Enlaces de accesibilidad

Crisis Migratoria

6,289 cubanos se han presentado en frontera sur de EEUU este año fiscal

Una cola de migrantes cubanos en El Paso, Texas.

Isel Rojas puso en suspenso su sueño de dejar Cuba cuando Estados Unidos acabó con una política de migración generosa para los residentes de la isla, pero retomó la idea de emprender el viaje al ver en televisión las noticias de las caravanas de migrantes centroamericanos.

Una mañana de enero se despertó y le dijo a su esposa que estaba listo. Quince días después, dejó la isla.

"Si ellos pueden, ¿Por qué nosotros no podemos hacerlo también?", dijo Rojas, un hombre de 48 años que se dedicaba a la agricultura en la ciudad oriental de Holguín, rememorando las imágenes de jóvenes y familias que viajan en las caravanas rumbo a la frontera entre México y Estados Unidos.

Rojas busca solicitar asilo de Estados Unidos mientras espera en la fronteriza Ciudad Juárez, que se ha convertido en un imán para los migrantes cubanos en México.

La represión política y las sombrías perspectivas económicas siguen siendo las principales razones por las que los cubanos emigran de la isla, pero algunos en Ciudad Juárez dicen que también fueron motivados por las noticias de las caravanas.

La Casa Blanca y el gobierno cubano no respondieron de inmediato a una solicitud de comentarios. El instituto de migración de México declinó referirse al asunto.

Migrantes de Cuba y El Salvador en Mapastepec, Chiapas.
Migrantes de Cuba y El Salvador en Mapastepec, Chiapas.

Perdieron privilegio migratorio

En Ciudad Juárez, los cubanos representan entre el 75 y el 80 por ciento de los aproximadamente 3,600 migrantes en la zona, dijo Enrique Valenzuela, coordinador del Consejo Estatal de Población.

La espera para solicitar asilo es de aproximadamente dos meses, aseguran los directivos de los refugios.

El cuello de botella destaca una nueva realidad: los cubanos no disfrutan de las mismas ventajas que una vez tuvieron en el sistema de inmigración de Estados Unidos.

"Por primera vez este año, los cubanos son tratados como todos los demás", dijo Wilfredo Allen, un abogado con sede en Miami que trabaja con inmigrantes cubanos. "La puerta especial para los cubanos ya se ha cerrado", agregó.

En 2017, el entonces presidente de Estados Unidos, Barack Obama, puso fin a la política de "pies secos, pies mojados", que permitía quedarse a los cubanos que llegaban a suelo estadounidense, pero devolvía a quien fuera interceptado en el mar.

En los primeros cinco meses del año fiscal 2019, 6,289 cubanos acudieron a los puertos de entrada en la frontera entre Estados Unidos y México sin documentos.

La cifra se encamina a casi duplicar el total para todo el año fiscal 2018, según datos de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos.

Si bien los cubanos generalmente tienen más posibilidades de recibir asilo que los centroamericanos porque sus historias de persecución política son a menudo más claras, el éxito no está asegurado, dijo Allen, quien estima que sólo del 20 al 30 por ciento de sus clientes cubanos ganarán sus casos.

No obstante, ese mensaje no ha llegado a los cubanos que permanecen en Ciudad Juárez, muchos de los cuales tuvieron que vender sus vehículos, negocios u hogares para financiar el viaje.

"Dicen que nosotros tenemos la prioridad, que nos reciben de una forma u otra. Siempre nos reciben", comentó Rojas, quien vendió casi la mitad de su ganado. "Ellos siempre nos aceptan", afirmó.

Cubanos esperan su cita para recibir asilo en un albergue de Ciudad Juárez, México.
Cubanos esperan su cita para recibir asilo en un albergue de Ciudad Juárez, México.

​Nueva Ruta

Los cubanos que tienen la suerte de obtener una visa estadounidense -para visitar a un familiar, por ejemplo- pueden volar hasta allí legalmente y tienen la posibilidad de solicitar la residencia después de un año en Estados Unidos. Para la mayoría, sin embargo, llegar a ese país no es fácil.

Incluso antes de que terminara la política de "pies secos, pies mojados", los cubanos comenzaron a forjar nuevas rutas, volando a países de América Central y del Sur con requisitos de visa más laxos para luego ir al norte. Solo pocos países, como Guyana, no requieren visas para los cubanos.

El año pasado, Panamá facilitó el ingreso de los cubanos para hacer compras, creando otra vía para que algunos de ellos llegaran a Centroamérica.

Arasay Sánchez, una mujer de 33 años, dijo que un día estaba navegando por Internet en un parque cuando vio una historia sobre las caravanas. Después de vender su casa y la mayoría de sus pertenencias, viajó a Panamá el 25 de enero.

Confió en una guía de siete páginas que heredó de otros cubanos que habían viajado a Estados Unidos y que detallaba todo, desde dónde dormir hasta dónde comprar un teléfono.

La ruta terminó en Ciudad Juárez, vista por muchos cubanos como un lugar más seguro y ordenado para buscar asilo que otros cruces fronterizos mexicanos más concurridos, a pesar de su reputación como una de las ciudades más violentas del mundo. Ubicada al sur de El Paso, Texas, la ciudad recibió relativamente pocos solicitantes de asilo hasta fines del 2018.

Muchos están consternados por la larga espera que encuentran, dijeron directores de refugios, y están cada vez más preocupados por la seguridad, después de que surgieron reportes sobre desapariciones de cubanos en México. Pocos abandonan los refugios, dijeron 10 migrantes entrevistados.

Sánchez y su pareja llegaron a Ciudad Juárez en febrero y se han mudado de un refugio a otro luchando con la comida picante mexicana. "Hasta los caramelos (tienen chile)", dijo mientras agarraba los pliegues de sus jeans para demostrar que había perdido peso.

Los expertos no creen que el flujo de migrantes cubanos vaya a disminuir pronto. Obama hizo más fácil para los estadounidenses viajar a la isla, generando nuevos negocios. Pero ese dinero se agotó después de que Trump endureció las reglas, dijo Pedro Freyre, un abogado que estudia la relación entre Estados Unidos y Cuba.

Llegar a Estados Unidos pondría una larga odisea para Reinaldo Ramírez, un contratista de construcción de 51 años de Jagüey Grande. A partir de 2006, intentó llegar a Estados Unidos siete veces en lancha, incluido el día en que Obama canceló la política migratoria de "pies secos, pies mojados".

La nueva ruta ha sido igual de ardua. Después de volar a Guyana en septiembre, Ramírez y su esposa tuvieron que caminar por la región de Darién, un tramo de jungla entre Panamá y Colombia. Después de cruzar la primera vez, las autoridades panameñas los deportaron a Colombia, obligándolos a repetir la caminata.

Luego de llegar a Ciudad Juárez en medio de cientos de solicitantes de asilo, Ramírez siente que está más cerca. "Casi tengo logrado mi objetivo y mi sueño americano", dijo.

(Reporte adicional de José Luis González en Ciudad Juárez, Lizbeth Díaz en Ciudad de México, Sarah Marsh en La Habana, Kristina Cooke en San Francisco y Yeganeh Torbati en Washington)

Vea todas las noticias de hoy

México impide paso a cientos de cubanos (Video)

Policía federal custodia caravana de migrantes en Huixtla.

El Gobierno de México frustró el intento de tres centenares de cubanos de llegar a la capital mexicana mientras mantiene contenidos a miles de migrantes centroamericanos desde hace meses a escasos kilómetros de la
frontera con Guatemala.

Agentes de la Policía Federal interceptaron en la noche del miércoles en Huixtla, en el suroriental estado de Chiapas, los cinco autobuses con los que viajaban los alrededor de 300 cubanos que tenían intención de alcanzar este jueves Ciudad de México para luego proseguir su camino hacia Estados Unidos.

Policía impide que caravana de migrantes avance al norte de México
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:28 0:00

Según el relato de los cubanos, los miembros de las fuerzas de seguridad atravesaron sus unidades para cerrar el paso a este contingente que salió de Tapachula.

Las autoridades mexicanas comunicaron a los cubanos que debían regresar a Tapachula, ciudad cercana a la frontera con Guatemala, donde se encuentra la estación migratoria que gestiona la regularización de los migrantes en México.

Este hecho elevó la tensión entre los migrantes y las autoridades, aunque la mayoría de cubanos hizo el viaje de vuelta a Tapachula, situada a 42 kilómetros de Huixtla.

Sin embargo, una cincuentena de migrantes cubanos decidió pasar la noche en Huixtla y sumarse así a la caravana de cerca de 3.000 migrantes centroamericanos que también persigue su sueño de alcanzar territorio estadounidense.

Denis Hernández, uno de los cubanos que se integró en esta caravana, contó a Efe por teléfono que la Policía Federal mexicana "hizo todo lo posible" para que no pudieran proseguir su camino.

Además, con la voz afónica por los gritos que dirigió a los policías, Hernández explica que hubo "agresiones" y que "a unos compañeros lo agarraron por la fuerza".

Este grupo de cubanos lleva algunas semanas varado en la frontera sur de México después de haber pasado por Panamá, Costa Rica, Nicaragua, Honduras y Guatemala.

Hernández aseveró que "el pueblo mexicano hace lo que no hizo su gobierno", puesto que por los municipios en los que han pasado, han recibido atención y alimentos por parte de los vecinos.

También agradeció a la caravana de Huixtla, compuesta en su mayoría de hondureños, por haberlos acogido al permitir que esta cincuentena de cubanos se integraran con ellos.

El Instituto Nacional de Migración (Inami), contactado por Efe, dijo desconocer los detalles del suceso con la caravana de migrantes cubanos y atribuyó el bloqueo a la Policía Federal, de quien están esperando un reporte.

Cuando Andrés Manuel López Obrador asumió la Presidencia el 1 de diciembre, el Gobierno mexicano impulsó un plan de entrega de visas por razones humanitarias para los migrantes centroamericanos que cruzan el país con destino a Estados Unidos.

Sin embargo, este plan expiró en enero y, desde entonces, las autoridades mexicanas intentan contener a miles de personas en la frontera sur y realizan deportaciones de migrantes que no regularizaron su situación en el país.

México deporta a otros 148 migrantes cubanos

Cubanos que permanecían en México de forma irregular son deportados a la isla. (Foto: INM)

Un grupo de 148 ciudadanos cubanos fueron retornados este lunes a la isla por vía aérea, informaron las autoridades mexicanas.

El Instituto Nacional de Migración dijo en su cuenta oficial de Twitter que los migrantes fueron retornados a su país de origen "conforme los procedimientos legales vigentes y en acuerdo con autoridades del gobierno de Cuba".

Los cubanos permanecían en México de forma irregular, añadió el mensaje publicado en la red social.

El pasado 5 de abril, un grupo de 57 migrantes de nacionalidad cubana fue retornado a la isla desde México por igual motivo.

El gobierno mexicano había deportado anteriormente, el 27 de marzo, a 66 cubanos. El INM señaló entonces que los migrantes salieron de la isla de manera legal pero "se convirtieron en inmigrantes indocumentados al unirse a la caravana de migrantes centroamericanos que cruzan el territorio mexicano hacia Estados Unidos".

En una nueva ola migratoria cientos de cubanos viajan desde la isla por varios países de Latinoamérica rumbo a la frontera norte de México para llegar a Estados Unidos.

En Ciudad Juárez, los cubanos representan entre el 75 y el 80 por ciento de los aproximadamente 3,600 migrantes en la zona, según un reciente reporte de Reuters.

En los primeros cinco meses de este año fiscal, un total de 6,289 isleños acudieron a los puertos de entrada en la frontera entre Estados Unidos y México sin documentos.

(Con información del INM, Reuters y archivo RadioTelevisiónMartí.com)

Migrantes cubanos pagaron por un "salvoconducto" que no les valió de nada

Migrantes cubanos en Tapachula.

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) de México pidió a las autoridades federales y del estado de Chiapas medidas cautelares que garanticen la seguridad de los migrantes y denunció que los cubanos han pagado por un falso amparo que no les evita la deportación.

El organismo detectó “situaciones contrarias al respeto de las personas extranjeras” como hacinamiento, retrasos en la tramitación de los registros de ingreso al país y falta de servicios básicos en la Estación Migratoria Siglo XXI (EMSXXI ) y en el albergue instalado en el municipio de Masatepec, Chiapas, asegura Proceso.

La comisión declaró que la mayoría de los cubanos ha tramitado amparos a través de abogados y gestores, para evitar la deportación. Sin embargo, se trata de un documento que “no tiene efectos que permitan transitar por territorio mexicano”.

Cuando intentaron avanzar hacia Estados Unidos protegidos por este "amparo" fueron detenidos por agentes migratorios y conducidos a diversos recintos migratorios, entre ellos a la propia Siglo XXI, apunta la comisión.

Precisamente este lunes México deportó a 148 cubanos que estaban de manera irregular en su territorio, según reportó el Instituto Nacional de Migración.

"Tenían una condición de estancia irregular y retornaron ayer a su país vía aérea, conforme los procedimientos legales vigentes y en acuerdo con autoridades del gobierno de Cuba", publicó este martes el INM en su cuenta oficial en Twitter.

El mexicano Alejandro Solalinde, sacerdote y defensor de los derechos de los migrantes, en declaraciones a la publicación mexicana 20 Minutos criticó la deportación de cubanos y aseguró que habló con la Secretaria de Gobernación sobre los que han sido devueltos a la isla y que esta le dio a entender que “todavía hay 400 más que van a deportar”.

El cura se refirió al grupo de 72 que el pasado 16 de marzo fue trasladado desde Siglo XXI, custodiado por patrullas de la Policía Federal, hacia Acayucan, Veracruz. Los cubanos fueron llevados a un centro de detención y luego conducidos al hangar de la Policía Federal en el aeropuerto de la Ciudad de México.

“Yo fui a verlos, fue a platicar con ellos y se quejaron de los engaños. Pero eso no fue lo peor, lo peor fue que, estando yo ahí hablé a Gobernación y les dije que ellos solamente querían un oficio de salida, que los ayudaran, toda vez que la mayoría de ellos van a reunificación familiar. ¿Y saben qué hicieron? Los volvieron a engañar; les dijeron “sí, les vamos a dar su salvoconducto, como ustedes quieran, pero los vamos a llevar a la Ciudad de México, a la estación migratoria de Iztapalapa”, relató Solalinde.

"Los subieron a aviones de la Policía Federal y los llevaron sin más a Cuba”, denunció el sacerdote.

La CNDH aseguró que muchos cubanos solicitaron a México el reconocimiento de condición de refugiado.

[Con información de Proceso, 20 Minutos y redes sociales]

Investigan si hubo tráfico humano en caso de 22 cubanos rescatados por crucero

Cubanos rescatados por el Crucero Fantasy.

Los 22 cubanos rescatados este domingo a unas 120 millas de la Península de Yucatán (México) han sido entregados a la Patrulla de Fronteras en el puerto de Mobile, Alabama, que investiga si el grupo de migrantes fue víctima de tráfico humano, informó el Servicio de Guardacostas (USGC).

“Todos recibieron atención médica, alimentos y ropa y se encuentran bajo la jurisdicción de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), en Mobile, Alabama, dijo a Radio Televisión Martí el suboficial, Brandon Giles, portavoz del 8vo distrito de USCG, con sede en Nueva Orleans, en el estado de Luisiana.

Los náufragos viajaban en un bote de pesca que se hallaba a la deriva y fueron rescatados en una operación combinada de la Guardia Costera y el Carnival Fantasy, un barco de placer de la compañía de cruceros Carnival.

“En estos momentos hay una investigación en curso para determinar si se incurrió en el delito de tráfico humano”, dijo el responsable, que precisó: “En el grupo hay un menor de 14 años y una mujer. El resto son hombres.”

Más cubanos se lanzan al mar; Guardacostas y crucero los rescatan

Cubanos rescatados por el Crucero Fantasy.

La Guardia Costera estadounidense y el Carnival Fantasy, de la compañía de cruceros Carnival, rescataron este domingo a 23 personas, casi todos cubanos, que estaban varadas a bordo de un bote malogrado y a unas 130 millas de la Península de Yucatán (México), informó la institución.

De acuerdo a un comunicado de la Guardia Costera un hombre de nacionalidad cubana dio el aviso la madrugada de hoy de un bote particular de pesca que se hallaba varado en alta mar con su hermano y otras 22 personas a bordo.

Según los guardacostas, el periplo empezó cuando un grupo de 22 cubanos inició un "viaje de Cuba a México en un bote de madera", pero la embarcación se estropeó y quedaron a la deriva durante tres días.

Al cabo de esas 72 horas, señaló la dependencia, fueronrescatados por "un cubano-mexicano" que navegaba a bordo de su "barco deportivo de pesca", no obstante, poco después los motores de esa segunda embarcación dejaron de funcionar "y las 23 personas quedaron a la deriva por otros tres días".

Una vez alertados esta madrugada, los guardacostas emprendieron una búsqueda aérea y avisaron también al barco Carnival Fantasy, que a esa hora navegaba por el área de regreso al puerto de Mobile, en Alabama.

Aun de noche, el crucero dio media vuelta para responder a la llamada de socorro, según informa el canal local WKRG. Tras una primera búsqueda sin éxito por dos áreas diferentes, un avión del Séptimo Distrito de los guardacostas divisó la embarcación varada sobre las 8:40 de la mañana de hoy, hora local (13.40 GMT), y avisó tanto a la base de la Guardia Costera como al crucero.

Dos horas después, el Carnival Fantasy llegó y rescató a los 22 cubanos y al cubano-mexicano, y una vez a bordo personal médico del crucero atendió a dos personas que presentaban heridas sin gravedad.

De acuerdo a los guardacostas, los 23 ocupantes serán puestos a disposición de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) el martes próximo, en Mobile.

Foto Cortesía Guardia Costera.
Foto Cortesía Guardia Costera.



Este rescate ocurre la misma semana en que la Guardia Costera interceptó una embarcación con once cubanos y un presunto traficante de personas a unas 41 millas (66 kilómetros) al sur de Cayo Hueso, en el extremo sur de Florida, tal como informó este domingo la institución.

Los guardacostas divisaron la embarcación de 30 pies de eslora (9 metros) el pasado jueves tras ser alertados por la autoridades cubanas de un grupo que pretendía alcanzar las costas estadounidenses.

Agentes del Séptimo Distrito de la Guardia Costera interceptaron la embarcación, que transportaba cuatro hombres y cinco mujeres, así como un menor de edad, todos de nacionalidad cubana y quienes no presentaban problemas de salud, informó la dependencia.

Los inmigrantes fueron transferidos a otro buque de los guardacostas con la finalidad de en los próximos días repatriarlos a su país, mientras que el presunto contrabandista y un hombre que formaba parte del grupo de cubanos fueron puesto bajo custodia.

[Agencia EFE y Guardia Costera]

Cargar más

XS
SM
MD
LG