidos.

La imagen fue captada tras una campaña de observación de abril de 2017 en la que colaboraron 207 investigadores, de 58 instituciones de 18 países, unidos en el proyecto Event Horizon Telescope (EHT) que procesó la información recogida por ocho radiotelescopios en distintos lugares del mundo.

"Tómense un momento y disfrútenlo. Este es el momento que hemos esperado durante un siglo", dijo en rueda de prensa el doctor en Física del MIT Geoffrey Crew en medio de los aplausos de científicos y asistentes a la conferencia, en la sede del Observatorio Europeo Austral en Santiago de Chile.

"Aunque sí sabíamos de su existencia, nunca habíamos visto uno. Hay que ver para creer y ahora podemos verlo", añadió al mostrar la imagen del agujero negro en el corazón de la galaxia M87, en el cúmulo de Virgo.

El hallazgo ofrece un fuerte apoyo a la teoría de la relatividad general presentada en 1915 por el físico Albert Einstein para explicar las leyes de la gravedad y su relación con otras fuerzas de la naturaleza.

Los agujeros negros tienen una masa enorme concentrada en un tamaño muy compacto y su presencia afecta el entorno de maneras extremas, curvando el espacio tiempo y supercalentando todo el material circundante, explicaron los científicos.

El hallazgo se divulgó en conferencias de prensa simultáneas en Washington, Bruselas, Santiago, Shanghái, Taipei y Tokio.

"Hemos logrado algo que se suponía era imposible hace una generación", destacó en Washington el astrofísico Sheperd Doeleman, del Centro de Astrofísica Harvard & Smithsonian y director de proyecto EHT.

Einstein tenía razón

También en Washington, el astrofísico Dimitrios Psaltis de la Universidad de Arizona, científico del proyecto EHT, dijo que "el tamaño y la forma de la sombra coinciden con las predicciones precisas de la teoría general de la relatividad de Einstein".

El agujero negro captado está a 55 millones de años luz de la Tierra y tiene una masa 6.500 millones de veces superior a la del Sol.

La imagen muestra la silueta de un círculo oscuro, el agujero negro en sí, rodeado de una aureola incandescente y asimétrica. Fue captada mediante el trabajo coordinado de ocho observatorios ya existentes en España, Hawái y Arizona en Estados Unidos; México, Chile y el Polo Sur.

A los esfuerzos se unió más tarde un centro de observación en Groenlandia y, a partir del próximo año, se sumará otro más en Arizona, dijeron los investigadores.

El EHT llegó a su hallazgo con la técnica conocida como "interferometría de línea de base muy larga" que creó un telescopio virtual del tamaño de la Tierra, capaz de observar longitudes de onda milimétricas. El gran desafío fue que los ocho observatorios apuntaran al mismo punto exacto del cielo en un momento determinado.

"Esta técnica permite al EHT alcanzar una resolución angular de 20 microarco segundos, suficiente para leer un periódico en Nueva York desde un café en París", señaló un texto divulgado por el observatorio ALMA, que escudriña el Universo desde el desértico norte de Chile.

El EHT se enfocó en dos agujeros negros: el de la galaxia M87 y el Sagitario A, en el centro de la Vía Láctea pero con características más complejas que los investigadores seguirán tratando de captar.

Respecto a M87, el objetivo es lograr imágenes cada vez más nítidas.
El horizonte de sucesos del agujero, uno de los lugares más violentos del universo, es el punto de no retorno en que cualquier cosa (estrellas, planetas, gas, polvo, todas las formas de radiación electromagnética) se absorbe irremediablemente.

"Lo que vemos es luz que no puede salir de ahí, y que seguirá hasta el fin del universo girando atrapada en torno al agujero negro", explicó a Reuters la astrónoma de ALMA Violette Impellizzeri, que participó de las investigaciones.

"Estamos abriendo un nuevo capítulo en la Física. Einstein una vez más tenía razón", añadió la científica. "Este es el límite de nuestra dimensión, es como tocar algo que está afuera. Parece ciencia ficción, pero lo estamos viendo y no podemos imaginar a dónde nos puede llevar", añadió.

(Reuters)

Biomimética: El diseño siguiendo las pautas de la naturaleza

Un Boeing 747, de Korean Air en el Aeropuerto Internacional de los Angeles. (Archivo).

Hasta hace algún tiempo los arquitectos aeronáuticos y navales diseñaban las naves aéreas y marítimas con formas lo más esbeltas posible, fabricando vehículos que cortaran el aire y el agua de la forma más eficiente, dando por resultado cascos de embarcaciones y fuselajes de aviones que se asemejaban a agujas marítimas o voladoras. Estos diseños obedecían a los más avanzados cálculos de la época.

Sin embargo, en los 1960s, buscando el matrimonio perfecto entre la función y la forma para lograr nuevas naves aéreas, los diseñadores tornaron su atención hacia esa gran maestra de todo, la naturaleza.

Los ingenieros de la empresa Boeing estaban siendo presionados por Juan Trippe, presidente de la línea aérea Pan American World Airways, para que crearan un avión de un tamaño sin precedentes, el que además de llevar un gran número de pasajeros, pudiera usarse para la carga de objetos de un tamaño no transportado anteriormente por vía aérea.

Para usar como carguero dicho avión había necesidad de abrir la nariz del mismo y tener una entrada lo suficientemente ancha y alta como para que cupieran las piezas de carga que se pretendían transportar. Esto era de vital importancia económica porque en los años 1960s se esperaba que la aviación de pasajeros por jets convencionales fuera suplantada en pocos años por los aviones supersónicos y estos grandes jets pasarían a dar servicio de carga exclusivamente.

No obstante, como sabemos los transportes supersónicos de pasajeros tuvieron una vida efímera y terminaron por el momento después del desastre del Concord en París.

Pero volvamos a nuestro avión grande y “narizón”. El que el fuselaje fuera mucho más voluminoso en la parte delantera atentaba contra la cultura aeronáutica del momento y el concepto de “aguja voladora” que les mencioné. Fue cuando el grupo de Boeing tornó su vista hacia la naturaleza y buscó la solución en el diseño que la evolución, poco a poco, había creado, el cachalote.

Este tipo de ballena tiene su parte delantera más voluminosa que el resto del cuerpo y sin embargo por su forma se mueve en el agua con máxima eficiencia y celeridad. Lo mismo podía hacer un avión en el aire y el grupo de Boeing, llamado “los increíbles” se dedicó a hacer el Boeing 747 con su fisonomía cabezona siguiendo el concepto del cachalote. Fue la primera aplicación de la Biomimética en gran escala.

La bulbosa proa de los navíos modernos sigue la misma filosofía de diseño biomimética cachalótica.

La biomimética (del original biomimetics) pudiéramos definirla como la aplicación de los diseños de la naturaleza para resolver problemas de ingeniería, la ciencia de los materiales, medicina y otros campos.

Siguiendo el mismo concepto biomimético, los diseñadores de aviones comenzaron a dotar las alas de los mismos con unas aletas adicionales en sus extremos siguiendo la forma de las alas de las grandes aves que suelen tener unas plumas largas y fuertes al extremo de las mismas. Dichas plumas le dan mayor estabilidad y maniobrabilidad en su vuelo. Lo mismo pasa con las naves aéreas y sus aletas.

El concepto de imitación al ala avícola dio otro paso en el diseño de uno de los últimos aeroplanos de Boeing, el Boeing 787 apodado el Dreamliner. En esta nueva nave las alas presentan una curvatura que amplía la forma y función de las aletas. Boeing entregó el primer Dreamliner a la empresa japonesa ANA (All Nipón Airlines). Desde entonces la mayoría de las líneas aéreas del mundo vuelan el Dreamliner.

La revista The Red Bulletin publicó un trabajo sobre biomimética y da varios ejemplos de reciente aplicación. Aquí reseñaremos algunos.

La empresa Mercedes-Benz estudió la forma y estructura del pez caja ó tamboril para diseñar un automóvil sumamente fuerte y aerodinámico que hasta este momento está en la fase conceptual.

Detrás de la forma cuadrada del pez caja hay una lección en diseño aerodinámico. El “drag” muy bajo de su forma permite al pez nadar una distancia igual a 6 veces su longitud en un segundo y las aristas afiladas de su contorno le permiten usarlas como quillas y obtener una gran estabilidad.

Mercedes-Benz copió la estructura hexagonal de su piel y logró un automóvil mucho más rígido que los modelos convencionales. El prototipo del carro probado en el túnel de viento mostró que puede alcanzar una eficiencia de 70 millas por galón. Todo imitando al humilde tamboril.

El ingeniero suizo George De Mestral después de una caminata por el campo en 1948 comenzó a quitarse los guisazos de los pantalones y con la curiosidad inherente a su profesión, se puso a examinar la estructura de las molestas semillas. Descubrió De Mestral que cada una de las espinas terminaba en un pequeño gancho que hacía que se fijaran en la tela pero que se soltaban cuando se tiraba de ellos. Esa fue la invención del velcro.

George De Mestral creyó que iba a revolucionar la moda pero al comienzo nadie se interesó por el velcro. Tuvo aplicaciones más importantes como en la primera cirugía de corazón artificial y fue a la luna en los trajes de los astronautas de Apollo en 1972. Hoy el velcro es tan común como el zipper.

Las aspas de las grandes turbinas de viento que generan energía eólica se diseñaban tratando de lograr que fueran lo mas aerodinámicas posible usando el concepto de cuanto más lisas y cortantes mejor, pero aquí entró de nuevo nuestro maestro el cachalote el cual tiene nódulos en su aletas principales. Esto despertó la curiosidad del ingeniero biomecánico Frank Fisher en cual comenzó a hacer pruebas en el túnel de viento del Instituto de Energía Eólica de Canadá comprobando que esos nódulos permiten al cachalote generar fuerza y velocidad cuando hace giros cerrados.

Hoy ya se están diseñando turbinas con aspas provistas de nódulos que permiten generar más energía que las aspas convencionales con menor velocidad del viento.

En 1982 el botánico Wilhelm Barthlott de la Universidad de Bonn en Alemania descubrió que la flor de loto tiene una superficie que se limpia a sí misma y es repelente al agua. El secreto consiste en microestructuras y nanoestructuras que por el ángulo de su contacto con el agua hace que ésta ruede sobre su encerada superficie y arrastre a su vez las partículas de suciedad que han caído sobre la flor.

Barthlott patentó su descubrimiento llamándole el “Efecto Loto”. Se encontró aplicación comercial en productos como la pintura biomimética Lotusan. La pintura tiene la reputación de ser repelente al agua y resistir manchas por décadas.

Quizás una de las aplicaciones más conocidas de la biomimética, aún sin conocerse el término, fue lo que llevó al diseño de los súper rápidos trajes de baño de competencia, la imitación de la piel de los tiburones.

La piel de los escualos está cubierta por pequeñas escamas dentadas llamadas dentículos dérmicos. El agua corre sobre esa superficie reduciendo la fricción. Se fabricó un tejido con características similares y con ese material se confeccionaron trajes de baño. La firma Speedo fue la pionera en la fabricación de esos trajes con los que los nadadores rompieron 22 récords mundiales en el Campeonato Mundial de Natación en el año 2009. Después de esa masacre de records dichos trajes fueron prohibidos.

Esos dentículos además hacen que sea difícil que los crustáceos y algas se adhieran a la piel del tiburón. Esa característica ha hecho que se estén haciendo recubrimientos sintéticos con esa estructura para aplicarlos a los cascos de las naves e impedir las incrustaciones que tanto dinero cuestan en mantenimiento de los barcos.

Usando la biomimética se está estudiando el mecanismo del movimiento en forma de U de las alas de la mosca tratando de conseguir un mecanismo lo suficientemente pequeño y eficiente como para usarlo en una diminuta nave voladora que pueda entrar en espacios angostos. Se piensa en su utilidad buscando víctimas en terremotos, edificios incendiados y otras catástrofes.

También está en estudio el lagarto del desierto australiano que tiene la habilidad de hacer que la escasa humedad del medio ambiente corra sobre las escamas de su piel hasta su boca y haga un uso óptimo de esa ínfima cantidad de agua. Se quiere aplicar esa tecnología “reptílica” [SIC] para capturar agua en regiones muy secas.

Cada día encontramos que usamos más la biomimetica en todos los campos del diseño y ya sabemos que si tenemos alguna duda podemos consultar a nuestro profesor, el cachalote.

Cargar más

XS
SM
MD
LG