Enlaces de accesibilidad

Cuba

Jerarquía católica cubana: a la sombra del poder

El diario subraya que el cardenal Ortega dio una misa por el dictador venezolano Hugo Chávez y ninguna por los disidentes muertos. .

Jaime Ortega debiera tener más tino en su trato con la disidencia. A pesar de que en Cuba, por tradición, la jerarquía católica siempre se ha codeado con el poder, el Cardenal pudiera replantear sus estrategias.

En Cuba, han sido pocos los sacerdotes que han hincado rodilla en tierra junto a los pobres o perseguidos, como Óscar Arnulfo Romero, monseñor salvadoreño asesinado en 1980. O los jesuitas peruanos, brasileños, colombianos y españoles que en 1972 fundaron la Teología de la Liberación.

Esa defensa de los más desfavorecidos y reprimidos por sus ideas, fue excepcional durante el período republicano (1902-58). Y casi nula en los 53 años de gobierno verde olivo comandado por los Castro. Antes, en la guerra de independencia, la jerarquía católica se inclinó por la metrópolis española.

Aunque hubo excepciones. Entre ellos, los españoles o cubanos Fray Bartolomé de las Casas; Antonio María Claret, Arzobispo Emérito de Santiago de Cuba: Prebístero Félix Varela; Juan José Díaz de Espada, Obispo de La Habana; Evelio Díaz, Obispo de Pinar del Río; Ismael Testé, párroco de la Iglesia del Pilar; Monseñor Pedro Meurice y el Padre José Conrado. El caso más significativo es el de Enrique Pérez Serantes (Pontevedra 1883-Santiago de Cuba 1968), Arzobispo de Santiago de Cuba y Primado de la Iglesia Católica de Cuba.

En los años 50, Pérez Serantes mantuvo un fuerte vínculo con el Movimiento 26 de Julio, organización política que se convirtió en armada para luchar contra la dictadura de Batista, a partir del golpe de estado del 10 de marzo de 1952. El arzobispo santiaguero no sólo denunció la violencia existente en el país, si no que abiertamente colaboró con los rebeldes, en cuyas filas había numerosos devotos del catolicismo.

Pero en la isla nunca los católicos practicantes han sido mayoría. Durante mucho tiempo, los jerarcas del Arzobispado han mirado con cara de perro la creciente influencia de las religiones afrocubanas, protestantes y evangélicas entre la ciudadanía.

Después, Fidel Castro con su guerra santa en los años 60, convirtió las escuelas católicas en cuarteles y expulsó a un tercio del clero católico.

Las misas dominicales se daban en templos vacíos. El clérigo campeó el temporal como pudo. Y en los 90, por estrategia gubernamental, se le fue abriendo las puertas al catolicismo. Con el régimen de pie y los sacerdotes de rodilla.

Está bien que la iglesia luche por ampliar sus mínimos espacios. Pero no debiesen desprenderse de la Biblia tan de prisa en sus negociaciones con la autocracia. Mientras dialogan con buenos vinos, en la capital y el resto de las provincias, se han triplicado los barrios marginales.

A día de hoy, Cuba está entre los cinco países con mayor población penal del planeta. El futuro es una mala palabra. Hay tantas jineteras que asustan. Las drogas y sicotrópicos son tan habituales entre los adolescentes como beber ron.

La válvula de escape a esa vida precaria no es precisamente concurrir a las iglesias católicas a escuchar sermones. La gente prefiere refugiarse en la brujería u otras creencias, a veces estrafalarias.

Cuando los jóvenes no encuentran respuesta espiritual, se tiran al mar en una chalupa de goma, a riesgo de ser merienda de tiburones.

Es también preocupante la ausencia de mulatos y negros en la alta jerarquía católica. En una nación mayoritariamente mestiza, el mensaje que envían es de tintes racistas.

Si la iglesia nacional no ha sido refugio para santeros, babalaos y otros cultores de religiones yorubas, imagínense para la acosada disidencia.

A mediados de marzo, permitiendo que la policía política entrara en un templo habanero, el Cardenal Jaime Ortega dio un golpe de autoridad encima de la mesa y trasmitió un recado alto y claro a la oposición: no son bienvenidos en este ágape.

El clero olvida algo. Bajo cualquier circunstancia, presente o futura, hay que contar con la disidencia. Ninguneándola solo logran exacerbar las pasiones.

De cara a la galería internacional, el Cardenal Ortega ha realizado una loable faena. En 14 años, dos Papa han peregrinado a uno de los países menos católicos del continente.

Después de la primera misa del Papa en Santiago de Cuba, donde un cubano de la raza negra tuvo valor para gritar Abajo el comunismo, con expectación se espera si en la misa de la Plaza de la Revolución alguien desafiará las fuertes medidas de seguridad y gritará Libertad o Democracia.

Es una interrogante si Benedicto XVI en su apretada agenda incluirá un breve encuentro con una figura de la oposición. Lo que sí se da por hecho que se encontrará con Fidel Castro. Y fuertes rumores indican que saludará al presidente venezolano Hugo Chávez, hospitalizado en La Habana para recibir sesiones de radioterapia que amortigüen su cáncer pélvico.

Lo que ha sufrido la oposición pacífica en Cuba en medio siglo, supera con creces las agrias acusaciones y expulsiones de sacerdotes y monjas por parte de Fidel Castro en los años 60. En cinco décadas, decenas de opositores han muerto en las cárceles debido a malos tratos, fusilamientos y huelgas de hambre. Y cientos han sido desterrados u obligados a marchar al exilio.

En sus húmedas galeras, casi todos los presos políticos tenían una pequeña Biblia y encontraban consuelo rezando el rosario antes de dormir. Muchos recibían visitas pastorales y más de uno se convirtió al catolicismo durante su estancia en la cárcel. Si a alguien ha decepcionado Jaime Ortega con sus desplantes, es a esa disidencia que venera a Jesús.

El Arzobispado debiera presionar al gobierno para que dialogue con la oposición. Sentarse a negociar derechos ineludibles, como la libertad de expresión y de asociación, que se permitan grupos independientes dentro de la sociedad, sean o no contestatarios. Es positivo que la iglesia continúe aumentando sus espacios pastorales y sociales. Y ojalá un día los niños cubanos puedan estudiar en colegios católicos, similares a los existentes antes de 1959.

Jaime Ortega debiera tener más tino en su trato con la disidencia. A pesar de que en Cuba, por tradición, la jerarquía católica siempre se ha codeado con el poder, el Cardenal pudiera replantear sus estrategias.

De mantener la cara sonriente solamente para quienes detentan el poder, la iglesia de Cristo perderá varios enteros. Los cubanos seguirán bautizando a sus hijos y en sus casas mantendrán las imágenes del Sagrado Corazón y la Caridad del Cobre. Pero preferirán apostar por otras religiones y aborrecerán al mensajero de Dios en la isla. Es lo que viene sucediendo.

Vea todas las noticias de hoy

Sondeo: ¿Cómo viven las cubanas el confinamiento por el coronavirus?

Una mujer usa una máscara protectora contra el coronavirus en una calle de La Habana.

Una encuesta de la Red Femenina de Cuba y el Observatorio Cubano de Derechos Humanos (OCDH) busca conocer la realidad que enfrentan las mujeres cubanas en la reclusión provocada por la pandemia de coronavirus.

El sondeo indaga sobre cuál será el impacto en la familia, la sociedad y el estado, y si están ocurriendo casos de violencia de género dentro de los hogares que quedan solapados por la cuarentena.

"Estamos preocupadas porque esta crisis sanitaria producida por el coronavirus ha tenido muchas consecuencias -que están todavía sin determinar- en la ciudanía, en todos los ámbitos, y la mujer, como pilar de la familia, cobra un papel de gran importancia para poder manejar esta situación de confinamiento", explicó a Radio Martí Elena Larrinaga, directora ejecutiva de la Red Femenina de Cuba.

Red Femenina y OCDH encuestan a mujeres cubanas sobre la pandemia
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:49 0:00

La pandemia del COVID 19, dijo la activista, golpea a la mujer tres veces: "por la salud, por la violencia doméstica y por cuidar a otros".

Mujeres hacen fila para comprar alimentos en un mercado de La Habana.
Mujeres hacen fila para comprar alimentos en un mercado de La Habana.

En este momento, opinó, el hogar puede ser un lugar de miedo para muchas mujeres y niños, por eso la Red Femenina tiene que estar alerta, subrayó Larrinaga.

Añadió que la organización quiso aprovechar la encuesta para preguntar a las mujeres qué piensan de este tema, sus propuestas. "Cuáles son las soluciones que ellas consideran que se deben aportar para que la sociedad cubana sea más justa y sostenible".

Larrinaga subraya que el sondeo también pregunta a las féminas cubanas si creen que esta situación de emergencia sanitaria "puede llevarnos a un escenario novedoso, y qué podemos hacer como Red".

La encuesta se realiza a través de WhatsApp, correo electrónico y llamadas telefónicas. Las participantes no tienen que identificarse por su nombre, pero se solicitan otros datos como el nivel educacional, su situación actual y en qué provincia residen, entre otros.

El secretario general de Naciones Unidas, António Guterres advirtió que el aumento de las presiones sociales y económicas provocadas por la pandemia del coronavirus ha llevado a un incremento global de la violencia contra las mujeres y las niñas en el mundo.

(A partir de un reporte de Ariane González para Radio Martí)

320 casos de COVID-19 en Cuba

Casos totales y nuevos (diseñado por el Proyecto Inventario)

El gobierno cubano informó este domingo que el número de casos de COVID-19 aumentó a 320.

El aumento en las últimas 24 horas fue de 32, y se reportaron dos muertes.

Según el Ministerio de Salud, hay, desde el cierre del sábado, 1.887 pacientes, de ellos 1.291 sospechosos y 295 confirmados. Un total de 16.306 personas están bajo vigilancia.

Las autoridades también confirmaron que todos los casos nuevos son cubanos, y que cuatro de ellos estuvieron hace poco en otros países.

El Proyecto Inventario subrayó que todas las provincias cubanas han sido afectadas por la pandemia.

En medio de la pandemia de Coronavirus, Amnistía Internacional pidió al gobierno de Cuba el pasado viernes que pusiera en libertad a los presos políticos, porque están en situación de riesgo de contagio en la prisiones de la isla. La organización mencionó el caso de varios integrantes de la UNPACU y del periodista Roberto Quiñones.

Yoani Sánchez, editora del diario 14ymedio, también manifestó su preocupación por la salud de la población penal cubana.

Radio Televisión Martí celebra la excarcelación del opositor José Daniel Ferrer

El opositor José Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU).

La Oficina de Transmisiones hacia Cuba (Office of Cuba Broadcasting, OCB), que engloba a Radio Televisión Martí, celebró el viernes la excarcelación de José Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU).

En un comunicado, Emilio Vázquez, director en funciones de OCB, afirmó: "Estoy extremadamente orgulloso de liderar a los periodistas que trabajan en Radio y Televisión Martí, quienes se dedican a diario a la misión de una Cuba libre. Nos unimos a las personas alrededor del mundo que celebran la salida de prisión de José Daniel Ferrer. Nos hacemos eco de las palabras de la Embajada de los Estados Unidos en Cuba, que ha llamado a las autoridades cubanas a desestimar todos los cargos y dar a Ferrer la libertad incondicional".

El texto subraya que desde el arresto de Ferrer, el 1ro. de octubre del 2019, Radio y Televisión Martí ha cubierto exhaustivamente su arbitraria detención.

Ferrer, quien ofreció su primera entrevista tras la excarcelación a Radio Televisión Martí, agradeció a la institución noticiosa por prestar su voz al coro internacional de condena a su injusta detención.

Las autoridades cubanas reportan 288 casos de coronavirus

Vista de una calle de La Habana, el 31 de marzo del 2020.

El Ministerio de Salud Pública de Cuba (MINSAP) reportó que hasta la medianoche del viernes, la isla ha tenido un total de 288 casos confirmados de coronavirus, con 1.602 personas sospechosas de haber sido contagiados.

La fuente oficial precisó que al cierre del viernes, la isla había detectado detectó 19 nuevos casos del virus y que otras 18.314 personas son monitoreadas en sus hogares.

De acuerdo con el MINSP, de los 19 casos confirmados, 18 son cubanos y hay un peruano.

En el caso de los naturales de la isla, se informó que dos de ellos tienen la fuente de infección en el extranjero (Italia y Nicaragua), siete fueron contactos de casos confirmados y los otros nueve tuvieron contacto con personas procedentes del exterior.

El parte de prensa oficial indicó que los casos se distribuyeron en el territorio nacional de la siguiente manera: Artemisa (dos, uno del municipio Artemisa, y otro en Güira de Melena); La Habana (10, tres del municipio Playa y dos del Cerro; Plaza, La Lisa, San Miguel, Habana Vieja y Centro Habana presentaron uno cada uno); Matanzas: (cinco, en el municipio Matanzas); Villa Clara(uno, en el municipio Santa Clara) y Santiago de Cuba (uno, en el municipio Santiago de Cuba).

Las autoridades señalaron que de los 288 pacientes diagnosticados con la enfermedad, 255 presentan una “evolución clínica estable” y reportaron seis fallecidos, un evacuado y 15 altas médicas.

El MINSAP apuntó que ocho pacientes están en estado crítico y tres se encuentran graves.

De estos últimos, uno es un ciudadano francés de 72 años, ingresado en el Hospital Mario Muñoz Monroy, de Matanzas; una ciudadana cubana de 41, residente en el capitalino municipio Playa, que se encuentra en el Instituto Pedro Kourí, en La Habana, y una mujer de 101 años, también cubana, del mismo municipio, que está siendo atendida en el Hospital Salvador Allende, de la capital.

Exigen libertad de presos políticos y alertan sobre salud de Ernesto Borges

El preso político Ernesto Borges, en marzo del 2020, durante un permiso para asistir al sepelio de su madre. (Foto tomada del Facebook del activista Mario Félix Lleonart)

Voces dentro de Cuba exigen la libertad de los presos políticos en la isla, ante la crisis del coronavirus y alertan sobre la salud de Ernesto Borges, quien sufre una severa infección pulmonar, que lo pone en riesgo de muerte si es contagiado con el virus.

El expreso político Félix Navarro, presidente del opositor Partido por la Democracia Pedro Luis Boitel, declaró a Radio Televisión Martí este sábado "que es urgente" liberar a los presos políticos cubanos, con énfasis en el caso de Ernesto Borges, confinado en la cárcel Combinado del Este, de La Habana y quien ha sufrido una recaída en su salud".

Exigen libertad de presos políticos y de los que no hayan cometido delitos mayores
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:05 0:00

Navarro recordó que Borges es un preso político que "tiene una significación especial y es interés de Raúl Castro, por eso no lo ponen en libertad", y alertó sobre la infección pulmonar que padece y ha empeorado en este momento.

"Exigimos que lo liberen de inmediato por sus padecimientos de salud, es un preso político que no representa peligro para la sociedad", agregó.

Navarro también abogó porque el régimen ponga en libertad a todos los encarcelados que no han cometido delitos mayores.

Un reporte en las redes sociales el viernes confirmó que la salud de Borges también preocupa a su familia.

El activista Claudio Fuentes, de Estado de Sats, precisó en su perfil de Facebook que el prisionero político sufre una infección pulmonar severa y requiere de atención especializada urgente.

"Está presentando falta de aire, y el médico del penal ha dicho que es importante hacer lo antes posible una placa de pulmones, que hasta hoy no se ha logrado", destacó en su mensaje.

La crisis de Borges ocurre en un momento en que en la isla aumentan los casos de personas afectadas por el coronavirus.

Organizaciones defensoras de los derechos humanos han pedido a las autoridades que liberen a todos los prisioneros políticos.

La afección pulmonar que padece Borges es consecuencia de una huelga de hambre que realizó en el 2012 para reclamar su libertad condicional que, según las leyes cubanas, debía otorgársele.

Tras la protesta, sufrió de un enfisema pulmonar y desde entonces su condición respiratoria se ha visto afectada, precisó la información.

Borges hizo saber a sus familiares que al penal han llegado mascarillas faciales, que están fumigando con cloro los pasillos y baños, permiten ver el televisor todo el día hasta las 12 de la noche, pero se mantienen los apagones por 12 horas diarias dentro de las celdas, de 7 am a 7 pm, indicó Fuentes en su texto de Facebook.

La preocupación del encarcelado -amplió Fuentes- es que los guardias no están acuartelados en la prisión y continúan saliendo a sus casas diariamente, con el riesgo de contaminar a la población penal.

Al respecto Fuentes alertó que los presos hoy son más vulnerables que nunca a contraer el COVID-19.

Pastor bautista celebra libertad de Ferrer y activistas de UNPACU
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:20 0:00

El pastor Bautista Mario Félix Lleonart recordó el viernes, al celebrar la libertad del opositor José Daniel Ferrer, la importancia de que el régimen abra las puertas de las prisiones y permita que los presos políticos regresen a sus casas.

En julio, Borges cumplirá 22 años en prisión, de los 30 a los que fue condenado en 1998 por supuesto espionaje, tras un juicio sin garantías procesales.

Las autoridades siempre le han negado la libertad condicional.

A través de sus redes sociales, Estado de Sats señaló que "urge la liberación de los presos políticos, la mayoría de ellos con una salud precaria".

Estado de Sats precisó que "la excarcelación bajo prisión domiciliaria de José Daniel Ferrer junto a 3 activistas de UNPACU, muestra la preocupación existente por parte del régimen ante el agravamiento de la situación epidemiológica en el país y su impacto en las prisiones".

Cargar más

XS
SM
MD
LG