Enlaces de accesibilidad

Cuba

Arrestado, amenazado y multado por revelar casos en hogar de ancianos en Santa Clara

Una de las salas donde han sido ingresadas 44 personas con COVID-19 procedentes del Hogar de Ancianos No. 3 de Santa Clara (Foto: Yunier Sifonte/Cubadebate).

El activista villaclareño que dio a conocer en redes sociales la semana pasada el aumento de casos de COVID-19 en un hogar de ancianos de Santa Clara, Yoel Bravo López, fue arrestado por la policía política y amenazado con “ir a parar en prisión como José Daniel Ferrer” si continúa difundiendo información que el gobierno considera “contraria al interés social”

Poco después de las 9 de la mañana del lunes “fui arrestado por el jefe de la Seguridad del Estado aquí en Villa Clara con un grupo de oficiales más y un operativo escandaloso”, le contó el martes Bravo López a la periodista de Radio Televisión Martí Idolidia Darias.

Le quitaron su teléfono celular, lo llevaron a la Tercera Unidad, y de allí a Instrucción, donde le abrieron un expediente por desacato, según le informara un teniente coronel e instructor identificado como Osmani. Luego fue sometido a un interrogatorio de más de dos horas, “a ofensas y amenazas”, y le aplicaron una multa de tres mil pesos; “una multa injusta que no voy a pagar”, declaró el activista.

La información compartida por Bravo López, quien encabeza el Movimiento Opositor “Juventud Despierta” e integra el Frente de Resistencia Cívica “Orlando Zapata Tamayo”, parece haber sido el motivo de una campaña “de información oportuna” y de una ofensiva desatada por las autoridades sanitarias de Villa Clara y del país para contrarrestar la crisis en el Hogar de Ancianos No. 3 de Santa Clara.

Bravo López: "Una multa injusta que no voy a pagar"
please wait

No media source currently available

0:00 0:00:59 0:00

“Esa información no se la habían dado al pueblo; dijeron que eran 11 ancianos, y nosotros publicamos en redes sociales que eran 22 confirmados, y que Tele Cubanacán estuvo allí en el asilo y, sin embargo, la televisión cubana, el Ministerio de Salud Pública, el régimen, no autorizó sacar imágenes del asilo por las malas condiciones, infrahumanas, en que viven esos ancianos allí”, manifestó Bravo López.

Según fue informado por los agentes, le aplicaron el Decreto 310, no el 370, esgrimido en estos días contra periodistas independientes como Mónica Baró en La Habana. Bravo López conversó al respecto con la abogada Laritza Diversent, quien le explicó que como el régimen ya ha puesto varias multas por el Decreto 370, “al parecer ahora van a empezar a ponerlas por el 310”.

El domingo le hackearon su cuenta, dos días después de haber publicado que el Hogar de Ancianos No. 3 tenía 22 casos de COVID-19, gracias a información obtenida “por simpatizantes nuestros y por vías confiables, como también dimos el primer caso de COVID-19 aquí en Villa Clara”, dijo.

El martes, sitios oficialistas como Cubadebate reportaban la existencia de 57 casos entre ancianos y trabajadores del asilo. "Lamentablemente, y a pesar de los ingentes esfuerzos del Estado Cubano...", indica el sitio de internet de la emisora provincial CMHW de Villa Clara.

Personal médico atiende a un anciano presuntamente en la Escuela Especial Marta Abreu de Santa Clara, nuevo centro de aislamiento en la provincia de Villa Clara (Foto: Ernesto Álvarez Alonso/Emisora CMHW).
Personal médico atiende a un anciano presuntamente en la Escuela Especial Marta Abreu de Santa Clara, nuevo centro de aislamiento en la provincia de Villa Clara (Foto: Ernesto Álvarez Alonso/Emisora CMHW).

“Hasta el momento allí se reporta el evento de transmisión local más grande del país”, dice Cubadebate. “Según los datos oficiales, el 20 de abril los números mostraban un balance de 57 casos positivos --44 de ellos adultos mayores--, un fallecido, y 148 contactos vinculados a 13 trabajadores confirmados con el nuevo coronavirus”.

Respondiendo una pregunta de la periodista, Bravo López explicó que el arresto, el expediente y el caso por desacato y la multa fue por publicar la semana pasada los datos sobre el asilo, “por otras cosas más que ellos saben que tenemos información”, y por repartir almuerzo y comida a ancianos y a niños enfermos como parte del proyecto Armando Sosa Fortuny.

“Me dijeron que no iban a permitir nada de eso y que en [mi] caso iba a parar en una prisión como José Daniel Ferrer; que para eso me tenían el expediente [de desacato] preparado, que lo iban a dejar abierto y que me iban a imponer la multa de tres mil pesos”, relata el activista. “Les dije que sí podían llevarme a prisión, y después que yo estuviera en prisión tendrían que matarme, que es lo que van a tener que hacer; esas fueron las palabras que les dije”.

Confirmó que las autoridades sanitarias de Santa Clara establecieron otro centro especial de aislamiento en la Escuela Especial Marta Abreu, frente a la fábrica INPUD; que está militarizado por completo con brigadas especiales y cerrado “con cintas amarillas y con unas casas de campaña que son dos hospitalitos militares”.

“Este es el último nuevo centro de COVID-19 que han hecho en Santa Clara porque todo está colapsado: el Hospital Militar [Manuel Fajardo] está colapsado, la sala del hospital nuevo está colapsada; [la escuela de] Trabajadores Sociales está colapsada”, aseguró Bravo López.

En la búsqueda de responsables del foco de transmisión del Hogar de Ancianos No. 3 de Santa Clara, el reporte de Cubadebate cita al Dr. Neil Reyes Miranda, director de Higiene y Epidemiología en Villa Clara.

“Encontramos que un médico y una enfermera que posteriormente resultaron positivos a la COVID-19 presentaron síntomas respiratorios y aun así continuaron trabajando”, dijo Reyes Miranda, según el medio oficialista. “Quizás no creyeron que fuera algo serio o que no debían ausentarse y afectar a los demás, porque se resolvió enseguida, pero lo cierto es que incumplieron las orientaciones de permanecer en casa ante alguna sospecha de enfermedad”.

De acuerdo con la emisora provincial de radio CMHW, que también cita al Dr. Reyes Miranda, “aunque se profundiza más en la investigación, hubo violaciones de los protocolos” y “hoy siguen depurándose responsabilidades”.

“Hoy siguen depurándose responsabilidades"
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:14 0:00

Además de la Escuela Especial Marta Abreu que menciona el activista, y donde han sido internados 79 ancianos que no han resultado positivos a la prueba del COVID-19, según Cubadebate, los 44 confirmados con la enfermedad fueron internados en los hospitales Manuel Fajardo y Celestino Hernández.

El Decreto Ley 310 aplicado a Bravo López “amplía los procesos en los tribunales municipales y eleva hasta tres años la posibilidad de privación de libertad sin llegar a la vista judicial”, informa la Agencia Cubana de Noticias (ACN).

Vea todas las noticias de hoy

Cuba reporta 8 casos de COVID-19, todos en La Habana

Cubanos en el Malecón habanero. REUTERS/Alexandre Meneghini

El Ministerio de Salud de Cuba reportó ocho nuevos casos de coronavirus, todos en la provincia de La Habana.

Los ocho casos diagnosticados son cubanos, el 100% fueron contactos de casos confirmados y la mayoría provienen del municipio Cerro.

La capital cubana, de 2,2 millones de habitantes, entró el viernes a la primera fase de la reapertura tras más de tres meses de confinamiento y cierre de negocios.

A pesar de las medidas de distanciamiento social, los cubanos se ven obligados a arriesgarse al contagio en colas que se prolongan durante horas para adquirir los productos de primera necesidad.

Tres casos nuevos de coronavirus en Cuba

Escena captada el viernes en el Malecón de La Habana (Yamil Lage/AFP).

El Ministerio de Salud de Cuba, que ofrece las cifras del día anterior, confirmó este domingo 3 casos nuevos de coronavirus.

Con los nuevos contagios, la cifra de infectados en la Isla asciende a 2.372, según el informe oficial.

El Ministerio de Salud mantiene la cifra de fallecimientos en 86 al no informar de nuevos decesos por COVID-19.

Otros datos en el reporte son los siguientes:

▪ 55 casos positivos activos
▪ 52 pacientes con evolución clínica estable y tres pacientes en estado de gravedad.

Liberan al preso político Leudys Reyes Cuza

Leudys Reyes Cuza.

Con un juicio pendiente por acusaciones de “desorden público reiterado y desacato" salió de la prisión del Combinado del Este el miércoles el activista Leudys Reyes Cuza, del Frente de Acción Cívica Orlando Zapata Tamayo.

"Después de siete meses de encierro y represión, se me acercaron y me informaron que iba para la calle con el cambio de medida cautelar, pendiente a juicio, y que debía pagar una fianza de 500 pesos", le dijo el sábado Reyes Cuza a la periodista de Radio Televisión Martí Idolidia Darias .

Activista sale de prisión con un cambio de medida y debe esperar el juicio en su casa
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:55 0:00

Explicó que su arresto en diciembre pasado se produjo mientras trabajaba como cuentapropista en un área conocida por "La Cuevita", en San Miguel del Padrón.

"En esos días nosotros [los activistas de su grupo opositor] habíamos realizado varias protestas por nuestros derechos, y se presentó un operativo muy grande de la Seguridad del Estado donde yo trabajaba; me arrestaron y me acusaron de desórdenes públicos reiterados", declaró.

Reyes Cuza fue trasladado a la cárcel conocida como Vivac, en Arroyo Naranjo. Unos días después le informaron que estaría en prisión preventiva hasta el juicio, pero en la cárcel de Valle Grande.

"Allí hice varias protestas, denuncié las violaciones de derechos humanos que se cometían y por esa razón me llevaron a celdas de castigo", detalló.

En enero de este año fue trasladado, esta vez al Combinado del Este, en La Habana. "Me confinaron en el área número tres, donde sitúan a los presos pendientes a juicio", precisó.

Activista detalla las condiciones de vida de los presos en el Combinado del Este
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:29 0:00

El activista calificó el lugar de "horrible". Dijo que "es pésima la higiene, y escasean el agua y los artículos de aseo personal". Con relación a la atención médica señaló que casi no existe, y también faltan los medicamentos.

Reyes Cuza integra el listado de más de 130 presos políticos cubanos por los que organizaciones defensoras de los derechos humanos han abogado para que sean puestos en libertad, en medio de la crisis que afecta el país por el avance de la pandemia.

Se convierte así en uno de los primeros activistas de ese grupo liberados, luego de la prohibición de visitas familiares a los presos, como medida para evitar el contagio en las prisiones.

Acerca de la forma en que se ha procedido en el Combinado del Este con los presos durante estos meses dijo que no se dispone de suficiente hipoclorito para la limpieza.

Agregó que hay hacinamiento de la población penal, que impide el distanciamiento social, y añadió que los guardias encargados de la custodia de los reos pueden ir a sus casas diariamente, lo que aumenta el riesgo del contagio de la población penal.

Liberado el viernes, multado el sábado

Jorge Enrique Rodríguez, en una imagen tomada de su cuenta de Facebook.

El periodista cubano Jorge Enrique Rodríguez fue liberado el viernes, pero multado el sábado.

“La Policía cubana impuso este sábado 800 pesos (unos 33 dólares) de multa al periodista de Diario de Cuba Jorge Enrique Rodríguez por un supuesto delito de desacato”, precisó el diario digital.

También informó que la multa es "una sanción administrativa" para evitar un juicio por "desobediencia" y que las autoridades dijeron al comunicador que está prohibido "grabar a la Policía".

En su mensaje en Twitter, Rodríguez dijo que la PNR ha estado inventando acusaciones en su contra, en medio de la pandemia, y que está en libertad gracias a la campaña internacional que exigía su excarcelación.

Amnistía Internacional celebró su liberación. Erika Guevara-Rojas, representante de la organización en América Latina, declaró en Twitter “¡Buenas Noticias!” y dio a conocer el mensaje que el comunicador independiente divulgó en redes sociales.

“Una vez más funcionó la presión interna y externa y dio resultados el esfuerzo transversal de activistas de diferentes causas, periodistas, artistas, opositores y ciudadanos en general”, dijo en Facebook el periodista José Raúl Gallego.

“Esta es la vía. Juntos somos mucho más fuertes, por eso insisten en tenernos separados y divididos. Hoy ganamos otra pelea. Seguimos. Ahora, por Quiñones, que no merece un día más de prisión injusta”, subrayó el comunicador.

Liberado con cita para acudir a estación de policía el periodista Jorge Enrique Rodríguez

El periodista Jorge Enrique Rodríguez, en una foto tomada de su cuenta de Facebook.

El periodista independiente cubano Jorge Enrique Rodríguez fue liberado la noche del viernes, y debía presentarse a las 10:00 de la mañana de este sábado en la estación de policía de Zanja, en Centro Habana, le dijo a Radio Televisión Martí su hermana, Yusimí Rodríguez.

“Muchas gracias de corazón para todos los que iniciaron, se sumaron y están sosteniendo la campaña por mi liberación”, declara Rodríguez en un video compartido en Facebook por otro periodista, Jose Raúl Gallego.

La Policía Nacional Revolucionaria de Cuba, “esa que conocemos como PNR”, me ha estado inventando un proceso que es extensivo a toda la sociedad civil cubana, fundamentalmente a nosotros los periodistas independientes, activistas, opositores, en medio de la crisis de la pandemia, dijo el reportero.

Rodríguez, corresponsal de Diario de Cuba y colaborador del periódico español ABC, había sido detenido el domingo cuando grababa escenas de una acción policial en el barrio donde vive, Los Sitios, también en Centro Habana. La noticia de su liberación fue reportada primero por Diario de Cuba y por 14ymedio.

“Estoy grabando y, a los tres minutos, un policía me dice 'Oye, dame acá el teléfono ese”, relató Rodríguez. Dio un paso atrás, echó también la mano hacia atrás y le dio el teléfono a una persona que estaba en el lugar y a quien, posteriormente, los agentes le quitaron el móvil”, informó ​Diario de Cuba.

Dijo también que el periodista no se había resistido al arresto, pero que en la estación una instructora lo acusó de haberle gritado a los agentes “esbirros” y “que los maten”, algo que Rodríguez niega.

“Se le encarnaron, porque él no hizo nada y la policía se le encarnó”, dijo la hermana desde La Habana. Gallego, por su parte, no ocultaba su alegría al compartir la noticia de la liberación de Rodríguez.

“Una vez más funcionó la presión interna y externa y dio resultados el esfuerzo transversal de activistas de diferentes causas, periodistas, artistas, opositores y ciudadanos en general”, escribió en el mensaje que acompaña el video. “Esta es la vía. Juntos somos mucho más fuertes, por eso insisten en tenernos separados y divididos. Hoy ganamos otra pelea. Seguimos. Ahora, a por Quiñones, que no merece un día más de prisión injusta”.

Cargar más

XS
SM
MD
LG